Súper Gen Divino – Capítulo 686: Melocotones Maduros


Primer Capítulo Semana 18

¡Disfrútenlo!

“Papi, seguro que tienes mucho tiempo libre últimamente.” Ji Yanran sonrió a la imagen de Ji Ruozhen en el video chat.

“No puedo evitarlo, ¡mi futuro yerno es demasiado talentoso!” Ji Ruozhen parecía estar bromeando.

“¿Qué ha hecho ahora?” Ji Yanran parpadeó como si no lo supiera, a pesar de que Han Sen ya se lo había dicho.

“¿No te lo dijo? Usó un Espíritu para vencer a una docena de élites y a Huang Yunlong.” Dijo Ji Ruozhen.

“Sólo oí que usó un espíritu de la bestia humanoide para matar a un grupo de ladrones que buscaban robarle.” Dijo Ji Yanran, sonriendo.

“Ladrones, ¿eh?” Ji Ruozhen sonrió y le preguntó, “Hijita, ¿le preguntaste qué nivel es su espíritu de la bestia?”

“Súper Espíritu de la bestia.” Respondió Ji Yanran con certeza.

“Entonces, ¿es un súper espíritu de la bestia?” Ji Ruozhen ya lo había previsto, pero aún así se sorprendió al oírlo confirmado.

Para que Han Sen tuviera un espíritu de la bestia así, tendría que haber matado al menos a otra súper criatura. Era difícil no sorprenderse por ello.

La familia Ji gastó mucha riqueza para financiar la caza de una sola súper criatura, y eso fue en la primera zona de El Santuario de Dios.

Han Sen había matado al menos dos súper criaturas en la segunda zona de El Santuario de Dios, él solo. Este era el tipo de objetivo que muchas familias habían estado tratando de lograr en las últimas generaciones.

Tener una súper mascota y elevarla al modo de combate era una mejor inversión que la súper armadura de Ji Qing. El poder que Han Sen había recibido funcionaría excepcionalmente bien cuando se enfrentara a otras súper criaturas en el futuro.

Con esa súper mascota a su lado, Han Sen estaba seguro de que mataría muchas más súper criaturas de ahora en adelante. Y la súper armadura de Ji Qing no le había prestado mucha ayuda, en general.

“¿Te dijo Han Sen cuántas súper criaturas ha matado realmente?” Preguntó Ji Ruozhen.

“Ha matado dos en total.” Ji Yanran sólo le dijo a su padre lo que Han Sen le había dicho. Han Sen había cambiado la muerte del Pavo Real TiroSeguro como el Ángel.

Ji Ruozhen suspiró y dijo, “Pensé que Ji Qing tenía suerte, pero la suerte de Han Sen excede la suya.”

“Esa súper mascota acaba de alcanzar al modo de combate, y Han Sen no la ha llevado a luchar contra ninguna otra súper criatura todavía. La muerte de Huang Yunlong ocurrió en lo que fue prácticamente su primera prueba.” Ji Yanran se rió. Continuó diciendo, “Oh, y Han Sen dijo que nos proporcionará la Esencia del Oso Glacial.”

“¿Y cuáles son las condiciones de tal ofrenda?” Preguntó Ji Ruozhen.

“Papá, no digas eso. ¿Por qué habría alguna condición o compromiso? Sólo dijo que era un regalo para mí y que puedo hacer lo que quiera con él.” Ji Yanran parpadeó.

“¿Realmente no hay ninguna condición?” Ji Ruozhen preguntó de nuevo, con mucha sorpresa.

“No las hay. Pero como ha sido tan bueno con tu hija, no puedes permitirte estar en deuda con él.” Sugirió Ji Yanran, actuando muy astutamente.

“Este Han Sen es un tipo listo, lo reconozco. Dártelo como un regalo sin duda lo beneficiará más que si nos lo vendiera a nosotros.” Ji Ruozhen sonrió y terminó diciendo, “Tiene muy buen juicio, para pensar de esta manera. No es alguien que anhele un poco de beneficio cada vez que puede.”

“Lo sé, no estoy ciega. No pensaste que elegiría a un tonto, ¿verdad?” Ji Yanran sonrió y procedió a decir, “Han Sen me dijo que se quedaría en la Planicie Helada, y que podemos ir a recoger la Esencia Genética Vital cuando queramos.”

“Claro. Dile al Pequeño Han que la familia Ji no acepta caridad, y las cosas no se aceptan sin algo que se dé a cambio. Volveré y hablaré con tu tío. Le daremos a Han Sen una recompensa razonable por este regalo. No te preocupes.” Ji Ruozhen se detuvo un momento antes de continuar, “Oh, y dile al pequeño Han que la familia Ji está solicitando formalmente la oportunidad de cooperar y cazar juntos una súper criatura. Si está interesado, estoy seguro de que tendremos mucho que discutir. Y en cuanto a la otra Esencia Genética Vital….”

“Han Sen aceptó venderla a la familia Qin.” Ji Yanran respondió inmediatamente.

“¿La familia Qin?” Ji Ruozhen bajó la cabeza para pensar un poco, y luego continuó diciendo, “No está mal. Tiene la cabeza bien atornillada. Seguro que sabe lo que hace.”

Ji Yanran no mintió. Han Sen estaba planeando venderlo a la familia Qin. Después de todo, no podía absorber la Esencia Genética Vital de la primera generación de súper criaturas, y aferrarse a ella sólo haría que los demás se pusieran celosos. También maximizaría el beneficio que podría recibir vendiéndola lo antes posible.

Han Sen era parte del Equipo Especial de Operaciones de Seguridad, y cuidaba de su familia. Considerando su relación con Qin Xuan, estaba casi obligado a venderla a la familia Qin.

La noticia de la venta de las dos Esencia Genética Vital, y el hecho de que estaba en posesión de una súper mascota, se convirtió en un hecho conocido en la Alianza. Muchos oficiales claves y oficiales de facción se impresionaron con la noticia. Mucha gente que conocía a Han Sen de cerca fue preguntada por él. ¿Tenía más Esencia Genética Vital? ¿Estaría dispuesto a cooperar, tal vez incluso a ayudar a cazar a una súper criatura?.

La respuesta de Han Sen, por supuesto, fue no. Rechazó todas las peticiones y permaneció en el refugio, negándose a ir a ninguna parte. Todo lo que hizo fue practicar su Sutra Dongxuan mientras esperaba que los melocotones maduraran.

Aunque estaba en el Refugio de la Diosa, Han Sen todavía sentía la picazón de numerosos ojos mirándolo dondequiera que fuera. Supuso que ese era el precio de ser famoso.

Pero en general, a Han Sen le importaba poco. Un mes después, la temporada de maduración de los melocotones se acercaba rápidamente. Han Sen convocó al Caballero Escarabajo para que se convirtiera en él mientras estaba en el refugio, para que pudiera escabullirse sin ser visto.

El mundo entero estaba prestando atención a cada movimiento de Han Sen. Tener una súper mascota lo convirtió en el centro de atención de todos. Nadie se perdería ni un instante cuando se tratara de sus movimientos, yendo y viniendo.

Esto era especialmente cierto cuando se trataba de la lucha de las súper criaturas. Si se veía a Han Sen cazando a una súper criatura, un sinnúmero de personas lo visitarían, dando una ráfaga de razones para venderles una Esencia Genética Vital.

A Han Sen no le importaba venderlas, pero no quería vendérselas a cualquiera. Sin embargo, ese era principalmente el motivo por el que eligió escabullirse sin dejar rastro para que otros lo siguieran.

Para obtener el fruto místico del melocotonero gigante del Bosque de Melocotoneros, Han Sen llevo al zorro plateado y a la pequeña Ángel. Quería agarrar un melocotón para ver si podía desbloquear el primer nivel del Sutra Dongxuan.

Al entrar en el Bosque de los Melocotones una vez más, Han Sen tuvo mucho más coraje. Incluso si la serpiente rosada llevaba un ejército con ella, confiaba en que podría matarlos a todos, con el zorro plateado y la Ángel a su lado.

Pero nada de eso ocurrió. La presencia del zorro plateado ahuyentó a cualquier criatura en el camino, lo que decepcionó a Han Sen. Esperaba la posibilidad de matar a un montón de serpientes divinas, para poder engullirlas y acercarse a maximizar sus puntos genéticos.

Pero por alguna razón, la serpiente rosada y su legión de serpientes no apareció hasta que llegó al árbol gigante.

 

 


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s