Cerda Villana — Capítulo 25


Bueno, he aquí un mini pack de la cerdita. Esto es en parte una disculpa para los lectores que estaban ansiosos de poder seguir leyendo; mi dizque excusa es que estuve distraído con otras cosas. Sin embargo, tienen todo el derecho a quejarse conmigo. La verdad es que les daría actualizaciones más rápido si me dan un toque en el servidor de Discord, pero bueno, igualmente no es excusa.

Si han encontrado otra página donde leer, bien, pero creo que intentaré seguir con la traducción. Es más fácil que traducir hija del duque… Hablando de eso…, no seguiré traduciendo esa novela. La pondré en abandonadas; es muy complicado trabajar con esa novela, así que me rendí.

En fin, esto ya se volvió muy largo. Vayan a leer :v


Anterior |Índice| Siguiente


No tengo ambiciones

 

—¿O-onii-sama?

Pensaba que me había estado llevando bien con mi primo, y siempre he estado de su lado. Pero…

«Es la primera vez que veo a Onii-sama con esa sonrisa…».

Ryuze siempre llevaba una sonrisa gentil y refrescante que podría tranquilizar a cualquiera.

También lo hacía con la altiva Britney; siempre mostrándole una sonrisa llena de afecto. Abrazando voluntariamente ese cuerpo grasiento y sudoroso sin pestañear. Él era esa clase de persona.

Sin embargo, la expresión que tiene ahora se le ve mucho más natural.

Como pensaba, la habitual sonrisa gentil que mi primo tenía no era su verdadera cara.

—Desearía no haberte oído decir eso, pero… Bueno, que así sea. Parece que no tienes ambiciones, después de todo.

—P-por supuesto que no.

—Bueno, tal y como hemos planeado en un principio, harás todo lo posible para casarte, ¿no es así?

Viéndolo por fin expresando sus verdaderas intenciones, supongo que me alegro de que él no esté tratando de echarme a un lado como el resto.

Parece haberme considerado un poco digna de confianza.

—Entiendo. Hasta que encuentre un prometido y me convierta en su esposa, dedicaré mi mayor esfuerzo a este territorio.

—Si en verdad eres mi aliada, hay otras maneras.

—¿Hm? ¿Acaso está bien si no encuentro un prometido?

—En estos momentos, sería mejor para ti casarte rápidamente con otra familia. Por favor, da tu mejor esfuerzo en conseguir una conexión con influencia.

—Qué presión… ¡No me presiones tanto en mi debut social, por amor a dios!

Sin quererlo, dije mis verdaderos sentimientos.

«Oh, no. Onii-sama solo había estado fingiendo ser amable frente a mí».

Había capas aún más profundas detrás de la sonrisa de Ryuze.

—Britney. Tú… tienes un carácter considerablemente fascinate en tu interior, ¿eh?

Gufuu, gufufufu.

Se me ocurrió que podría despistarlo al reírme, pero parece que mi cara sonriente se ve tan extraña como siempre.

Agh, ya no quiero estar aquí.

—Sé que te has estado esforzando mucho últimamente. El jabón que inventaste vaya que fue un salvavidas para mí. Te estoy agradecido por eso.

—… Onii-sama. El vino y los caballos que has producido parecen dar ingresos mucho más estables.

—Es mejor tener una amplia gama de fuentes de ingresos. Que el champú y el enjuague no duren mucho es su único inconveniente.

—Uh, cierto. La última versión de los champús usa la misma mezcla de miel y aceites esenciales que yo uso en el jabón, pero… solo dura un mes. El enjuague es el mismo, y cada vez que lo veo siento que tengo que usarlo. Por lo tanto, cultivar más limones es bastante importante.

—Bueno. Se está usando limones porque son efectivos.

Antes de que me diera cuenta, empezamos a hablar de trabajo.

—En cualquier caso, da lo mejor en la próxima fiesta. Me gustaría nominar a Ricardo, pero…

—No se puede razonar con él sabiendo que antes me abandonó. Dicho esto, incluso a mí me gustaría que nuestra relación con el condado Astal no se cortara.

—Ya veo. Cuando él vino el otro día, creí sentir un pulso entre ustedes dos.

¡Eso definitivamente es una mentira! Hice un tsukomi en mi mente al salir de la habitación de mi primo.

Esa es la respuesta más obvia, ¿no?

«¿Hm?».

Esto me recuerda que Ryuze había dicho: «Parece que no tienes ambiciones, después de todo».

¿Acaso mis últimas acciones lo hicieron preocupar de que yo aspirara a dirigir el condado?

«Probablemente lo estoy pensando de más. No creo que haya ninguna manera de que pueda adelantarme a Onii-sama».

Muy pocas condesas aparecen en este mundo.

En la ausencia de un conde, parece que en algunas ocasiones una mujer tomaría el mandato del condado, pero normalmente en el caso de que no haya un sucesor masculino es el marido de la mujer quien se convertiría en conde.

«Dicho esto, aunque fue hace mucho tiempo, hay una historia en la que todos los sucesores masculinos eran todos unos tontos, y excepcionalmente se nominó a una mujer… Eso lo aprendí en mis clases de historia».

En cualquier caso, eso debería ser irrelevante para el condado Hakusu.


Anterior |Índice| Siguiente

Un comentario

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s