ICDS — Capítulo 317


Aquí esta mi Patreon.

Traductor: Expectro
Editor: Expectro


Anterior |Índice| Siguiente


El Choque Se Acerca (4)

Una vez que dejamos Alaska y entramos en Canadá, la atmósfera desolada que sentí en Alaska disminuyó levemente, ya que la mayor parte de Canadá todavía estaba poblada de humanos.

Viajamos a Vancouver, ocupándonos de los monstruos en nuestro camino, y planeamos continuar hacia los Estados Unidos antes de regresar. En menos de una hora cruzamos la frontera después de matar monstruos.

Como Estados Unidos tenía uno de los números más altos de usuarios de habilidad, las regiones tomadas por monstruos no eran tan malas como Alaska. Si todo salía según lo planeado podríamos llegar a Groenlandia al final de la noche.

Sin embargo, las personas que nos recibieron en Seattle fueron un poco extrañas.

“Es él…”

“Kang Shin”.

“Es realmente Kang Shin”.

Por alguna razón, incluso los miembros de Guardián no me hablaron y se dirigieron a Yua en su lugar. ¿¡Por qué estaban hablando con Yua cuando estaba justo frente a ellos!?

“… ¿Por qué me siento como un mono en un zoológico?”

“A veces tampoco puedo creerlo. Sé comprensivo, Oppa”.

Yua hizo una rara sonrisa amarga mientras miraba a su alrededor.

“El poder de Oppa es demasiado poco realista. Casi hasta el punto de que todas las demás locuras que suceden en el mundo parecen irrelevantes. Tu apariencia exterior también cambió mucho”.

“Ah”

Recordé lo que dijo Daisy ayer y me callé. Lo que se veía una exageración de Daisy ahora parecía tener un toque de realismo… No, todos ya sabían que yo era la persona más fuerte de la Tierra.

“Bueno, supongo que ya no soy completamente humano”.

Murmuré amargamente y me froté la frente. Podía sentir el cuerno negro rojizo que sobresalía de mi frente brillando mientras transportaba calor.

En verdad, consideré esconder mi cuerno frente a las masas, pero no quería esconder algo después de haber llegado tan lejos. Decidí soportar las miradas de la gente que me veía, pero las cosas parecían ir un poco diferente de lo que había imaginado.

Por supuesto, hacía mucho tiempo que había pasado el punto en el que me afectaría la forma en que la gente me mirara. Sonreí. Fue un poco impactante que a otras personas les resultara difícil hablar conmigo, pero eso fue todo. Era cierto que yo era diferente a ellos, y tampoco pensaba volver a ser como era.

“Entonces, Yua. ¿Qué dijeron?”

“Dijeron que estamos cerca. Seattle está bien, pero aparentemente la costa de Portland justo debajo de Seattle está llena de monstruos”.

“¿Portland? Eso solo debería llevarle unos minutos a Aikan. ¡De acuerdo, vamos!”

Nuestro método de caza era tan simple en Estados Unidos como en Alaska. Usé el poder de Dortu para crear cientos de miles de espejos y liberé el poder de mis Ojos Malvados para petrificar a todos los monstruos. Entonces los muertos vivientes de Daisy y las bestias domadas de Yua los destrozaron y se los comieron.

Extendí mi maná para buscar algún monstruo que pudiera no haber sido afectado por mis Ojos Malvados, y una vez que llegué a la conclusión de que todo estaba bien, pasamos a la siguiente área. Con este método tomó menos de diez minutos limpiar un área del tamaño de Seúl.

“Todo se convirtió en piedra”.

“No es humano”.

“Tiene un cuerno. Por supuesto que no es humano”.

Los que decían estas estupideces eran obviamente los miembros de Guardián que viajaban con nosotros. Salté sobre la espalda de Aikan con un suspiro.

[Soy Dortu. ¿Hay suficiente maná almacenado, Maestro?]

“Si no lo hay siempre podemos conseguir más”.

Respondí levemente a la pregunta de Dortu y tomé un respiro. Como había absorbido la energía de muerte de todos los monstruos que masacré, tuve que limpiar las energías caóticamente llenas en mi interior. Una vez hecho esto, tomé nuevo maná en mi cuerpo limpio. Al verme reunir maná con Circuito Peruta y Alma Absoluta, Daisy dijo que era como una aspiradora.

“Mi maná, no lo succiones”.

“Lo sé”.

“¿Cuánto tiempo pasará hasta que mi Circuito Peruta alcance el nivel de Oppa?”

“Mm, si es Yua estoy seguro de que no tomará mucho tiempo”.

Sin embargo, no importa cuán talentosa fuera Yua, sería imposible antes de que la Tierra fuera completamente recuperada.

“Démonos prisa. No creo que el que mencionó Ciara esté en Estados Unidos”.

“¡Sí!”

“Ignorando el poder de la mazmorra, aparecen más y más. ¿A este ritmo, la expansión comercial de la mazmorra fallará?”

Golpeé la frente de Daisy, pero debido a que lo que dijo era en parte cierto, fruncí los labios. Dejando a un lado las tonterías de expansión comercial, no había garantía de que los enemigos del mundo que encontraría a partir de ahora no fueran como el Señor Demonio o el que conocí en el continente Edias. Si los enemigos de mundos como ellos aumentaban, los mundos serían conquistados y más comenzarían a desear los poderes de otros mundos…

Si la capacidad de ignorar el poder de la mazmorra se extendiera a los monstruos ordinarios, la mayoría de los exploradores podrían salir peor que si no hubieran escalado la mazmorra.

“No, eso no sucederá”.

“¿Por qué?”

“Porque me ocuparé de todo”.

Respondí medio en broma y sonreí. Daisy entonces se tapó la boca y habló en voz baja.

“Erupción de confianza, como la pubertad. Vas a patear tus sábanas más tarde”.

“Ten cuidado. Yo te haré patear las sábanas”.

Gracias a los Guardianes de Estados Unidos y las súcubos que reunieron todos los datos necesarios, recorrimos Estados Unidos extremadamente rápido.

Los reporteros nos siguieron sin miedo a donde quiera que fuéramos, y las estaciones de transmisión que recibieron las imágenes transmitieron el contenido. Debido a nuestra increíble velocidad, los medios incluso pensaban que tenía clones.

El método que usamos fue el mismo dondequiera que fuéramos, pero la opinión pública sobre nosotros se disparó con cada aparición. Aunque realmente no me gustó, el asombro del público estaba comenzando a llegar a la adoración. Como esta no era la primera vez que estaba experimentando algo como esto, no me sorprendió en lo más mínimo.

“Parece que ni siquiera debería soñar con mezclarme con la gente y vivir una vida normal”.

Cuando murmuré burlonamente, Ye-Eun me consoló con una voz alegre.

“Fui a solicitar un permiso de ausencia antes y la gente me trataba como a un extraterrestre. ¡Me estaban tomando fotos y todo!”

“¿Te quitaste la capucha?”

“Tenía que hacerlo por la Unni trabajando en la oficina. Fue entonces cuando la gente empezó a tomar fotografías”.

“Creo que fue entonces cuando se dieron cuenta de tu presencia”.

“Ah…”

Al darse cuenta de lo que realmente sucedió, Ye-Eun agachó la cabeza hoscamente. Aunque no quería decírselo, ¡no podía dejar que se olvidara de su habilidad de sigilo!

“Además, podrías haber solicitado el permiso de ausencia desde casa”.

“Lo intenté… fui a la escuela porque no podía hacerlo en casa”.

A veces me pregunto cómo llegaste a nuestra universidad.

América, luego Canadá. Recorrimos todas las áreas que podrían tener monstruos, pero no encontramos nada especial. Uno pensaría que mi sospecha comenzaría a disminuir, pero fue todo lo contrario.

Actualmente era de noche. Como parecía que este viaje duraría más de dos días, dejamos de dormir y volamos a Groenlandia de inmediato. Hicimos una fogata en la espalda de Aikan.

“Como pensaba, era Groenlandia”.

“¿Groenlandia? ¿Qué hay ahí?”

“Hielo”.

“¿Y?”

“Roca”.

Daisy se quedó boquiabierta ante mis respuestas. No mentí. La mayor parte de Groenlandia era hielo o roca. Solo el 1% eran pastizales.

“¿Qué pasa con la gente?”

“Solía ​​haber alrededor de 60.000, pero aparentemente todos murieron. Comparado con el tamaño de la tierra, puede que no haya muchos monstruos. No tendrán mucho que comer”.

Algunos probablemente murieron de hambre, pensé mientras colocaba una batata sobre la fogata. No tenían a nadie a quien culpar. Era culpa suya por cruzar a la Tierra y matar gente.

“¿Eso es un 1%, Kang Shin?”

“¿Hm?”

La repentina pregunta de Daisy me hizo bajar mi batata y mirar allí. Tal como informó la súcubo, vi una tierra cubierta de hielo. Sin embargo, tras una inspección más cercana, la tierra parecía turbia. Mis Ojos Malvados estaban respondiendo.

“Eso no es 1%, sino 84%…”

Por un momento, vi algo más que hielo. Si no fuera por mis Ojos Malvados, no lo habría visto.

Eso fue falso.

En el momento en que estaba seguro, una barrera traslúcida apareció en el aire. Su tamaño hizo que fuera difícil describirlo con palabras y, al ver cómo se curvaba a medida que aumentaba, parecía que era una especie de cúpula que cubría Groenlandia. Era como la barrera mágica que se decía que protegía la mítica ciudad submarina de Atlantis.

“Wow”.

Exclamé. Ahora podía ver por qué Daisy preguntó si ese era el 1%. Con la ominosa idea de que el 1% podría haberse convertido en 100%, tomé la batata a medio cocer y miré a la barrera gigante que bloqueaba a Aikan.

“Shin, eso es una batata”.

“Tienes razón, lo es. Pero mira de cerca. Esto es lo que significa concentrar tu poder”.

“Kang Shin, usa algo más, si es posible. Si lo haces con una batata, incluso yo me sentiría avergonzada”.

Mientras Ye-Eun y Yua inclinaban la cabeza, Daisy me aconsejó con calma. Pero simplemente les sonreí y sostuve la batata con las dos manos. Luego, hablé mientras vertía todo mi maná en ella.

“Dortu”.

[Soy Dortu. A Dortu le hubiera gustado más si fuera algo más aparte de una batata.] (Ex: Shin carece de clase)

Dortu se quejó mientras convertía la batata en metal. Aunque su tamaño y forma seguían siendo los de una batata, su material se estaba transformando en otra cosa. Cuando estaba mirando la batata brillando con una luz de cinco colores, Dortu habló de manera jactanciosa.

[Soy Dortu. Esto es oricalco. Explosivo direccional. Metal especialmente construido por Dortu.]

“Una batata es, oricalco… Kang Shin, más uno para patear las sábanas”.

En menos de unos segundos, más de un millón de maná se vertió en la pequeña batata. Por supuesto, solo fue posible porque Dortu la cambió a oricalco, pero con esta pequeña batata que llevaba un maná absurdo, la luz que emitía era demasiado brillante para que uno la mirase directamente.

Entonces enfoqué la energía de Circuito Peruta en ella. La batata se convirtió en una batata remolino, girando sin cesar y emitiendo una luz radiante.

Con tanta luz el enemigo debió haberlo notado. Al otro lado de la cúpula translúcida pude sentir cómo reaccionaban docenas de poderes mágicos.

Sin embargo, fue demasiado tarde.

“¡Su batata asada está aquí!”

Grité a todo pulmón y tiré la batata. Cuando tocó la barrera gigantesca que incluso hacía que Aikan pareciera un guijarro…

La cúpula desapareció como si nunca hubiera existido.

[¡La barrera desapareció!]

[¡La barrera creada por el duque!]

El vasto terreno de Groenlandia que se disfrazaba como una tierra de hielo se reveló.

Atónito, dejé escapar un suspiro. El enjambre de demonios reunidos en el suelo me hizo recordar el momento en que maté a cientos de miles de demonios en Oceanía. Sin embargo, el mayor problema fue que Groenlandia ya no era Groenlandia.

“Estos bastardos… movieron el continente Luka aquí”.

Las plantas que vi en el continente Luka crecían en la tierra color sangre, y árboles increíblemente altos se elevaban hacia el cielo. Además, la atmósfera estaba llena de siniestra energía demoníaca.

Groenlandia ya se había transformado en la tierra de los demonios. Ciara tenía razón. Lo que previó no fue otra Lespina, sino un problema mucho mayor.

“¿Puedo desatarme ahora, Kang Shin?”

“¿Qué quieres decir con desatarte? Quédate quieta”.

Le solté un bufido a Daisy.

“Tienes que esperar hasta que estalle la bomba”.

“Batata, ya rompió la barrera”.

“Eso fue un calentamiento”.

Mientras los miembros del grupo me miraban sin comprender, les expliqué amablemente.

“Un bulto que lleva un millón maná está provocando un torbellino de maná muy denso. ¿Qué pasaría cuando se encontrará con una corriente de maná muy extendida?”

“¿Sería absorbido?”

“Correcto”.

“¿Instantáneamente?”

“Instantáneamente. Entonces…”

El sonido que sonó en ese momento no fue un boom, ni un BOOM…

Sino un satisfactorio SWIIIISH.

Era el sonido de Groenlandia y el 60% de los demonios volados.


Anterior |Índice| Siguiente

6 comentarios

  1. La batata es el arma definitiva, derrotará al rey de los demonios con un paraguayo y al malo final con una piña o un aguacate. La verdad es que el trabajo de elemental es muy conveniente y siempre me gustan bastante ese tipo de trabajos. Gracias por el cap

    Le gusta a 1 persona

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .