ICDS — Capítulo 279


Aquí esta mi Patreon.

Traductor: Expectro
Editor: Expectro


Anterior |Índice| Siguiente


Tercera Temporada (4)

Entrenar a Ren y Paul era importante, pero los otros miembros de Revival eran igualmente importantes. Algunos de ellos estaban disminuyendo la velocidad de ascenso de la mazmorra, y también necesitaban algo para prepararse si perdían el poder de la mazmorra.

Después de pensarlo durante mucho tiempo, tomé una decisión. Les iba a enseñar el Circuito Peruta.

“Circuito Peruta… ¿El torbellino de maná que usas? ¿¡Esa cosa!?”

“Ya tienes un método de cultivo de maná, así que supongo que es posible que no lo necesites, Lebuik”.

“¡No, quiero aprenderlo! ¡Déjame aprenderlo!”

“Está bien. Solo concéntrate en el que ya tienes”.

No debería decir esto como alguien que dominó el Circuito Peruta con solo veintidós años, pero toma mucho tiempo aprender el Circuito Peruta. Sin las continuas instrucciones de Peruta y, aunque me da un poco de vergüenza decir esto, mi talento, hubiera necesitado dos o tres veces el tiempo que dediqué.

Para aquellos que ya tienen una excelente técnica de respiración de maná y un método de cultivo de maná, aprender el Circuito Peruta podría hacer más daño que bien. Buenos ejemplos fueron Ludia, que solía ser una princesa de un imperio, Daisy, que no necesitaba aprender nada, y Ren y Paul, quienes, como príncipes herederos, deben haber recibido la mejor formación desde una edad temprana.

“Así que aquí está la lista de personas que aprenderán el Circuito Peruta de mí”.

Hwaya Eleni Mastiford, Kang Yungoong, Shuna Aren Lihita, Illina Alexandrovna Mikhalova, Kang Yua, Minami Violet Sumire, Edward Walker, Sophie Brightman, Laz Michel, Ilayda Van y Ciara Kenex.

Cuando Ye-Eun vio la lista, habló abatida.

“Hii, no estoy incluida”.

“Ya estás aprendiendo uno de Duca”.

“Pero aquí hay siete competidores. No puedo ser la única excluida…”

“Espera, ¿siete? Dime quiénes son ahora. ¡Acabas de incluir a dos personas que no deberías!”

“¡Owwwwww!”

Cuando estaba castigando a Ye-Eun, alguien más levantó la mano. Era Leon, que tenía cara de confusión.

“¿No puedo aprender eso? ¿O hay una razón especial por la que estoy excluido?”

“Sí, Leon. Aprenderás de alguien que no soy yo”.

Hice una sonrisa traviesa.

“Hay un sunbae que es perfecto para ti”.

“¿¡Hay alguien así!? ¿¡Por qué no me lo dijiste antes!? ¡Jajaja!”

“Porque tenías que ser un explorador de la Primera Mazmorra para conocerlo”.

“¡Ah, ya veo! Ahora que lo mencionas, ¡solo me convertí en uno la semana pasada!”

En verdad, ya era extremadamente rápido. El ser un explorador Rango Oro de la Primera Mazmorra significaba que había atravesado 80 Pisos de la Segunda Mazmorra. Puse una sonrisa amarga y le pedí a Leon que esperara. Padre también me preguntó.

“¿No dijiste que no podías enseñárselo a otras personas?”

“Lo hice, pero ahora es diferente. Lo dominé lo suficiente como para enseñarlo a otras personas. Por eso estoy dispuesto a hacerlo”.

“Eso es genial, pero no necesitaré aprenderlo. Romperé mis límites por mi cuenta”. (Ex: Esta actitud es la que me gusta tenga un prota)

“Pensé que dirías eso, Padre”.

Saqué el nombre de Padre de la lista sin arrepentirme. De repente, solo quedaban dos hombres. Cuando miré a Michel solo para estar seguro, sonrió.

“Con mucho gusto aceptaré tu enseñanza. Si no lo hago bien, por favor castígame en consecuencia”.

“No te preocupes mucho por eso, Michel”.

Michel probablemente dijo eso medio en broma, ya que se estremeció ante mi respuesta seria. No iría fácil solo porque la persona a la que estaba enseñando era mayor que yo. Era muy posible que más se unieran a la fase de paliza de Ren y Paul.

“¿Estará bien, Shin-nim? Ya estás tan ocupado”.

Sumire sabía que todavía no dominaba la técnica que mostré frente a ella. Su reacción fue completamente justificada. Aun así, respondí con confianza mientras acariciaba su cabeza.

“Está bien. Como sabes, mejoré mientras te enseñaba. Estoy seguro de que habrá algo que pueda aprender mientras enseño el Circuito Peruta a otros”.

Además, cuando la raza demoníaca conquistó Oceanía, me di cuenta de que no podía ser el único que progresara. Cuando hice Revival por primera vez, lo que tenía en mente era un grupo de élite que podría abrumar a cualquier enemigo. Ahora era el momento de hacer que todos fueran más fuertes.

“Necesitaré grabar la trayectoria del maná del Circuito Peruta. Lo haré individualmente. No puedo dar lecciones individuales a todo el mundo, pero los revisaré periódicamente y daré consejos. Haré todo lo posible para que todos puedan algún día dominar el Circuito Peruta”.

“¡Gracias a dios que no estoy en la lista…!”

“Incluso pensar en eso me da escalofríos. ¡Príncipe Heredero haciendo todo lo posible…!”

Ren y Paul se abrazaron y temblaron. Solté un bufido y juré hacer todo lo posible por ellos también.

Después de contarles a todos de manera segura mi plan y obtener sus acuerdos, concerté reuniones con cada una de las diez personas que aprenderían sobre el Circuito Peruta. Luego, llevé a Leon al Jardín de Hadas.

[¡Prince-nim está aquí!]

[¡Es Prince-nim!]

[Ah, trajo a alguien más.]

[¡No lo había visto antes!]

“¡Ooooh! ¡Este lugar es asombroso! ¡Qué hermoso!”

Tan pronto como llegamos al Jardín de Hadas, los elementales cercanos nos recibieron. Aunque Leon no podía verlos, podía detectar la luz mágica que emitían. Al ver la variedad de colores producidos por los elementales, Leon exclamó asombrado. Para mí, parecía un anciano del campo que vino a Seúl por primera vez.

“¡Si hubiera un lugar tan hermoso, deberías haberme traído antes!”

“No es un sitio al que cualquiera pueda entrar. Tuve que obtener tu permiso también”.

“¡Estoy conmovido! ¡Estoy realmente conmovido! ¡No me he sentido así desde que percibí maná por primera vez!”

“¡Usas demasiados signos de exclamación! De todos modos, sígueme”.

Leon no podía apartar la vista de los elementales, así que tuve que arrastrarlo al taller de Lin. Cuando nos acercamos, pudimos escuchar un ruido de martilleo.

“¿Oh? ¿También está trabajando hoy?”

Para alguien como Lin que odiaba el trabajo, recientemente estaba trabajando en un grado preocupante. Incliné la cabeza y abrí la puerta del taller de una patada. Lin gritó como si supiera que veníamos. Todavía tenía un martillo en la mano.

“¡Argh, solo espera un poco!”

Lin estaba golpeando un pequeño metal cilíndrico. Inmediatamente supe lo que era.

“¿Estás haciendo un arma para Leon?”

Ni siquiera le pedí que lo hiciera. ¡Lo estaba haciendo por su propia voluntad! Lin comenzó a martillar de nuevo mientras nos miraba.

“¿Es él?”

“¡Hey, amigo! ¡Encantado de conocerte, soy Leon Pepper! ¡Es un cuerno atractivo el que tienes ahí!” (Ex: No pregunten, eso dice)

“Seguro que usas muchos signos de exclamación. Espera un momento. Déjame terminar esto muy rápido”.

A Lin pareció gustarle el cumplido de Leon, ya que sonrió y volvió al trabajo. Mientras tanto, Leon miraba alrededor del taller y continuamente dejaba escapar comentarios asombrados. Si pudiera vivir como Leon, mi vida estaría llena de felicidad. Lo miré distraídamente mientras pensaba en algo.

“Hu… está bien”.

¿Lin obtuvo un resultado satisfactorio? Agarró el metal cilíndrico rebosante de poder mágico y asintió con aprobación. Luego, volvió la cabeza hacia nosotros.

“Leon Pepper, ¿verdad?”

“Sí. ¿Cómo debería llamarte?”

“Lin”.

“¡Lin! ¡Ese es un nombre genial!”

Lin sonrió y sacó un cigarrillo antes de darle a Leon un gesto de ofrecimiento. Leon asintió de inmediato, luego recibió el cigarrillo que Lin le arrojó.

“No suelo darles mis cigarrillos a otras personas. Considérelo un honor”.

“¡Jajaja, lo recordaré!”

Cuando Leon trató de sacar un encendedor, Lin sonrió y encendió el cigarrillo en su boca sin mover un dedo. Cuando Leon lo vio, también se llevó el cigarro a la boca y, como era de esperar, se encendió. Leon abrió mucho los ojos y murmuró con el cigarrillo en la boca.

“Qué envidiable habilidad…”

“Esta es la primera vez que dices algo sin un signo de exclamación, ¿y se trata de encender un cigarrillo?”

“A diferencia de ti, Kang Shin, él sabe lo que es bueno. Oi, déjame ver”.

Se acercó a Leon. Leon inclinó la cabeza y agarró la mano de Lin. Lin entonces colocó su dedo índice y medio en el dorso de su mano y cerró los ojos. ¿Signos de interrogación aparecieron en el rostro de Leon?

“… Él estaba en lo cierto. Realmente eres como yo”.

Después de un rato, Lin murmuró en voz baja mientras abría los ojos. Su expresión llevaba un interés que no existía antes.

“¿Qué tipo de lugar es la Tierra? Tiene a alguien como Kang Shin, y ahora alguien que posee una habilidad similar a la mía. Interesante, es realmente interesante”.

“¿Entonces cómo es?”

Lin parecía estar dudando sobre algo. Cuando Leon sonrió, Lin se encogió de hombros.

“Bien. Puedo usarlo para ignorar a las mujeres que me molestan”.

“Esa no es una razón muy agradable”.

“¿En qué Piso estás?”

Leon respondió de inmediato.

“¡Solo he estado en la Primera Mazmorra durante una semana! ¡Estoy en el Piso 54 ahora!”

“¿Avanzaste desde la Segunda Mazmorra? Si subiste tres pisos en una semana, no estás tan mal… Bien. ¿Quieres aprender de mí?”

“¡Siempre doy la bienvenida a aprender, Amigo! ¡Aprender es lo que hace a uno humano!”

“¿Cómo soy tu amigo? Bueno, está bien. Ah, no te he dicho lo que voy a enseñarte”.

Lin dejó escapar una última bocanada de humo del cigarrillo que tenía en la boca y luego lanzó el cigarro al aire. Entonces sacó una pequeña pistola y la disparó.

Surgió una gran explosión.

“¡Estamos en el Jardín de Hadas, Lin!”

“No te preocupes. Lo construí resistente”.

Lin replicó perezosamente y guardó su pistola, pero sentí que podía ver a una Loretta enfurecida corriendo. Leon, por otro lado, estaba como loco.

“¡Tu habilidad es realmente similar a la mía! ¡No, es incluso más asombroso que la mía!”

“Hmph, así que al menos eres lo suficientemente bueno para ver eso. Déjame ir al grano. Odio a la gente sin talento y a los sin ética de trabajo. Te estoy enseñando dado que Kang Shin te recomendó, pero si no me gustas, estás fuera. Si estás de acuerdo con eso, te prestaré mi ayuda”.

Miró a Leon.

“¿Quieres intentarlo?”

Leon lo vio directamente y sonrió. Su rostro lleno de confianza nunca se sintió tan confiable.

“¡Cuida bien de mí, Amigo! ¡Nos veremos durante mucho tiempo!”

Leon y Lin parecían tener buena compatibilidad. ¿Fue porque ambos eran fumadores? Incliné la cabeza, pero si sus personalidades coincidían, eso era todo lo que importaba. Asentí con aprobación y hablé con Lin.

“Lin, hay algo más que quiero pedirte”.

Lin puso una apariencia estupefacta.

“¿Te debo algo? ¿Cómo puedes hacer una solicitud con tanta confianza?”

“Mis accesorios están todos rotos. Por favor, Lin. ¡Eres la única persona, no, draconiano en el que puedo confiar!”

“Eso es porque soy el único draconiano que conoces… ¿¡Q-Qué es esto!? ¡Ninguno de ellos está ni remotamente intacto!”

Incluso mientras se quejaba repetidamente, Lin aceptó los accesorios. Luego, después de examinarlos uno por uno, gritó. ¡Realmente era un maestro artesano!

“¿¡En serio!? No debería haber aceptado ayudar a este tipo… ¡Kuk, vuelve en una semana!”

“¡Gracias, Lin!”

“¡Vete!”

¡Lin fue realmente amable! Le di un pulgar hacia arriba mientras Leon se reía a un lado con los ojos muy abiertos.

Así, conecté con éxito a Lin y Leon.


Ex: Dios, me sentí muy incómodo, prácticamente se besaban Lin y Leon.


Anterior |Índice| Siguiente

6 comentarios

  1. Me encanta su compatibilidad, ojalá haya mas escenas con ellos juntos. Por otra parte, yo creo que ya era hora de cambiar esos viejos accesorios, no de repararlos. Gracias por el cap

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .