ICDS — Capítulo 237


Aquí esta mi Patreon.

Traductor: Expectro
Editor: Expectro


Anterior |Índice| Siguiente


Guardián (7)

Incluso cuando estaba perplejo por el repentino cambio de escenario, inmediatamente extendí mi maná para detectar el terreno circundante y los potenciales enemigos. Cuando comprendí lo que había sucedido, Daisy jaló mi brazo y me explicó.

“Base subterránea, segura… cerca de segura”.

“¿Qué pasa con los Libros Caminantes?”

“Magia bajo tierra, mantiene oscuridad”.

“¿Qué tiene que ver la oscuridad con algo?”

“Cuerno de Dragón, enciende fuego”.

“Bastarda, no me llames Cuerno de Dragón… Ho”.

Lin le ladró a Daisy y abrió la palma de la mano como para encender una bola de fuego. Entonces exclamó sorprendido.

“Lo admito, estoy impresionado. Restringirme tanto…”

“Suponiendo que no podíamos ganar, se creó la base. Aquí, muy difícil encender fuego”.

“¿Qué tiene que ver ser incapaz de prender fuego con los Libros Caminantes?”

“Si está oscuro, no pueden leer libros”.

Instantáneamente recordé haber escondido un libro de entrenamiento de lanza en mi cama para leerlo por la noche. Cuando mamá lo descubrió me golpeó la espalda. Que buenos tiempos… ¡Espera!

“¡Los Libros Caminantes no son humanos normales! ¿¡Cómo les impide la oscuridad leer libros!?”

“¿Puedes, verme?”

“No puedo, pero considerando tu nivel puedo sentir claramente tu presencia e incluso el contorno de tu cuerpo… ¿Eh?”

Esto fue extraño. Ahora estaba en el Nivel 71. La oscuridad física no debería representar un obstáculo para mi vista. Espera, ¿qué dijo Daisy al principio?

“Una magia que mantiene la oscuridad…”

“Aquí, Libros Caminantes no pueden leer libros. Libros Caminantes que no pueden leer, resistencias desaparecen. Además, no se puede registrar”.

Daisy asintió como si hubiera estado esperando a que yo llegara a esta conclusión. Me di cuenta de que la magia en este sitio no era simple y expresé otra pregunta.

“¿Es por eso que se creó una base perpetuamente oscura?”

“Para dejar atrás, Ejército de la Resistencia. Si Hydelcyon no murió, debe estar aquí”.

“Así que es por eso que esos Libros Caminantes no vienen aquí”.

“Crear fuego a través de la magia de oscuridad, debilita extremadamente a los Libros Caminantes. El Ejército de la Resistencia gana fácilmente. Su misión de primera prioridad, es aniquilar a los invasores”.

Con eso, Daisy señaló hacia un lado. Fue en este punto que me di cuenta de que estábamos rodeados. Fue en parte porque se estaban escondiendo tan a profundidad sin mostrar ningún signo de su presencia, pero también debido a que Daisy me había interrumpido antes de que pudiera extender mi maná tan lejos.

Además, una magia que entorpece los sentidos parecía estar incluida en la magia de oscuridad.

“Hay tantos, mucho más de lo que pensaba. Sorprendente”.

“Esta voz… ¿¡Daisy Ectradion!?”

Una voz profunda de hombre atravesó la oscuridad. Daisy asintió levemente.

“Explorador de la Cuarta Mazmorra, de una raza de idiotas con larga vida, un soldado de infantería, caballero del Reino Sinan”.

Parecía que la voz pertenecía a un explorador de la Cuarta Mazmorra que era caballero de un reino en ruinas y miembro de una raza con larga esperanza de vida.

“¿¡No puedes decir mi nombre!? Soy… era el caballero del Reino Sinan, Beren Matiz. ¿Y ellos?”

“Mis aliados. Más, secreto. Requerimos información”.

“¿Qué, tanto tú como Hydelcyon vienen de visita después de mucho tiempo y eso es todo lo que pueden decir? Me haces llorar…”

“Bien, Hydelcyon, información”.

Daisy le arrojó algo. El caballero lo recibió y gritó con voz de asombro.

“Esto es… ¿¡oro!?”

“Ahora, ¿qué piso?”

“21. Apenas puedo entrar al Área Residencial ahora. No me digas, ¿todavía estás escalando la mazmorra?”

“Como pensaba, sigues siendo pordiosero. A cambio de oro, Hydelcyon”.

El soldado de infantería… Beren Matiz tragó saliva.

“Tu… ¿Sigues en malos términos con él?”

“Información”.

Daisy llenó una bolsa de cuero con monedas de oro y la agitó extravagantemente.

“Hydelcyon, cometa con cuerda suelta. Perdió su cualificación de explorador. Pero yo, futuro prometedor. Gremio grande… Elige sabiamente”.

“Eres directa como siempre… Todos, bajen sus armas. No son nuestros enemigos”.

En verdad ya me había dado cuenta de por qué no había sentido sus presencias antes. Estaban las razones que mencioné antes, pero también fue porque simplemente no tenían las habilidades para hacerme vigilante. La mayoría de ellos eran tan buenos como ese Beren Matiz, si no es que un poco más débiles. En pocas palabras, incluso un atún derretido podría enviarlos a todos al infierno.

“Ectradion, no sé qué pasó, pero no lo odies demasiado. No se veía bien. Incluso está pasando sus días tranquilamente aquí”.

“Una mujer, vino a buscarlo”.

“Si. Parecía extremadamente hermosa, pero era casi como si estuviera hechizada por algo. No sé por qué está tan obsesionada con ese Hydelcyon que lo perdió todo…”

“… ¿Qué están, planeando?”

“¿Planeando? Por favor”.

Respondió con una sonrisa.

“Todo el mundo aquí apenas vive rodeado en oscuridad. ¿Cómo puede alguien tramar algo aquí?”

“… Está bien. Ubicación”.

“Te diré”.

La base subterránea parecía ser más grande de lo que pensé inicialmente. Después de escuchar durante mucho tiempo la información que me contó Beren Matiz, Daisy asintió y me envió un mensaje.

[No mienten.]

[¿No podrías haber leído todo con tus Ojos Malvados para empezar?]

[Pocos saben acerca de mis Ojos Malvados. Solo Hydelcyon y tal vez un par más. Proceso de obtención de información, más natural que hay… Además, de todas formas, quería dar dinero.]

Cierto, dado que Hydelcyon y Daisy han luchado juntos en la línea del frente, Hydelcyon indudablemente sabía sobre los Ojos Malvados de Daisy. Sin embargo, soldados como Beren Matiz y los demás probablemente ni siquiera conocían las habilidades de Daisy.

Además, como dijo Daisy, su intención era dar oro a cualquier explorador que pudiera ingresar al Área Residencial. De esa manera podrían comprar comida para todos los demás… Asentí en silencio y vi el intercambio de Daisy y Beren Matiz.

“Con esta cantidad… Todos en la base podrán comer por completo durante unos años”.

“Exploradores, ¿cuántos quedan?”

“Tenemos dos en la Tercera Mazmorra, tres en la Cuarta. Todos estamos en los niveles inferiores y apenas producimos suficiente plata para alimentar a todos. Ectradion, nos salvaste. Estábamos en un apuro porque ni siquiera podemos luchar contra monstruos en la mazmorra en este momento”.

“Vinimos para, resolver eso… Siento no venir antes. Un día regresaremos. Todos serán salvados… por esta persona”.

Mientras Daisy tranquilamente disculpaba, me señaló. Beren Matiz preguntó con voz curiosa.

“¿Él? ¿Por qué?”

“Esto es todo lo que necesitas, saber. Nos vamos, ahora. Pronto, podrás entrar a la mazmorra”.

“S-Sí. Ya que dijiste que te encargarás de ello, gracias. Este lugar puede ser oscuro y lúgubre, pero espero que lo pasen bien… Por favor, no luchen aquí”.

La base subterránea era enorme, pero silenciosa. No había nadie caminando y solo podíamos escuchar leves gemidos de vez en cuando. Daisy habló sin siquiera sonrojarse un poco.

“Aquí, oscuro y silencioso. No importa cuánto lo hagas, no bebés. Lo único que pueden hacer, es eso. Durante mucho tiempo, ha sido así”.

“Entiendo, no tienes que comentar sobre todo…”

Me desesperé con ganas de taparme los oídos. En ese momento, Daisy me agarró del brazo y preguntó mientras lo agitaba dócilmente.

“¿Es divertido, Kang Shin? ¿Por qué hombres y mujeres, cuando están solos, siempre hacen eso? El objetivo, ¿no es reproducirse? La razón de que esclavas sexuales sean caras, es esa. ¿Por qué los hombres están tan locos por eso? ¿Por qué a las mujeres lo aman tanto?” (Ex: #$!¡?]*¨%&)

“Dije que no tienes que comentar sobre todo. ¿¡Crees que hablare de todo!? ¡Desafortunadamente yo tampoco lo sé! ¡Desafortunadamente!”

“Oi, ¿puedes dejar de ser tan virgen y callarte?”

¡Kuuuuu! ¡Lo sabía, no debería haber venido con estos dos! Apreté los puños y los seguí. La desolada quietud y los gemidos ocasionales parecían me volverían loco. En ese momento afortunadamente Lin, quien lideraba el camino después de escuchar la ubicación aproximada de Daisy, se detuvo.

“Así que realmente estabas aquí, Sipua…”

“¿Lin…?”

Aunque todavía estábamos envueltos en oscuridad, nos habíamos acercado a la presencia de una persona. Esta poderosa aura me decía que no era alguien ordinario.

“¿Vienes a llevarme de regreso, Lin?”

“¿Qué, pensaste que te dejaríamos tal cual?”

Para ser honesto, como el aura que emitía era similar a mi nivel, me hizo preguntarme si realmente era una maestra de gremio administrativo. Sin embargo, probablemente era que Lin y los otros del Jardín de Hadas eran extraños. Después de todo, Loretta mencionó antes que podría derrotar a la maestra del gremio administrativo Valle Perdido, Eleine, cuando alcanzara el Nivel 80.

Aunque me sentí algo mal por decir esto, entendí un poco por qué no pudieron vencer a los enemigos de sus mundos incluso después de recibir grandes poderes de la mazmorra. Pese a pensar que todos los maestros de gremios administrativos eran monstruos como Loretta, ahora que lo pensaba más detenidamente, en lugar de sus fuerzas personales, la parte del poder de la mazmorra que recibieron cuando se convirtieron en maestros de gremios administrativos parecía ser más importante.

“Sipua, debes saber en qué situación se encuentra la mazmorra en este momento”.

“¿Cayó la mazmorra?”

“Todo se detuvo. Un lugar que debe ayudar a entrenar a los Héroes y Guardianes de innumerables mundos se detuvo solo por ti”.

“Hmph, ¿eso es todo? Estuve atada a la mazmorra durante más de dos mil quinientos años. Comparado con eso la mazmorra solo recibió daños equivalentes a un día”.

El tono frío de Sipua atravesó a Lin. Luego volvió su mirada afilada hacia mí.

“Tú también viniste, Héroe de la Tierra. Pensé que vendrías. ¡Esa perra maldita! Pedí disculpas, pero tuvo el efecto contrario. ¡No puedo perdonar todo lo que ha pasado por tu culpa!”

¿La razón por la que Loretta me envió? Lo había hecho simplemente porque no había suficiente gente, pero parecía que Sipua estaba gravemente confundida. Sin mencionar que seguro que era descarada. Había pasado poco tiempo desde el incidente, pero las posiciones de la víctima y el agresor estaban completamente invertidas en su mente. Se ve que para ella todo lo que había hecho por Hydelcyon estaba justificado.

Incluso si le explicaba lo interpretaría como quisiera y solo sería contraproducente. Como tal me quedé en silencio. Sin embargo, Lin resopló y refutó.

“Dicen que si salvas a un extraño se convertirá en tu enemigo. Seguro que eres audaz, Sipua. Es un Héroe, alguien a quien debes apoyar… Y ese Lodert Hydelcyon es un idiota descerebrado que trató de intimidar a un Héroe por su beneficio personal”.

“¡Lin…!”

“No tenemos tiempo de sobra, así que no te daré tiempo para decir adiós. Nos vamos. Ahora”.

“¡Lin! ¡Por favor!”

Lin apretó los dientes. Su pistola estaba firmemente agarrada en su mano.

“Conoces mi personalidad. Deberías haberte quedado satisfecha con que Lodert Hydelcyon simplemente fuera expulsado a su continente… Nuestra paciencia termina aquí. Sipua, esto es todo”.

Una tensión volátil llenó la atmósfera. El cambio de comportamiento de Lin fue tan intimidante que incluso estaba teniendo problemas para respirar. Daisy enterró su rostro detrás de mi espalda para evitar su intención asesina.

Sipua también se vio afectada. La intención asesina de Lin hizo que se congelara por completo. Cuando su hostilidad disminuyó ligeramente tras su punto máximo, ella apenas logró murmurar algunas palabras.

“Por favor… Lin. Mírame. ¡Lo amo…!”

“¿Tu determinación de aniquilar a los enemigos de todos los mundos es tan débil que se derrumbará por culpa de un solo idiota?”

“En primer lugar los otros cuatro me presionaron para que hiciera un juramento al Lord. Ya he hecho mucho. ¡Por favor, Lin…!”

“Te daré un día”.

Lin dio una respuesta feroz como si dijera que era su último gesto de bondad.

“Resuelve todo en un día. También puedes fortalecerlo con el poder que te queda. Mientras esté vivo, llegará el día en que será liberado. De nuevo, tienes un día”.

“¡Lin…!”

“En veinticuatro horas, volverás con nosotros. No aceptaré ninguna otra solicitud, y en el momento en que protestes, te llevaré de regreso yo mismo”.

“… ¡Uk!”

Sipua corrió inmediatamente hacia atrás como si no quisiera pasar ni un segundo más con nosotros. Al principio pensé que volvería a pasar el poco tiempo que le quedaba con Lodert Hydelcyon. Sin embargo, no fue así. No mucho después de que Sipua desapareciera, él apareció en su lugar. ¡Su entrada fue tan fluida que pensé que estaban teniendo un combate en parejas!

“¡Daisy Ectradion…!”

No debería haber podido ver su rostro, pero pareció darse cuenta de quién era por su presencia mientras murmuraba emocionado el nombre de Daisy.

“Lodert, Hydelcyon”.

Daisy habló. Como siempre, estaba calmada al extremo.

“¿Tu mente, se limpió?”

“¿Me rechazaste tan rotundamente, y al que elegiste es a él? ¿A ese Héroe? ¿Elegiste a un tonto imprudente que no puede ni entender la situación?”

“Un. No eres mi tipo. Tu cara es, sucia. Tus acciones son, sucias. Tu personalidad es, sucia. Tu mente es, sucia. Aunque extrañamente, tu mente está mejor ahora”.

Parecía que no tenía mucho que decir en respuesta ya que simplemente miró en nuestra dirección. Aunque no pude ver su expresión en la oscuridad, me di cuenta por su voz que me estaba viendo con intención asesina.

“¿¡No te dije que no te involucraras con Daisy Ectradion…!?”

“Ah, gracias a tu consejo conseguí un excelente miembro para mi gremio. Eso es lo único por lo que te estoy agradecido. Además, lo siento, pero no quiero respirar el mismo aire que tú, ¿así que puedes desaparecer por favor?”

“¡Kuuk!”

Como me sentí mal con solo echarlo, también lo pateé casualmente. Al verlo volar de regreso a través de la oscuridad, le pregunté a Daisy.

“¿Cómo estuvo?”

“12 de 10”.

“No estoy hablando de la patada. Aunque gracias”.

“Su mente, bastante limpia… ¿Poder del amor?”

“¿Sabes siquiera lo que es el amor?”

“Un. En la oscuridad, lo que hacen hombre y mujer”.

“¡Mal!”

Ardía con un sentido del deber de arreglar el conocimiento distorsionado de Daisy. Lin entonces me detuvo con un golpe en la cabeza.

“Deberíamos ir a descansar también. Estoy cansado”.

“¿Por qué le diste un día, Lin?”

“Es triste no tener un solo día libre en dos mil quinientos años… Además, si la traemos de regreso como está ahora seguirá siendo una bomba lista para explotar. Pero si le damos más de un día, la mazmorra y muchos de sus exploradores recibirán daños críticos. Eso fue lo mejor que pude hacer por ella”.

Palabras que eran completamente inesperadas por la forma en que le había hablado antes salían de la boca de Lin. Me sorprendió tanto que me imaginé la expresión actual de Lin y murmuré.

“… Lin”.

“Es solo mi capricho. Noonim me matará si se entera… pero no pude evitarlo porque recordé el rostro de Loka”.

“Tengo curiosidad por saber qué pasó entre Lin y Lokanyan. También hay algo de lo que quiero hablar con Lin… Ya que tenemos tiempo, ¿por qué no vamos a beber juntos? Agarré en secreto un whisky que Padre había estado guardando”.

“Esa es la mejor oferta que has hecho desde que nos conocimos. Bien”.

Daisy me sacudió el brazo con fuerza y ​​preguntó.

“Como pensaba, a Kang Shin le gustan los hombres…”

“¡NO!”

“Por ambos, los dejaré… quiero confirmar, los que conocí, vivos o muertos”.

“Vuelve antes de que sea demasiado tarde”.

“Un”.

Daisy fue hacia la oscuridad y su presencia finalmente desapareció. Lin y yo también comenzamos a vagar en busca de un buen lugar para beber. En este espacio oscuro, donde no se podía distinguir el día de la noche, solo el tiempo pasaba de manera constante.


Autor: ¿Qué pasó entre Lin y Lokanyan? ¡Este autor también tiene curiosidad!

Incluso si ustedes (los lectores) descubrieron algo en este capítulo, ¡sean pacientes con los otros lectores!

Ex: Sabiendo que si no pueden leer su resistencia desaparece, no entiendo cómo es que no hubo una predominancia por clases que utilizaran la oscuridad, en plan que los más fuertes usasen habilidades o magias que trajeran una oscuridad que impidiera el leer, además de que si al no poder leer pierden la resistencia eso significa que si olvidan también deberían perderla, clases que utilizaran maldiciones de olvido deberían haber sido otra corriente de desarrollo predominante contra los Libros Caminantes, hay muchas maldiciones de ese estilo en la mitología así que tampoco debería haber sido tan complejo que alguno obtuviera el nombre verdadero de un dios relacionado de alguna forma con el olvido, a los indicios les encantan especialmente ese tipo de maldiciones así que no están cortos de opciones, lo mismo ocurre pero de forma todavía incluso mayor con dioses de la oscuridad y tal, habían opciones si lo pensaban lo suficiente.


Anterior |Índice| Siguiente

11 comentarios

    • Lo se, pero me refiero, en este caso en particular saben una-dos debilidades concretas de estos, así que teniendo varios años más que la Tierra pudieron prepararse mejor, aunque bueno, si lo llegaron a descubrir tarde como paso en el continente Panan pues lo puedo pasar.

      Me gusta

      • Concuerdo con lo de oscuridad pero no con olvido
        Ya que si estos tipos son como una red la maldicion haria q los objetivos olviden pero no los desconectaria por ende instantaneamente se recuperarian creo

        Le gusta a 1 persona

        • Si fuera el caso también deberían poder reconectarse con los otros incluso si no puede leer, pero bueno, supongamos que si se pueden reconectar pese a olvidar los datos y su resistencia, en ese caso me imagino que necesitarían algo de tiempo para reformar la resistencia, o si es lo suficientemente fuerte el olvido podría hacer que no se puedan reconectar a la red, o causar que incluso si reciben la información al momento de llegarse simplemente la olvidan y no pueden volver a ganar resistencia, hay bastantes probabilidades de que ello les pudiera afectar tanto o similarmente que la oscuridad, por lo que seguramente sea otra debilidad.

          Le gusta a 1 persona

  1. Además, si la traemos de regreso como está ahora seguirá siendo una bomba lista para explotar.”

    Lin tiene un buen punto

    Respecto a contramedidas , creo que andaban desesperados o los enemigos fueron primero por los que lanzaban maldiciones

    Gracias por el cap

    Le gusta a 1 persona

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .