ICDS — Capítulo 326


Aquí esta mi Patreon.

Traductor: Expectro
Editor: Expectro


Anterior |Índice| Siguiente


Con Tu Propio Poder (6)

Paul regresó a Edias de inmediato. Como se había vuelto más fuerte mientras trabajaba con los miembros de Revival, sabía que lo haría bien.

Después de despedir a Paul, bajé a la sala de entrenamiento. Como era de esperar, Padre y Sumire estaban entrenando. Esperé hasta que terminó su pelea para revelar mi presencia.

Sumire clavó su lanza en el suelo y se apoyó en ella para recuperar el aliento. Cuando me vio, se levantó de un salto sorprendida.

“¡S-Shin-nim! ¿¡Estabas aquí!?”

“Sí. Seguro que estás mejorando rápido. Me alegra ver que te esfuerzas”.

“Jejeje”.

Sumire, avergonzada, no pudo ocultar su felicidad. Pero Padre, que estaba junto a ella, chasqueó la lengua.

“Esa no es forma de cortejar a una mujer. En lugar de intercambiar lanzas deberías invitarla a tomar el té o algo así”.

“Sumire es mi discípula…”

Respondí a sus tonterías e inmediatamente me acerqué a entrenar con Padre. Dejando a un lado el maná y ‘habilidades’, luchamos exclusivamente con nuestra fuerza física y nuestra técnica de lanza. Como Padre también estaba en lo alto de la mazmorra, su fuerza física era adecuadamente grande. Como él fue quien me enseñó con la lanza, tampoco fue necesario explicar su técnica con esta.

Pero por supuesto, ahora era mucho más fuerte que él.

“Monstruo… di a luz a un monstruo”.

“No diste a luz a nadie, Padre. Fue Madre”.

Aunque solo peleamos durante unos breves cinco minutos, Padre cayó al suelo cubierto de sudor. Entonces me volví hacia Sumire, cuyos ojos brillaban de emoción.

“Muy bien, veamos cuánto has mejorado”.

“¡Sí, Shin-nim!”

Como el estilo de Sumire era diferente al de Padre, entrenar con ella era más divertido. Atacar con su lanza y defender con su escudo. Sin embargo, su ataque y defensa no se limitaron a estos métodos obvios. Si llegaba la oportunidad, atacaba libremente con su escudo y se defendía con su lanza.

Su técnica de escudo estaba en un reino en el que no podía ofrecer ningún consejo, y estaba estableciendo firmemente su estilo de técnica de lanza con una mano. Afortunadamente, todavía podía apoyarla en este aspecto, y la ayudé a solucionar varios problemas a lo largo de nuestro entrenamiento.

“¡Gracias por el enfrentamiento! ¡Shin-nim es realmente increíble!”

“¿Por qué no me dijiste eso?”

“¡Ah, el Segundo Maestro también es asombroso!”

“Gracias… Entonces, Hijo, ¿cuándo vas a ir a la mazmorra?”

“Después de blandir mi lanza un par de veces, y si es posible, después de ver a Hwaya e Ina. Estoy planeando limpiar el Piso 39 de Más Allá, el Piso 90 de la Primera Mazmorra y el Piso 40 de Más Allá de una sola vez”.

Padre asintió con la cabeza y luego habló con firmeza.

“Mi nueva hija ha estado ocupada con Ciara recientemente. Deberías ir a la Tierra si puedes”.

“… Entiendo”.

Cuando le di una mirada a Sumire, asintió sin dudarlo.

“Parece que Unni está tratando de predecir la próxima ola de Mazmorras de Evento”.

“Ah”.

De hecho, esa fue una de las tareas más importantes. Quería ir a la Tierra de inmediato, pero debido a que lo que dije sobre blandir mi lanza un par de veces hizo que Sumire me mirara con ojos llenos de expectación, tuve que llevarlo a cabo con una sonrisa amarga. Era la técnica puramente física a la que ya me había acostumbrado bastante.

Por supuesto, si realmente concentraba todo mi poder, la casa del gremio se derrumbaría, así que tuve que contenerme.

Sumire empezó a llamarme Takemikazuchi y parecía dispuesta a pedirme que se lo mostrara una vez más hasta el final de la noche. Afortunadamente logré alejarme de ella y regresar a la Tierra después de mostrárselo unas cuantas veces más.

Cuando entré a la casa del gremio en la Tierra, escuché un chasquido en la cocina y olí un aroma dulce. Cuando entré a la cocina pensando que había alguien más que Hwaya y Ciara, encontré una vista bastante inesperada.

“Ina, no comas eso todavía”.

“¿Estamos esperando a Papi?”

“Vamos a ponerlo en el pastel. Lávalo y pícalo. Puedes hacerlo, ¿verdad?”

“¡Un!”

Hwaya se movía afanosamente con un delantal. La fuente del dulce aroma era una masa de pastel llena de azúcar la cual Hwaya estaba haciendo girar.

Me froté los ojos.

“¿Cuándo vendrá Papi?”

“Sumire dijo que lo retendría. Si fallamos, tenemos que hacerlo de nuevo, así que espero que Sumire haga un buen trabajo…”

“¿A Papi le gustan los pasteles?”

“Shin come de todo. Aparentemente, le gustan más las cosas dulces. Yungoong Ajusshi… Padre lo dijo, así que debe ser verdad”.

Hwaya tenía una expresión extremadamente brillante. Se veía especialmente linda cuando sonreía.

“¡Juju, le mostraré que yo también puedo hacerlo! Dado que será un ataque conjunto con Ina, no podrá resistirlo”.

“¿Ina atacara a Papi con Mami?”

“Vamos a atacar su corazón con este pastel. A Ina también le gusta cuando Papi es feliz, ¿verdad?”

“¡Un!”

“¡Ah, no cortes las semillas de uva! ¿¡Cómo las cortaste!?”

“Las congelé y las partí por la mitad. Estoy bien, ¿verdad?”

Después de mirar hasta esta parte, me fui en silencio. El pasado yo podría haber irrumpido para ver el rostro nervioso de Hwaya, pero ahora, lo primero que pensé fue en dejarme sorprender. ¿Pero podré actuar con naturalidad? Eso era lo único que tenía en mente.

“Bueno, parece que tendré que tomar en cuenta los sentimientos de Hwaya e ir a la mazmorra”.

También pude sentir la presencia de Ciara en la casa del gremio. Sumire probablemente no estaba mintiendo cuando dijo que Ciara estaba tratando de predecir la próxima ola de mazmorras. Una vez que regresara, podría escuchar el resultado.

Tarareando felizmente, me dirigí a la mazmorra. Incluso mientras atravesaba el Piso 39 de Más Allá lleno de Caballeros de la Muerte y Lores Vampiros, no podría ser más alegre.

[Un retador.]

[Realmente apareció un retador.]

Pasado cierto punto, los monstruos de Más Allá se sorprendieron cuando me vieron. No fue porque fuera fuerte, fue solo porque logré llegar aquí.

[Está tratando de ir más alto.]

[La envidia me impulsa. Hagamos que ese hombre se arrodille en desesperación.]

[Nuestras espadas retienen nuestro resentimiento por quedarnos sin opción. ¿Eres lo suficientemente fuerte para recibirlas?]

“Dejen de ser tan ruidosos y solo vengan”.

Apunté mi lanza hacia ellos y encendí Llamas del Caos en su punta. Más Allá fue largo. Si caminara por él como si fuera un parque, necesitaría varios días para recorrerlo. Tuve que usar Velocidad Divina ​​constantemente para abrirme paso en un día.

“Ustedes ya no pueden darme lo que quiero”.

[¡Este poder mágico…!]

[¡C-cómo puede un humano poseer un poder mágico tan abrumador!]

Pateé el suelo. Las Llamas del Caos se elevaron después de absorber mi poder mágico y se dispararon hacia los Lores Vampiros y los Caballeros de la Muerte. Las Llamas del Caos quemaban todo lo que tocaban. Aunque unos pocos Caballeros de la Muerte afortunados lograron esquivarlo, cuando intentaron atacarme con sus espadas con aura de muerte, Acero simplemente absorbió sus auras.

[¿¡Qué!?]

“Gracias por la energía de muerte”.

Los poderes que tenía todos funcionaron bien juntos. El poder de Alma Absoluta e Infierno Carmesí, y ahora el Extorsionar de Acero. Robaron maná de cualquier cosa y de cualquiera que me atacara, y lo hicieron mío en un parpadeo.

“Puedes tenerlo de vuelta”.

[¿De vuelta? ¡Kuaaaaaak!]

Sin integrar el maná absorbido, lo dirigí a mi lanza y lo metí dentro del monstruo frente a mí. Atacaqué a todos los enemigos con puñaladas rápidas consecutivas, fue Tormenta de Lanza Relámpago.

Como se esperaba de los monstruos en el Piso 39 de Más Allá, los Caballeros de la Muerte y los Lores Vampiros tenían un alto poder mágico y defensa. Sin embargo, simplemente no había nada que pudieran hacer contra mí. Cualquier monstruo que apareciera frente a mí se convertía en partículas de luz y luego desaparecía.

[¿¡Te atreves a insultar a los caballeros que gobiernan la muerte!? ¡Te mostraré el verdadero poder de la muerte!]

“¡Por favor, adelante!”

Los Caballeros de la Muerte comenzaron a formar un círculo mágico usando su energía de muerte.

[¡Vengan, espadas de la muerte!]

“¡Aburrido!”

Aunque eso fue lo que dije, las espadas que convocaron eran bastante buenas. Parecía que tenían que consumir su energía de muerte de forma permanente para hacerlas, pero atacaron a su enemigo sin tener que ser sostenidas por los Caballeros de la Muerte.

Como había muchos Caballeros de la Muerte, ¡la cantidad de espadas volando era de varios cientos! Como también usaron su ‘habilidad’ especial, Colección de Muerte, ¡no podría decir si estos tipos eran caballeros o coleccionistas de espadas!

“¡Pero eso todavía no es suficiente! ¡Muéstrenme mas! ¿No me digan que esto es todo lo que pueden hacer con energía de muerte?”

[¡Kuaaaaa, bien, lo haremos!]

Cuando me burlé del poder de los Caballeros de la Muerte, se enfurecieron y comenzaron a verter una magia negra una tras otra.

[¡Maldición de Muerte!]

[¡Maldición de Locura!]

[¡Maldición de Pestilencia!]

Como se esperaba de la energía de muerte, podría formar muchos tipos diferentes de maldiciones. Miré intensamente los círculos mágicos que dibujaron y pregunté.

“¿Alguna otra maldición?”

[¿¡Cómo puedes estar bien después de recibir todas estas maldiciones!?]

Un Caballero de la Muerte preguntó conmocionado. Asentí y respondí.

“Eso es porque soy inmune a las maldiciones”.

[¡Bastardo!]

“Bueno, esa fue una buena lección. ¡Gracias!”

Cuando la densa energía de muerte fluyó hacia mi lanza, los Caballeros de la Muerte se estremecieron y dieron un paso atrás. Usando mi lanza, dibujé un círculo mágico gigante en el aire.

[¡De ninguna forma…!] (Ex: No way)

“De toda forma”. (Ex: Yes way, fue la mejor forma que se me ocurrió para adaptarlo)

[¡Puede blandir energía de muerte!]

Del círculo de magia negra que dibujé, muchas grandes espadas comenzaron a surgir. Aunque los Caballeros de la Muerte carecían de la energía de muerte para convocar más de un par de espadas a la vez, yo era diferente. Poseía tanta energía de muerte que tuve que comprimirla varias veces.

Como fui generoso con la energía de muerte que usé, varios cientos de grandes espadas salieron del círculo mágico y flotaron sobre el aire. Luego agregué el poder de Dortu a las espadas. Ya fueran los Caballeros de la Muerte o los Lores Vampiros, no podían cerrar la boca al ver esta escena.

[Este… ¡loco…!]

[¿¡No le enseñaron ustedes!?]

[¡Cállense, mosquitos molestos!]

Al final empezaron a pelear entre ellos. Les disparé tranquilamente mis espadas con una sonrisa.

“Ahora, si tienen algo más que no hayan mostrado, ¡háganlo ahora!”

Dos horas después, tras aprender todas las formas en que los Caballeros de la Muerte usaban la energía de muerte, los liberé por la eternidad. Luego dejé el Piso 39 de Más Allá. ¡Ahora era el momento de comer pastel!


Ex: Definitivamente puedo continuar gracias a las chicas, hacen que sea bastante mejor.

Ex del Futuro: En concreto fue con este capítulo que se me fue la oscuridad acumulada por la maratón y los siguientes los pude disfrutar, la belleza de Hwaya e Ina me purificaron.


Anterior |Índice| Siguiente

Un comentario

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .