Súper Gen Divino – Capítulo 602: Desastre en el Océano

Primer Capítulo Semana 6

¡Disfrútenlo!

Al acercarse a la isla, vieron a tres personas paradas en la costa. Dos hombres y una mujer, cada uno vestido con una armadura espíritu de la bestia. Se veían refinados y elegantes, y era evidente que no eran evolucionados ordinarios.

“Hermana mayor, ¿por qué has tardado tanto?” Gritó la mujer desde lejos.

La mujer era bastante bajita, y a pesar de parecer muy hermosa, mostraba una pizca de desidia.

“Había una roca en el camino, así que tuve que retrasar mi llegada un par de días más.” Explicó Queen. Aunque era una mujer orgullosa, no era irrazonable.

“Hermana mayor, ¿quién es este hombre?” La mujer parecía sorprendida al ver a Han Sen de pie junto a Queen.

Después de que los dos hombres saludaron a Queen también, ellos también parecían alarmados por la presencia de Han Sen.

“Su nombre es Han Sen, y deseo proponer su inclusión en nuestro equipo.” Dijo Queen, renunciando a cualquier introducción detallada.

“Debes ser un élite, para que Hermana Mayor te invite personalmente a nuestro equipo. Puedo preguntar, ¿cuál es tu poder de cerradura genética?” Preguntó la mujer a Han Sen con curiosidad.

Los dos hombres permanecieron en silencio, y mantuvieron sus miradas fijas en Han Sen. Ciertamente, pues, se preocupaban profundamente por el razonamiento de Queen para traer a bordo a alguien más.

“Oh, ¿yo? Ni siquiera he abierto la cerradura genética todavía.” Mintió Han Sen.

Como Queen sólo dijo que necesitaba la ayuda del zorro plateado, no necesitaba asumir el riesgo y revelarse completamente. Ahora, podía seguir al equipo desde atrás como Queen le había dicho personalmente. Las súper criaturas no eran algo con lo que jugar, y la imagen del Caballito de Mar Azul aún estaba fresca en su mente. Si tenía la oportunidad de evitar riesgos, se abstendría gustosamente de enfrentarse a enemigos tan temibles.

“¡¿No abriste tu cerradura genética?!” Los tres gritaron, simultáneamente. Después de mirar a Han Sen con perplejidad, se volvieron a mirar a Queen.

Queen intentó explicar la situación de Han Sen diciendo, “He probado esto personalmente en mi viaje hasta aquí. Su zorro plateado es especial. Siempre que está cerca, tampoco lo están otras criaturas.”

“Si eso es cierto, entonces ¿por qué no comprar la mascota? No hay necesidad de que este patán se una al equipo.” Dijo uno de los hombres. Este hombre era realmente guapo, con pelo rubio y ojos esmeralda.

El otro hombre y la mujer no dijeron nada todavía, ya que estaban un poco inseguros de cómo se sentían.

“Lo siento, esta mascota no está en venta.” Han Sen rápidamente lo cerró.

El hombre rubio parecía que iba a decir algo de nuevo, pero Queen se lo impidió. Ella dijo, “De acuerdo con las reglas que establecimos en la formación de este grupo, todos tienen la oportunidad de decir su opinión. Si no quieren a esta persona en nuestro equipo, entonces siéntanse libres de decirlo. Si ese es el caso, se irá. Pero yo soy la que lo trajo aquí, así que nadie puede tocarlo.”

Siguió un silencio incómodo, que Queen rompió preguntando, “¿Dónde está el resto del equipo? ¿Todavía no han llegado?”

“Hermana mayor, parecía que los tres se habían retrasado por algo. Pero estoy segura de que llegarán pronto.” Dijo la mujer.

“Bueno, en ese caso, esperemos hasta que hayan llegado. Podemos discutir y votar sobre la inclusión de Han Sen cuando lleguen.” Dijo Queen.

El apuesto hombre rubio dijo entonces, “¡Pah! No tenemos que esperar. No estoy de acuerdo y no lo quiero. ¿Olvidaste que una de nuestras reglas fundacionales establecía que cualquiera que se uniera debía abrir su cerradura genética? ¿Este tipo quiere ser un apoyo, usando su mascota mientras cosecha el beneficio de la potencial cacería de una súper criatura?”

“Entiendo, pero su mascota puede resultar vital para nuestra lucha actual. Podría ahorrarnos muchos problemas.” Rebatió Queen, atravesando al apuesto hombre con su mirada de estilete.

“Sí, Tyrant. Tener a alguien así no es tan mala idea.” La mujer estaba de acuerdo con Queen, así que se unió e intentó convencer al apuesto hombre.

El apuesto hombre llamado Tyrant ahora parecía frío. Dijo, “Prefiero luchar que compartir las recompensas de matar a una súper criatura con un novato que no ha abierto su primera cerradura genética.”

Queen frunció el ceño a Tyrant por la exclusión de Han Sen del equipo. Asintió con la cabeza y dijo, “¡De acuerdo, bien! Si así son las cosas, lo regresaré a casa.” Después de eso, Queen se subió al lomo de la ballena de nuevo con Han Sen. Se disculpó con él, diciendo, “Siento haberte hecho perder el tiempo. Este fue un viaje sin sentido.”

“Está bien.” Han Sen sacudió su cabeza y le dio una sonrisa irónica. No quería arriesgar su vida, y por eso no admitió que había desbloqueado su cerradura genética, pero no esperaba que fuera rechazado por el grupo y derribado tan rápidamente.

Acababa de llegar aquí, y ahora iba a ser enviado de vuelta. Han Sen no estaba muy contento con eso, pero tampoco creía que fuera una buena idea admitir la verdad ahora. Así que se preparó para regresar a casa con Queen.

Mientras Queen se preparaba para zarpar con la ballena, Han Sen notó la llegada de alguien que estaba montando una bestia marina. Se deslizaba por las olas a un ritmo furioso.

Al poco tiempo, había llegado a la isla. Extrañamente, sin embargo, parecía gravemente herido y estaba cubierto de una masa de quemaduras. Muchas estaban cubiertas por vendas envueltas apresuradamente, pero aún así, se podía ver que no estaba en buena forma.

“¡Horny Old Man! ¿Estás bien? ¿Dónde está Shang Qing?” Queen desmontó, y todos se reunieron a su alrededor. La otra mujer se movió rápidamente para ayudar a sostenerlo.

“En nuestro camino hacia aquí, nos encontramos con una criatura que respiraba fuego. Era demasiado poderosa y me separé de Shang Qing. No sé si el resto lograron escapar.” Dijo sombríamente Horny Old Man al grupo, con un rostro tan blanco como un fantasma.

Los rostros del grupo estaban horrorizados, pero no podían hacer nada. Encontrar una súper criatura siempre era una prueba espantosa, que amenazaba la vida, pero tropezar con una en el mar era una pesadilla. Tuvo suerte de haber salido con vida.

Las quemaduras que habían quemado el cuerpo de Horny Old Man no eran leves. El grupo ayudó a llevarlo a la orilla y trató de curar sus heridas.

Cuando Han Sen vio las marcas de las quemaduras, no pudo evitar preguntarse, “¿Se encontraron con el Caballito de Mar Azul?”

“Lazy Cat, quédate aquí y atiende a Horny Old Man. Yo, Tyrant y Sky Jealousy iremos a echar un vistazo. Veremos si podemos encontrarlos.” Queen saltó sobre el lomo de su ballena mientras hablaba.

Tyrant y Sky Jealousy convocaron sus propios monturas marítimas, y todos se apresuraron a marcharse por donde había llegado Horny Old Man.

Cuando llegaron a la zona de la que les habló Horny Old Man, se separaron e intentaron buscar a los desaparecidos.

Han Sen seguía en la ballena, sentado junto a Queen. A pesar de buscar a los desaparecidos, no pudieron encontrar un rastro. Lo más probable es que hubieran muerto.

“Parece que Queen y su gente aún no han matado a una sola súper criatura, a pesar de que han desbloqueado sus cerraduras genéticas. Parece que los humanos en la segunda zona de El Santuario de Dios aún están luchando con su abrumadora fuerza.”

La mente de Han Sen estaba alerta. Cuando abrió su cerradura genética por primera vez, estaba extremadamente feliz por ello. Pero ahora sentía que su estado tenía un cierto impacto, que no se había dado cuenta antes.

La idea de que unas pocas personas, que se habían esforzado por desbloquear su primera cerradura genética tanto como Han Sen, ahora estaban muertas. Fueron derrotados por una súper criatura en el mar en muy poco tiempo. Eso lo aterrorizó.

Queen, Tyrant y Sky Jealousy se reunieron en un lugar que habían establecido. Sus rostros se veían serios, una clara indicación de que no habían tenido suerte en la búsqueda de sus compatriotas desaparecidos.

“Volvamos primero a la isla. No es seguro permanecer en estas aguas.” Queen se mostró inmediatamente decidida, temiendo que algo pasara si se quedaban. Rápidamente, regresaron.

“¿Qué hacemos ahora? Incluso si fueron asesinados, ¿no fuisteis capaz de recuperar sus cuerpos? Horny Old Man sigue herido. ¿Seguimos yendo tras la criatura en la isla?” Lazy Cat frunció el ceño.

“Por supuesto que sí. De lo contrario, ¡nuestro tiempo aquí habrá sido desperdiciado!” Tyrant dijo fríamente.

“Pero ahora mismo, sólo quedamos nosotros tres. ¿Y si realmente es…?” Lazy Cat se calló y no terminó su frase. Aún así, todos sabían lo que quería decir.

 

 


0 0 votos
Calificación
Suscribirse
Notificarme de
guest

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

0 Comentarios
Retroalimentaciones en línea
Ver todos los comentarios
0
Nos encantaría conocer tu opinión, comenta.x
()
x