Alaben‌‌ ‌‌al‌‌ ‌‌Rey:‌‌ ‌‌Capítulo‌‌ ‌‌139


Cuando traduje el cap anterior, pensé que era 137 parte 1 y parte 2, pero en realidad son caps distintos, 137 y 138, pero con el mismo título es decir dos partes divididos en dos caps. Así que les di cap doble sin querer, pero para que vean lo buena gente que soy. Este cap es el 139, y el anterior ya fue corregido para que aparezca como 137-138.


-Todos son guerreros a quienes les encantaba pelear-

A medida que la pantalla azul celeste y parecida al agua gradualmente se adelgazó y desapareció, la actividad seductora que se desarrollaba en la sala de piedra finalmente terminó.

Elena ya estaba en su armadura interior. Esta era una armadura de cuero muy ajustada; enfatizaba y dibujaba perfectamente la figura elegante pero intrigante de la mujer mercenaria. Fei nunca hubiera pensado que la figura de una mujer podría llegar a ese grado de calor: era el tipo de belleza que sería imposible apartar los ojos después de verla una vez. Según las leyendas, la antigua 【Flor Rogue】 Andariel causó que incluso los sacerdotes más devotos perdieran el foco sin control durante sus oraciones; Fei creía que el encanto de Elena no era menos en comparación con Andariel.

Después de agitar ligeramente su mano blanca y lisa, la armadura y el arco que estaban en la mesa de piedra a lo lejos volaron sobre el cuerpo de Elena como si tuvieran su propia inteligencia.

La chica que era tan gentil como el agua hace un momento había regresado de inmediato a su valiente apariencia de Valquiria. Después de combinar con éxito la fuerza y ​​el poder de las otras seis mercenarias NPC, Elena tenía una fuerza devastadora en este punto. Podía cambiar entre rayos, fuego, hielo y veneno, los cuatro atributos mágicos diferentes. Además de las diferentes técnicas de lucha que adquirió, cada atributo mágico que tenía había crecido exponencialmente. Su capacidad de combate real probablemente se había más que duplicado; ella tenía al menos una habilidad de combate de guerrera de Cuatro Estrellas de nivel medio. En este punto, su capacidad de lucha era un poco más alta que Fei si él estaba en su estado normal.

Después de vestirse, la expresión de Elena no cambió en absoluto. Miró a Fei como si nada hubiera pasado.

Ella era la única que sabía lo feliz que estaba por dentro. Siempre sintió que era un poco deshonesta; Como todas sus hermanas, iba a morir bajo las garras de los demonios y monstruos durante las peleas interminables y sin esperanza; no había forma de que ella pudiera escapar de su horrible destino. Si no fuera por su creencia y pasión en proteger el campamento que la sostenía, esta oscuridad infinita y este estilo de vida adormecedor la habrían presionado a ser una persona loca.

La aparición de Fei había cambiado su destino por completo, como una cálida luz de vela que de repente apareció en la oscuridad infinita.

En el Tristram destruido, cuando Fei usó su cuerpo para bloquear las flechas de los arqueros esqueleto que casi cubrían el cielo… en el sótano del monasterio, cuando Fei usó su amplio pecho para bloquear a los guerreros esqueléticos y los sables y espadas del chamán… en el Templo de la Garra de la Víbora en el Oasis Lejano, cuando Fei atrajo la atención de los Blunderbores, Zombies y Demonios Murciélagos hacia sí mismo… Elena no sabía cuándo se enamoró de este joven guerrero. El amor que se alimentaba desde el fondo de su corazón se extendió rápidamente por el corazón de la Valquiria como una enfermedad incurable; la torturaba tanto que casi se volvía loca.

Sin embargo, Elena, que tenía una apariencia dura e invencible, tenía un corazón suave que era tan débil como un amento revoloteante.

Todo su corazón estaba atado a Fei, y eso la hizo olvidarse de sí misma.

Especialmente después de saber que la verdadera identidad de Fei era un rey prestigioso en el “Mundo de la Luz”, Elena sintió que la brecha entre Fei y ella se había ampliado aún más. La existencia de la niña pura, como una flor, Angela, también creó un abismo en el corazón de Elena… Ella pensó que la maldición de la 【Flor Rogue】 se había vuelto a dar cuenta de ella, pero lo que acababa de pasar le había elevado el corazón, que estaba cayendo hacia el oscuro abismo sin fondo y lleno de desesperación, hasta un refugio.

En ese momento, la lágrima cristalina no se debió a la tristeza, sino a la pura felicidad.

Elena finalmente se soltó por una vez. Se abrazó a Fei con fuerza con ambos brazos, esa fue la acción más loca y más audaz que había hecho. Incluso cuando se enfrentaba a la demonio Andariel, Elena ni siquiera estaba tan nerviosa.

No quedaban rastros del hermoso sueño.

Sin embargo, Elena sintió que estaba muy satisfecha.

Esto fue porque recibió lo que quería incluso en sus sueños: no era ese momento de placer, pero podía sentir que Fei realmente se preocupaba por ella. Fue exactamente como Andariel decidió caer como un demonio para Diablo, e incluso practicó una técnica maliciosa para ganar poder a costa de sacrificar su hermoso rostro que tanto le importaba. Parecía que todas las chicas que obtuvieron el título de【Flor Rogue】todas tenían corazones valientes y cálidos que se atrevieron a buscar el amor escondido bajo su apariencia helada. Eran como polillas persiguiendo llamas; incluso si terminaban siendo destruidas, estaban dispuestas a renunciar a todo lo que tenían sin dudarlo.

“¡Rey Alexander!”

Elena se arrodilló con una rodilla mientras bajaba la cabeza. La parte de su cabello rojo que colgaba suelto en el aire se balanceaba y se agitaba en el viento.

Fei entendió al instante la intención de Elena.

Arrastró ligeramente a Elena fuera del suelo y abrazó con fuerza a la Valquiria, que no sabía cómo reaccionar, fuertemente en sus brazos. “Como el rey de Chambord y el Líder Supremo del Campamento Rogue, Elena, voy a quitarte el derecho de arrodillarte. De ahora en adelante, solo puedes pararte detrás de mí de cerca. ¿Lo entiendes?”

Después de escuchar el discurso imperativo y dominante de Fei, Elena quedó atónita por unos segundos. Entonces, una expresión gratamente sorprendida apareció en su rostro, como si no pudiera creer lo que había escuchado. Por supuesto, ella entendió la intención detrás de las palabras de Fei; era la felicidad que solo podía ver, pero que nunca antes había tocado.

La sala de piedra brillaba con sonrisas como si hubiera llegado la primavera.

Cada mujer tenía un lado de ella que la gente desconocía.

¿Quién podría haber pensado que la valiosa Valquiria que dominaba en la lucha en el Cima de la Montaña Oriental perdería su presencia invencible y se dejaría llevar por la consideración de victorias y derrotas como una niña tímida?

Fei podía entender por lo que Elena estaba pasando.

Sentía que era la persona más afortunada que jamás haya existido.

……

……

“Los humildes ciudadanos de Chambord, escuchen. Dejen caer el puente colgante de inmediato y suelten a los príncipes que encerraron ilegalmente. ¡Si su tonto rey Alexander se arrodilla mientras sale a disculparse, podemos evitar que el Reino Chambord se quede sin nada!”

Al otro lado del puente de piedra, un hombre a caballo se sentó alto contra el viento. Gritó con una mirada desdeñosa en su rostro.

“¡Cómo te atreves! ¿Quién eres tú? ¿Cómo te atreves a actuar tan irrespetuosamente hacia el rey Alexander?”

El Caballero de Plata Michelle-Barak saltó a la enorme rueda de hierro del puente colgante mientras preguntaba enojado. ¡Tink! ¡Tink! ¡Tink! ¡Tink! Detrás de él, todos los soldados de Chambord tenían expresiones locas en sus rostros mientras sacaban sus armas, y todos los arqueros jalaban la cuerda de sus arcos y cargaban las flechas; mientras su capitán lo ordenara, estaban listos para disparar las flechas y atravesar la garganta de ese caballero.

“Yuck, plaga inútil, ¿crees que estás calificado para preguntar mi nombre? ¡Ve y dile a Alexander que salga y se arrodille para disculparse!”

Dijo este caballero bien vestido mientras agitaba las manos. Después de cantar un párrafo de hechizos oscuros, flotó en el aire y rápidamente se convirtió en una serie de aspas de viento densas y transparentes, pero visibles, que se colocaron frente a él. Cuando el caballero volvió a agitar su mano, estas cuchillas de viento se dispararon hacia la gente de Chambord mientras creaban ruidos agudos, penetrantes y rompedores.

“¡Es un hechizo mágico! ¡Es un mago!”

Los jadeos sonaron inmediatamente entre la multitud al lado de Chambord. Aunque habían experimentado una guerra dura y extremadamente peligrosa con los enemigos blindados negros y los soldados de Chambord eran guerreros que habían visto sangre y violencia, el factor misterioso de los magos los habían conmocionado fácilmente. Además, este enemigo era obviamente un mago de alto nivel.

“¡No se asusten, retrocedan! ¡Formen grupos y creen formaciones!”

Las cinco personas: Michelle-Barak, Drogba, Pierce, Ivanoski y Essien tuvieron reacciones rápidas. Inmediatamente tomaron el Escudo de la Torre de Hierro de dos metros de altura de los soldados a su lado y formaron un muro de defensa de hierro que ni siquiera el viento podía atravesar. Estas Torres Escudo eran todos trofeos de guerra de la guerra con los enemigos blindados negros. Cada uno de ellas pesaba más de mil libras. Solo los Caballeros del Zodiaco que fueron reformados por la 【Poción Hulk】 como Pierce pudieron levantar estos escudos.

¡Dang! ¡Dang! ¡Dang! ¡Dang! ¡Dang! ¡Dang! –

La numerosas sables de viento se estrellaron contra las Torres Escudos con fuerza mientras rasgaban el aire, y dejaron una serie de horribles marcas profundas en los escudos de hierro. Bajo los poderosos ataques, incluso Caballeros del Zodiaco como Drogba sintió que sus hombros se adormecían y su corazón comenzó a acelerarse.

“¡Disparen! Disparenle rápidamente! ¡Maten a ese bastardo con sus flechas!”

Cuando Barak gritó, los arqueros de Chambord soltaron las cuerdas de arco que tiraban con fuerza. ¡Bang! ¡Bang! ¡Bang! ¡Bang! Después de una serie de sacudidas en la cuerda del arco, se dispararon flechas afiladas hacia el hombre del caballo al otro lado del puente; Había tantas flechas que casi bloquearon la luz del sol.

“Oh, malditas escorias, ¿cómo se atreven a dispararme?”

El mago del caballo se enfureció. Después de un párrafo de hechizos mágicos y gestos con las manos, las hojas de viento verdosas formaron un escudo translúcido de tres a cuatro yardas de altura. ¡Bang! ¡Bang! ¡Bang! La numerosas flechas chocó contra el escudo; La fuerza de las colisiones empujó al mago con su caballo hacia atrás varios metros. ¡Crack! Después de la primera ronda de flechas, aparecieron varias grietas en el escudo translúcido. Finalmente, como si se cayera el vidrio al piso, el escudo se rompió en pedazos.

“Malditas escorias, ¿saben quién soy? Maldición… ¿Se atreven a dispararle a un noble mago del Imperio Zenit? ¡Muertos, todos ustedes están muertos! Sus cráneos se convertirán en urinarios…”

Después de la primera ronda de flechas, el mago en el caballo gritó enojado mientras retrocedía, como si fuera una bestia a la que le hubieran metido un palo por el culo.

Aunque estaba enojado, creía que su vida era más importante; se asustó por esta “lluvia de flechas”.

Tiró del caballo, y el hombre y el caballo rápidamente se apresuraron a salir del alcance de las flechas mientras el caballo relinchaba.

En el lado sur del puente, la misteriosa tropa finalmente se mostró frente a la gente de Chambord. Varias banderas complejas ondeaban en el viento. Las banderas le dijeron a la gente de Chambord que esta tropa incluía varios reinos y potencias. Nueve caballeros totalmente blindados montaron sus caballos y lideraron esta tropa; sus séquitos que los seguían levantaron nueve banderas diferentes, y los soldados detrás de ellos llevaban ropa de diferentes estilos y colores. Como nueve corrientes de inundación, lentamente se acercaron a Chambord.

El mago del caballo que se acercó a Chambord solo regresó para unirse a esta tropa. Señaló el lado opuesto del puente con su látigo mientras decía algo enojado.

En el muro de defensa de Chambord.

“Parece que es una fuerza unida formada por muchos pequeños reinos: Reino Shuani, Reino Lunar, Reino Chamb, Reino Derk, Reino Lushi, Reino Chishui…” El comandante militar de Chambord Brook miró a través de cada una de las banderas, e identificó rápidamente la composición de las tropas. Una intención asesina apareció en sus ojos: “Sé por qué están aquí… Jeje, realmente no saben dónde está su límite. El rey Alexander no quiere atacarlos temporalmente, pero quién hubiera sabido que estos idiotas querrían recuperar a sus príncipes por la fuerza. ¡Si no les permitimos sentir dolor, pensarán que Chambord es un pedazo de carne deliciosa que cualquiera puede probar y morder!”

“¡Esta es una oportunidad!” Una sonrisa emocionada apareció en el rostro del Ministro Principal Bast. “Esta es una gran oportunidad para usarlos para entrenar a nuestros hombres; prepara a nuestros hombres para el ejercicio militar.”

Nadie sabía desde cuándo, pero los dos jefes de asuntos militares y civiles de Chambord amaban las peleas; habían decidido y puesto la música de fondo y la melodía de esta batalla.

**Cualquier error que encuentren de ortografía, coherencia, etc. Por favor, coméntenlo, ayudarán mucho a los futuros lectores n.n**


CAPÍTULO ANTERIOR  | ÍNDICECAPÍTULO SIGUIENTE

2 comentarios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s