Súper Gen Divino – Capítulo 738: Escorpión Purpura de Doble Cola


Segundo Capítulo Semanal

¡Disfrútenlo!

“No.” Han Sen la empujó y volvió a acostarse en la hamaca.

“¿Por qué? ¡Puedo pagarte!” Zhou Yumei rápidamente sugirió.

“Es porque no puedo, por eso.” Respondió fríamente Han Sen.

“Tú…” Zhou Yumei se enojó rápidamente, deseando poder morder a Han Sen. Pero sabía que no podía competir con él, a pesar de su deseo de que la acompañara fuera de ese lugar.

“Gran Hermano, si te ofendí antes, en cualquier aspecto, fue por lo joven e imprudente que era en ese entonces. ¿Podrías encontrar en tu corazón el modo de perdonarme?” Zhou Yumei se aguantó las ganas de intentar estrangular a Han Sen. Se acercó a él en una linda pose, sonriéndole cariñosamente mientras hablaba.

“Está bien, te perdono.” Han Sen asintió.

“¡Brillante! Entonces, vamos. Te lo devolveré una vez que estemos libres de este lugar. ¿Cuándo deberíamos irnos?” Zhou Yumei se había vuelto un poco loca, después de estar aquí sola durante tanto tiempo.

Los humanos deseaban y requerían convivencia social, y siempre vivían juntos. Ella, sin embargo, había estado recluida en ese lugar por más de un año sola. Si no fuera por la presencia de la Pequeña Naranja, lo más probable es que se hubiera vuelto completamente loca. Aunque su encuentro inicial con Han Sen había sido malo, su deseo de contactar con alguien más, sin importar quién fuera, superó su ira. Por eso había tomado la decisión de quedarse.

Tenía miedo de estar sola una vez más, e incluso si era con una mala persona o una persona con la que discutía incesantemente, era mejor que estar sola.

“Te dije que te perdonaba, ¿no?. No dije que te sacaría de este lugar.” Le respondió Han Sen con calma.

“Tú… ¿qué quieres?” Zhou Yumei casi se desmaya de rabia, y su dedo tembló cuando apuntó a Han Sen.

“Nada. Simplemente no quiero comprometerme con el esfuerzo de sacarte de aquí.” Le dijo Han Sen, tomando su bebida.

Salvar a la gente era algo bueno, pero la mayoría de las veces era una tarea problemática. Si ahora llevara a Zhou Yumei con él, lo más probable es que la familia Zhou se enterara de la conexión que tenía con ella.

Si no llevaba a Zhou Yumei, tal vez la familia Zhou lo odiaría por ello. Si Han Sen trataba de escoltarla a fuera, y algo le pasara mientras estuviera en sus manos, la familia Zhou también estaría buscando su sangre.

Tal vez la familia Zhou sería comprensiva, pero con lo que había estado involucrado recientemente, quería ser más cuidadoso. Prefería que ella lo viera como un mal tipo, que terminar en problemas.

Si Zhou Yumei lo seguía, le hubiera gustado llevarla con él. Si algo pasara por tal circunstancia, tal vez la familia Zhou no lo trataría como un enemigo.

Zhou Yumei estaba furiosa, pero sabía que no había nada que pudiera hacer. No podía rogar, pelear o hacer nada por él.

De repente, los ojos de Zhou Yumei se fijaron en los bocadillos que Han Sen había traído. De repente tomó la bolsa y corrió. Mientras corría dijo, “Te bebiste todas mis bebidas, ¡esto es el pago por eso!”

Zhou Yumei saltó rápidamente sobre la Pequeña Naranja y le puso a Han Sen una cara fea. Sacó las bebidas y los bocadillos de la mochila y le gritó a Han Sen, “Ya que no vas a hacer un esfuerzo para sacarme de este lugar, ¡me voy a comer todos los bocadillos imaginando que eres tú!”

Zhou Yumei imaginó que los bocadillos eran Han Sen, y por eso los rasgó, desgarró y mordió para liberar su ira.

Había pasado mucho tiempo desde la última vez que comió y bebió así. Una vez que su barriga estuvo llena y no pudo comer más, se fue a dormir encima de la Pequeña Naranja.

La siguiente vez que Zhou Yumei se despertó, notó que Han Sen y el zorro plateado se habían ido. Pensó que Han Sen había regresado a la Alianza por un tiempo y que volvería pronto, pero después de que él desapareciera por un día entero, comenzó a preocuparse.

Han Sen le había preguntado previamente qué puntos de interés había en la zona, y ella le había informado de una montaña negra que no estaba muy lejos. Esa montaña estaba habitada por un extraño escorpión púrpura de doble cola. Era una criatura a la que incluso Pequeña Naranja le temía, y probablemente era una temible súper criatura.

Cuando Han Sen oyó hablar de una súper criatura solitaria, mostró un deseo febril de matarla. Si se trataba de una súper criatura de segunda generación, esa habría sido la guinda del pastel que tanto deseaba.

De acuerdo con las instrucciones que Zhou Yumei le dio, Han Sen tenía que caminar cien millas para ver la montaña en la distancia. La montaña no tenía un pico afilado, y era más como una cordillera ondulada. Era extraño ver montañas alineadas así, en un lugar como ese.

Han Sen cabalgó sobre su Rugidor Dorado hacia la montaña, y con el zorro plateado a su lado, todas las demás criaturas que habitaban la zona se escondieron. Sin embargo, las criaturas que vio no estaban agrupadas como él esperaba.

El Desierto Negro era muy único en ese aspecto, ya que la mayoría de las criaturas que habitaban ese lugar tendían a estar solas.

No pasó mucho tiempo antes de que comenzara su ascenso a las montañas negras. Se las arregló para detectar la fuerza de vida que había estado buscando y se apresuró a su Rugidor Dorado a subir las laderas. Finalmente, puso sus ojos en el Escorpión Púrpura de Dos Colas, que encontró vagando por las faldas de la montaña. Estaba cavando fervientemente en la arena.

Había muchas rocas negras en el agujero que cavó, y era una tarea difícil para él removerlas. El Escorpión Púrpura de Dos Colas estaba a un metro de profundidad, pero Han Sen no podía adivinar lo que estaba buscando.

Han Sen quería observar el extraño comportamiento del escorpión de doble cola por un poco más de tiempo, así que no convocó a su Ángel Santa para que atacara inmediatamente a la criatura. Para tener una mejor vista, subió a una roca de diez metros de altura y luego volvió a ver al escorpión cavando en las rocas. Se había vuelto muy entusiasta.

Mientras miraba, desbloqueó su cerradura genética con el Sutra Dongxuan para observar su flujo de energía y afirmar si era o no una súper criatura de segunda generación como él esperaba que fuera.

Han Sen quedó decepcionado, sin embargo. La energía dentro del escorpión estaba toda borrosa, y no podía observar el flujo de energía adecuadamente, lo que significaba que era sólo una súper criatura de primera generación.

Ya que sólo era una súper criatura de primera generación, todo lo que podía esperar al derrotarla era un espíritu de la bestia. Las Esencias Genéticas Vitales no le eran útiles, y sólo tenían un valor monetario.

Han Sen tampoco quería vender demasiadas Esencias Genéticas Vitales, ya que tendían a poner celosos a los demás. Toda la Alianza se centraba en él como mendigos hambrientos admirando un asado. Sin estar seguro de lo que los demás pensaban, Han Sen pensó que era mejor mantener un perfil lo más bajo posible.

“Veamos si puedo conseguir un espíritu de la bestia, al menos.” Han Sen miró fijamente al escorpión de doble cola, sabiendo que las posibilidades de obtener un espíritu de la bestia eran bajas sin importar de qué manera lo afrontara. Había calculado que, incluso con su propia suerte, la tasa de caída de un espíritu de la bestia era sólo de alrededor del cincuenta por ciento.

Pero Han Sen seguía siendo muy curioso, y estaba ansioso por aprender lo que el escorpión estaba haciendo. Continuó cavando en las rocas negras de abajo, y para entonces, había cavado tres metros en el suelo sin detenerse.

“¿Está este tipo un poco demasiado sediento, tal vez? ¿Tal vez está tratando de conseguir un poco de agua?” Han Sen dijo esto en broma, porque sabía que las súper criaturas no necesitaban comer o beber para sobrevivir.

Sólo ciertas súper criaturas especiales o súper criaturas embarazadas comerían ocasionalmente. Pero aún así, nunca las había visto beber agua.

“¿Qué está haciendo?” Han Sen tuvo una extraña sensación mientras observaba eso.

 

 


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s