ICDS — Capítulo 314


Aquí esta mi Patreon.

Traductor: Expectro
Editor: Expectro


Anterior |Índice| Siguiente


El Choque Se Acerca (1)

Bajamos en la península de Alaska ubicada al sur de la tierra firme de Alaska. Nuestro plan era viajar.

“¿No es delicioso el salmón fresco de Alaska, Oppa?”

“Es primavera ahora mismo. Los salmones regresan durante el otoño, cuando es su temporada de reproducción, por lo que debería ser difícil encontrarlos ahora”.

“¿Y los osos?”

“Alaska es conocida por sus osos grizzly, también conocidos como osos Kodiak”. (Ex: Aquí información de los osos Kodiak)

“¡Patas de oso!”

“Oh, he tenido patas de oso antes. Las cosas que tuve que hacer para probarlo…”

“Wow, ¿en serio?, ¡yo también quiero probarlo!”

Los ojos de Yua brillaron intensamente. Parecía que Yua estaba interesada en las delicias de Alaska. Cuando tenía trece años había venido a Alaska con Padre para entrenarme y tuve que cazar un oso grizzly de Alaska con una lanza de madera. ¡Los osos grizzly de Alaska eran famosos por ser tan aterradores como los osos polares! Solo pensar en el pasado me hizo rechinar los dientes.

Quería arrojar a Padre frente a un oso grizzly como venganza, pero como fácilmente podía apuñalar a uno hasta matarlo, ni siquiera podía llamarlo venganza. Afortunadamente, de alguna manera me las había arreglado para sobrevivir e incluso me comí la pata del oso que maté. Lamentablemente, ni siquiera estaba tan sabroso, especialmente teniendo en cuenta que casi había perdido la vida…

En cualquier caso, había venido a Alaska antes y podía decir cuánto había cambiado. Decidí ser honesto con Yua.

“Dudo que haya osos grizzly vivos en Alaska”.

“… Ah”.

Debido a su hermoso paisaje natural, muchos turistas solían visitar Alaska. Pero ahora, las montañas escarpadas de Alaska, los ríos helados y los animales salvajes habían desaparecido como si toda la tierra hubiera sido recreada.

“¡Wow, mira esa montaña, Shin! ¡Parece más alta que el Everest!”

“Puedo oír, un aullido. Emperador de la montaña”.

“Parece que un monstruo reemplazó a los osos grizzly de Alaska como los más fuertes de Alaska”.

“Hiing, mi pata de oso…”

A pesar de lo que todos pensaban, no estábamos aquí para hacer turismo. Hice que Daisy convocara a su enorme atún muerto viviente, Aikan, y comenzamos nuestro viaje. Por supuesto, dado que no podíamos ignorar a los monstruos en nuestro camino, decidí tomar prestado el poder de Dortu.

[Soy Dortu. Trabajaré duro y perderé tiempo con el Maestro hoy.]

“No, Dortu, no estamos perdiendo el tiempo hoy. Además, no digas eso cuando te invoco”.

[Soy Dortu…]

Transferí mis pensamientos a Dortu, e inmediatamente comenzó a hacer fragmentos metálicos a nuestro alrededor. Parecía como si estuviéramos en medio de la vía láctea.

“¡Wow, qué hermoso, Oppa!”

“No solo será hermoso. Además, de ahora en adelante no mires la cara de Oppa. Daisy y Ye-Eun, lo mismo se aplica a ustedes también”.

Mis Ojos Malvados de Petrificación no petrificaron indiscriminadamente todo a su alrededor. Lo que me preocupaba era el efecto de mi Encanto. Podría excluirlas fácilmente del efecto de mi Encanto, pero no podría decir con certeza que serían exceptuadas por completo. (Ex: ¿Por qué no pruebas esas cosas en momento cuando no peleas y así para confirmar?)

Una vez que los fragmentos metálicos de Dortu se extendieron lejos, comencé a liberar lentamente el Encanto que había atrapado dentro de mí. Después de obtener el poder de Lilith, pude reconocer el Encanto dentro de mi cuerpo como algo así como una fragancia. No solo fue más fácil controlar mi Encanto, sino que también fue posible liberarlo de una sola parte de mi cuerpo. Actualmente estaba emitiendo mi Encanto a través de mis ojos.

Los alrededores se volvieron brillantes. La luz emitida por mis Ojos Malvados se reflejó en los millones de fragmentos de espejo. Por supuesto, no terminó ahí. Mientras Aikan gritaba a propósito, todos los monstruos terrestres, acuáticos y voladores nos estaban prestando atención. Entonces fueron expuestos a la luz de mis Ojos Malvados, y el resultado era de esperar.

“¡Wow…!”

“Yua, deja que tus niños salgan al suelo. Voy a despetrificarlos una vez que se rompan y mueran”.

“¡Sí, Oppa!”

Siguiendo lo que dije, Yua soltó a Luna y sus mantis. Mientras tanto, la expresión de Daisy cambió cuando vio a todos los seres vivos convertirse en piedra.

“¿Amplificando, poder de Ojos Malvados?”

“Es porque Dortu es un elemental conectado conmigo. Sin embargo, usa mucho maná”.

También fue posible gracias a que mi maná se acercaba al millón. Sin mencionar que estaba absorbiendo constantemente maná atmosférico con Alma Absoluta y Circuito Peruta. Toda mi existencia era como un imán gigante que atrae maná cercano.

“No deberías intentarlo, Daisy. Tus Ojos Malvados y los míos tienen efectos completamente diferentes”.

“No lo haré. Leer pensamientos de miles de seres a la vez, solo pensar en ello me da dolor de cabeza”.

Con eso, Daisy miró fijamente a los monstruos domados de Yua rompiendo los seres petrificados y comiéndolos, luego levantó la cabeza y habló.

“Kang Shin, monstruos petrificables, ¿qué tan fuertes?”

“Hasta el Rango SSS, ¿probablemente?”

“¿Todo lo que está vivo?”

“Sí, por ahora no funciona con objetos inanimados”.

Respondí mientras frotaba el cuerno negro rojizo en mi frente. Mientras usaba mi Encanto, el cuerno emitía un ligero calor. Podía sentir que mis Ojos Malvados aún podían evolucionar.

“Si Kang Shin se vuelve más fuerte, todo lo que sea más débil que Kang Shin puede petrificarse instantáneamente”.

“Dudo que llegue un día como ese”.

“… Si eso ocurre, ¿en qué se diferenciará Kang Shin de un dios?”

“¿Hm?”

Me volteé a mirar a Daisy. Se sonrojó.

“¿Me estás seduciendo?”

“No, lo siento”.

“¡Pero el nombre de Shin ya es Shin!”

Mientras me alejaba rápidamente, Ye-Eun borró el aire extraño entre nosotros con su estúpido comentario. Me reí, pero Daisy volvió a ver al suelo que se estaba llenando de piedras y habló.

“Vista incomprensible. Incluso yo, me estoy asustando”.

Me encogí de hombros. Incluso si me volvía mucho más fuerte, nunca pensé que sería lo suficientemente poderoso como para petrificar a alguien como Daisy. Por supuesto, tampoco había ninguna razón para que petrificara a mi preciada amiga. En mi opinión, Daisy no tenía por qué tenerme miedo.

Pero parecía que Daisy pensaba de otra manera.

“Ojos Malvados de Kang Shin, los desprecié al principio. Pero si sucede lo que dije…”

“¿Si?”

“Kang Shin recibirá el miedo de todas las personas. Podría convertirse… en un verdadero dios”.

“Eso suena tan ridículo que ni siquiera sé por dónde empezar”.

“Kang Shin, incluso si te conviertes en un dios”.

“Como dije, eso no sucederá”.

Daisy me tomó de los hombros y habló.

“No me abandones”.

“No lo haré, geez”.

“Serás maldecido con dolor de pies, después de caminar menos de diez li”. (Ex: Li, además, parece es una referencia a la canción Arirang)

“¿Cómo puede un dios tener dolor de pies? Sin embargo, es bueno saber que te estás adaptando bien a vivir en Corea”.

“Shin, tampoco me abandonarás, ¿verdad?”

“Por supuesto que no”.

Me preocupaba que Yua se uniera a esta charla, pero afortunadamente no estaba interesada. Simplemente estaba animando a sus mascotas.

“¡No comas eso, Luna! ¡Está sucio! ¡Chicos, hay mucho para comer a la izquierda!”

“Wow, mira cómo comen esas mantis”.

“Es un poco sangriento hablando objetivamente, pero de nuevo, hemos estado matando monstruos durante mucho tiempo…”

“Matar a decenas de miles de monstruos en un abrir y cerrar de ojos. Kang Shin no tiene poder de persuasión”.

Las mantis de Yua rompieron las piedras y felizmente se comieron los cadáveres de los monstruos. El suelo se tiñó de sangre fresca, fragmentos de huesos y carne. Como las mantis solo necesitaban comer lo que petrifique, rápidamente se los tragaron y nos persiguieron. Daisy también soltó a su ejército de muertos vivientes en el suelo y limpió los monstruos que las mantis pasaron por alto.

“Monstruos, masacre”.

“Yo también quiero cazarlos… Me pica mucho”.

“No saques tus dagas aquí, Ye-Eun. Da miedo”.

La galaxia hecha de los espejos metálicos de Dortu se extendía desde el cielo hasta el suelo y petrificaba todo lo que estaba a su alcance. Aunque tuvimos que reducir la velocidad de vez en cuando para dejar que las mantis se pusieran al día, cuando atravesamos el noventa por ciento de la península de Alaska, era solo la hora del almuerzo. Dado que salimos de Corea por la mañana, solo había pasado una hora.

“Emperador de la montaña, deseó que llegue”.

Daisy habló con ojos brillantes mientras comíamos la carne de un lobo que Luna trajo de regreso. Entonces me di cuenta de que estábamos volando sobre la montaña que vimos cuando llegamos por primera vez a Alaska. Esta montaña fue donde escuchamos el aullido atronador.

La península de Alaska fue originalmente famosa por su cordillera de la Aleutiana. Ahora, esa cadena montañosa había desaparecido y fue reemplazada por una enorme montaña. Esto probablemente ya no se podría llamar Aleutiana. (Ex: Península de Alaska y cordillera Aleutiana)

“Vamos tierra adentro siguiendo la montaña”.

“¡Sí, Oppa!”

Hablé con apatía mientras mordía la pierna de un lobo. Quería recuperar Groenlandia en menos de dos días, pero ni siquiera habíamos terminado con Alaska. Como no podía sentir la energía de la que hablaba Ciara aquí, solo quería acabar con este lugar lo más rápido posible.

De repente, en medio de pisotear a cualquier monstruo con el que nos encontráramos, escuchamos su aullido una vez más.

[¡Guaaaaaang!]

Levanté la cabeza. Después de confirmar la fuente del rugido, vi al resto y pregunté en voz baja.

“… ¿Las súcubos informaron sobre los monstruos aquí?”

“Mm… Dijeron que no profundizaron y que este lugar tenía la mayor concentración de energía en toda Alaska. Pero mencionaron que todo era lo mismo para Oppa”.

Yua inclinó la cabeza mientras respondía. Ya veo. Asentí con la cabeza. Recordé haber oído hablar de eso. De hecho, podía sentir una energía diferente al maná normal de esta montaña, pero aun así era como una bebida carbonatada para alguien como yo.

“Puede que tengamos que luchar contra el monstruo más grande con el que hemos peleado hasta ahora”.

“¿Sí?”

Yua preguntó con curiosidad. Sin hablar, señalé la cima de la montaña frente a nosotros. Todas pudieron ver inmediatamente un bulto rojo colgando del pico como si fuera un koala aferrándose de un árbol.

“¿Está vivo, Oppa?”

“Sí”.

Asentí. Casi como si me hubiera escuchado, el monstruo rugió una vez más.

[¡Guooooooooong!]

“Hacer una lata de refresco para ese tipo va a ser un poco difícil”.

¿¡Era esto para compensar los osos grizzly que no pudimos ver!? ¡Solo mira el tamaño de esa cosa!

“Garra de oso, ¿puedes hacerla por nosotras?”

“Sí, pero tienes que comértelo todo. Te lo comerás durante diez años seguidos”.

Levanté mi lanza mientras bromeaba. Mis Ojos Malvados ya habían cubierto toda esta región. Como no estaba petrificado, tuve que luchar yo mismo.

“¡Está viniendo!”

“¡Wow, el pico de una montaña se derrumbó!”

“¡Agarra bien tus dagas, aunque puede que no atraviesen a esa cosa!”

Con eso, salté. ¡Rango SSS mi culo, esa cosa bien podría ser el sucesor del Rey Bestia!


Anterior |Índice| Siguiente

2 comentarios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .