Súper Gen Divino – Capítulo 613: Oportunidad


Quinto Capítulo Semana 7

¡Disfrútenlo!

Han Sen reconoció el sonido como perteneciente al pavo real que encontraron antes, el cual había recibido un desagradable aguijón en su cara. Voló muy lejos después de eso, y no pensaron que se encontrarían con él tan pronto.

“Sus gritos son de dolor y sufrimiento. ¿Es por el veneno?” Preguntó Queen, mirando en la dirección de donde venían los gritos.

Si realmente se debía al veneno, sería la oportunidad perfecta para que los humanos cazaran a una súper criatura. La primera en la historia.

“¡Vamos a averiguarlo!” La cara de Han Sen estaba vibrando de emoción, y se veía genuinamente feliz ante la perspectiva. Si pudiera cazar una súper criatura con un mínimo esfuerzo, incluso si no recibiera un espíritu de la bestia, comer su carne sería suficiente.

Se miraron el uno al otro y entendieron lo que cada uno estaba pensando. Queen ordenó a la gran ballena que comenzara a navegar en dirección al vociferante pavo real.

El pájaro voceaba tan fuerte que parecía que podía destrozar la atmósfera. Las criaturas de alrededor parecían aterrorizadas, y las que volaban en el cielo parecían evitarlo a toda costa.

Navegaron otras cuarenta millas antes de ver una isla en el horizonte. Era sorprendentemente pequeña, no más grande que un arrecife saliente.

El pavo real estaba de pie en el arrecife con la cara podrida. Estaba rojo con ampollas infectadas, y la pus y la sangre rezumaban de sus heridas.

“Debe ser el veneno que aún está haciendo su miserable magia.” Dijo Han Sen, horrorizado.

Estaba feliz de que el pavo real estuviera en tal condición, obviamente todavía luchando contra el veneno que lo asolaba. Pero le preocupaba si podía o no comer la carne, viendo lo efectivo y duradero que era el veneno.

Queen ordenó a la ballena que se detuviera a una buena distancia del pájaro. No quería entrar a ciegas. Y aunque la súper criatura tenía un dolor significativo, seguía siendo una súper criatura. Era muy posible que no pudieran matarla, incluso si se queda quieta. No estaban del todo seguros de lo enfermo que estaba el pavo real, y probablemente tendrían un final desafortunado si entraban sin una pista.

“Todavía puede vocear mucho. Lo más probable es que todavía tenga bastante energizado. Tal vez deberíamos esperar aquí unos días para ver cómo va.” Han Sen sugirió.

Cuanto más esperaran, más débil se volvería el pájaro. Si iban a arriesgar sus vidas en un intento de derribar una súper criatura envenenada, sería mejor hacerlo más tarde que pronto.

Pero justo después de que Han Sen dijera eso, el mar cerca del arrecife empezó a escupir olas de unas pocas docenas de metros de altura. Una criatura gigante de color púrpura con pinzas de metal salió de debajo de las turbias olas. Su objetivo era definitivamente el pavo real.

La langosta morada gigante estaba de vuelta. Al no haber recibido ningún beneficio de la isla antes, parecía querer vengarse del pavo real herido que la había intimidado anteriormente.

El pavo real fue envenenado justo en la cara, y parecía que las toxinas habían afectado su cerebro. No parecía tan inteligente o reactivo como lo había sido antes. Inmediatamente, la langosta se las arregló para sujetar una de sus alas.

Era imposible para el pavo real liberarse del agarre de la langosta. Agitó sus alas lo mejor que pudo, pero no pudo escapar. Cuanto más agitaba, más plumas caían de sus alas.

El pavo real estaba enfurecido. Abrió su cola de plumas para revelar sus manchas azules y empapó el área con su embriagadora luz azul. Al igual que antes, la langosta fue afectada y parecía borracha.

Parecía como si la langosta supiera que esto iba a pasar, así que continuó manteniendo su agarre en el ala del pavo real. No importaba cuán ferozmente el pavo real tratara de repeler a su atacante, la langosta no se soltaría.

Además, el caparazón de la langosta era demasiado duro. No había nada que el pavo real pudiera hacer. Eventualmente su ala agarrada comenzó a sangrar, y los penachos de plumas bailaban en el aire a su alrededor, tapizando el embravecido mar.

Mientras ambos monstruos luchaban, Queen cerró los ojos y se dio la vuelta para evitar los efectos de la luz azul.

Aunque estaba a una buena distancia de ellos, la luz era poderosa y se extendía lejos. Mirarla por un segundo podía hacerlos sentir mareados, y en el mar, existía la posibilidad de que Queen cayera por la borda y se ahogara.

Han Sen parecía estar haciendo lo mismo, pero activó su cerradura genética. Con sus sentidos, ni siquiera tenía que mirar en su dirección para observar todo lo que estaba pasando.

“El pavo real puede ser un enemigo extremadamente poderoso, pero bajo los efectos de ese aguijón venenoso y el ataque de la langosta, debe estar seguramente cerca de la muerte.” Pensó Han Sen. Entonces procedió a preguntarse cómo podría beneficiarse de esta situación.

El arrecife comenzó a romperse y las olas rugieron en el tumulto del combate. El arrecife era incapaz de soportar el peso de los monstruos y comenzó a desmoronarse.

El caparazón de la langosta era obscenamente robusto, y la langosta trató de arrastrar al pavo real a las profundidades salobres con sus pinzas. Todo lo que el pavo real podía hacer era continuar picoteando el caparazón, sin éxito.

Aunque el pavo real se resistía, el colapso del arrecife significaba una tumba acuática garantizada para él.

“¿Cómo es que esa langosta no se envenenó también?” Han Sen pensó para sí mismo.

Pero viendo lo que estaba ocurriendo, fue bueno que no se apresuraran a atacar como pensaron inicialmente. Si no se hubieran quedado alejados, podrían haber muerto por la incursión de la langosta.

¡Boom!

Tres horas más tarde, el arrecife se derrumbó y el pavo real cayó con él.

Aunque el pavo real continuó emitiendo sus rayos de luz somnolienta, no era tan efectivo como antes. No afectó tanto a Han Sen y a Queen.

Queen se dio la vuelta y miró al mar. Vio el tenue brillo de la luz azul y un mar que se volvió loco con los salvajes golpes del pavo real. Grandes olas chocaban entre sí, por encima de donde se hundió hasta su inevitable desaparición.

“Qué criatura tan horrible. Habría sido demasiado difícil para nosotros luchar contra ella.” Dijo Queen con un suspiro.

“Habría sido imposible para nosotros matarla, sí. Pero ahora tenemos una oportunidad.” Han Sen observó las inquietas olas con ojos codiciosos.

Puede que no hubiesen sido capaces de matar al pavo real envenenado, pero al ser atacado por la langosta y arrastrado a las profundidades del mar. Iba a morir, sin importar qué. Tal vez esta era su oportunidad para una muerte fácil.

Pero aún así, Han Sen no se atrevió a intentar robar la presa de la langosta directamente. Le faltaba la fuerza y lo sabía.

Pero si lo hacía rápidamente, había una oportunidad de recibir el espíritu de la bestia.

“¿Qué estás pensando?” Queen frunció el ceño mientras miraba a Han Sen.

“Espera aquí, ¿vale?” Después de hablar, Han Sen se zambulló rápidamente en el mar.

El zorro plateado aún estaba en el hombro de Han Sen. Usó sus patas para agarrar su cuello, y se zambulló con él.

Debido a que los dos monstruos todavía estaban dando vueltas en el mar, las corrientes submarinas eran un poco impredecibles. De vez en cuando, Han Sen era enviado a dar vueltas debido a las fuertes fluctuaciones de la corriente. En realidad le resultaba difícil nadar bien.

Era afortunado de poder respirar bajo el agua. Debido a eso, no tenía que temer a ahogarse. El único problema era el hecho de que nadaba más despacio de lo que le hubiera gustado.

La langosta hacía todo lo posible por arrastrar al pavo real a las profundidades del mar. Aunque el pavo real trató de resistirse, fue inútil. La langosta se estaba abriendo camino, y cada vez estaban más profundos.

Han Sen persiguió a ambas criaturas hasta las aguas más oscuras. Observó lo que estaba sucediendo intensamente, esperando la oportunidad perfecta para atacar.

Aunque el pavo real no estaba versado en la lucha submarina, aún así golpeaba bastante bien. No parecía que fuera a ser asesinado por la langosta en un futuro cercano.

 

 


Un comentario

  1. Todavía puede vocear mucho. Lo más probable es que todavía tenga bastante energizado. Tal vez deberíamos esperar aquí unos días para ver cómo va.” Han Sen sugirió.
    Creo que el “tenga” debería ser reemplazado por “tenía” o el “energizado” por “energía”
    Gracias por el capitulo

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s