Dragón Egg — Volumen 8, Capítulo 404

Anterior |Índice| Siguiente


Rehén

 

 

“Gaa”

 

Compañera deja salir una voz gruñona con su boca cerrada. La luz de [Gran Descanso] se filtró por los espacios entre sus colmillos, incluyendo a Volk. Debe haberlo sanado en su boca.

 

Bien hecho, Compañera.

 

Inmediatamente después, Volk fue escupido instantáneamente como si fuera un chicle después de masticarlo, dio una voltereta en el aire y aterrizó brillantemente mientras enviaba a volar salpicaduras de la saliva de Compañera.

 

—En caso de lo que te lo preguntes… me gustaría darte las gracias. (Volk)

 

Después de aterrizar en el suelo, se veía un leve destello de ira en los ojos de Volk mientras confirmaba que su amada espada en su mano estaba manchada con saliva.

 

Keh, no tenías para que comerte su espada. Aunque, fue un poco improvisado, así que no se puede evitar…

 

—¡Esto apesta! ¡Volk ha sido completamente sanado!

 

—¡No te preocupes, tenemos a Mephisto-sama y Thermal-sama!

 

—Pero esta situación apesta…

 

Volk pateó el suelo mientras se movía y balanceaba su gran espada. El brazo extensible del Slime Nocturno que estiró hacia él, fue destrozado y se dispersó. Después de eso, dobló ligeramente sus piernas y saltó, cortando a otro Slime Nocturno de arriba abajo, incluyendo su armadura. El líquido del slime se dispersó.

 

En primer lugar, quiero comprender la situación.

 

Le pedí a Compañera que sanara a los aventureros caídos mientras observo los movimientos de los slimes circundantes. Compañera asintió con su cabeza, y soltó un “¡Gaa!”. La luz de Gran Descanso brilló por todas partes del salón.

 

Miro alrededor del pasillo. Milia debe haber sido invitada a esta fiesta. Cuando estaba mirando a los aventureros, vi a una mujer rubia que vestía una profunda capa que le ocultaba la cara.

 

Los ojos sin emoción dirigidos a mí me eran familiares. Era la caballero sagrada, Alphiss, quien acompañaba a la Santa. Al parecer se había colado en la fiesta como la espada de la Santa.

 

Inmediatamente, Alphiss apartó sus ojos de mí para luchar contra un Slime Nocturno que se acercaba a ella. Parece que no puede aceptarme al ser un monstruo, aunque siempre ha trazado una línea desde el principio. Esa es una actitud claramente diferente a la de la Santa a la que sirve.

 

Mientras miraba en otra dirección, mis ojos se encontraron con los de una chica de pelo oscuro agachada. Estaba en la esquina del pasillo, mirándome con los ojos bien abiertos.

 

La última vez que vi a Milia, fue antes de que me convirtiera en un Ouroboros. No creo que se dé cuenta de que soy yo. Si un dragón apareciera de repente, todo el mundo le prestaría atención.

 

Sin embargo… cuando miré sus ojos, pude ver vívidamente en mi mente el momento cuando maté a Gregory, apunte con mis garras a Milia y me fui de la aldea, como si hubiera sido ayer.

 

No pudiendo soportar su mirada, casi me doy la vuelta… pero, cuando me doy cuenta del hombre que está a su lado, me apresuré a mantener mi mirada.

 

Tiene cabello de dos tonos, esmeralda y gris, una mirada neutra con un rostro infantil y una sonrisa venenosa… era uno de los tres caballeros de la princesa, “Thermal, la Espada de la Muerte”.

 

Thermal también me estaba mirando, al igual que Milia.

 

D-De ninguna manera, ¿no me digas que la vas a convertir en una rehén? ¿Conoce mi relación con ella? ¿La relación de Milia y yo se filtró a Thermal debido a que la defendí la última vez de él? No, ¿podría Thermal conectarme a mí, que estaba humanizado en ese momento, con el dragón que soy ahora?

 

O, si su maestro es el slime que de alguna manera sobrevivió, entonces tal vez la información se filtró de él. No recuerdo haber hablado con Milia delante de ese slime, pero en ese momento parecía haberle quitado la habilidad al Maha Wolf de interferir y compartir información a través de ondas mágicas y parecía tratar a los otros Maha Wolf como si fueran sus propios ojos.

 

De todos modos, las circunstancias no importaban mucho ahora. Lo importante ahora es que Thermal está reteniendo a Milia, pensando que puede ser usada como un elemento disuasorio, y que realmente funcionara contra mí.

 

—¡Oi, Irushia! ¿¡Entonces, si eres él!? (Thermal)

 

Después de todo, si conocía mi nombre.

Eso es otro paso delante en las posibilidades de que sea ese maldito Slime.

 

El rostro de Thermal estaba impaciente y sonriente. Era una cara que decía que había encontrado una manera de sacar el máximo provecho de su difícil situación.

 

Por cómo se ven los otros soldados, al parecer esperaban el ataque de la Santa, pero no esperaban la llegada de un Ouroboros. Parece que el Rey Demonio también estaba preparado hasta cierto punto, pero se puede decir que la Santa ganó un punto en cuanto la preparación, al arriesgarse a la hostilidad al hacer contacto conmigo y llevarme con éxito a su lado.

 

Muerdo mis colmillos y me quedo mirando a Thermal.

 

{Ei, Compañero. No dejes que se te caliente la cabeza.} (Compañera)

 

Lo sé. Soy consciente de ello.

 

No se cuanta información tienen, pero no han podido confirmarla. Si respondo mal, podría poner a Milia en peligro.

 

—¡Jajajajajajaja! Entonces así es, ¿no? Si de repente te congelas, eso es lo mismo que decir que sí. (Thermal)

 

Thermal siguió hablando.

 

—Lamento decepcionante… pero incluso si ese dragón fuera Irushia-san… no sé si… mantenerme como rehén, será efectivo. (Milia)

 

Me duele el corazón por las palabras de Milia. Volteo mi cara hacia otro Slime Nocturno.

 

Sin embargo, en este momento, la erradicación de los slimes aquí es la máxima prioridad. El Rey Demonio está invitando a los aventureros por los puntos de experiencia. Si no hago algo, es probable que sus vidas pasen a segundo plano.

 

—¡Además! ¡De cualquier manera, no puedes matarme por tu cuenta! (Milia)

 

Al escuchar la voz de Milia, sacudí mis hombros.

 

¿No puede matarla? ¿Qué significa eso? En cualquier caso, si eso es verdad, es una información de la que estoy agradecido.

 

—¡M-Maldición! ¡Cállate pequeña! No tientes tu suerte, puedo matarte cuando quiera… no me sirves de nada si no puedo usarte como rehén. (Thermal)

 

—¡Kyaa! (Milia)

 

Por el rabillo del ojo, pude ver como Thermal movía su mano hacia el cuello de Milia.

 

“¡Gooooooooooooooooooooooooo!”

 

Vertí mi poder mágico en mi estómago, y dejé salir un [Rugido] hacia Thermal. Por un momento, todo el salón dejó de moverse.

 

Thermal también tenía su expresión congelada, pero rápidamente comenzó a reírse.

 

—¿Esta mujer es importante para ti? Entonces ven por ella. Será mejor que no se lo dejes a tus subordinados, sino quieres arrepentirte terriblemente. —Diciendo eso, Thermal tiró del brazo de Milia, y salió de la habitación.

 

—¿Y-Yo, Irushia-san? Por qué… (Milia)

 

Finalmente, mis ojos se encontraron con los de Milia cuando giró su cabeza hacia mí.


Rachidor: Es una pena que Irushia no sea capaz de hacer una cara de póker, mejor dicho, es siquiera posible hacer una con una cara de dragón.

 

 

Trad. ~Rachidor

Ed. ~Aucifer Sakuya


Anterior |Índice| Siguiente

5 1 votar
Calificación
Suscribirse
Notificarme de
guest

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

1 Comentario
Más antiguos
Más nuevos Más votados
Retroalimentaciones en línea
Ver todos los comentarios
Dbliz
Dbliz
hace 1 mes

Casi siempre estar en deuda con alguien es una muy fuerte desventaja Xd…

1
0
Nos encantaría conocer tu opinión, comenta.x
()
x