ICDS — Capítulo 207


Aquí esta mi Patreon.

Traductor: Expectro
Editor: Expectro


Anterior |Índice| Siguiente


La Cualificación de un Explorador (4)

Con el Piso 14 de Más Allá frente a mí, dejé la mazmorra y me uní a Hwaya para saludar a Ilayda Van y Laz Michel. Aunque ganamos mucha atención, ni a Hwaya ni a mí nos importó mucho.

“Compré un edificio en Seúl para usar como base de nuestro gremio”.

“Es una buena idea. Después de todo no podemos reunirnos solo en el Área Residencial. Por cierto, ¿dónde está Ina?”

“En la mazmorra. Los niños tienen que salir a jugar después de comer”.

“Tiene sentido”.

El Piso 51 fue donde aparecieron monstruos gigantes y estos no estaban en lo absoluto cerca de poder amenazar a Ina. Me puse un poco triste pensando que mi hija podría superarme, pero ese era mi destino como explorador de Más Allá. ¡No, quizás Ina podría entrar también en Más Allá! ¡Con sus habilidades ciertamente podría obtener el nombre verdadero de un dios y cumplir con los requisitos!

“Es aquí”.

“… ¿Aquí?”

“De todos modos estamos desbordados de dinero”.

A diferencia de las edificaciones que vimos en nuestro camino hacia aquí, frente a nosotros había una enorme y moderna mansión. Era como si alguien hubiera comprado la tierra cercana, derribado las construcciones antiguas y construido una nueva. Aunque estábamos en una zona residencial tranquila, el centro de tráfico estaba a solo diez minutos. Una tierra como esta debe haber costado una astronómica… No, paremos ahí.

El edificio parecía estar hecho de Cera de Abeja Venenosa y las partes del cuerpo ricas en maná de Golems de Piedra Azul. Con estos materiales las explosiones ordinarias y los ataques de monstruos no podían sacudir el edificio en lo más mínimo. También poseía un jardín. Si bien no era grande en comparación con el tamaño de la casa, todavía era lo suficientemente grande para que Ina corriera y jugara.

Cuando estaba mirando la entrada de la mansión con una expresión estupefacta, Hwaya murmuró con un tono juguetón.

“Es parte de mi dote”.

“¿¡Pff!?”

“Estoy bromeando, geez”.

“¡No puedo reírme de tus bromas últimamente!”

“Entremos”.

Ya había invitados en la mansión. Leon, Sumire, Sophie, Ren, Lebuik y otros miembros de Revival estaban presentes. No fue tan extraño ya que tuvimos nuestra conferencia de prensa ayer y nadie tenía alguna razón para irse de Corea. Después de saludarlos finalmente me di cuenta.

“Oh, ya veo. ¿Tenemos una fiesta de bienvenida para los nuevos miembros? Por eso todos están aquí, ¿verdad?”

“Sí. Estaba a punto de contártelo, pero corriste a la mazmorra”.

Podríamos haberlo hecho en nuestra casa del gremio en la mazmorra, entonces, ¿por qué aquí? Al ver mi mirada curiosa Hwaya respondió con una sonrisa.

“Es para lucir un poco. Actualmente estamos en el centro de atención del mundo, por lo que debemos enfatizar que todos estamos juntos en un solo lugar. El Jardín de Marianne es agradable, pero la gente no sabrá qué estamos haciendo ni dónde estamos”.

“Tienes razón. Hoy es un día para celebrar la expansión del gremio, pero mostrarnos podría ser igual de importante”.

Parecía que no eran los únicos aquí. Como prueba Elfa voló a mi abrazo. Yua luego salió de detrás suya y rápidamente la arrastró hacia atrás. Por lo rápido que se movió pude decir cuánto creció. ¡Mi hermana estaba creciendo sin que yo lo supiera…!

“Laz Michel e Ilayda Van llegaran pronto. Deja de poner esa cara estúpida y prepárate para saludar a los invitados”.

“Cierto”.

Mientras otros miembros estaban ocupados preparándose para la fiesta de bienvenida Padre y Walker bebían sin ayudar. Podía ver a Yua reprendiéndolo incluso desde donde estaba parado. Oh, parecía que Leon se había unido a ellos también. Cierto, a Leon también le gustaba beber… Realmente, Ren era el único hombre decente aquí.

“Sé que quieres unírteles, pero deja de retorcerte tanto”.

“Lo siento…”

Yo tampoco era un hombre decente…

Cuando terminamos de arreglar todo, incluidos los dos contratos del alma, y ​​terminamos de revisar las cosas, escuchamos golpes en la puerta.

“Shin-nim, Unni, están aquí”.

“Déjales entrar”.

Aunque daríamos órdenes a ajenos para asuntos externos, decidimos no dejar que otros se encargaran de los asuntos internos. Como tal, Sumire trabajaba como secretaria de Hwaya. Aunque estaba bien por ahora, a medida que aumentara el número de exploradores tendríamos que tratar con organizaciones externas. Necesitábamos encontrar una solución.

En cualquier caso, Sumire abrió la puerta y dos personas entraron en la sala de recepción. El primero en entrar fue la usuaria de la habilidad curativa de Turquía, Ilayda Van. Parecía tener la misma edad que Hwaya. Al mismo tiempo era más baja que Hwaya, tenía senos más pequeños y ojos más chicos. Independientemente de ello tenía buen estilo y parecía una belleza inocente.

El segundo en entrar fue Laz Michel, a quien ya me había acostumbrado un poco a ver. Cuando me vio, levantó la mano y me saludó.

“Qué gusto verte de nuevo”.

“Solo ha pasado un día. ¿Te quedaste en Seúl?”

“Sí. Los hoteles aquí son bastante agradables”.

Sumire entonces los llevó a sus asientos. Esta fue la primera vez que conocimos a Ilayda Van. Aunque pensé en saludarla para crear una atmósfera más relajada, decidí dejarle eso a Hwaya la cual estaba sentada a mi lado con los ojos en llamas.

Después de saludar a los dos invitados importantes, les entregué los contratos.

“Supongo que ya conocen el propósito de Revival. Unirse a Revival significa que se unirán a nosotros en nuestra lucha contra los enemigos del mundo. ¿Está bien para ambos?”

En verdad cuando creé Revival por primera vez solo pensé en luchar contra ellos por mi cuenta. La única razón por la que se creó Revival fue para darles a Ludia y Shuna un lugar donde quedarse. Pero después de las Mazmorras de Eventos que completamos juntos pensé que sería mejor que los exploradores de la Tierra se unieran. Fue entonces cuando realmente se creó Revival.

Ahora que estábamos juntos teníamos un solo objetivo. Fue el luchar contra los enemigos del mundo. Sabíamos el motivo de la existencia de la mazmorra y la razón de la aparición de monstruos en la Tierra. Tuvimos que pelear, no por nadie más, sino por nosotros mismos, por nuestras familias y amigos.

En cuanto a Daisy, Ren y Lebuik estos estaban cooperando con nosotros para salvar sus propios mundos. No hace falta decir que estaban tan desesperados como el resto de los miembros de Revival.

Laz Michel asintió resueltamente.

“No habría venido de no ser el caso. Decidí confiar en ti, así que es obvio que te presto mi fuerza. El enemigo del mundo… Dos de ellos dijiste. Si tenemos que luchar pronto contra enemigos tan aterradores tendremos que darnos prisa”.

“Es lo mismo para mí. El gobierno turco también está de acuerdo conmigo. Si mi capacidad puede ayudar a proteger nuestro mundo estaría feliz de contribuir”.

Ilayda Van habló con voz clara mientras me miraba directamente a los ojos. Hwaya acercó su cara a la mía e hizo un siseo amenazador, aparté un poco su rostro. ¿Eres una serpiente?

“Excelente. Lean el contrato y fírmenlo. Una vez hecho esto serán miembros de Revival”.

Como Ina se había convertido recientemente en una exploradora de Rango Oro, Ilayda Van y Laz Michel se convirtieron en exploradores de la Primera Mazmorra usando sus nombramientos.

Para que conste, había usado mis nombramientos para Ye-Eun e Ina, así que no me quedaba ninguno. En cuanto a Hwaya, todavía estaba en la Segunda Mazmorra. Sería un desperdicio convertir a Rangos SS en simplemente exploradores de la Segunda Mazmorra. ¿Leon? Leon seguramente escalaría la Segunda Mazmorra como si su vida estuviera en juego.

Una vez que se firmó el contrato e Ina los nombró exploradores, extendí mi mano hacia Laz Michel.

“Estoy deseando trabajar contigo, Michel. Con esto no podrás escapar”.

“También estoy deseando trabajar contigo, Shin. No te arrepentirás de haberme acogido”.

Por supuesto, Hwaya estaba a cargo de Ilayda Van. Como dicen, un monarca solo camina un camino real. ¡No había necesidad de dar un solo paso en una zona que claramente estaba llena de minas!

“Todavía no se siente real. Tendré que ver esta mazmorra por mí mismo”.

“Me siento igual. Dijiste que deberíamos escalar juntos, ¿verdad?”

Era imposible escalar la mazmorra con solo una habilidad curativa. Como tal le dijimos que subiera la mazmorra con Michel. Por supuesto, no nos olvidamos de decirle a este que luchara contra los Jefes de Piso solo antes de desafiarlos juntos. De esa manera podrá obtener los títulos por vencerlos en solitario.

Más importante…

“Ah, esperen. Deben estar muriendo por ir, pero aguanten un poco más. Tenemos una fiesta de bienvenida planeada para nuestros nuevos miembros”.

Era comprensible que quisieran saltar directamente a la mazmorra, pero la fiesta que planeamos minuciosamente se arruinaría. Sin embargo, lo más probable es que esta termine convirtiéndose en una reunión para beber…

“¡Amo las fiestas!”

“Hm, tienes razón. Veo algunas caras que no había visto antes, así que supongo que debería tomarme un tiempo para conocerlos”.

También parecían interesados. Sonreí y me levanté de mi asiento. Justo cuando estaba tratando de actuar genial, Ina saltó sobre mi espalda y arruinó todo. Ilayda Van preguntó con los ojos muy abiertos.

“¿Se conocían ambos de antes?”

“Es mi hija”.

“¿¡Hija!?”

Al verme responder sin dudar Hwaya me levantó el pulgar. Lo entendí por su reacción. Una vez que dije que tenía una hija, ¡podía evitar que otras mujeres se me insinuaran!

“¡Oh, atún derretido!”

Correcto, el plato principal de hoy fue atún derretido. Yua ya se había llevado todo lo que me quedaba del atún gigante esta mañana. Sashimi de atún, filete de atún, ensalada de atún… Padre, Walker y Leon ya estaban muriendo de impaciencia, pero no había nada de qué preocuparse porque teníamos suficiente para llenar los estómagos de treinta personas más.

“¡Genial, me encanta el sashimi!”

“Oh, sabes de lo que estás hablando.  Por cierto, ¿qué edad tienes?”

Padre, que rápidamente se acercó a quien compartía su amor por la comida y el alcohol, se aproximó a Laz Michel con una sonrisa.

“¡Ajusshi!”

Hwaya gritó de repente y arrebató la botella de soju de la mano de Padre.

“¡Cómo puedes empezar a beber cuando todos todavía no están aquí! ¡Tu hijo también es el anfitrión principal!”

“C-Casi me rompes los tímpanos, Hija”.

“¿No le dije que actuara con elegancia en escenarios oficiales? ¡No puede hacer quedar mal al maestro del gremio!”

“Lo sé, pero esto difícilmente podría llamarse un escenario oficial…”

“¿Entonces planea socavar la autoridad de Shin frente a los nuevos miembros? ¡Si va demasiado lejos se lo diré a la Sra. Kang!”

“¡Huk!”

Padre se echó hacia atrás instantáneamente. Después de subyugar a Padre, Hwaya les dio a Walker y Leon una mirada aterradora. Como babosas a la que hubieran salpicado con sal, ambos retrocedieron. Después de eso Hwaya golpeó la botella de soju sobre la mesa y habló.

“¡La fiesta empieza ahora! ¡Todos, denle un aplauso a los nuevos miembros!”

“Unni es realmente energética…”

“Q-Qué mujer tan genial…”

Hwaya instantáneamente ganó control sobre la atmósfera algo descontrolada y la cambió. Todos empezaron a aplaudir para no provocar la ira de Hwaya. Los aplausos se volvieron más naturales y todos recibieron a Michel y Van. Ambos también saludaron a cada uno de los miembros de Revival.

“No sé mucho sobre la mazmorra. Por favor trátenme bien”.

“Haré todo lo posible para ayudar a todos. Es un placer trabajar con ustedes”.

“Muy bien, Shin, es hora de tu discurso de apertura”.

Parecía que Hwaya estaba un poco alterada. Dejé a Ina, la cual estaba colgando de mi cuello, tomé la botella de soju como un micrófono y hablé.

“Como dije antes, hoy recibimos a dos nuevos miembros: Laz Michel, un usuario de habilidad de reforzamiento corporal, y la sanadora Ilayda Van la cual protegerá a todos junto con Ludia”.

“Sanadora…”

Ludia miró a Van con una expresión ligeramente sorprendida.

“Estoy seguro de que tenemos nuestras propias razones para unirnos a Revival. Sin embargo, poseemos el mismo propósito. Ese es proteger el lugar al que pertenecemos”.

Bajé ligeramente la botella de soju sobre la mesa.

“Es solo el comienzo. Con lo ocurrido ayer vendrán más cambios y estaremos en el centro de todo. Estoy seguro de que estaremos ocupados casi hasta el punto de morir, pero seguramente ganaremos algo”.

“Es suficiente, Príncipe Heredero”.

“Me gusta tu honestidad, Hijo”.

“Estoy feliz de poder ayudar a Oppa”.

“… Digno de confianza. Maestro del gremio, pasa”.

Esa fue suficiente seriedad. Sonreí y volví a tomar la botella de soju. Las miradas de todos se posaron en la botella.

“Entonces, por hoy, ¡bebamos! Olvídense de la fiesta de bienvenida, ¡bebamos cuanto podamos! ¡salud!”

“¡Whoooooo!”

“¡Salud!”

“¡Shin! ¡Mis preparativos!”

“¿Puedo beber yo también, Mami?”

“¡No, Ina!”

Ese día nadie pudo entrar sobrio a la mazmorra. (Ex: Más vale que la excepción fuese Ina por no volver a entrar después)


Anterior |Índice| Siguiente

7 comentarios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .