Arifureta — Capítulo 197


Autor: Esta es una historia extra donde ese tipo toma el papel protagónico

¡Está totalmente indefinido hasta dónde llegará esto!

De todos modos, aquí está el prólogo.

Precaución

  • Esta es una obra de ficción. ¡Los personajes, organizaciones y todo lo demás que aparecen difieren de la realidad!

(La excusa de Shirakome => Al hacer que la tierra de la realidad sea el escenario, varios nombres y escenarios no pueden usarse como quisiera. Qué pasa si en realidad es diferente de la condición real debido a mi falta de conocimiento… entonces, es similar, pero en realidad, ¡es diferente de la tierra real! Por eso, cosas como nombres de organizaciones, nombres de países o nombres de armas, ¡estará bien incluso si son sutilmente diferentes!)

Y por eso, por favor cuídenme.

Ex: Aprovechando que da un aviso que es una Tierra diferente, quiero que utilicen eso para mentalizarse a que extranjeros lleguen a utilizar cosas como sama, san, kun, senpai, etc, incluso cuando hablan con otros extranjeros y no hay nadie con [Comprensión del Lenguaje] escuchando.

Traductor: Expectro
Supuesto Editor: Gif


Anterior |Índice| Siguiente


After Story: Compilación de Lord Abyssgate del Mundo

Prólogo

Parte 1

No debería ser así.

Todos, sin excepción, seguramente deben haber dicho eso en su vida. O incluso si no, entonces seguramente deben haber pensado esas palabras en su mente.

Viendo un ideal, estableciendo un objetivo, tomando una resolución, con seriedad, uno avanza hacia el futuro que desean.

Pero, lo que se llamaba vida, y lo que se conocía como mundo, eran extremadamente maliciosos. Como si fuera la norma, las cosas iban a la izquierda cuando uno quería que fueran a la derecha, y luego se irían a la derecha cuando se quería fueran a la izquierda, y en los momentos críticos iría “justo fuera de las expectativas”. Eso es imposible, absurdo, no es razonable, etc., incluso si uno pensara eso, la corriente de lo absurdo seguiría azotándolos como si fueran tragados y arrastrados por una inundación repentina, y luego serían dejados en una playa (realidad) en algún lugar como si fuesen madera flotante.

Personas con sus sueños destruidos y sus corazones rotos, como si fueran trozos de madera, se pondrían de pie y comenzarían a caminar una vez más, o por el contrario, seguirían siendo enterrados bajo la arena (realidad) y desaparecerían… Depende de la persona. Aunque, en la mayoría de los casos, habría salvación de otro lugar para ellos. Si bien alguien podría venir a limpiar la arena, también existía la posibilidad de que alguien tirara de su mano para arrastrar su cuerpo enterrado. Quizás también habría alguien que se quedaría a su lado esperando hasta que se curara su herida.

Pero…

「Seguramente, no habrá salvación para mí. Está más allá de la esperanza para mí conocer a alguien así. Ah, yo, solo que he hecho…」

Estaban dentro de un almacén de equipo que estaba repleto de estantes de hierro, repleto de cajas de cartón y accesorios. El lugar no era tan espacioso, pero era un lugar para depositar temporalmente accesorios que se sacaron del gran almacén por el momento. Allí una niña estaba sentada abrazando sus rodillas.

El cuerpo de la chica se sacudió por el repentino sonido de gran impacto, y se congeló de miedo. “gan-gan-gan”, el impacto reverberó consecutivamente. Alguien estaba golpeando la puerta del almacén desde el exterior. La niña levantó la cara con miedo.

Era linda, o más precisamente, era una chica hermosa. Su edad parecía alrededor de 16 o 17. Tenía el pelo rubio atado en una cola lateral usando una colita. Sus ojos en forma de almendra, que se parecían a un gato travieso, estaban coloreados con pupilas de jade y pestañas largas. En general, tenía un tipo de cuerpo delgado, mientras que las piernas estirándose de su falda eran largas y delgadas, envueltas en medias negras. Era una chica que incluso podía pasar como modelo.

Pero, esta chica de ninguna manera era modelo, y ello fue demostrado por su ropa la cual una chica normal no usaría en primer lugar. Sí, la chica llevaba una “bata de laboratorio” sobre su blusa.

No estaba usando una bata de laboratorio porque se vio obligada a utilizarla debido a algún tipo de evento, o por algún pasatiempo particular lo que obviamente se podía ver por el estado desgastado de la bata de laboratorio y su apariencia que parecía familiar al usar la bata, que por alguna razón podría considerarse como “adecuada”.

Esa chica con un aspecto particular grito, “hii”, cuando un fuerte sonido de impacto, “gan”, reverberó una vez más, y sostuvo su cabeza con ambas manos. Hizo su cuerpo realmente pequeño; se notaba que estaba en un estado aterrado. Sin embargo, parecía que el miedo no era porque el sonido de impacto fuera del almacén era desconocido para ella, sino que estaba asustada porque sabía la verdadera identidad de ese sonido de impacto.

Porque a pesar de la expresión de miedo de la chica, al mismo tiempo, los colores de lástima, tristeza y culpa coloreaban su rostro.

“Lo siento, lo siento, lo siento…”

La chica con bata de laboratorio repetía palabras de arrepentimiento con una voz tan pequeña que podía fundirse en el aire y convertirse en nada. Solo a qué se refería esa disculpa…

Pero en ese momento, el sonido de impacto resonante se detuvo por completo. La chica con bata de laboratorio pensó, 「¿Qué está pasando?」, con lágrimas en el rabillo de los ojos. El principio de comportamiento de “ellos” los cuales la chica con bata creo fue extremadamente instintivo. Por lo tanto, no deberían dejar tan fácilmente el almacén donde estaba su “presa”, la cual era la chica. Entonces, tal vez algo diferente que atrajo el interés de “ellos” había aparecido.

La chica se limpió los ojos bruscamente con la manga de su bata y avanzó, lenta y silenciosamente, por el espacio entre los estantes a cuatro patas. Y entonces, la chica finalmente llegó como un gato asustado hasta al lado de un estante en la parte interior, donde se convirtió en un punto ciego desde la puerta del almacén, y se asomó silenciosamente desde el estante; su mirada se movió hacia la puerta que dejó de hacer ruido.

“Hiu”.

Lanzó un grito extraño que normalmente no soltaría. El interior de su garganta se tensó reflexivamente al ver el estado de la puerta. Delante de la mirada de la chica, la puerta del almacén estaba, abollada hasta el punto de que estaba a punto de romperse.

Era un almacén para depositar artículos temporalmente, por lo que la puerta estaba hecha de hierro y tenía una cerradura. Pese a ello, se creó una gran cantidad de abolladuras en la puerta como si hubiera recibido impactos anormales y concentrados que la distorsionaron terriblemente. El corredor exterior se podía ver desde el borde de la puerta. Si la puerta recibiera un impacto más, colapsaría dentro de la habitación.

“…”

Ocultando su respiración, la chica miró fijamente a la puerta por un rato; en poco tiempo la fuerza abandonó sus hombros. Parecía que “ellos” se habían ido a alguna parte justo antes de que se rompiera la puerta…

Pero, parecía que era demasiado rápido para pensar eso.“¡GOGAANNN!”, la puerta fue volada dentro de la habitación al mismo tiempo que ese terrible sonido de impacto. “¡Hii!”, la chica gritó y su cuerpo se congeló. En el momento siguiente, la puerta que entró volando con ímpetu feroz atravesó los estantes cerca de la joven.

La chica cayó sobre su trasero, y luego, tal vez porque era su costumbre cuando estaba sorprendida, se abrazó la cabeza con ambas manos una vez más, las lágrimas se juntaron en el rabillo de sus ojos mientras temerosamente abría los ojos cerrados.

“Fuuh――, fuuh――”

“A, ua”

Delante de la mirada de la chica había un hombre. Era un joven de veintitantos años que llevaba una bata de laboratorio similar a la joven.

“Se, Senpai…”

Un susurro se escapó de la chica. El joven parecía ser un “senpai” que la joven conocía. Pero, si una persona que no sabía la situación estuviera en este lugar, seguramente no podría comprender las palabras de la muchacha.

Porque, no importa cómo alguien lo viera, para alguien que fue llamado “senpai” por esta chica cuyos ojos intelectuales no estaban nublados incluso con su expresión de miedo, él no parecía ese tipo de persona, no, en primer lugar, ni siquiera parecía humano.

Los ojos del hombre no tenían un enfoque fijo, esos eran ojos anormales que a veces enseñaban completamente el blanco de los ojos, su cara y brazos tenían vasos sanguíneos sobresaliendo, a pesar de que su cuerpo originalmente debería tener una figura delgada, su carne se hinchaba extrañamente como un fisicoculturista, su respiración era áspera y saliva goteaba de su boca, y producía un gruñido bajo como una bestia. No había razonamiento que pudiera sentirse en él. Mientras llevaba una bata de laboratorio similar a la chica, esa apariencia estaba realmente fuera de lugar.

Lo que era aún más extraño era que sus puños estaban fuertemente apretados. Esos puños probablemente golpearon continuamente la puerta de hierro hasta que se rompió, su piel estaba pelada, la carne arrancada, los huesos eran visibles y estaban empapados en sangre, pero esos puños volvían rápidamente a la normalidad a una velocidad que era obvia de un vistazo. No, tal vez para decirlo con mayor precisión, la carne se estaba hinchando, los huesos agrietados se volvieron a cerrar y el puño se reparó a la forma de un puño que todavía estaba apretado.

“UUUa-”

“A, a…”

La chica retrocedió lentamente mientras aún estaba sobre su trasero. El joven anormal siguió gruñendo fuertemente mientras la perseguía. El almacén no era tan grande. Por lo tanto, la espalda de la muchacha fue bloqueada inmediatamente por una pared.

El hombre estaba parado sin motivo como una bestia frente a la chica acorralada. Algo cálido fluía de entre las piernas de la joven sosteniendo su cabeza. Fue algo que hizo debido al miedo extremo, pero la muchacha misma no tenía compostura para preocuparse por eso.

Hacia tal chica, el puño del joven, que destruyó una puerta hecha de hierro, se levantó sin siquiera una pizca de vacilación.

「Lo siento… Si tan solo no hiciera ese tipo de investigación… Lo siento, senpai… todos…」

Mientras temblaba por su muerte que seguramente llegaría unos segundos más tarde, la chica repitió su arrepentimiento dentro de su corazón.

De esa forma, el puño que fácilmente podría aplastar la cara de la chica se balanceó aba――

“¡Doctora Grant!”

La voz enojada de una mujer joven y un seco estallido resonaron. El puño del “senpai” se detuvo. Y luego, lentamente se dio la vuelta mientras gruñía. La chica con bata de laboratorio también dirigió su mirada hacia la puerta desde la sombra del “senpai”.

Allí, estaba la figura de una mujer alta con traje negro con ambas manos sosteniendo una pistola.

“¡Doctora Grant, agáchese!”

“Tsu”

Al escuchar la aguda instrucción que sacudió el aire como una descarga eléctrica, la Doctora Grant, Emily Grant dejó caer su cuerpo reflexivamente al suelo.

Justo después de eso, se escuchó el disparo de un arma resonando consecutivamente. Y luego, el rugido de una bestia. Pisadas que parecían un terremoto se alejaban de Emily. Cuando Emily movió su mirada mientras estaba acostada en el suelo, pudo ver las figuras de la mujer de traje negro disparando hacia el “senpai” y “senpai” cargando hacia adelante sin preocuparse por eso.

Al principio, parecía que la mujer apuntaba a los hombros y las piernas del “senpai”, pero luego chasqueó la lengua después de ver que ni siquiera parecía picarle cuando las balas golpearon. Al momento siguiente, con una velocidad asombrosa la cual no sería una exageración incluso si se dijera que fue casi instantáneamente, el “senpai” cerró la distancia y empujó su puño hacia la mujer mientras gritaba.

En poco tiempo, parecía que la mujer se convertiría en un simple trozo de carne así, pero en el siguiente instante, se demostró que la mujer no era una persona corriente.

“Haa-”

Junto con la respiración corta, la mujer piso adelante. Así, se abrió paso entre el puño que se aproximaba, entró en el seno del “senpai”, agarró su collar, y se dio la vuelta. Sin detenerse, realizó un espléndido lanzamiento de hombro.

El “senpai”, cuyo impulso de carga se utilizó para una técnica de lanzamiento, tuvo su postura rota y fue arrojado a la pared del lado opuesto. Aun así, como era de esperar, era como si no sintiera ningún dolor, pero…

“… Perdóname”.

Esa palabra fue audible. Al mismo tiempo, sonó un estallido seco. La bala disparada de 9 mm penetró en un ojo del “senpai” y pulverizó sin piedad su cerebro. El cuerpo del “senpai” se crispó, y en poco tiempo dejó de moverse como si toda la fuerza lo hubiera abandonado.

La mujer sostuvo su pistola con ambas manos mientras observaba el cuerpo con una mirada fija durante un rato. Luego, con un suspiro, la fuerza dejó sus hombros, parecía que había juzgado que el “senpai” ya no se movería. Luego intercambió el cargador de la pistola con un movimiento entrenado mientras hacía contacto a algún lado usando su dispositivo de comunicación, con su rostro bastante inexpresivo moviéndose hacia Emily que estaba sentada atónita dentro del almacén.

“Doctora Grant, es genial que esté a salvo. Soy Vanessa Paradis de la agencia de seguridad del estado. Vine a recogerla. Le protegeré hasta que lleguemos a un lugar seguro a partir de ahora”.

La mujer que se presentó como Vanessa rápidamente se acercó al lado de Emily y le tendió la mano con calma. La chica que la vio desde cerca comprendió que esta mujer tenía una apariencia y aire donde se podía ver que estaba acostumbrada a estas escenas difíciles. Largas hendiduras y ojos afilados, con cabello muy corto de color entre gris y beige. Su altura parecía superar los 179 centímetros fácilmente. Todo su cuerpo emitía una presencia fría que era afilada como un cuchillo.

Seguramente fue por eso que Emily arrugó las cejas en vigilancia.

“… He comprendido la esencia de su circunstancia. Es natural que seas cautelosa. Sin embargo, no tenemos ningún margen de tiempo. Esta instalación está llena de personal infectado. Mis colegas están atrayendo su atención, pero aun así, no podrán aguantar por mucho tiempo. Por eso, por favor créame por ahora y venga conmigo”.

“… Senpai está…”

“… Perdóneme. Mi objetivo de protección prioritario es usted. No tenía margen para dejarlo como estaba. También, ya era demasiado tarde cuando se volvió así, ese asunto――”

“Si. Soy quien sabe mejor eso”.

Emily vio por un momento a la mera sombra del antiguo “senpai” bañándose en el mar de sangre detrás de Vanessa. Después de eso, movió su mirada hacia Vanessa. Todavía tenía una atmósfera fría a su alrededor y parecía inexpresiva, pero en sus ojos, que estaban tan cerca que la figura de Emily se reflejaba en ellos, de alguna manera se podía sentir simpatía y disculpa hacia ella.

Emily miró fijamente esos ojos; luego tomó la mano de Vanessa que todavía estaba extendida hacia ella.

“Esto no significa que confíe en ti, pero… aun así, no puedo morir”.

“Sí, no me importa eso. No se separe de mí pase lo que pase, sígame”.

Emily se limpió con su bata de laboratorio las lágrimas acumulándose en la esquina de sus ojos en forma de almendra que parecían los de un gato, y luego levantó severamente la esquina de sus ojos. Vanessa que vio eso asintió enérgicamente. Y entonces salió de la habitación mientras dirigía a Emily.

“… Senpai, lo siento. Juro que detendré esto”.

“…”

Emily dejó atrás sus palabras para su “senpai” al final.

Emily, que todavía era joven y no estaba familiarizada con el mundo, a pesar de ser llamada genio, siempre estaba sola en la universidad en la que estaba inscrita al saltarse grados. Su personalidad que odiaba perder por naturaleza la hizo usar un habla y conducta que parecía decir 「¡Estoy totalmente bien!」 incluso en un entorno así, pero como era de esperar, para Emily, que todavía era muy joven, fue algo duro…

Lo que le permitió a Emily, que pretendía ser dura, ser investigadora en el verdadero significado, fueron el profesor y los estudiantes del laboratorio en el que estaba actualmente. Si el profesor con el que estaba endeudada por muchas cosas era como su padre, entonces los séniores eran como sus hermanos y hermanas mayores. Fueron cariñosos con ella como si fuera su hermana pequeña y, sin embargo, la trataron más que a una igual como investigadora. (Ex: En todas las veces anteriores ponía senpai, pero solo ahora es que pone sénior)

Incluso entre esas personas, el “senpai” completamente cambiado cuya respiración se detuvo atrozmente frente a sus ojos fue un benefactor que ayudó especialmente a Emily con calidez.

La oración silenciosa de Emily que duró menos de un segundo se llenó de sentimientos muy, muy fuertes que no podían expresarse con palabras.

Incluso mientras se mantenía vigilante de los alrededores, Vanessa dirigió una mirada sin emoción a tal Emily. No, había un ligero temblor en esos ojos. Era algo así como simpatía, o posiblemente preocupación…

Sin embargo, en el momento en que Emily terminó su breve oración silenciosa, la mirada de Vanessa volvió a su antigua expresión inexpresiva donde sus emociones no se podían discernir.

“Vamos”.

“Si”.

Dentro de la instalación donde se podían escuchar tenues disparos, mientras se mantenían vigilantes de los súper humanos sin sentido que lo infestan, o posiblemente, temiendo la peor reunión posible con el padre sustituto completamente cambiado, los hermanos mayores y las hermanas mayores, las dos desaparecieron dentro del sombrío corredor.

Parte 2

“Oo, entonces esa es la famosa torre del reloj. Sí, como era de esperar, algo como esto es mejor verlo con tus propios ojos”.

Había un joven japonés haciendo sonidos de, “click-clack”, con su teléfono mientras hacía una voz satisfecha. Llevando una gran mochila en el hombro, este joven vestido con ropa sencilla no tenía ningún rasgo particular en su apariencia.

Ese joven tomó fotos por un tiempo, y luego, mientras confirmaba la imagen resultante, levantó la cara de repente en realización.

“Mierda, este no es el momento de hacer turismo. Tengo que cumplir las instrucciones de mi Rey Demonio-sama”.

El reloj tomado dentro de la foto ya mostraba el cierre del día. El paisaje circundante ya se estaba oscureciendo con clima nublado, aunque no iba tan lejos como para nevar.

El joven guardó su teléfono y cargó con su mochila antes de darse la vuelta mientras exhalaba un aliento blanco, “Ha”.

“Aunque se alineó con mi negocio privado, esto sigue siendo una forma ruda de usar a alguien. Bueno, yo también soy su pariente más o menos… no hay forma de que pueda negarme. Demos lo mejor que pueda”.

El joven desapareció entre la gente apresurando a regresar a casa mientras se hablaba así solo. En poco tiempo, su figura estaba completamente enterrada en el paisaje circundante, y ya no podía ser visto.

Aunque, antes de que ese joven se deslizara entre la multitud, ni siquiera hubo una sola persona que dirigiera su mirada hacia él. Era demasiado normal y demasiado sin presencia.

Alguien que pudo notar esa anormalidad, por supuesto, no existía aquí.


Autor: Muchas gracias por leer esto cada vez.

Muchas gracias también por los pensamientos, opiniones e informes sobre errores ortográficos y palabras omitidas.

Esto podría hacerme sonar obstinado, pero una vez más.

¡Esto es diferente de la tierra real! Por eso, si quiere replicar “¡Qué demonios es la agencia de seguridad del estado, de alguna manera varias cosas están muy mal aquí!”, ruego que lo haga solo dentro de su corazón.

… Realmente, lo siento.

Ah, también, subí mi informe de actividad. También coloqué una imagen de portada y una ilustración especial allí.

Si no te importa, ve allí también.

La próxima actualización está prevista para las 6 PM del sábado de la próxima semana también.


Anterior |Índice| Siguiente

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s