Estrella Tragada: Volumen 8, Capítulo 22

La Furiosa Bestia Devoradora

Traducido: Ulric
Editado y Corregido: Osirius


La confusión envolvió a Yang Zhou, uno de los ocho grandes distritos de la Base Jiang Nan. Gritos dolorosos de agonía y angustia llenaban los cielos, varios rascacielos habían sido partidos por la mitad, algunos estallaron en llamas, era como si la ciudad estuviera viviendo un apocalipsis.

Un pequeño barrio bajo la luz de la luna.

Una aeronave con forma de disco había aterrizado en un parche de hierba, tres militares de las fuerzas especiales salieron, casi como una brisa de viento, entrando rápidamente en la casa de Luo Feng.

¡Tap Tap Tap!

Los tres hombres subieron rápidamente al segundo piso de Luo Feng.

Allí arriba, en la sala gravitatoria había camas, sofás y ordenadores.

Los padres de Luo Feng, Luo Hong Guo, Gong Xin Lan, su hermano menor Luo Hua y su novia Zhen Nan y sus padres, y Xu Xin. Todos ellos se alojaban en la sala gravitatoria, era una suerte que la sala tuviera seis metros por cada lado, lo suficientemente espaciosa para que se alojara un grupo de personas. Los padres de Zhen Nan fueron llamados por Luo Hua debido al pánico anterior de Zhen Nan, que los consideraba sus futuros suegros. “¡Señor Luo Hong Guo! Por favor, abandone la sala gravitatoria, ¡rápido! Quedarse aquí no es seguro para todos ustedes.”

“¡Señor Luo Hong Guo! ¡Por favor, abandone la sala gravitatoria, rápido! Quedarse aquí no es seguro para todos ustedes.”

Los tres militares que estaban fuera de la sala gravitatoria, uno de ellos dijo ansiosamente: “El suelo y los cimientos de los edificios pueden acabar siendo objetivos del monstruo devorador. El jefe ha ordenado que le llevemos a usted, señor Luo, y a su familia. El tiempo es crucial, será mejor que se den prisa.”

“Ya se lo he dicho por teléfono, no voy a salir.”

“No saldremos.”

“Será mejor que os vayáis todos. Esperaremos a que mi hermano regrese antes de irnos.”

Luo Hong Guo, Gong Xin Lan y Luo Hua dijeron.

Los tres hombres de fuera no pudieron hacer nada.

De repente, el reloj comunicador del líder del grupo vibró, miró, cambiando de color en su cara: “El número del oficial al cargo.”

Inmediatamente contestó.

“Jefe, la familia del representante Luo se niega a salir.” El líder informó.

“¡Sí!”

“¡Sí!”

El personal se puso en posición de firmes, terminando rápidamente la llamada.

“Señor Luo Hong Guo, acabamos de conseguir contactar con el Representante Luo. Estará aquí en breve.” El líder dijo hacia la sala gravitatoria.

La familia Luo en el interior estaban todos extremadamente emocionados.

¿Luo Feng está regresando?

Esa noche era realmente una pesadilla, estaban constantemente preocupados por Luo Feng dentro de la sala gravitatoria.

“¡Regresamos!” El líder agitó su mano, los tres salieron rápidamente de inmediato.

En el cielo de Yang Zhou.

Dentro de la oscuridad, un rayo de luz atravesó rápidamente el cielo, Luo Feng se había puesto la armadura Vid Moyun, encima de la Soaring Shuttle, con la mano derecha sosteniendo el escudo curvo. Era un arma que había adquirido del fallecido maestro del Planeta Yun Mo, que se la había dejado… ¡la Hoja Cortadora de Arco! La Hoja Cortadora de Arco y la Soaring Shuttle eran comparables entre sí.

Una era para huir.

La otra era para atacar.

Con respecto al control de las armas espirituales y sus usos, ¡Luo Feng ya lo entendía! Hasta ahora, cuando sólo podía controlar dieciocho hilos de energía espiritual, intentó formar la segunda etapa del taladro de montaña, ¡incluso con innumerables intentos siguió fallando! Eso se debía a que su control de la energía espiritual era demasiado burdo, demasiado débil.

Y después de los “nueve secretos de control”, con un progreso constante, la base de Luo Feng se hizo más y más sólida.

Esas dos armas, después de dos o tres intentos, ¡consiguió utilizarlas!

“Luo Feng, ¿por qué no pudimos contactar contigo antes?”

“Antes había ido a unas ruinas arqueológicas, probablemente la señal allí estaba bloqueada.” Mientras volaba, Luo Feng se comunicaba: “¿Qué está pasando?”

“¿Qué está pasando? ¡Ese monstruo devorador se ha vuelto loco después de ser herido! Actualmente está destruyendo Hua Xia, India y algunas otras bases. Básicamente está descargando toda su furia en Asia y comenzando a atacar las grandes ciudades y la humanidad.” Jia Yi dijo con ansiedad: “Además, Yang Zhou también ha estado involucrada.”

“¿Qué?” Luo Feng entró en pánico.

“El pequeño distrito de Ming Yue no ha sido afectado aún, toda la ciudad de Yang Zhou ha sufrido el ataque de unos doce rayos de luz dorada, es bastante serio.” Dijo Jia Yi.

Luo Feng estaba aún más preocupado.

Era una suerte que Yang Zhou no estuviera muy lejos de la costa este, Luo Feng podría llegar a Yang Zhou rápidamente.

“¡Dios mío!”

Volando en lo alto del cielo, Luo Feng respiró profundamente.

Toda la ciudad de Yang Zhou estaba llena de gritos de dolor y angustia incluso desde lejos, cerca de diez millones de personas se concentraban en la ciudad, en ese momento, unos doce lugares tenían cráteres profundos, y en los alrededores de esos doce lugares, los rascacielos estaban todos en llamas, los incendios ardían en los pequeños distritos, los grandes edificios se habían derrumbado, era casi como si la ciudad hubiera sido bombardeada por más de mil toneladas de explosivos.

Esos doce lugares, tenían un gran número de personal militar, policías reunidos. También había sobrevivientes llorando de dolor.

“Bastardo.” Luo Feng estaba furioso por dentro.

“¡Qué suerte que su venganza sea así, que la extienda por las distintas ciudades!” Dentro de su mente, resonó la voz de Babata: “¡Si hubiera centrado su rabia sólo en Yang Zhou, podría haber destruido fácilmente toda la ciudad!

¡Luo Feng lo comprendió!

Disparar al azar doce rayos de luz dorada, era un ataque considerado muy normal y fácil para la bestia de cuernos dorados. ¡Tal vez desde su punto de vista, esta era sólo una pequeña ciudad, el distrito principal era la gran ciudad! Tal vez sintió que no debía gastar demasiada energía en una ciudad pequeña.

……

Luo Feng voló rápidamente hacia el distrito de Ming Yue, entrando en su propia casa a través de la ventana del segundo piso.

¡Ding!

La puerta metálica de la sala gravitatoria se abrió automáticamente, había un total de siete personas dentro.

“Hermano.” Luo Hua fue el primero en levantarse de su silla frente al ordenador.

Luo Hong Guo, Gong Xin Lan examinaron cuidadosamente a Luo Feng, sólo se relajaron al ver que no tenía heridas externas. A su lado, los padres de Zhen Nan sonreían, pero era evidente que sus rostros estaban pálidos.

“Cuando entramos en la sala gravitatoria, la puerta se cerró y no pudimos abrirla de ninguna manera.” Dijo Luo Hua.

“Es como lo había programado.” Dijo Luo Feng.

Comparado con un refugio de defensa del gobierno, Luo Feng tenía más fe en la solidez de la sala gravitatoria. La sala gravitatoria era algo en lo que incluso Hong, con su máxima fuerza, sólo podía dejar una pequeña marca. Esa bestia con cuernos de oro… ¡incluso si un rayo de luz dorado golpeara la habitación, no la dañaría en absoluto!

“Xu Xin.”

Luo Feng levantó las manos de Xu Xin con naturalidad, estaban frías y su rostro estaba pálido. “Luo Feng, ven a ver”, giró la pantalla del ordenador y Luo Feng la miró.

La pantalla mostraba una gran cantidad de secuencias e imágenes.

Una de las imágenes era la escena de los restos de un rascacielos.

“¡El monstruo devorador está arrasando todo el mundo! Antes estaba causando estragos aquí en Asia, ahora se ha ido a África. Mira su velocidad, estimo que pronto se dirigirá a Europa.” Dijo Xu Xin.

“¿Cuántos en China han muerto o han sido heridos?” Preguntó Luo Feng.

“No está claro.” Xu Xin negó con la cabeza.

Luo Hua dijo desde su lado: “Hermano, siguiendo algunas imágenes de satélite y filmaciones, de las seis ciudades sede de China, ¡una estimación conservadora sería que hemos perdido más de cinco millones de personas!” En el momento en que se dijo eso, la expresión de todos en la sala gravitatoria cambió inmediatamente, estaban obviamente llenos de dolor y de angustia.

“¿Una estimación conservadora son cinco millones?” El corazón de Luo Feng se hundió.

Millones de sus compatriotas.

“El monstruo devorador está atacando sobre todo los distritos principales, ya que la población y la densidad de población allí es mayor. Atacó como un loco… si sólo atacara los rascacielos todavía estaría bien, ya que nadie está en esos edificios por la noche. Sin embargo, cuando atacó las zonas residenciales y las comunidades, los pequeños distritos…” Luo Hua miró los cuerpos borrosos en la pantalla y no pudo seguir hablando.

Al lado, la madre Gong Xin Lan, Xu Xin y Zhen Nan no pudieron evitar llorar.

¡Era demasiado trágico!

La cara de Luo Feng palideció.

“Bestia de cuernos dorados.” Su mirada se volvió fría como el hielo.

Sin embargo, en ese momento, ¡todavía era inferior!

La mejor línea sanguínea en el universo, la bestia espacial más salvaje, llamada la bestia de cuernos dorados, aunque sólo había alcanzado el nivel Estelar, para la humanidad… era el fin.

Desde su nacimiento hasta ahora, ¡ésta era la primera vez que había sido herida!

¡Estaba extremadamente furiosa!

Por eso, ¡necesitaba desahogarse y destruir! Por lo tanto, Asia, África, Europa y posteriormente América del Norte y del Sur. Unas cuantas bases, simplemente volaron y enviaron casualmente unos cuantos rayos, diez rayos de luz dorada. Sin embargo, para algunas de las ciudades más grandes, iría a por todas.

Los humanos eran débiles y pequeños, como las hormigas.

Y ahora mismo, la bestia de cuernos dorados era como un gigante, corriendo de un nido de hormigas a otro y pisando grupos y grupos de hormigas.

La humanidad temblaba bajo la furia de la bestia de cuernos dorados.

Su venganza se prolongó durante más de cuatro horas.

En Sudamérica, los gritos de dolor, sonidos de explosión se mezclaron en el aire. La bestia de cuernos dorados abrió sus grandes alas escamadas, las escamas de su pecho parecían haberse recuperado completamente, sin una sola marca. Miró hacia abajo y observó la ciudad, con ojos fríos y llenos de ira, antes de levantar la cabeza.

“Wu…”

Su temible rugido reverberó a su alrededor, y el aire que lo rodeaba se agitó por el sonido. Formó una ola de ataque que era visible incluso a simple vista. ¡Era como si declarara que su dignidad y posición no debían ser irrespetadas!

¡Xiu!

La bestia de cuernos dorados se marchó rápidamente, volando hacia el mar, hasta el fondo del mar para descansar.

Aquella noche… ¡había destruido todas las bases de la humanidad, había sufrido daños y posteriormente había arrasado con todo! Había gastado una gran cantidad de energía, se había cansado y necesitaba descansar.

El pequeño distrito de Yang Zhou Ming Yue, la casa de Luo Feng.

La televisión del salón seguía emitiendo, el líder Hua Xia estaba anunciando al país.

“¡Mis compatriotas!”

“Esta noche, sentimos una tristeza y un dolor incomparables. Esta es una catástrofe para toda la humanidad, ¡luchamos por nuestra supervivencia!”

En poco tiempo, parecía que todos los ciudadanos de China estaban mirando y escuchando.

Al mismo tiempo de la emisión, se mostraban grandes cantidades de pequeñas pantallas y filmaciones. No se limitaba a China, ¡todos los demás países de la tierra lo estaban haciendo! Todos los ciudadanos de la tierra sabían… ¡lo que acababa de ocurrir! ¡Una catástrofe, mucho más grande que el Gran Nirvana había llegado!

En ese momento…

Los ciudadanos que originalmente estaban en contra del ejército, después de ver el gran número de muertes tanto de ciudadanos como de soldados, cambiaron de opinión. ¡Varios jóvenes se alistaron uno tras otro para unirse al ejército! ¡Un gran número de personal entrenado y preparado se alistó! ¡Un gran número de guerreros y combatientes comenzaron a unirse al ejército!

Además…

Al mismo tiempo de la emisión de la televisión, en los innumerables ríos del país, innumerables criaturas marinas se precipitaban hacia el interior para destruir. Todo lo que se podía ver era el ejército luchando contra los monstruos. Junto con las situaciones de los otros países.

Era trágico.

¡La humanidad contra los monstruos, era una batalla entre las razas!

“¡Por la supervivencia!” Luo Feng miraba la televisión con su corazón encogido.

De repente, el comunicador de pulsera de Luo Feng vibró y respondió.

“Luo Feng, Luo Feng.”

“Hay doce bestias de nivel Emperador que acaban de salir volando del mar en la región oriental de la ciudad Yang Zhou, entre ellas, hay seis que se dirigen hacia el sector militar del sureste. Por favor, dirígete allí inmediatamente para dar apoyo. Por favor, dirígete allí inmediatamente para dar apoyo.” La voz de Jia Yi era de pánico absoluto.

Cualquier error que encuentren de ortografía, coherencia, etc. Por favor, coméntenlo, ayudarán mucho a los futuros lectores.


CAPÍTULO ANTERIOR  | ÍNDICECAPÍTULO SIGUIENTE

0 0 votos
Calificación
Suscribirse
Notificarme de
guest

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

0 Comentarios
Retroalimentaciones en línea
Ver todos los comentarios
0
Nos encantaría conocer tu opinión, comenta.x
()
x