Shiki: Volumen 02: Capítulo nueve: parte 6


[Anterior] [Índice] [Siguiente]


Cuando Toshio fue liberado de sus pacientes, el velorio ya había terminado. Se apresuró a mostrar su rostro en la casa de Mutou, para dar sus condolencias a Mutou y Shizuko una vez más. A partir de ahí, en ese lugar, se puso en contacto con el viejo Koike.

Preguntó qué pasó con su hijo y los demás, pero cuando lo intentó, el viejo Koike hizo una mueca. Él todavía forzó la pregunta, siguiendo a Koike a casa para preguntarle al respecto con más detalle. ¿Los miembros de la familia que se fueron realmente mostraron signos de tener mala salud, concretamente en qué tipo de condición se encontraban? Cuanto más preguntaba, más podía pensar que la familia del hijo de Koike tenía un brote.

(Brote – Mudanza)

No debería haber ninguna asociación entre ellos. Y, sin embargo, se estaba trazando una relación clara de causa y efecto. Algo era extraño. Algo imposible estaba sucediendo.

Para cuando regresó a casa atrapado en sus pensamientos, la fecha había cambiado. Seishin estaba esperando en su habitación.

“¿Estás aquí?” preguntó con indiferencia, al ver la expresión rígida del otro, comprendió que la situación había dado un mal giro. “… Parece que quieres decir algo”

“¿Qué le dijiste a Ishida-san?”

Ah, eso, Toshio murmuró para sí mismo. Pensó que lo descubrirían en algún momento, pero el momento era horrible. Toshio ya estaba en un punto muerto. Era como una investigación sin progresos. No solo eso, algo de sustancia desconocida estaba presente en un nivel secundario, y la profundidad de la confusión estaba creciendo. No importaba si había tenido resultados o hallazgos, en su estado actual, si se le culpaba por silenciar a Ishida ahora, incluso Toshio no tenía nada con qué enfrentarse.

“No planeo preguntar por qué. Solo permite que Ishida-san pase los datos que se han reunido a Kanemasa y la asamblea”

“Seishin — ¿Me escucharas?”

“Es urgente.”

Toshio suspiró. “En casos como estos, no hay más remedio que limitarlo. Incluso si detienen la propagación de la enfermedad, no salvarán la aldea”

“Eso es sofisma” (NTE: Sofisma: Argumento falso o capcioso que se pretende hacer pasar por verdadero.)

“¿Sofisma? No estoy bromeando. ¿Qué otros medios estás tratando de decir que hay además de eso? Algo así como una epidemia está pasando por Sotoba. No conocemos su forma real, pero al menos no es una enfermedad infecciosa conocida. Si no hay bases legales, la administración no puede moverse. No pueden proporcionar medidas de alivio ni nada”

“Entonces te preguntaré esto; ¿Cuál sería la base de ese confinamiento?”

“Eso es…”

“¿Cómo, específicamente, nos pondrán en cuarentena? Seguramente no planeas decir que la ciudad enviará fuerzas policiales y de defensa aquí para bloquear la carretera, ¿verdad?”

Toshio guardó silencio mientras su punto débil era empujado.

“No es realista en absoluto. Incluso si quisieran, y no importa cuánto Mizobe pueda desearlo, no pueden hacerlo en la práctica. No importa el bloqueo de la carretera, aparte de eso, ¿cómo estás diciendo que van a evitar que la gente salga del pueblo? ¿Qué pasa con las personas que trabajan fuera del pueblo? ¿Qué pasa con las personas que van a la escuela? ¿Y las personas que simplemente salen de compras? ¿Cómo van a evitar que entren a las tiendas y hagan contacto directo? ¿Van a hacer como los nazis y ponerles etiquetas como a los judíos?” (NTE: Durante el holocausto, en los campos de concentración a los reclusos se les etiquetaba. En el caso de los judíos se les ponía una estrella de David (una estrella de seis puntas) amarilla, a los prisioneros comunes un triángulo verde, a los homosexuales un triángulo rosa, había varias etiquetas para cada tipo de recluso)

“… De hecho” suspiró Toshio. “Incluso yo no creo seriamente que la administración pueda tomar medidas tan drásticas. Pero, no hay duda de que la gente se apresurará a protegerse. Sotoba estará cerrado por debajo del radar”

La respuesta de Seishin fue baja. “Si se conoce la existencia de la enfermedad, Sotoba será discriminada y evitada. Eso es natural y no cambia si la administración toma medidas o no. Es algo que inevitablemente sucederá, inevitablemente”

Toshio guardó silencio. Toshio sabía muy bien que su amigo, que parecía de buenos modales a simple vista, podía volverse terriblemente severo cuando se cruzaba una línea. Toshio mismo admitiría que él era bastante nihilista, pero hubo momentos en que pensó que Seishin era aún más nihilista que él. Tenía que preguntarse si él mismo era consciente de eso.

“… No tiene sentido. Prohibirle que informe no cambia nada. Incluso después de que se informe, no puedo imaginar que la administración envíe un equipo de médicos para salvar Sotoba. Más aún porque ni siquiera podemos nombrar la enfermedad. Aun así, tampoco pueden perjudicar proactivamente a Sotoba. Sería imposible ponernos en cuarentena. Incluso tú deberías saber eso”

Toshio chasqueó la lengua en su mente. Sí, lo sabía. Era exactamente correcto.

Seishin miró a Toshio con una expresión contundente. “La cuarentena es una excusa. Incluso tú no lo crees. Querías mantener la situación bajo tu control”

Toshio suspiró. “…. No quiero que los extraños se metan”

“¿Es por eso que mantuviste la información en silencio?”

“Así es.” Toshio miró a Seishin. “Eso es exactamente correcto. Por supuesto que no nos van a poner en cuarentena. Pero, si enviamos un informe formal, tarde o temprano la gente se dará cuenta de la anormalidad. Pensarán que hay una enfermedad desconocida en Sotoba y sabrán que es una propagación. Dicho eso, ¿crees que son personas lo suficientemente buenas como para ofrecer ayuda? A menos que haya un incendio bajo sus propios culos, definitivamente no harán nada, pero, ¿no te incomoda? No sé cuándo va a fluir desde Sotoba y comenzará a infectar a Mizobe. Entonces comenzarán a interferir y entrometerse. Es obvio que así será”

“El gobierno comenzará a dar ordenes y no podrás tomar la iniciativa”

“Eso es exactamente. El sistema de los tres pilares no es oficial. No llega fuera de Sotoba. El gobierno no me va a dejar la situación a mí. Es obvio que comenzarán a enviar órdenes molestas. Y lo que es peor, va a hablar tonterías”

Por ejemplo, dijo Toshio, confirmando algo que imaginó muchas veces. El arroyo de montaña que fluía a través del pueblo desembocaba en el río Omi que atravesaba Mizobe. El río Omi era la fuente de suministro de Mizobe. El primer pensamiento de la ciudad sería no contaminar el agua. Estarán por el pueblo para gestionar las aguas residuales y verificar la calidad del agua, sin hacer mucho por los pacientes que sufren ante sus ojos. Innumerables cosas así sin duda comenzarían a suceder.

“Para ellos, salvar a Sotoba será secundario. Su propia seguridad es lo primero, asegurarse de que no salga de Sotoba será su máxima prioridad. Darán instrucciones minuciosas para ese fin. Trabajaré hasta la muerte con tareas ineficaces, tomándome tiempo para curar a los pacientes esenciales” Además, Toshio escupió. “Mientras eso sucede, la situación se volverá aún más estricta. Mira a la gente en el pueblo. Últimamente, finalmente han comenzado a darse cuenta de que es anormal. Incluso dentro del pueblo se ha demorado tanto tiempo. ¿Cuánto tiempo les tomará a las personas fuera de Sotoba, a las personas que, en última instancia, solo somos la otra orilla para sentir que las cosas están mal? Dentro del pueblo va a estar en tal estado de desorden, en una situación muy difícil. Luego vendrán despreocupadamente haciéndonos emitir informes, dando órdenes sin sentido para entorpecernos. A pesar de eso, ellos nos dirán muchas cosas, pero no tomarán ninguna medida. Simplemente nos detendrán. Así que lo mantuve en silencio”

La voz de Seishin era cortante y fría. “Si crees que es un argumento sólido, ¿por qué no dijiste eso para persuadir a Ishida-san desde el principio?”

Toshio estaba perdido por una respuesta.

“Es cierto que la ciudad tendrá su opinión. Entiendo completamente que su opinión parecerá una tontería para los que están en la escena. — ¿Y qué? ¿Cómo es eso diferente de ti dando una excusa, diciendo que será un dolor para lidiar con ellos a cada paso y así decir que no quieres?”

“Eso es…”

“¿No es cierto que es necesario un fastidioso intercambio de ida y vuelta? Pero, entre dejar que esto avance ahora y dejar que la situación se vuelva más severa hasta que esté en el nivel en que no se pueda hacer nada sin la ayuda de la administración para hacerlo, ¿cuál es realmente más beneficioso para tus pacientes?”

Toshio se calló y desvió la mirada.

“Pon un informe en orden para mí. Iré a hablar con Kanemasa. No importa la razón por la que lo hagas, has eludido tus deberes. Y además intencionalmente. No puedo perdonarte algo como esto”

Toshio suspiró y bajó la cabeza. “Seishin …”

“Condenaste a la administración como inútil. Entonces estas diciendo que sus interacciones y apoyo serán inútiles. — ¿Estoy equivocado? Quieres que sean inútiles. Quieres que proporcionen medidas tontas. Diciéndote a ti mismo que así será, inventaste una causa justa para no informarlo. No hay razón ni nada de eso, quieres controlar tu propia situación. No quieres que los extraños den su opinión. No quieres que vengan desde el costado y se lleven lo que es tuyo”

Toshio miró la expresión bruscamente rígida de Seishin.

“En otras palabras, ¿fui impulsado por la ambición a presionar a Ishida-san para que mantuviera la boca cerrada? No soy confiable para ti, eh”

Seishin sacudió la cabeza con la misma expresión fría. “Esto es más simple que eso. Ningún ser humano puede escapar de la idea de que son el centro del universo”

“Parece que piensas que soy una persona ególatra e interesada”

“No lo sé. Independientemente de la persona de la que estemos hablando, creen que ellos mismos son el centro del universo. Todo lo que está fuera de sí mismo es simplemente reconocido como un objeto, no pueden escapar de la idea de que son el único centro verdadero. No pueden aceptar que no son más que una de las masas que dicen ser el centro. Por lo tanto, quedan atrapados en la situación y se niegan a ser relegados a un papel menor”

Es así como ves a la gente, Toshio quería preguntar, pero no lo hizo. Dentro de Seishin había un agujero vacío que incluso Toshio no podía entender. Pensó que lo había vislumbrado en la acritud ocasional que se mostraba, una actitud extraordinariamente pesimista hacia el hombre y la sociedad, pero no estaba seguro. Pensó que esa era la razón por la que su amigo, que a simple vista no parecía tener ningún problema, elegiría la muerte, pero nunca se lo había preguntado al otro. Toshio nunca mencionó el tema.

“….Culpa mía.” Toshio suspiró ligeramente y levantó una mano. “Puede ser como tú dices. No estoy buscando especialmente ser un héroe, pero es verdad que no quiero terminar en una posición en la que los demás simplemente me digan qué hacer. No puedo negar que sentí que podría hacer algo al respecto” dijo Toshio con auto desprecio. “Para ser honesto, había subestimado la situación. Estaba pensando que, si la investigaba, sería capaz de ver la causa, entonces sabría cómo tratarla. Así que pensé que de alguna manera podría lograrlo. Pero, no es algo tan simple. Justo acabo de regresar de reunirme con Koike-san”

“¿El Koike Masaharu-san?”

Toshio asintió, diciéndole que Hirosawa Toyoko tuvo un brote, que independientemente de lo mucho que Toshio la presionó para que fuera al hospital, ella se mudó. Lo mismo con Maebara Setsu. Había una conexión que no debería existir entre las personas que se mudan y la enfermedad.

“Me he dado cuenta de que probablemente esté fuera de mis manos, ¿no es así? Tengo la sensación de que es demasiado peligroso para mí ser lo suficientemente arrogante como para pensar que puedo hacerlo solo … Eso es lo que sucedió con Mutou-san y todos.”

Seishin asintió con la cabeza.

“Me encargaré y admitiré mi crimen. Le diré a Ishida que es urgente y consultaré con él para obtener un informe escrito. Tomaré eso y le explicaré la situación a Kanemasa. Urgentemente. — ¿Está bien con eso?”

Seishin asintió con la cabeza. Y luego, por fin, como si volviera a sus sentidos,

“Esa era una manera de hablar contigo” dijo como avergonzado. “Sé que Toshio se está esforzando por esto lo mejor que puede … lo siento”

Toshio mostró una sonrisa forzada, pero al mismo tiempo sintió un escalofrío en la columna. Toshio todavía no entendía la naturaleza de su amigo de la infancia que podía disculparse así mientras albergaba ese vacío dentro de él.


[Anterior] [Índice] [Siguiente]

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s