Sevens HD

Sevens: Volumen 15: Capítulo 06: Obligación



… Cerca de la frontera de Beim y Zayin, el lado de Zayin había enviado fuerzas.

El que quedó al mando de más de mil soldados fue Creit Benini. Con un peinado bien arreglado, montó su caballo en espera en la frontera. Fue debido a las predicciones de que Bahnseim saldría a la acción, y estaría dando vueltas mientras saqueaba.

Pero no fueron desplegados para proteger las aldeas de Beim. Estaban allí para proteger el territorio de Zayin … la gente de Zayin.

El subordinado de Creit montó su caballo de cerca.

“¡Capitán Creit!”

“¿Qué pasa?”

“Hay más gente fluyendo desde Beim. Parece que quieren refugio seguro.”

Y también estaban allí para bloquear el flujo de personas de Beim. No es como si se les estuviera negando el paso. Pero el trato a las personas en Beim y Zayin fue diferente. Eso fue algo que el lado de Beim no entendió.

“¡Hagan que regresen! No podemos movernos más lejos de nuestra estación”

Al ver la cara mortificada de Creit, el subordinado corrió con su caballo. Al principio, Zayin había tratado de ofrecer alivio a las personas que fluían desde Beim. Pero Beim tenía un color nacional particular. Gobernado por los mercaderes, sus armamentos hechos de aventureros … su sentido de los valores era demasiado diferente.

El refugio seguro del que hablaron fue una solicitud del ejército para proteger su aldea. Y mientras pagaran la recompensa, pensaron que ayudarían.

“… Ya somos caballeros de Zayin. ¿Por qué no pueden entender eso?”

A diferencia de Creit, que anhelaba la caballería, la gente de Beim sabía poco de reyes y caballeros o de los asuntos de otras tierras …

… el templo de Zayin.

Allí, Aura Zayin se sentó en una silla extravagante como la Santa Doncella. A un lado estaba sentada la ex Santa Doncella Thelma Zayin. En el otro lado, el Sumo Sacerdote Gastone Bonini. Era una sala de reuniones similar a un espacio con una mesa en el centro, y ante ellos había un comerciante que tenía una gran tienda en una ciudad de Beim.

También tenía el papel de jefe de ciudad, y era un hombre que comerciaba en una ciudad relativamente grande del cuadrante norte de Beim. Con el sector de la ciudad de Beim más lejos de los dos, había venido a buscar ayuda de Zayin.

Pensando que no quería que su estatus cayera por debajo de ningún comerciante que hiciera negocios con esta llamada Santa Doncella, y al no haber comerciado en ningún lugar fuera de Beim, había un problema con su actitud.

“¡¿Por qué?! Pagaremos la recompensa. ¡Las aldeas circundantes ya han sido atacadas, e incluso hay algunas que han sido aniquiladas por completo! No pediré miles. Incluso quinientos es suficiente. ¡Me gustaría que sacaras tropas!”

Desesperado como estaba por proteger su vida y fortuna, Aura colocó el codo en el reposabrazos y apoyó la cara en su mano. Su postura se derrumbó, y mientras Gastone condenó su porte, ella lo ignoró.

Aura pensó que la falta de respeto debería pagarse de la misma forma, eso era todo.

“Entiendo la gravedad de tu situación. Hemos enviado tropas a nuestra frontera y nos hemos preparado. Así es nuestra situación, así que no podemos darte tropas. Para agregar a eso, si puedo … ¡no hay ninguna maldita manera de que enviemos tropas arbitrariamente al territorio de Beim! Además … ¿por qué es necesario que envíe tropas por tu bien en primer lugar?”

Allí, Thelma a su lado entró para detenerla.

“¡Aura! … mis disculpas. Pero, por favor, comprenda nuestra situación. Cruzar la frontera por nuestra propia cuenta será una desventaja para Zayin. Las personas que han perdido sus hogares han entrado en Zayin, y nuestra situación es una en la que también podemos aceptar su aldea. Pero eso es lo máximo que podemos hacer”

El comerciante insatisfecho con la explicación de Thelma golpeó su bastón en el suelo y explicó la situación.

“¿Por qué no pueden entender? ¡Una vez que Beim caiga, pueden apuntar a Zayin a continuación! ¿Es pasar por alto la barbarie de Bahnseim la voluntad de tu diosa?”

Había algo de razón en sus palabras.

Si Bahnseim se dejara como estaba, Zayin estaría expuesto al peligro. ¿Pero salvar una ciudad y tal vez algunas aldeas en el territorio de Beim realmente cambiaría eso? No debería.

Gastone abrió la boca.

“Entiendo tus sentimientos. Y es cierto que no podemos ignorar ese asunto. No podemos, pero … el que invitó con ira a Bahnseim fue Beim. ¿Qué quieres lograr arrastrándonos a eso? ¿Crees que podemos enviar tropas y ganar contra un ejército que suma más de trescientos mil? No queremos hacer ataques innecesarios contra Bahnseim. Por favor entiende.”

El rostro del comerciante se puso rojo brillante.

“¿¡Entonces, qué debería hacer!? ¡¿Dices que solo espere a que me maten?! ¿¡Mientras cantas alabanzas a tu diosa, nos dirás que muramos!?”

Aura resopló al comerciante. De todo lo demás, las palabras que salieron de su boca eran correctas. Y fue precisamente esa justicia la que la hizo reír.

“… Seguro que eres asertivo. Después de hacer de Zayin tu campo de batalla y tu mejor fuente de efectivo durante tantos años, seguro que es diferente cuando se trata de Beim. Nos estás pidiendo que vayamos y peleemos en una batalla sin ninguna posibilidad de victoria. Cuando eres tan arrogante, cruza el reino de lo absurdo, déjame decirte”

El comerciante apartó sus ojos de ella. Quizás todo lo que le habían hecho a Zayin acababa de cruzar por su cabeza.

Allí, Thelma arrojó un bote salvavidas.

“… Pero no podemos seguir ignorando la brutalidad de Bahnseim como esta. Entonces déjame ofrecerte una condición.”

“¿Una condición? ¿¡Qué es!? Si es dinero, la cantidad que podemos preparar en cualquier momento es … “

Thelma mantuvo su sonrisa mientras hablaba.

“Acepta el gobierno de Zayin. Si lo haces, creará una razón para que los soldados de Zayin se muevan. Será para proteger su patria”

Al escuchar las palabras de Thelma, el comerciante se encontró incapaz de abrir la boca …

… Frente a una ciudad, la fuerza de saqueo establecía su próximo destino, la marcha se detuvo y comenzó la discusión.

Se preparó una tienda de campaña, y los que hablaban eran un barón y su vasallo. Se llamó a un jefe de la brigada de mercenarios para verificar la situación.

“¿No era esa parte del territorio de Beim? Puedo ver la bandera de Zayin, ¿sabes?”

El mercenario sacudió la cabeza.

“¡Hasta hace un tiempo, sin duda era Beim! Y está al otro lado del río que marca la frontera. ¡Cruzarlo después de tanto tiempo es simplemente extraño!”

Al escuchar esas palabras, el barón escuchó a su vasallo.

“Ahora bien, así es como parece ser, pero … si realmente son parte de Zayin, se convertirá en algo preocupante”

El caballero vasallo dio una opinión beligerante.

“Solo necesitamos atacarlos. Tenemos un ejército que supera los trescientos mil. No es necesario que nos preocupemos por un país pequeño como Zayin”

Sin embargo, un vasallo diferente … un caballero anciano aconsejó lo contrario.

“Deberíamos renunciar. Tenemos soldados del país allí. Si luchamos, además de enfrentar a la víctima, Zayin es un país que está vinculado a un pacto llamado la Alianza de los Cuatro Países, al parecer. Y lo que tenemos aquí no es un ejército de trescientos mil, solo nos tenemos a nosotros mismos.”

El jefe mercenario habló a los caballeros.

“Es un farol. Solo ataca. Y con lo cerca que está esa ciudad de la frontera de Zayin, seguramente habrá hecho una fortuna”

Pero la respuesta que dio el barón fue segura.

“… El día que nos reuniremos no está lejos. Está fuera de cuestión llegar tarde. Si será una batalla larga, entonces priorizaremos volver a unirnos a la fuerza principal.”

“¿¡Qué!?”

El jefe mercenario parecía disgustado por su incapacidad para saquear la ciudad con la que había estado contando …

Al regresar a Beim del Sur, escuché la información de que Bahnseim se había dispersado a través de Beim para saquear, y pasé a la siguiente etapa del plan.

En la sala de reuniones, llamé a Miranda y Aria, y también asistieron Adele-san y Maksim-san.

“¿Alguna solicitud de ayuda de los pueblos cercanos?”

Adele-san sacudió la cabeza.

“Es porque te hiciste un enemigo de los altos mandos. No creo que los pueblos de los alrededores soliciten ayuda”

Aria parecía un poco molesta.

“¿Porque es eso? Ya se ha corrido el rumor.”

Parecía molesta porque no podía ayudarlos, pero desde nuestro punto de vista, era necesario que la gente de Beim derramara algo de sangre. Las emociones individuales eran un problema aparte. Salvarlos era posible. Si buscaran refugio, los aceptaríamos.

Pero la gente de Beim no aceptaría eso. Y sus movimientos fueron sorprendentemente torpes. Miranda suspiró.

“Tener demasiada paz es algo en lo que pensar. Tal vez son torpes porque todavía no pueden creerlo, o se estaban burlando de eso”

Maksim-san se cruzó de brazos.

“… Su situación es diferente de Bahnseim, donde tienen una escaramuza en algún lugar cada año más o menos. Aun así, cerca de ciento cincuenta mil soldados no están saqueando, ¿eh? Atacar a su fuerza principal no funcionará”

No planeé hacerlo desde el principio, pero eso realmente era preocupante. Si la gente de la fuerza principal permanecía quieta, los ciento cincuenta mil que se movían debían ser los ejércitos de los señores feudales. Perfecto para derribarlos uno por uno. El Séptimo miró por encima de las piezas dispuestas en el mapa sobre la mesa.

『Si nos movemos aplastando a las unidades de saqueo, la fuerza principal hará un movimiento sobre nosotros primero, o enviarán un número con el que no podremos tratar … si es posible, quiero derribar adecuadamente a las elites de la guardia real. No sería extraño que se muevan en cualquier momento …』

Mientras el Séptimo esperaba un movimiento, algunas valquirias entraron a la sala de reuniones. Las valquirias producidas en masa compartían armadura azul y cabello negro. Sin embargo, pude ver más variaciones en su armadura y partes mecánicas que antes.

Debido a Damien y al viejo Letarta, sus especificaciones estaban aumentando. Al lado de esas Valquirias estaba Shannon, que había traído té a la reunión. Todos estaban ocupados, mientras Shannon estaba ayudando.

“Estas cosas, son autómatas, pero me ponen a trabajar”

Shannon dirigió ojos llorosos a Miranda. Pero Miranda sonrió.

“Entonces trabaja, Shannon”

Shannon puso el té que había traído sobre la mesa.

“¡Estoy trabajando! ¡Diosa, estoy trabajando muchísimo!”

Hinchando las mejillas de rabia, sirvió suficientes tazas para los reunidos antes de irse. Las Valquirias confirmaron que todos habían visto a Shannon con una sonrisa antes de hablar.

“Maestro, una carta de la fortaleza”

“¡Entonces está aquí!”

Al aceptarlo, leo su contenido en voz alta.

“Primer contacto exitoso. Objetivo: aislamiento … ¡el objetivo busca apresuradamente los méritos! ¡Eso es todo!”

En mi deleite, dirigí una sonrisa a Aria y Miranda.

“Salvemos los pueblos cercanos. Aria, Miranda y … ¡enviemos a Baldoir también! Hagamos una excusa para que un enemigo hambriento de mérito se dirija hacia nosotros. ¡Prepárense para rodearlos y vencer al enemigo! Coloquemos trampas también.”

Las valquirias me miraron.

“¿Y nuestros aliados en la fortaleza? Si no les informamos, existe el temor de que sean atraídos”

Ni siquiera tuve que pensarlo.

“Infórmales de la ubicación de las trampas y haz que se desvíen. ¡Si se unen a la fuerza principal, así como así, podemos reducir en gran medida la fuerza militar de Bahnseim!”

Allí, Adele-san parecía preocupada.

“… ¿Realmente irá tan bien? Personalmente, lo diré porque los conocí antes, pero hay bastantes personas peligrosas”

Una preocupada Adele-san. Todos en la sala de reuniones miraron a Maksim-san. Allí, Maksim de repente se dio cuenta de algo, y se movió para animarla. En estos tiempos de cruel batalla por venir, me sentí un poco aliviado.

… Fortaleza Redant.

Allí, cortando el sello de la carta de Lyle, Breid se rió ante los dos Baronets.

“Parece que Lyle se está moviendo porque no puede pasar por alto esta situación. Tal vez él piensa que estamos en pánico, ya que calculó que no podríamos mover una gran fuerza. Incluso cortésmente escribió la colocación de trampas”

Los dos Baronets alabaron a Breid.

“Todo esto es gracias a ti, capitán. Los caballeros que se movieron por el plan de Lyle, y que parece haber habido un efecto en difundir el rumor de que el general Blois está tratando de dispersar a los otros generales.”

“Por el estallido de ese rumor, algunas dudas están cayendo sobre el general Blois. Estoy seguro de que esto es suficiente por ahora. Consigue algunos logros como capitán de la guardia real, y si preparamos alguna prueba oficial …”

Breid sonrió mientras levantaba una mano para silenciarlos.

“Lo haces sonar como si estuviera falsificando evidencia. Sería problemático si lo malinterpretases. El que me recomendó cruzar esa montaña fue Blois, ¿sabes?”

Según el plan de Blois, había elegido cruzar la montaña, y que no fuera al campo de batalla fue culpa de Blois, fue el bosquejo que Breid había redactado.

Eliminando a los caballeros que hicieron contacto con los generales cuando se enteraron de una carta de Lyle, y aislando a Blois. En la carta estaba escrito que, si eran hasta cinco mil, podrían manejarlo, y al ver eso, no podía detener su risa.

Breid miró la carta marcada con las estaciones de emboscada de Lyle y las ubicaciones de las trampas, y se llevó una mano a la barbilla.

“… El grupo de Lyle se moverá, y cuando los nobles feudales se enfrenten a la muerte, seré voluntario para subyugarlo. Por supuesto, me seguirán, ¿no?”

Los dos Baronets asintieron y sonrieron.

“Por supuesto. Siempre y cuando también anuncies nuestros logros a Centralle.”

Breid juró que definitivamente cumpliría esa promesa mientras se reía en su corazón.

(Lyle, esta es la diferencia entre tú y yo. Has perdido la cabeza en tus planes. Estoy seguro de que pensaste que todo iba bien, pero estoy varios niveles por encima de ti) (NTE: OK, esto ya no es gracioso, es triste. El pobre tipo en verdad se cree más listo que los ancestros, esto es más triste que el tapete humano (¿Larc?), el tipo del harem ese que todos usaron a su antojo, es más triste que eso :,v)

Conociendo el plan de Lyle, e imaginándose a sí mismo en la cima, Breid estaba emocionado. De pie para prepararse para su asalto, llevó a los dos Baronets para que se movieran …


[Anterior] [Índice] [Siguiente]

3 comentarios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s