Maestro del fin de los tiempos: Capítulo 168

Anterior |Índice| Siguiente


El Desconcierto de Shi Tianhai

 

El general bestia era un tipo grande, de casi dos metros de altura. En su abultada barriga podrían caber fácilmente dos hombres adultos. Su abdomen colgaba bajo, manteniéndose pegado al suelo que por su peso frenaba a la bestia por un margen considerable.

En comparación con la que encontró Qin Feng la última vez en el hotel, esta mantis espada era mucho más fuerte.

Después de darse un festín continuo durante los últimos días permitiéndole aumentar aún más su fuerza, esta mantis espada poseía el potencial de evolucionar hasta convertirse en un enemigo de nivel rey.

Lástima, se cruzó con Qin Feng.

Era evidente que este general bestia pronto pondría sus huevos. Sin embargo, este proceso había sido interrumpido por Qin Feng aniquilando por completo su nido, lo que, por supuesto, agitó a esta mantis espada hasta sus límites.

Por más que se enfurezca, no fue suficiente para interrumpir la misión de búsqueda y destrucción de Qin Feng.

“¡Vaya, mira lo que tenemos aquí! ¡Un diamante en bruto, debo decir!”

Agarrando el Sable Emperador Verde en la mano, Qin Feng se bajó del semental umbra. En el siguiente instante, corrió hacia la bestia general hembra con una velocidad insana.

Sin dudarlo, comenzó a cortar con la espada en la mano.

¡Clang!

Si hubiera maestros espadachines entre los insectoides, entonces las mantis espada serían la especie pionera en perfeccionar este arte mortal. Fue precisamente por esta razón que este grupo particular de insectos era conocido por su ferocidad.

¡El golpe de Qin Feng fue detenido por la mantis espada con facilidad!

Sin embargo, los ataques de Qin Feng rara vez eran tan simples.

A esta distancia, Qin Feng estaba prácticamente cara a cara con el gran monstruo. Desde su punto de vista, se podía ver un rayo de luz roja brillando en el cuello endurecido de la mantis espada.

Una fracción de segundo después, la mantis espada se inclinó hacia atrás impotente y donde brillaba la luz roja, apareció un parche de carne carbonizada. Aun así, la bestia general estaba lejos de estar muerta.

Qin Feng levantó el brazo y se preparó para atacar una vez más, pero la mantis espada también, levantó sus propias extremidades anteriores en forma de guadaña y se preparó para cortar directamente el cuello de su enemigo.

“¡Laberinto Fantasma!”

Qin Feng evitó el ataque del general bestia y se movió rápidamente detrás de él. Luego, la punta del Sable Emperador Verde emergió del otro lado de su cuerpo, justo en el centro del vientre de la gran mantis.

¡Splish!

El sable atravesó a la general bestia como si no fuera más que un bloque de tofu blando. Qin Feng rasgó una gran abertura en el vientre de la mantis espada de la que brotaba sangre marrón, así como cientos de huevos translúcidos, todos los cuales tenían aproximadamente el tamaño de un puño humano.

“¡Chillido!”

La mantis espada gimió de dolor.

Su cuerpo se agitaba violentamente, pero cuanto más se movía, más grande se hacía el agujero en su vientre.

Sin querer perder más tiempo, Qin Feng fue a dar el golpe final. Con una ola del Sable Emperador Verde que fue acompañada por una racha de llamas ardientes, la mantis espada fue decapitada con un corte limpio.

Ni siquiera le tomó diez minutos a Qin Feng derribar sin problemas a la general bestia enemiga. La velocidad a la que terminó la batalla fue aterradora para muchos seres humanos normales.

Incluso Chi Long, que estaba observando las imágenes del dron, se sorprendió.

Reflexionó, si fuera él, ¿cuánto tiempo le tomaría derribar a un rey bestia de nivel F?

No importaba que fuera un usuario de habilidad de nivel E. Su velocidad, fuerza y ​​todos los demás aspectos apenas podían igualar a la de un general bestia. Las armas de efecto de área eran, por supuesto, una opción, pero la mayoría de las veces, ni siquiera quedaba un solo elemento para recolectar después de reducir al enemigo a meros átomos. Los artilleros se mostraban reacios a participar en batallas tan infructuosas.

¿Y qué hay de la vieja forma de cazar a estas criaturas?

‘¿Quizá necesitó media hora?’ Chi Long estimó. Podía correr de un escondite a otro, usando tácticas de disparar y deslizarse para derribar al enemigo. Después de todo, ¡era un artillero!

Qin Feng era un guerrero antiguo. No, también era un usuario de habilidades.

Su velocidad era más rápida que la del general bestia, su habilidad con la espada, incluso más precisa, y su fuerza excedía con creces a la del oponente.

¡Era prácticamente un híbrido entre un humano y una ultra bestia!

En las imágenes del dron, Qin Feng había iniciado un incendio incontrolable que envolvió lentamente todo el campo agrícola.

Para iniciar un incendio de tal escala, el usuario de la habilidad estaba prácticamente involucrado en un genocidio contra el señor ultra bestia.

“Ese hombre… ¿quién es?” Chi Long murmuró para sí mismo. No podía comprender de dónde venía un usuario de habilidad tan fuerte. El usuario de habilidad (abolity) que también poseía las habilidades (skill) de un guerrero antiguo.

Al mismo tiempo, Shi Tianhai, quien también estaba en la sala de operaciones de combate, miró la transmisión del dron con una mirada de asombro pintada en su rostro.

“Ese hombre… él… ¡su nombre es Qin Feng!” Shi Tianhai exclamó.

Su cerebro se agitó mucho antes de recordar el nombre que Liu Xue le había pronunciado una vez. En ese entonces, todavía llevaba una insignia de usuario de habilidad de nivel G. Recordó que incluso entonces, ya poseía los poderes de un usuario de nivel F, pero debido al puro agotamiento de su trabajo, Shi Tianhai no prestó atención al joven.

¡Quién hubiera pensado que la próxima vez que se encontraran, sus poderes habrían crecido en una cantidad tan significativa!

¡Los poderes de Qin Feng eran simplemente demasiado fuertes!

Justo en ese momento, Shi Tianhai finalmente entendió por qué Qin Feng pudo guiar a tantos fuera del caído Pueblo Han por su cuenta. Solo, su fuerza igualaba a la de cientos de seres humanos normales.

“¿Qin Feng? ¿Tenemos información sobre él?” Chi Long respondió apresuradamente. “Para que haya un usuario de habilidad tan fuerte … ¡con su fuerza, podemos recuperar seriamente el Pueblo Han de una vez por todas!”

Al escuchar esto, las emociones de Shi Tianhai se agitaron. Sin embargo, había una persistente sensación de desesperación en su corazón.

Basado en las palabras de Chi Long, dedujo que la conquista exitosa del Pueblo Han nunca estuvo garantizada, y la posibilidad de renunciar a ella siempre había sido una opción.

Si no fuera por Qin Feng, ¿esa pesadilla se convertiría en realidad?

Temiendo lo peor, Shi Tianhai respondió rápidamente: “¡Iré a recopilar información sobre ese hombre en este mismo instante! ¡Uno de mis subordinados debería saber mucho sobre él!”

Chi Long asintió. “No dejes que malinterprete nuestra intención. Debemos acercarnos a él con el objetivo de la paz en mente.”

“¡Por supuesto!”

¡Iban a arrodillarse y rogarle a Qin Feng que les prestara su fuerza!

Aún ajeno a los acontecimientos en la sala de operaciones de batalla, Qin Feng se inclinó para sacar el núcleo de cristal de la general bestia de sus desagradables entrañas. Junto con cientos de otros huevos de mantis, el núcleo se almacenó en su equipo rúnico espacial.

Sin el cuerpo de su madre, estos huevos no podrían eclosionar. Sin embargo, si nacieran, las crías se venderían a un precio diez veces mayor que el de estos huevos en su momento más alto.

Estos huevos podrían al menos servir como un refrigerio rico en proteínas para Qin Feng.

Después de hacer eso, Qin Feng continuó quemando los campos, matando los restos de las mantis espada que escaparon de su ola anterior de ataques.

“¡Alto!”

Qin Feng detuvo su ataque de Fuego Infernal. El suelo se había carbonizado y ni una sola brizna de hierba sobrevivió al infierno de fuego. Del mismo modo, restos carbonizados de mantis espada cubrian el paisaje, dejando atrás sus extremidades delanteras duras como el hierro que no estaban raspadas.

Qin Feng levantó los ojos para ver el dron flotando sobre él.

En la sala de operaciones, Chi Long miró a los ojos de Qin Feng. Allí, respiró hondo y finalmente se instaló una sensación de asombro.

En dos horas, Qin Feng había quemado por completo los campos agrícolas junto con una gran cantidad de mantis espada.

El dron no llevó la cuenta de los cuerpos, pero debe haber al menos mil mantis muertas en el suelo.

Este usuario de habilidad era una fuerza a tener en cuenta.

¡Quizás, algún día en el futuro, sus poderes podrían cambiar el curso de la historia!

Chi Long ordenó que el dron se retirara del campo de batalla. Al mismo tiempo, gritó una orden: “No quiero que nuestros drones espíen cada uno de sus movimientos, pero quiero que todos se concentren en las áreas por las que se moverá. Quiero actualizaciones periódicas sobre esos lugares, ¿entendido?”

“¡Sí comandante!”

Los miembros del personal respondieron respetuosamente.

Al darse cuenta de que el dron había abandonado la escena, Qin Feng concluyó que el comandante debe ser un hombre sensato.

Estaba bien y todo para supervisar el campo de batalla, pero cuando se trataba de cosechar recompensas después de que terminaba la batalla, ¡Qin Feng a menudo se sentía ofendido si un dron permanecía flotando sobre su cabeza!

Estas recompensas no solo trajeron dinero sino también la perdición de uno.

¡Si el dron se quedaba más tiempo del que le correspondía, Qin Feng no tendría más remedio que derribarlo todo!

“¡Escanea el campo de batalla!”

Ordenó Qin Feng.

Montado en el semental umbra, Bai Li galopó por los campos. Por donde pasaba volando, todos los materiales se desvanecían en el aire. Como toda la totalidad no era demasiado grande para empezar, ¡Bai Li terminó de recolectar el botín en cinco minutos!

Después de almacenar las golosinas en el equipo rúnico espacial, Qin Feng se subió al caballo agarrándose a la cintura de Bai Li. Una vez más, reanudaron su viaje hacia el Pueblo Han.


Anterior |Índice| Siguiente

0 0 votos
Calificación
Suscribirse
Notificarme de
guest

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

0 Comentarios
Retroalimentaciones en línea
Ver todos los comentarios
0
Nos encantaría conocer tu opinión, comenta.x
()
x