Sevens HD

Sevens: Volumen 17: Capítulo 17: Linda Celes, adorable Lyle



Atacados por los hombres que se habían convertido en bestias, alineamos sus cadáveres al costado del camino.

Incapaz de dejarlos así nada más, se determinó que debíamos incinerarlos. No pudimos realizar una investigación detallada aquí. No teníamos tiempo de tomar un desvió.

Junto a los soldados que cavaban agujeros en el suelo, llamé a Shannon y May para confirmar los cadáveres. Todos tenían sus cabezas separadas de sus cuerpos, después de haber sido vencidos de un solo golpe.

Con ese golpe del báculo de Novem que se convirtió en una guadaña, estos monstruos en algún punto intermedio entre el hombre y la bestia habían perecido.

May miró los cadáveres.

“… Siento algo desagradable. Un sentimiento ominoso. Tampoco podía sentir sus presencias, pero se estaban moviendo, efectivamente.”

Mientras cruzaba los brazos pensando, parece que May tampoco los había sentido. Pero después de que Shannon miró los cuerpos, se cubrió los ojos con las palmas de las manos.

“No estaban vivos para empezar. Y algo dentro de ellos se hinchó hasta convertirse en algo completamente diferente. Es realmente desagradable”

Tanto May como Shannon se sintieron desagradables. Y Shannon dijo que no estaban vivos desde el principio.

Observé los cuerpos que no parecían volver a la normalidad.

“Fueron colocados a propósito para atacar”

Tal vez era un mensaje de Celes. No para mí, que había comenzado mi invasión. Estoy seguro … era un mensaje para Novem, o tenía esa vaga idea.

El desconcierto de Novem que mostró mientras tomaba la delantera, y su habitual nivel de sensatez no se encontraba por ningún lado. Esto tenía un significado para Novem … y tal vez su matiz era una declaración de guerra.

En verdad…

“Novem, ¿qué te parece todo esto?”

Novem, que había sido vista desde un costado sobre los cuerpos, se volvió hacia mí sin comprender. No parecía haber escuchado las palabras de May o Shannon.

“… Sí, creo que es tal como ha dicho. No hay forma de que alguien piense que podría vencernos con esos números. Entonces deberíamos pensar que deben haber sido hechos a propósito para atacar.”

Me llevé una mano a la barbilla, dejando que mis pensamientos giraran.

“Esto fue hecho por Celes, así que no tengo idea de cuánto significado tiene. Puede ser una simple provocación, o algo que ella pensó por capricho.”

Incluso si no tenía sentido, intentarlo porque parecía divertido era cómo Celes hacía las cosas.

También consideré que tal acción había salido como una advertencia específica para nosotros.

Allí, Eva regresó con los elfos oscuros encapuchados del bosque.

“Lyle, no había puntos extraños alrededor. Demasiado poco de nada, eso sí. Con tantos números, es extraño que no haya rastros de ellos estando en espera. Aunque podrían haber venido con buen tiempo”

Si se quedaran en el bosque, al menos, habría algún rastro diminuto de ellos haciéndolo. Donde descansaron. Pensando en la temporada, encender un fuego sería una necesidad. Y también se necesitarían reservas de alimentos. La excreción era inevitable.

Al escuchar que no había señales de nada, miré hacia Shannon y May.

“Entonces, la conclusión pragmática es que realmente no estaban vivos. Parece que Celes ha abandonado su humanidad.”

Todas mis malas premoniciones estaban dando en el blanco, y tal como iban las cosas, tal vez era solo cuestión de tiempo antes de que Agrissa se hiciera cargo de Celes.

Y parece que ella había puesto las manos sobre la droga para convertir al hombre en monstruo, y la perfeccionó. Se sentía casi como si estuviera presumiendo el hecho de su finalización.

“… Los enterraremos una vez que los hayamos quemado. Si no tuviéramos que apurarnos, me hubiera gustado llevar a cabo una investigación más detallada”

Eché un vistazo a Novem.

La que solicitó una incineración y entierro fue Novem. Si la que sabía algo al respecto lo dijo, ese era sin duda el medio adecuado de eliminación.

… La capital de Bahnseim, Centralle.

“Hah, me estoy aburriendo. Construir la tumba de padre y enterrar a unos diez mil vivos fue divertido, pero …”

En la sala de audiencias se sentó en el trono, colocó el codo en el reposabrazos y apoyó la barbilla en la mano. Mientras ella mostraba un comportamiento descuidado, los que estaban alineados para verla estaban fascinados.

Por ahora estaba aburrida, así que alineó a los ministros desde temprano en la mañana creando un aire como si fuera a iniciar una ceremonia o algo así.

Pero en algún momento del camino había perdido interés.

“Pensé que daría cualquier orden aleatorio en mi mente, pero eso es aburrido. Me he cansado de que los caballeros luchen hasta la muerte, y los que no tienen la fuerza de voluntad para resistir la tortura simplemente se alegran, así que no es nada divertido”

El suyo … un poder cercano a la habilidad de Septem, algo que cautivaba a los humanos.

Por eso, había muchos humanos que creían sinceramente que debían morir por Celes. Y en realidad, cuando intentaba torturar, su dolor siempre se convertía en deleite al final.

Cuanto más fuerte crecía el poder de Celes día a día, más fuerte se volvió esa tendencia. Incluso si no le importaba, los que estaban a su alrededor dependerían de ella. La venerarían.

Pero Celes no tenía el mínimo interés en tratar de suprimir ese poder.

Desde la joya del bastón en sus manos, podía escuchar la voz de Agrissa.

『¿Ya has cultivado tanto poder de Septem en tu cuerpo? Eres tan maravillosa como pensaba, Celes. Incluso yo no había crecido tanto cuando tenía tu edad.』

Sin prestarle atención a las personas que la rodeaban, Celes le respondió. A los ojos de los que lo rodeaban, era como si estuviera hablando consigo misma, pero a nadie nunca le parecería extraño.

Lo que Celes estaba haciendo era lo correcto. No importa qué vida fuera tomada irracionalmente, si Celes lo hizo, era su justicia.

“Cuando el poder se fortalece, todo se vuelve aburrido. ¿Es por eso que pensaste todas esas ideas?”

Agrissa, cuyas atrocidades eran bien conocidas, lanzó una carcajada de forma lenta. No importa cuán groseramente se dirigió Celes a ella, ella no se enojaría. Si fuera alguien más, ella les mostraría el infierno en la tierra.

『El aburrimiento también es veneno para mí. Y odio lo que se llama perdurar. El tiempo dedicado a esperar que esos humanos crezcan en número es tiempo perdido. Pero odiaba hacerlo a pequeña escala … ahora que lo pienso』

Agrissa dentro de la Joya dejó que su bonita boca se torciera. Por hermosa que fuera, la extendió ominosamente en una luna creciente y se rió mientras hablaba.

『Ese tiempo fue divertido. Adorable Celes, cuando tus antepasados ​​se pusieron en mi contra. La Novem de esa época los apoyaba desde atrás, o tal vez ella era la líder de todo, pero se opusieron a mí y me desafiaron a la batalla. Mientras disfrutaba de mi aburrimiento, era el mejor momento en la tierra.』

Pero en contraste con Agrissa, Celes se puso huraña. Una arruga adornaba su frente, mientras apretaba sus molares.

“Ese insecto. Ese maldito idiota … esa basura sin nada más que el afecto de Novem, solo el hecho de que él está en mi contra es irritante. Podría concederle todos los dolores del mundo, y no sería suficiente. Podría matarlo y matarlo una y otra vez y no estaría satisfecha. Simplemente al mantenerse vivo arruina el sabor del aire que respiro. El hecho mismo de que exista me irrita. Oye, ¿cuándo es que finalmente podre matarlo?”

Cuando Celes se volvió inexpresiva y monótona hacia el final, Agrissa se echó a reír.

『Oye, hay alguien por ahí que puede sacar tanta emoción de ti. Simplemente matarlos no sería divertido. Al principio, odiaba a ese hombre. Pero el que llamó tanto mi atención … adorable Celes, tu antepasado Lyle fue el primero.』

Al escuchar eso, Celes levantó su bastón alto y lo bajó. El reposabrazos derecho del trono salió volando, e incluso el piso de piedra se hizo añicos.

“… ¿Le estoy prestando atención? Pues sí, lo estoy. Pero a diferencia de ti, no lo llamaré amor o afecto. Nada más que mi repulsión brota hacia esa cosa. ¿Cuánto dolor fue para mí que esa cosa existiera?”

Agrissa parecía disfrutar viendo las reacciones de Celes.

『Nunca cambiarás, ¿verdad? Pero eso es lo que es encantador. Ahora bien, mientras estamos en eso … hoy en día Lyle te ha desafiado a una pelea. ¿Por qué no te preparas para recibirlo?』

Allí, una ligera irritación cruzó la cara de Celes.

“… ¿Estás segura de que está bien provocar Novem? ¿Incluso cuando me has dicho hasta este punto que nunca le ponga las manos encima?”

La cara de Agrissa se puso seria en la Joya.

『Sí, está bien. Es algo así como el destino. Y como eres ahora, eres más que capaz de oponerte a Novem. No necesitas ser modesta como eras cuando negociaste con ella. Odiaste eso, ¿verdad? ¿Huyendo de miedo cada vez que venía a la mansión? La razón por la que te dije que no lo mataras fue porque estaba en manos de Novem. Y te habrías manchado si Novem se hubiera enterado de ello.』

Agitada por Agrissa, Celes aplastó el reposabrazos restante con su mano izquierda.

Desde el punto de vista de los que la rodeaban, solo se vería como si Celes hubiera volado repentinamente de mal humor.

“¿Estaba asustada? No me jodas ¡Solo no lo hice porque me dijiste que no lo hiciera! ¿Qué tengo miedo? Eso es ridículo ¿Entiendes tu propia posición aquí? No tienes más que una boca para hablar.”

Agrissa sonrió dentro de la Joya.

『No te enojes tanto, mi linda Celes. Y digo que puedes ganar ahora. Si es ahora, incluso puedes ganar contra Novem.』

Celes se levantó y estrujó la voz.

“¡En adelante, todas las tropas deben prepararse para interceptar las fuerzas enemigas en Centralle! Escuchen bien, mátenlos a todos sin dejar que una sola rata sobreviva. Me voy a dormir.”

Diciendo que dormiría tan temprano en la mañana, Celes salió de la sala de audiencias. El príncipe heredero Rufus corrió tras ella por detrás. Con un cabello rojo rizado, una vez que había salido de la sala de audiencias con Celes, habló mientras los guardias los rodeaban.

“Celes, no me has dejado dormir a tu lado en todos estos días. Somos marido y mujer, entonces, ¿por qué no me adoras un poco?”

Al mirar al joven rogando que lo mimaran, Celes estaba irritada. Para Celes, Rufus era una existencia innecesaria.

Pero solo había un punto en el que Rufus tenía valor. No era su posición como príncipe heredero. Para la Celes actual, la casa real y la línea real no tenían ningún significado.

Pero su presencia enojaba a Agrissa. Mientras siempre molestaba e irritaba a Celes, Agrissa odiaba a Rufus … la línea real de Bahnseim. Entonces Celes lo dejó en paz. Y ella no puso las manos sobre la Casa Bahnseim. Todos seguían vivos.

“Hoy me voy a dormir entre mi madre y mi padre. Si me pongo de humor al caer la noche, te haré compañía.”

Pero Rufus no cedió tan fácil.

“Por favor espera, Celes. No me importa con quién te acuestes. Así de maravillosa eres. Pero yo soy tu esposo. Solo un poco es suficiente. Un poco es suficiente, así que …”

Al ver cuán lejos había caído el príncipe que alguna vez fue tan popular entre la gente, el estado de ánimo de Celes mejoró un poco.

En contraste, Agrissa se puso de mal humor.

“Tienes razón. Lo consideraré un poco. Ten algunas expectativas para esta noche.”

Cuando Celes se alejó, Rufus estaba encantado. Diciendo que se iba a empezar a preparar ahora, se dirigió a su habitación.

Agrissa se volvió hacia Celes.

『¿Tienes un hombre de Bahnseim como mascota? Estoy segura de que ya te dije que lo mataras』

Al escuchar esa voz, Celes sonrió.

“Si no le he dado más que expectativa, no es una carga para mí. Y si eso te irrita, ¿estás segura de que no te has enamorado de Rufus?”

Frente al contraataque de Celes, Agrissa hizo un puchero más mientras sonreía.

『Espléndido, linda Celes. Te has vuelto capaz de decirlo. Pero eventualmente …』

Al reunirme con la fuerza principal, recibí un informe de Baldoir.

En una habitación de la fortaleza móvil, leí el documento mientras conversaba con él.

“Quizás tu viaje a casa fue una acción innecesaria. Fue una decisión que tomé por mi cuenta, pero como parece haber aumentado la carga que soportas, te pido mis más sinceras disculpas”

Mientras se disculpaba, hablé desinteresadamente.

“En el caso de que los soldados de la Casa Walt ignoraran nuestras defensas y atacaran desde la retaguardia, habría aumentado nuestras bajas. Tenía mucho significado. No te disculpes.”

Pero había decidido algo en mi corazón.

“Sin embargo, es posible que nunca regrese allí. Hay demasiados que se sienten agobiados por mi sola presencia”

Como problema práctico, el territorio de la Casa Walt no era adecuado como fortaleza para gobernar el continente. Si se pusiera algo de trabajo, el gobierno sería posible, pero eso llevaría tiempo.

Pensando en una escala continental, la condición del sitio era pobre.

Quizás Baldoir lo entendió.

“Entonces, ¿establecerás tu próxima base en Centralle?”

Centralle definitivamente tenía muchas de las condiciones juntas. El Reino Sentras que unificó el continente antes de Bahnseim también tenía su capital allí.

Después de terminar el informe, me estiré.

“Para ser honesto, lo dudo. Mónica ha dicho algo bastante interesante, así que tal vez sea una buena idea aceptar su propuesta.”

“¿Mónica-dono? Ella no ha dicho nada demasiado exorbitante, ¿verdad?”

Mientras Baldoir parecía ansioso, le envié una sonrisa.

“Si voy a hacer mi propio país, debería hacer una nueva capital, es todo lo que dijo. Pues no está mal. Pensando en el período de posguerra, eso puede ser más rápido que restaurar las ruinas”

Poniéndome de pie, abrí la ventana de la habitación. Pude ver el espectáculo de las numerosas carpas que se levantaban.

Las fuerzas aliadas llegaban en masa, y una fuerza superior a seiscientos mil se había reunido.

Baldoir miró en mi dirección.

“Una nueva capital ¿verdad? Es cierto que parece más fácil. Si se cree en los informes, habrá cierta resistencia a establecerse en Centralle”

El informe de Rauno después de llegar a Dalien había alcanzado mis expectativas. Los muertos habían regresado, o tal vez estaban siendo controlados por la actual Celes.

Centralle se había convertido en una ciudad de los muertos.


[Anterior] [Índice] [Siguiente]

Un comentario

  1. Luchar contra un pais de muertos vivientes, suena tipico de los heroes. Me esta fastidiando ya que incluso en estas alturas Novem no suelte prenda…

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s