Kusuriya no Hitorigoto – Volumen 09 – Capítulo 15


Capítulo 15 – Te Senburi

 

El aroma del té fragante y los dulces llenaban el aire.

 

Piel suave de bebé. Parloteo exuberante.

 

Esta descripción debe evocar la imagen de jóvenes doncellas en una fiesta de té.

 

Pero, pero…

 

“Muchacha, bienvenida de vueltaaa”.

 

El anfitrión de la fiesta del té era un anciano. Además, un eunuco.

 

Era el médico charlatán. Tenyuu, como su compañero de conversación, hacía ruidos de escucha mientras masticaba dátiles secos. Rihaku estaba haciendo guardia contra la pared, pero parecía ocioso, tratando de romper nueces con ambas manos.

 

(¿No eran esas las nueces que trajimos como medicina?)

 

Maomao tuvo sus sospechas, pero por el momento devolvió el saludo del médico charlatán. “He vuelto. Ahora es como una oficina médica.”

 

La oficina médica, que se instaló en el edificio independiente de la villa de Gyoku’en, fue mejorada. Había más camas y estantes, y también había biombos de separación.

 

“Muchacha, tu habitación es la primera en el piso de arriba. Deberías saberlo, ya que es la habitación en la que dormiste el primer día, ¿verdad?”

 

“Sí. ¿Qué pasó con mis pertenencias?” Maomao apenas había desempacado cuando se dirigió a la aldea agrícola. Tampoco había ordenado nada.

 

“Las pertenencias de la muchacha no han sido tocadas. Aunque, tu habitación era aburrida, así que añadí un poco más de mobiliario. ¡Debería ser una estancia más cómoda ahora!”

 

Extrañamente, el médico charlatán estaba realmente motivado. Es decir, había tenido la libertad de redecorar la habitación de Maomao.

 

“El viejo sin barba puso todo su empeño en redecorar, sabes.” Tenyuu tenía su habitual sonrisa frívola. Ella tuvo un mal presentimiento.

 

“¿No hubo ningún problema en particular?” Después de dejar sus cosas, Maomao preguntó mientras sacaba los cajones del nuevo estante de medicinas. El amargo hedor a medicina que extrañaba era calmante.

 

“No, nada en particular”, respondió el médico charlatán. “Como siempre, salía a hacer chequeos al Príncipe de la Luna, y de vez en cuando entraba un paciente…”

 

“Bastantes personas sufren resfriados, supongo. Con las extremas diferencias de temperatura, es probable que haya personas con sistemas inmunológicos debilitados de vez en cuando”, Tenyuu intervino como si encontrara la forma despreocupada del médico charlatán de hablar demasiado lenta. Maomao también quería un resumen conciso. Miró a Tenyuu, mientras comprobaba la reserva de efedra* (麻黄).

 

“Alguien fue picado por un escorpión, pero está bien. Una persona cercana le administró los primeros auxilios inmediatamente después de que le picara, así que aunque estaba histérico, no morirá, o eso me dijeron”.

 

Tenyuu habló por alguien más probablemente porque no era un campo que le fuera familiar. No había forma de que el médico charlatán supiera esto, así que ¿había alguien experto en venenos de escorpión?

 

“¿Había alguien experto en venenos?” Escogió el senburi (Swertia japonica) de la estantería y trituró una pequeña cantidad para chuparlo. Estaba tan amargo que se arrepintió, pero el hecho de que fuera realmente una medicina* se sentía bien.

 

(T/N: 当(まさ)に薬 ‘verdadera medicina’ es también un juego de palabras para el otro nombre de senburi: 当薬. La planta es una de las tres grandes medicinas populares japonesas. Es bien conocida por ser suuuuuper amarga).

 

“El veneno de escorpión no es inusual por aquí. Es por eso que la anciana del comedor me lo contó casualmente. Por cierto, me criticaron sobre si era aún un médico”, dijo Tenyuu.

 

“Sí. En la capital oeste, fríen escorpiones y se los comen. Qué miedo.” El médico charlatán frunció el ceño.

 

“¡Intentemos comer eso una vez!” El humor de Maomao se levantó instantáneamente. Devolvió el regaliz que había sacado.

 

“Ehh, de ninguna maneraaa.” El médico charlatán sacudió la cabeza.

 

Viendo cómo los dos médicos de la corte eran así, Maomao concluyó que no hubo ningún problema en particular. Aunque estaba de humor para jugar con la medicina un poco más, decidió de mala gana ir a su habitación.

 

Subió las escaleras y abrió la puerta de la primera habitación. En el instante en que lo hizo, se dio cuenta de la razón de la razón tras la sonrisa de Tenyuu.

 

“Qué. diablos. es. esto…”

 

La habitación que debería haber sido simple y anodina, tenía una cortina rosa sobre la cama. Como protección contra los insectos, era terriblemente adorable y tenía bordados en varios lugares. También había un mantel bordado extendido sobre la mesa y en la silla había un cojín de asiento de estilo occidental con costuras de ganchillo.

 

La ventana también tenía cortinas con patrones de crochet y las paredes estaban decoradas con tela con estampado floral.

 

Había un dulce olor en el aire. Un perfume floral que era demasiado lindo para los gustos de Maomao. Y como testimonio, pétalos de rosa secos habían sido esparcidos por todo el lugar.

 

 

“….” Maomao tembló, queriendo redecorar en este mismo instante, pero el médico charlatán estaba justo detrás de ella con ojos brillantes. Se enfrentaba a Maomao con una mirada de anticipación.

 

“Fufu, esta costura a crochet es bonita. Un comerciante me la recomendó, diciendo que es perfecta para las jóvenes doncellas”, dijo.

 

Maomao no era una joven doncella ni nada de eso. Además, en términos de edad, pronto sería una solterona. (EZ: Cosas de tiempos antiguos, si no te casabas antes de los 20 años siendo mujer eras eso una mujer “vieja” sin pareja)

 

“Muchacha, ¿te gusta?”

 

Sus ojos redondos se dirigían hacia Maomao.

 

“…-” La cara de Maomao se congeló y sus hombros se desplomaron.

 

Detrás de ellos, Rihaku se veía lamentándose y Tenyuu se reía. Ella decidió servirle a Tenyuu un poco de té senburi para la cena de esta noche.

 

.

 

.

 

.

 

Después de la cena, Maomao regresó a su habitación. Ella se había vengado de Tenyuu, así que su humor estaba un poco mejor.

 

(Qué pasa. Es medicina, medicina.)

 

Originalmente es una hierba mezclada con tinta para cejas que se usa en el distrito del placer. Aparentemente es efectiva para disminuir la pérdida de cabello. Aparte de eso, también ayuda con la indigestión, la diarrea y el dolor de estómago, pero apenas se usa en la oficina médica de la corte imperial debido a su desagradable sabor.

 

Entonces, para decir por qué fue traída aquí: es mejor aceptada en la sociedad no como medicina digestiva, sino por su efecto en la disminución de la caída del cabello.

 

(Viene una vez de vez en cuando, una consulta sobre el cabello.)

 

Por supuesto, Maomao era diferente de el médico charlatán; ella protegía la información personal. Aunque, no es que no acepte los favores que ocasionalmente se le hacen.

 

Suspiró profundamente en la habitación que era demasiado linda. El médico charlatán se entristecería si tuviera que redecorarla inmediatamente, así que tuvo que cambiarla lentamente poco a poco.

 

Se iba a poner su ropa de dormir, pensando que como hoy ya era un dolor hacer algo, trabajará en ello mañana. En ese mismo momento…

 

Llamaron a la puerta.

 

“Entra”, dijo ella.

 

“OK”.

 

Rihaku entró.

 

“¿Qué pasa?”

 

“Oh, no estaba seguro de hablar de ello delante del viejo y de ese tipo Tenyuu, así que vine personalmente a hablar contigo.”

 

Ella de alguna manera se hizo a la idea de que Rihaku y Tenyuu no se llevaban bien el uno con el otro. Parece que el perro de raza grande que se llevaba bien con cualquiera tenía personas con las que no podía tratar.

 

Rihaku parecía un tonto, pero tenía una buena cabeza sobre sus hombros y era perspicaz. ¿Fue porque sintió que Tenyuu de alguna manera tenía un aura poco confiable?

 

“¿Qué hizo Tenyuu?” Preguntó Maomao.

 

“Oh, no tiene nada que ver con él. Es sólo que no pude hablar de ello durante esa broma juguetona con el viejo”, respondió Rihaku.

 

“Entonces, ¿es algo difícil de hablar con el médico de la corte-sama?”

 

“No hay problema en preguntarle, pero no pasará nada si lo hago de todas formas, así que…

 

“Te agradeceré que vayas al grano”. Maomao, al volver de su viaje, tenía sueño. Su forma de hablar se volvió un poco brusca.

 

“Al parecer, apareció”, dijo Rihaku.

 

“¿Apareció? ¿Qué es lo que ha aparecido?”

 

“Una cabeza voladora.”

 

“¿Qué diablos?”

 

Dijo una cabeza. Una cabeza. ¿Cómo vuela una cabeza?

 

“Al parecer apareció un hitouban (飛頭蛮)”, dijo Rihaku muy seriamente.

 

– mis pensamientos:

Un hitouban (lit. bárbaro de cabeza voladora, feitouman en chino) es un monstruo chino que es bastante similar al rokurokubi/nukekubi de la mitología japonesa, excepto que en lugar de un cuello súper largo con el que todos están familiarizados, la cabeza se desprende del cuerpo por la noche para volar por ahí asustando a todo el mundo antes de volver a su cuerpo al amanecer… Un cuento popular de una compilación de historias de la Dinastía Jin (捜神記) tiene a una sirvienta de un general, la historia era que casi se asfixia cuando su cabeza no podía volver a su cuerpo, el cual había sido cubierto por mantas pero no gracias a un compañero de trabajo lol. Otra cosa interesante es que aparentemente es un clan de gente del sur (región de Lingnan) según algún libro de la Dinastía Tang (南方異物誌) también. Al menos, eso es lo que obtuve de la wiki china/japonesa.

EZ: En ingles se va por el cap 38 en este arco no falta tanto para estar al día [y la subida de cap no es tan regular como parece a veces la traductora jap-ingles deja en pausa la traducción por 1 o 2 semanas por asuntos con vida real-chan por lo que se sufrirá cuando estemos al día~~]


[Anterior] [Índice] [Siguiente]

2 comentarios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s