ending

Ending Maker: Capítulo 15 – 2


<Capítulo 15: Punto de cruce – 2>

 

EZ: 2/2, El PDF del arco pasado ya esta listo, veré si lo subo en un rato y como siempre el informe será puesto abajo en los comentarios espérenlo con ansias~~


Notas del traductor inglés:

También podría decir que en este cap, es en parte culpa del autor por los confusos puntos de vista de la narración. El autor siguió usando frases interrogativas en su narración, y el punto de vista puede saltar de repente de tercera persona (narrador) a un personaje específico. Lo mejor que pude hacer fue poner las frases en cursiva para dar a entender que son los pensamientos de los personajes.

Algunos errores de traducción:

Solía referirme al Conde Bayer como uno de los “maestros espadachines adolescentes” del Reino Sälen, pero eso es incorrecto. Él es en realidad uno de los ‘diez grandes maestros de la espada’. La palabra coreana que usaron aquí es Geumho (검호), que puede traducirse literalmente como espada (geum) + gran (ho). (EZ: El error fue cambiado para cuando estaba traduciendo esto pero valla que eso era raro)

Una trivia interesante:

Outboxer009 es una referencia al jugador profesional de la vida real ‘BoxeR’, Lim Yo-hwan. Después de retirarse de los eSports, se convirtió en un jugador de póquer profesional.

Términos usados en este cap:

Carta lateral – también conocida como ‘kicker’, es una carta en una mano de póquer que no participa en la determinación del rango de la mano pero puede ser usada para romper los empates entre manos del mismo rango.

Descarte del registro familiar – Corea del Sur solía tener un sistema de registro familiar llamado ‘Hoju’. Desde entonces ha sido abolido desde 2008 porque era altamente patriarcal y se oponía a muchos grupos. Hoy en día, es utilizado por los adultos como una expresión para regañar y amenazar a sus hijos, con el significado implícito de que serán ‘expulsados’ de la familia, o ‘repudiados’ si continúan comportándose mal.

 

Gaël Bayer.

 

27 años de edad.

 

Es el hijo mayor del Conde Bayer, y el próximo Conde Bayer.

 

Como sucesor del Conde Bayer, uno de los diez grandes maestros de la espada, fue un maestro de la espada que había ganado fama desde su infancia.

 

Aunque los hijos mayores de otros condes ya tenían dos o tres hijos, había muchas razones por las que seguía siendo soltero. Pero la verdad es que la mayoría de esas razones eran sólo un pretexto, y sólo había una razón por la que Gaël seguía sin casarse y vivía solo.

 

Adelia Chase.

 

24 años de edad.

 

Es la hija mayor y la intermedia del Conde Chase, que tuvo un hijo y dos hijas.

 

Era una maga genio que se unió al Cuerpo Mágico de la Guardia Real del Reino  Sälen a la edad de 19 años. Y después de 5 años, se convirtió en una de sus cabezas a la temprana edad de 24 años.

 

“Ha pasado mucho tiempo, Lady Adelia”.

 

“También ha pasado mucho tiempo, Lord Bayer.”

 

Gaël no llevaba su armadura, ya que no iba al campo de batalla, pero llevaba el atuendo habitual de un caballero bajo su abrigo.

 

Y en cuanto a Adelia.

 

Como hermana de Cordelia, también era una mujer incomparablemente hermosa que se parecía a su madre y tenía cabello rubio oscuro.

 

Estaba vestida con un traje de combate de mago con el emblema del Cuerpo Mágico de la Guardia Real. Era un lujoso y hermoso traje con hilos de oro bordados en sus ropas negras que le quedaba perfectamente.

 

“Aunque la razón por la que nos hemos encontrado así no es muy buena… aun así, es bueno verte con buena salud.”

 

“A mí también”.

 

Gaël sonreía amablemente como siempre, mientras que Adelia le respondía un poco bruscamente mientras hacía un sonido ‘hmph’ antes de volver a hablar.

 

“Puede que ya lo hayas oído bruscamente, pero lo diré de nuevo. El plan es simple. En primer lugar, independientemente de la noche y el día, correremos hacia el territorio del Conde Hræsvelgr hasta que lleguemos a algún lugar cerca de la frontera norte.”

 

“¿Utilizarás la magia <Rastreo>después de eso?”

 

Adelia asintió cuando Gaël preguntó mientras subían al caballo.

 

“Tengo el anillo que mi padre me dio, para que podamos rastrearlos.”

 

“¿Hasta dónde llega el alcance de la magia de rastreo?”

 

“Es bastante amplio, ya que tiene el tamaño de una pequeña mansión. Si es tan grande como el territorio del Conde Hræsvelgr, sólo podremos buscarlo por partes.”

 

“Aun así, es tranquilizador. Después de todo, es Lady Adelia.”

 

“Hmph, no es algo para ser alabado, sin embargo?”

 

Adelia resopló mientras recogía su cabello y lo ataba, antes de sujetar y fijar las riendas del caballo.

 

“De todos modos, vamos. Yo tomaré la delantera.”

 

“Estoy más familiarizado con la geografía cercana, así que tomaré la delantera. ¡Todos! ¡Volveré!”

 

A pesar de la aguda actitud de Adelia, Gaël sonrió y respondió, antes de saludar a los que vinieron a despedirlos. Después, hizo que el caballo empezara a moverse dándole un golpe con el pie.

 

“¡Arre!”

 

Como Gaël tenía una gran habilidad para montar a caballo, se veía impresionantemente genial mientras corría, pero no era para Adelia.

 

Ella miró a Gaël, que había corrido adelante, con cara de disgusto mientras hacía un sonido ‘hmph’n y luego miró a las personas que los despedían.

 

“Volveré”.

 

Habló fríamente mientras espoleaba a su caballo y seguía a Gaël. Aunque, si uno miraba su impulso, parecía que estaba en una carrera, en lugar de ser su compañera.

 

En cuanto a los que se quedaron atrás, entre ellos estaban Maja y Dahlia. Las dos se miraron con naturalidad y sonrieron torpemente.

 

“Estará… bien, ¿verdad?”

 

“Ah… ¿tal vez?”

 

Gaël Bayer y Adelia Chase.

 

Con una premonición algo ominosa, Maja y Dahlia miraron a las dos personas que ya habían avanzado mucho.

 


 

Alguien dijo.

 

‘¿Sabes lo que tienen en común una casa de apuestas y un buffet de lujo? Es el hecho de que la tienda gana al final.’

 

Era exactamente lo que él dijo.

 

No importa cuánto se coma en un buffet de lujo para que tu dinero valga la pena, todo lo que tendrán al final será un malestar estomacal. Y no importa cuánto se intente en una casa de apuestas, al final, los visitantes estaban destinados a perder su dinero.

 

“Por supuesto, esa es una historia promedio, y en general, son sólo los casinos los que hacen dinero, pero ciertamente hay una minoría que hace dinero, ya sea pequeño o grande.”

 

De lo contrario, nadie irá a la casa de apuestas si no ganaran dinero.

 

“¿Así que tú eres esa minoría?”

 

“Siempre fui la minoría ganadora. Incluso tuve el estatus de estar en la lista de prohibición de tres casinos de Las Vegas.”

 

Antes de ir al casino, se detuvieron en un alojamiento cercano y estaban en medio de un cambio de ropa.

 

Según Jude, Cordelia parpadeó mientras arreglaba la falda de su fabuloso vestido rojo.

 

“¿Lista de prohibición?”

 

“Sí, es una especie de lista negra. Si vas ahí, no se te permitirá entrar”.

 

Mientras Jude hablaba con un poco de orgullo, Cordelia dejó de arreglar su falda. Luego se tocó la barbilla y pronto dijo que mientras cerraba el puño.

 

“¡Como lo esperaba! ¡Eras un estafador como lo esperaba! ¡Hum! ¿Tengo razón? ¿Verdad?”

 

“No, ¿no es así? Nunca hice trampas, ¿ok? Era tan bueno en el juego que me negaron la entrada, ¿ok?”

 

“Mierda, ¿quién mierda eres entonces? ¿Cómo mierda puedes ganar continuamente si no hiciste trampa entonces?”

 

“Es agradable oírte decir ‘mierda’ después de mucho tiempo.”

 

“No cambies de tema.”

 

“Bueno, date la vuelta por ahora.”

 

“¿Has terminado de vestirte?”

 

“Oh, ya te has arreglado.”

 

“Esta persona… ¿no te dije que no te dieras la vuelta?”

 

“Me acabo de dar la vuelta. Acércate más. Te apretaré las correas de la espalda.”

 

“Dahlia solía hacerlo.”

 

“Dahlia no está aquí ahora.”

 

Fue como Jude había dicho, así que Cordelia se acercó a Jude y le mostró la espalda, y Jude apretó las correas del vestido una por una mientras seguía hablando.

 

“¿Sabes contar cartas?”

 

“No lo sé”.

 

“…Es literalmente contar cartas. Recuerdas todas las cartas reveladas e infieres qué cartas no han sido reveladas aún. Y en base a eso, calculas la probabilidad de cada situación y haces la mejor elección.”

 

“Es difícil escuchar eso, pero si lo haces, ¿puedes ganar incondicionalmente?”

 

“No, la tasa de victoria es sólo un poco más del 50%. En los casinos modernos, se han desarrollado muchas técnicas para invalidar el conteo de cartas para que no sea efectivo. Ya he terminado de apretarlo”.

 

Cuando Jude había ajustado todas las correas del vestido, Cordelia se dio la vuelta y miró de un lado a otro de su cuerpo antes de recoger la corbata.

 

“Entonces, ¿por qué te pusieron en la lista negra? Como lo esperaba, ¿hiciste trampa contando? No te muevas y quédate quieto”.

 

“El conteo de cartas es básico, y hay algunas otras técnicas. Y básicamente, el juego se juega con un crupier, ¿verdad? A diferencia de las máquinas, los humanos muestran mucha información incluso si están quietos.”

 

Y de hecho, la especialidad de Jude era en juegos de póquer como el Texas hold ‘em.

 

“¿Quieres decir que eras un jugador de póquer profesional entonces?”

 

“Me pregunto”.

 

Como respuesta a la desvergonzada respuesta de Jude, Cordelia se puso furiosa y deliberadamente ató la corbata de Jude con fuerza.

 

“¡Gak-! ¡Oye!”

 

“Hmph, la ataré de nuevo.”

 

La diestra Cordelia pronto ató bien su corbata nuevamente.

 

“No sé nada más, pero creo que eres el mejor en esto.”

 

“Hay muchas cosas en las que también soy buena, ¿ok?”

 

A pesar de que resopló, las esquinas de la boca de Cordelia se levantaron, y su humor mejoró con el cumplido suyo.

 

“En cualquier caso, ¿estás seguro de esto?”

 

“Estoy confiado. Ni siquiera es un casino moderno que ha preparado varias medidas preventivas”.

 

“Tienes una sonrisa malvada.”

 

“Pronto le encantará esta sonrisa, mi lady.”

 

“Apuesto a que no será así.”

 

No obstante, Cordelia estaba algo aliviada por su apariencia confiada.

 

“Entonces, ¿vamos a ganar algo de dinero?”

 

“Sí, papi. Sólo confío en papi”.

 

“Papi hará rica a nuestra princesa hoy”.

 

“Estoy muy emocionada.”

 

“Vamos a hacer esto”.

 

“OK”.

 

Los dos pararon su conversación, se miraron y respiraron hondo antes de salir del alojamiento juntos.

 

Y dos horas después.

 

“Blackjack.”

 

El dealer que estaba frente a Jude se puso pálido, y Jude tenía una sonrisa amable mientras miraba las monedas apiladas frente a él.

 

‘Ya era hora.’

 

Después de una hora de observación y una hora de ganar y volver a ganar, llegó el momento de que la tienda le pusiera freno.

 

‘Como lo esperaba, está llegando.’

 

Un hombre gigante vestido con un traje de alta calidad se acercaba a él a grandes pasos.

 

Le dirá moderadamente a Jude que ‘salga de aquí’ en un lenguaje refinado mientras exagera sus palabras y habla detenidamente.

 

‘Bueno, ¿debería retirarme lentamente ahora?’

 

Aunque cambiara las monedas ahora, ya habría superado el precio de Red Wind en 1,5 veces.

 

‘Bien, esto es suficiente.’

 

Habiendo tomado una decisión, Jude giró su cabeza hacia el gigante y sonrió brillantemente.

 

Pero sin siquiera mirar la sonrisa de Jude, el gigante continuó alejándose y se detuvo en un lugar inesperado.

 

‘¿Qué?’

 

Jude inconscientemente parpadeó antes de levantarse de su asiento y mirar el lugar donde el gigante se detuvo.

 

Era el lugar de la ruleta, y ahora que lo vio, casi la mitad de los invitados del casino estaban reunidos además del supervisor.

 

“Me gustaría cambiar las monedas por dinero, por favor. Esto es una propina.”

 

Después de darle una moneda al repartidor, Jude se levantó y caminó hacia el lugar de la ruleta.

 

Y fue en ese momento.

 

“¡Kyaaa!”

 

“¡Oooooooh!”

 

“¡Lo hizo bien otra vez!”

 

“¡Increíble!”

 

Estruendosas exclamaciones de asombro estallaron entre la audiencia. Tenían reacciones tan entusiastas que se preguntaba por qué no había escuchado antes sus sonidos.

 

Y en el centro de todo ese entusiasmo estaba una chica incomparablemente hermosa de largo cabello castaño, que llevaba un vestido rojo.

 

“¿Cordelia?”

 

Jude sin querer dijo su verdadero nombre mientras ella se ponía “kyaa” y era feliz. Cordelia entonces miró a Jude con una cara brillante y lo abrazó.

 

“¡Lo conseguí de nuevo! ¡Es increíble!”

 

¿Qué? ¿Qué demonios conseguiste?

 

¿Y qué es este flujo?

 

Jude empujó ligeramente a Cordelia primero antes de ver el tablero de la ruleta. Luego vio una montaña de monedas apiladas frente a Cordelia. A primera vista, parecía ser el doble o el triple de lo que tenía el propio Jude.

 

“Oh… ¿hermana pequeña?”

 

Los dos se habían disfrazado de hermano y hermana.

 

Cordelia entró en razón con las palabras de Jude, y dijo después de extender sus hombros.

 

“Oppa, oppa, soy totalmente asombrosa, asombrosa”.

 

Jude pudo leer en el flujo que Cordelia había ganado el premio gordo en la ruleta.

 

¿Pero cómo diablos pasó eso?

 

“Vaya, es una señorita tan increíble. No es una tarjeta lateral, sino sólo una combinación de rojo y negro, y aun así ha ganado tanto como yo.”

 

El hombre que estaba mirando a su lado dijo eso con una sonrisa como si fuera su asunto, pero los otros espectadores cercanos también añadieron algunas palabras.

 

“La he visto ganar 10 veces seguidas”.

 

“¿No lo consiguió 12 veces consecutivas?”

 

“¡Es exactamente 17 veces consecutivas!”

 

“¡¿17 veces consecutivas?!”

 

El último fue Jude.

 

Cordelia estaba perfectamente satisfecha con la cara totalmente sorprendida y desconcertada de Jude.

 

“¡Eso es! ¡17 veces seguidas!”

 

Para ganar en la ruleta, el jugador determina si la bola se detiene en los huecos rojos o negros.

 

La probabilidad es de ½.

 

El dividendo de apostar a uno es el más bajo, pero es una historia diferente si es 17 veces seguidas.

 

‘Si apuestas a uno solo, el dividendo se duplica si ganas. Pero si es la 17ª victoria de 2…’

 

131.072 veces.

 

T/N: Francamente, no entiendo mucho de la ruleta, pero esta es la mejor explicación que puedo dar.

En la ruleta, puedes apostar a uno o varios números, y si la bola cae en tus apuestas, tus pagos/dividendos son determinados por el número de tus apuestas. Apostar a uno solo significa que estás apostando a números pares o impares, o que estás apostando a rojo o negro.

Apostar a uno solo te da un 50% de posibilidades de ganar, pero el dividendo es el más bajo, ya que sólo duplica tu dividendo/pago. Cada vez que ganas, tu dividendo se duplica. Así que, si ganas 17 veces seguidas, tu dividendo se convierte en 131.072 veces. No es 17 veces 2, sino 2 elevado a la 17ª potencia, por lo que la fórmula es 217 = 131.072.

Incluso si empezaba con la moneda más barata, que es una moneda de cobre, aumentaría enormemente si fuera unas 130.000 veces, así que era natural que se apilara una montaña de monedas delante de Cordelia.

Por otro lado, la probabilidad de ganar 17 veces seguidas también podría decirse que es una en 2 elevada a la 17ª potencia.

Es decir, sus probabilidades de ganar son de 1 en 131.072.

 

“Uh… ¿cómo lo hiciste?”

 

Desde que recordó su vida pasada antes de venir a Pleiades, o mejor dicho, tanto en su vida actual como en la pasada, Jude nunca se había sorprendido tanto como ahora.

 

Cordelia sonrió ampliamente ante la cara de Jude que parecía haber presenciado los misterios del universo, y luego habló en un tono triunfante.

 

“Con sensaciones/instinto”.

 

“¿Con sensaciones?”

 

“Con sensaciones”.

 

=====< Flashback de Cordelia>=====

 

‘De alguna manera, siento que esta vez se detendrá en rojo.’

 

‘Esta vez en negro.’

 

‘Esta vez, negro otra vez.’

 

‘¿Parece que esta vez es rojo?’

 

=====<Fin del Flashback>=====

 

“¿Eres un animal en verdad…?”

 

“Puedo oírte”.

 

Pero Cordelia no le pegó a Jude en la espalda por su buen humor. Ni siquiera intentó morderlo.

 

“¡De todas formas! Terminémoslo en este punto”.

 

“¿Por qué? Cuanto más dinero tengamos, mejor.”

 

“Terminémoslo. Ya es completamente suficiente.”

 

Ante el comentario de Jude, Cordelia frunció los labios y los espectadores a su alrededor comenzaron a abuchearlo.

 

Pero Jude no les prestó atención.

 

“Vámonos ahora”.

 

Jude habló con fuerza, y Cordelia pensó por un momento antes de asentir con la cabeza.

 

“Bien, vamos”.

 

“¡Aah!”

 

“¿Por qué no juega otra ronda, señorita?”

 

“¡Una ronda más!”

 

Los espectadores a su alrededor apenas gritaban, y el gigante, que parecía estar del lado del casino, también intentó hacer algo.

 

A Jude le pareció que no quería detener el juego, sino más bien, de alguna manera, mantenerlo en marcha.

 

‘Porque quiere que al final perdamos.’

 

17 victorias consecutivas era innegablemente un milagro.

 

“Lo siento, pero mi hermano es estricto. Hehe.”

 

Cordelia respondió con una linda sonrisa a los espectadores, y después de cambiar las monedas que tenían, se fueron del casino con Jude.

 

Jude estaba muy nervioso de que no pudieran cambiar sus monedas o que se les impidiera salir, pero terminó con una fuerte petición de volver a visitarlo mañana y una invitación a la casa de subastas porque la cantidad de dinero que tenían los dos no era suficiente para que el casino pagara directamente.

 

‘Nos dicen que gastemos algo de dinero de cualquier manera.’

 

La casa de subastas de esclavos, la casa de subastas general, y este casino eran todos propiedad de Berna, que era llamado el rey de Lankebuste.

 

‘Bueno, no está mal. Ya que hay una invitación a la casa de subastas, participar en la subasta se vería natural.’

 

Jude suspiró aliviado y bajó los hombros, mientras Cordelia miraba al cielo con una cara alegre y decía.

 

“Es una noche hermosa.”

 

Por supuesto que lo era.

 

Incluso para los estándares de los dos como hijos de las 12 familias, habían ganado una gran cantidad en sólo dos horas.

 

“Vaya, ahora somos ricos. El casino es un lugar divertido. Es un lugar lleno de esperanzas y sueños.”

 

“Oye, es gracioso que te diga eso ahora, pero el casino es un pandemónium, ¿ok? Deberías ir con la idea de gastar dinero y divertirte, porque normalmente es un lugar donde las personas se arruinan por apostar, ¿ok?”

 

“Hmph, era un lugar agradable, así que ¿por qué?”

 

“No hay apuestas, no juegos de azar. Los juegos de azar están descartados. ¿De acuerdo? ¡Rompamos nuestro compromiso! ¡Rómpelo!”

 

Las posiciones de los dos se habían invertido ahora en comparación con antes de entrar en el casino.

 

Y Cordelia tuvo una reacción similar a la de Jude hace dos horas.

 

“Oyee, ¿no puedes confiar en tu noona?”

 

“Por favor.”

 

“OK, ok. De todos modos, fue emocionante. Red Wind es mía ahora”.

 

Cordelia se había quejado antes de que no era bueno comprar Red Wind con dinero, pero había cambiado completamente de opinión.

 

Jude de repente agarró la muñeca de Cordelia con fuerza mientras volvía a hablar.

 

“Digo esto por preocupación por ti, pero piensa que hoy fue un día verdaderamente milagroso y afortunado. ¿Entiendes? ¿Ok?”

 

“Me duele, me duele, Cordelia no lo hará de nuevo… ok, ok. Me detendré aquí. Lo comprendo. No es que los días como este vengan a menudo.”

 

“Haa… No me hagas decir que te voy a descartar del registro familiar.”

 

“Sí, papi.”

 

Cordelia respondió como una buena niña al tomar la delantera, y Jude siguió de cerca a Cordelia mientras desconfiaba de los ladrones.

 

Riéndose débilmente de la apariencia preocupada de Jude, Cordelia ató su largo cabello y luego le preguntó.

 

“Por cierto, Jude, ¿cuándo iremos a la casa de subastas?”

 

“Por casualidad, se abrirá mañana, así que no tenemos que esperar mucho tiempo”.

 

“¿Hay algún artículo bueno a la venta además de Red Wind? Somos ricos ahora.”

 

En la historia original, no había oportunidad de que Jude y Cordelia participaran adecuadamente en la casa de subastas.

 

Cordelia estaba ocupada por haber sido perseguida por la Mano del Diablo al principio de su escenario. Por otro lado, cuando el escenario de Jude comenzó en serio, todo el norte estaba en un caos por la invasión de los bárbaros.

 

‘No hace falta decir que Red Wind estaba encerrada en la casa de subastas en ese momento.’

 

Además, era una subasta que se realizaría un mes antes de que el escenario de Red Wind comenzara en la casa de subastas.

 

En otras palabras, era un lugar desconocido tanto para Jude como para Cordelia.

 

“De repente estoy deseando que llegue”.

 

“Tienes razón. Es como si estuviera esperando con ansias lo que estará ahí… Es como si entráramos en una nueva ciudad y visitáramos una tienda de armas, ¿verdad?”

 

“¿Qué artículos podrían estar ahí?

 

“¿Quizás sería posible conseguir un artículo premio gordo?

 

“Estoy deseando que llegue el día de mañana. Nos encontraremos con Red Wind, y también iremos a la casa de subastas.”

 

“Sí.”

 

‘Tal vez encontremos artículos que sean realmente necesarios.’

 

Y en la noche siguiente.

 

“En serio, realmente sucedió.”

 

“Tenemos buena suerte.”

 

Cordelia estaba en el frente, y Jude en la parte de atrás.

 

Un encuentro inesperado les esperaba a los dos.

Si lo desean bien pueden darle clic a la siguiente img si no tienen dinero para donar pero quieren apoyarme [leizer5991] (si es posible cómanse la publicidad con lo cual me ayudan mucho), gracias por adelantado para quienes lo hagan [recuerden el link los redirecciona a la pag de inicio del blog]


Anterior | Indice | Siguiente

4 comentarios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .