Maestro del fin de los tiempos: Capítulo 104

Anterior |Índice| Siguiente


Fractura Espacial

Qin Feng quería seguir entrenando, pero su comunicador comenzó a emitir ruidos.

[Anuncio importante, una ultra bestia especial ha aparecido aproximadamente a 923 metros de su ubicación actual. ¡Por favor tome nota! ¡Por favor tome nota!]

Qin Feng miró el aviso en su comunicador y se congeló momentáneamente.

¡Estaba aquí! La llamada ultra bestia especial era la bestia de concha de cristal.

La bestia había comido algunos minerales y había pasado por el Pueblo Han, los grupos que cazaban a la criatura no le darían tiempo para seguir alimentándose. Además, la bestia de concha de cristal no era solo una bestia capaz de extraer minerales, era un insectoide.

Un insectoide volador.

¡Sin la posibilidad de encontrar más alimentos, la mayor fuente de energía en el Pueblo Han sería el dispositivo de estabilización espacial!

Así sería como comenzaría la tragedia del Pueblo Han. La bestia de concha de cristal se comería el dispositivo de estabilización espacial, provocando una ruptura y sumiendo a toda la ciudad en el caos.

“Si la bestia de concha de cristal fuera inmovilizada, el Pueblo Han no caería como lo hizo en el pasado. ¡Si así fuera, el tío Liu probablemente no vendría conmigo esta vez!” Qin Feng pensó para sí mismo.

Sin embargo, después de pensarlo nuevamente, Qin Feng decidió que derribaría a la bestia de concha de cristal.

“Incluso si fuera solo por la bestia de concha de cristal, el tiempo que pasare aquí no se desperdiciara. Siempre puedo volver por el Tío Liu cuando me fortalezca en el futuro. En esta era del fin del mundo, ¿quién querría ser un vagabundo de todos modos? ¡Pueblo Han es la casa del Tío Liu después de todo!”

Con ese pensamiento finalizado, Qin Feng había tomado una decisión. “Vámonos. ¡Vamos a ver cuán mística es esta bestia de concha de cristal!”

Qin Feng agarró a Bai Li, saltó sobre algunas casas y corrió por las calles, corriendo hacia la ubicación de la bestia de concha de cristal.

A medida que cerraba la distancia, comenzaron a aparecer más usuarios de habilidad. ¡Estas personas naturalmente escucharon las noticias y querian atrapar a la bestia de concha de cristal por sí mismos!

“¡Jaja! He viajado tan lejos solo para encontrarlo tan fácilmente. ¡No esperaba que la bestia apareciera en la ciudad!”

“¡Esto será un arrepentimiento en las entrañas de aquellos que salieron a buscarlo!”

“Para cuando regresen, ¡la bestia de concha de cristal sería nuestra!”

“¡Muchachos, cuidado con los demás!”

“¡Quien quiera robarnos esto, que lo haga!”

En el área circundante, había equipos de tres a cinco en guardia uno contra el otro, con los ojos llenos de intenciones hostiles. ¡La competencia en el campo era algo común!

Por supuesto, aquellos que habían estado corriendo hacia la plaza central de la ciudad descubrieron que el aviso en sus comunicadores mostraba que la bestia de concha de cristal estaba a unos doscientos metros de ellos. Esto los hizo muy confundidos.

En este momento, los usuarios de habilidad de rango F en el sitio sumaban más de cincuenta. Entre ellos estaba la hija de Liu Zhengshan, Liu Xue.

“¿Dónde está la bestia?” Todos estaban perplejos. Solo Qin Feng de repente abrió las alas deslizantes ocultas en su espalda.

¡Whoosh!

“¡Arriba!” Qin Feng dio un paso y de repente saltó tres pisos. Las alas deslizantes temblaron cuando se activó el sistema de energía, y las runas de viento enviaron a Qin Feng a toda velocidad por el cielo.

Sus acciones naturalmente llamaron la atención de las personas cercanas, al mismo tiempo, parecían haberse dado cuenta de algo.

“¡En el cielo!”

En ese momento, había personas dentro del gigantesco dispositivo de estabilización espacial, habían recibido un aviso sobre la bestia de concha de cristal que se estaba acercando.

¡Crink crink!

Estas personas escucharon un ruido y una alarma sonó en todo el dispositivo de estabilización espacial.

[El exterior del dispositivo de estabilización espacial se ha dañado, ¡repárelo lo antes posible!]

Bajo la luz del sol, la bestia de concha de cristal del tamaño de una cuenca era como un gran diamante, reflejando una luz caleidoscópica.

Tan pronto como Qin Feng voló más cerca del dispositivo de estabilización espacial, encontró la ubicación de la bestia.

El dispositivo de estabilización espacial era enorme. Tenía un disco en el centro que tenía cincuenta metros de largo. Había tres canales conectados al disco, y se extendían en tres direcciones desde el disco. El dispositivo de estabilización espacial era como un ventilador que se había colocado encima de toda la Ciudad Han.

Y ahora, la bestia de concha de cristal estaba en una de las alas del abanico, mordisqueando la concha. Estaba ubicado directamente donde se almacenaba el dispositivo de energía.

“¡Quítate!”

El Sable Emperador Verde de Qin Feng atravesó en la dirección de la bestia de concha de cristal. La bestia de concha de cristal sintió un peligro inminente e inmediatamente abrió sus alas para evadir el ataque de Qin Feng.

Donde antes estaba, energía translúcida se filtró de un gran agujero. Incluso en el exterior, Qin Feng podía escuchar la alarma proveniente del interior.

“¡Con rapidez! ¡Vacíe el fluido energético por ahora para que podamos reparar la carcasa externa!”

“¡Abre la escotilla superior!”

“¡Rápido! ¡El dispositivo espacial no es estable!”

La bestia de concha de cristal rodeó el dispositivo de estabilización espacial y Qin Feng se paró junto al agujero que hizo, negándose a irse.

En este momento, un personal de mantenimiento había salido del interior con herramientas en sus manos. Después de ver a Qin Feng, se sorprendió un poco.

“¿Quién eres tú?”

“¿Tenemos tiempo para eso? ¡Date prisa y arregla el estabilizador!” Qin Feng ladró.

¡Zumbido! La bestia de concha de cristal cayó repentinamente. De hecho, era un tipo especial de ultra bestia, aunque no tenía una gran resistencia, tenía un alto valor y también una bestia de nivel F. Todavía tenía algunas capacidades de ataque.

La apariencia externa de la bestia de concha de cristal se parecía a la de un bicho, un escarabajo para ser precisos. Sus alas zumbaron silenciosa e implacablemente. Como la bestia era transparente, podía asimilar otros colores a su alrededor para ocultar su rastro. Así fue como llegó al dispositivo de estabilización espacial sin ser detectado cuando pasó a través del sistema de defensa aérea.

En el aire, la bestia de concha de cristal desapareció instantáneamente y cuando apareció de nuevo, ¡ya estaba detrás del personal de mantenimiento que sostenía una herramienta!

Qin Feng llegó al lado de su oponente en un instante, balanceando su Sable Emperador Verde.

“¡Ahh!” El trabajador no esperaba que Qin Feng fuera tan rápido, y comenzó a avanzar, creyendo que estaba a punto de ser asesinado e intentó evadir el ataque, resbalando y cayendo a la superficie. No solo eso, la herramienta se cayó del dispositivo de estabilización espacial.

¡Clang!

El sable de Qin Feng y las alas de la bestia chocaron entre sí.

Las alas de la bestia de concha de cristal eran tan duras como el acero. Aunque el Sable Emperador Verde estaba hecho de material de nivel G, ¡no era suficiente para cortar sus alas!

¡Por supuesto, esta vez bloqueó a la bestia de decapitar al trabajador! Cuando el trabajador vio esto, aún no se había dado cuenta de que esta persona había venido a ayudar. ¡El verdadero culpable del daño al dispositivo de estabilización espacial era la bestia de concha de cristal!

“Herramientas. ¡Las herramientas! ¡Tengo que ir a buscarlas!” El hombre dijo apresuradamente y comenzó a alejarse.

En ese momento, dos personas con alas deslizantes estaban volando. Al ver a la bestia de concha de cristal, gritaron con entusiasmo.

¡Rattatatat!

Uno de ellos era obviamente un artillero de largo alcance. Cuando vio a la bestia de concha de cristal, disparó de inmediato.

La expresión de Qin Feng se volvió agria.

Una ráfaga de balas salió volando, escupiendo chispas de fuego y encendió el fluido de energía al instante. El fluido energético se usó para suministrar el dispositivo de estabilización espacial. El tanque flotante de Qin Feng también usó el mismo fluido.

Era extremadamente inflamable.

Qin Feng se puso en marcha y voló, sin importarle más la bestia de la concha de cristal o la gente que la perseguía.

“¡Grupo de retrasados!” Qin Feng tenía otras palabras de elección viciosamente coloridas para usar en esas personas en este momento.

¡Boom!

Cientos de metros arriba, ¡hubo una gran explosión! El tanque de energía del dispositivo de estabilización espacial había explotado.

Esto no era como la pequeña chispa que explotó al azar en la colonia Chengbei. Todo el enorme dispositivo de estabilización espacial en el cielo explotó en dos secciones, separadas por la mitad.


Anterior |Índice| Siguiente

5 1 votar
Calificación
Suscribirse
Notificarme de
guest

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

0 Comentarios
Retroalimentaciones en línea
Ver todos los comentarios
0
Nos encantaría conocer tu opinión, comenta.x
()
x