Stop, Friendly Fire! Capítulo 25 – 2


<Capítulo 25: Hansen Von Dorthe  – 2>

 

EZ: 1/3


[Kuaaaaaaaaaaaaah!]

 

“Shin Woo, ¿realmente crees que podemos dejarlos así?”

 

“Sí.”

 

Despidió a Kratia, y cuando ya era hora de que volvieran al castillo, Jin le hizo una pregunta a Lee Shin Woo. Por ‘Ellos’ se refería a los Golems Chimera que todavía rodaban por el suelo y gruñían.

 

El hecho de que siguieran siendo así, a pesar de que el efecto de Grito de la Muerte ya debería haber desaparecido, debe significar que sufrían de PTSD. (EZ: Estrés post traumatico, más info acá Link)

 

“Siento que se quedarán así si los dejamos aquí.”

 

“No tienen nada que ver con mi plan por el momento. Deberíamos dejarlos así”.

 

“Así que…. ¿dices que los vas a usar más tarde?”

 

“Por supuesto.”

 

Lee Shin Woo asintió, como si dijera ‘¿No es obvio por qué me preguntas eso?’ Ya estaban en el escenario de un Joker; no podían irse a menos que él lo dijera. O bailaban a su ritmo, o morían; ¡él sólo dejaba pasar una de esas opciones!

 

Los Golem Chimeras estaban formados por un grupo de no-muertos que eran al menos nivel 5. Estaba seguro de que podía infligir daño a un general, siempre y cuando los usara correctamente.

 

“¿Y si algo sale mal?”

 

“Bueno, entonces supongo que moriré unas cuantas veces o algo así. No te preocupes demasiado”.

 

Jin sabía muy bien que las palabras de Lee Shin Woo no eran más que aire caliente. Intercambiaron unas pocas palabras antes de la batalla, y en el proceso, Jin una vez más se dio cuenta de lo decidido que estaba Lee Shin Woo; luego también se preparó a sí misma.

 

[Kuwoooooooooooh!]

 

“Keuk. ¿Cuánto tiempo crees que tardará el general en aparecer…?”

 

“Para ser honestos, ni siquiera Nellopa sabia realmente cuanto tiempo le llevaría aparecer. Pero estoy seguro de que no tardará mucho. Ya que tenía planes que lo dejarían aguantar hasta que el general apareciera, sin importar la situación”.

 

dijo Lee Shin Woo, y miró hacia atrás. El devorador de tesoros perseguía a Jin y estaba a punto de atraparlos. Luz era irradiaba constantemente de su cuerpo, y parecía que pronto saldría uno grande.

 

“Aunque no tengo ni idea de cuánto tiempo podemos durar contra ese tipo…”

 

“¿Por qué diablos apareció esa cosa aquí, cuando es tan difícil encontrar un nivel 7? ¡Dijiste que sólo había un hueso élite de nivel 7 en la tienda secreta!”

 

“En vez de preguntarme a mí, ¿por qué no le preguntas a él?”

 

Lee Shin Woo también se quedó sin habla. Se suponía que esta operación era relativamente segura y sin riesgos, y él había planeado terminar las cosas sin ningún problema. Dejaba que las quimeras y los no-muertos se destruyeran entre sí, y luego saquearían todo lo que había en las instalaciones; el hecho de que las cosas se hubieran salido tanto de control fue por culpa de ese imbécil de Steve.

 

Pensar que realmente existía un Devorador de Tesoros nivel 7; incluso si hubiera supuesto que existía uno, ¿cómo iba a saber que ese Devorador de Tesoros nivel 7 aparecería justo ante él? Según sus Sumbaes, los Devoradores de Tesoros eran una especie tan rara que encontrarse con uno era como ganar la lotería en la Tierra!

 

“Ya que hemos llegado a esto, tenemos que conseguir que esa cosa pague por hacernos caminar sobre una cuerda floja.”

 

“Tu voz es realmente aterradora ahora mismo…”

 

[Guoooooh!]

 

Entonces, Steve empezó a atacar. No obstante, Jin pudo evitarlo fácilmente acelerando momentáneamente; la bala del cañón de Relámpagos apenas falló, y desapareció después de dejar atrás un cráter de varios metros de ancho. Si hubieran sido golpeados directamente por eso, habrían sido reducidos a polvo de huesos; habrían muerto en el acto.

 

“…Sólo uno de esos destruiría las murallas del castillo.”

 

“Está todo bien. ¿Usaremos a los no-muertos como escudos de carne?”* (EZ: *Serán de Huesos XD)

 

Afortunadamente, parecía como si esa habilidad no fuera algo que Steve pudiera usar a menudo, ya que era evidente que Steve se estaba debilitando; su velocidad a la que los perseguía se había ralentizado. Mientras se ralentizaba, Lee Shin Woo y Jin se movieron apresuradamente y llegaron frente a las murallas exteriores del castillo.

 

Uno de los soldados que estaba encima de las murallas, observando sus alrededores, se fijó en Lee Shin Woo y gritó con alegría.

 

[¡El lord ha regresado!]

 

[¡Oh, el lord…!]

 

[El lord ha regresado a salvo. Rápido, abran la puerta princ-]

 

Pero antes de que los no-muertos abrieran la puerta principal, Jin soltó un ‘heup’, y pareció poner presión en sus piernas. Las plantas de sus pies, o más bien sus pezuñas, cambiaron de forma repentinamente. Lee Shin Woo la vio, y para él, parecían resortes helicoidales giratorios.

 

“¿Huh…?”

 

¿Jin acaba de conseguir una habilidad como esa X Fruta?[1] Lee Shin Woo estaba asombrado, pero en ese mismo momento, Jin golpeó sus pies contra el suelo, saltando alto en el aire. Saltó a una altura ridícula en un período de tiempo tan corto que incluso Lee Shin Woo se sorprendió!

 

Viendo eso, los no-muertos parecían confundidos, y Jin aterrizó calmadamente por encima de las murallas del castillo. Fue un aterrizaje tan suave, desafiando el poderoso salto.

 

‘¿Qué te parece?’

 

‘Impresionante.’

 

‘Hut.’

 

Jin resopló ante el honesto aprecio de Lee Shin Woo y estaba muy contenta. Parecía que Jin estaba considerando varias formas en las que podría hacer pleno uso de sus habilidades.

 

Honestamente, había un gran grado de libertad en la forma en que podía usar Corazón de Acero, que envolvía su cuerpo en mana de acero, y ella pensó que podría desarrollarlo de la forma que quisiera. Pero…. convertir cierta parte de su cuerpo en resortes… fue una idea simple y extremadamente efectiva.

 

[Mi lord, ¿¡no es ese caballo el de Sir Seta…!?]

 

[Ahora que lo mencionas, no veo a Sir Seta por ningún lado.]

 

“Sir Seta me dejó este caballo a mí. Fue un caballero que luchó lealmente por el Imperio hasta su amargo final”.

 

[Ooh….]

 

Los caballeros tomaron con gran dureza la muerte de esta figura imaginaria, Sir Seta. Había varios agujeros en su historia que no tenían sentido. Por ejemplo, por qué Sir Seta dejó de aparecer a mitad de camino, o cómo murió, o cómo legó su caballo al lord. Pero esos asuntos insignificantes no les importaban en este momento.

 

[¡Ese monstruo caerá en nuestras manos pase lo que pase!]

 

[Eso no es todo. Castigaremos a esos asquerosos bastardos que invadieron el Santuario en nombre de su majestad.]

 

[¡Sigan el ejemplo de Sir Seta! ¡Recuerda su voluntad!]

 

[Uooooooooooh!]

 

Jin no hizo nada, pero su existencia logró levantar la moral de los no-muertos. Para cuando ladeo la cabeza, el Devorador de Tesoros que los perseguía chocó con fuerza contra el muro exterior del castillo y se mostró ante todos.

 

[Kuaaaaaaaaaaah!]

 

[Kuak!]

 

El Devorador de Tesoros, con su gigantesco cuerpo de varios metros de largo, sustituyó su velocidad por su peso para entregar una carga tan poderosa! Fue un impacto realmente horrible. Parecía que las murallas del castillo se desmoronarían en ese momento, y dentro de las vibraciones, Lee Shin Woo gritó en un tono calmado y seguro de sí mismo. El carisma lo era todo para un lord.

 

“¿Quiénes defienden Kadinan?”

 

[¡Nosotros!]

 

“¡Entonces, defiéndanla! ¡Muéstrenle a ese monstruo que no puede despreciarnos!”

 

[¡Entendido!]

 

Jin no podía creer lo que veían sus ojos. Los caballeros y soldados que se encontraban en la cima de las murallas del castillo se lanzaron al suelo, cayendo libremente a la tierra.

 

Varios de los caballeros aterrizaron correctamente, pero los soldados emitieron un sonido horrible al aterrizar, como si sólo eso fuera a matarlos; sin embargo, los otros soldados siguieron su ejemplo y se lanzaron también.

 

‘¿Qué demonios es eso?’

 

‘Comandos suicidas.’

 

Lee Shin Woo le respondió objetivamente, mientras empezaba a presionarlos. No quería desperdiciar a los preciosos caballeros, así que insistió en enviar primero a los plebeyos de bajo nivel y a los soldados. Con una orden del lord de Sangre y Hierro, los no-muertos de la ciudad estaban ante las murallas del castillo sin una pizca de sospecha o miedo!

 

[Guwooooooh!]

 

[¡Por el Emperador!]

 

[¡Por el lord!]

 

[¡Por el… Kuhak!]

 

Esqueletos de todas partes cayeron al suelo! El Devorador de Tesoros cargó una vez más, pero chocó con los montones acumulados de huesos esqueléticos, y tuvo que conformarse con abrirse paso a través de los montones de huesos. Era tanto el resultado por el que estaba rezando como lo que esperaba.

 

Honestamente, sacrificar 100 esqueletos de nivel 1 o 2 para detener uno de los ataques del Devorador de Tesoros valió la pena para Lee Shin Woo.

 

‘Tú…. esto es…’

 

“¡Muéstrenles su espíritu, el espíritu de un guerrero que no dejará pasar a ese monstruo!”

 

Esos ‘guerreros’ ya se habían convertido en huesos*, y si uno los buscara, nadie podría encontrarlos. (EZ: *en pilas y montones de huesos destrozados)

 

“¡Despierten su coraje! ¡Muéstrenle que Kadinan no caerá hoy!”

 

[Uoooooooooooh!]

 

[¡No podemos perder contra un simple monstruo!]

 

[¡Es hora de que paguemos al lord por su gracia!]

 

Estos esqueletos de nivel 1 y 2, que realmente no tenían otro propósito que el de ser un escudo momentáneo, cayeron al suelo en manadas. Pero no importaba. Había unos 100.000 esqueletos en la ciudad que no formaban parte del ejército.

 

‘Bien. Con esto, el centro de la ciudad no debería caer antes de que llegue ese tipo.’

 

‘Esto no es algo que un ser humano debería estar haciendo…’

 

“Soy un esqueleto, ¿recuerdas?’

 

Y los que se morían por el devorador de tesoros también eran esqueletos o zombis. Lee Shin Woo sonrió mientras el Devorador de Tesoros se ponía furioso ante los interminables refuerzos adicionales que seguían cayendo de las murallas del castillo.

 

No importaba si decidía atacarlos con su cuerpo o disparar sus relámpagos. Porque cientos, si no miles, vendrían a reforzarlos! El Devorador de Tesoros ya estaba bastante cansado ya que lanzó varios ataques a gran escala mientras perseguía a Lee Shin Woo.

 

[Kuhieeeeeeek…!]

 

Los no-muertos se reunían e impedían que avanzara, como una marea creciente; al parecer, al darse cuenta de esto, el Devorador de Tesoros abandonó el avance rápido y reservó su magia y resistencia, como si dijera: “veamos quién aguanta hasta el final”. Parecía que el Comedor del Tesoro optó por atravesar los esqueletos lentamente.

 

“¡Muéstrenle a ese monstruo que nuestra voluntad es aún más dura que estos mismos muros!”

 

[¡Gloria al Emperador!]

 

[¡Voy a arriesgar mi vida para protegerlo, mi lord!]

 

Y así, el plan de los escudos de carne [Huesos] comenzó seriamente. Uno a uno, los no-muertos subieron por las paredes y cayeron hacia el Devorador de Tesoros. El devorador de tesoros destruyó esos esqueletos y huesos acumulados….

 

‘Guau, mira esa fila.’

 

“¡Caigan uno por uno! Recuérdenlos, uno por uno!”

 

Ahora había una fila de esqueletos para escalar las murallas del castillo. ¡Como si estuvieran haciendo cola para montar en un parque de atracciones!

 

Jin vio al Devorador de tesoros que destrozó sin descanso los esqueletos y los zombis, así como al hombre que envió a estos esqueletos y zombis a la muerte uno por uno, y pensó que parecía un entrenador tirando la comida a un león de zoológico.

 

‘Sólo haces esto porque luchar contra él sería problemático, así que le pasas el trabajo a él, ¿verdad?’

 

‘Me conoces demasiado bien.’

 

Lee Shin Woo verificó la hora y utilizó eficazmente a los esqueletos voluntarios. 10,000, 20,000, 30,000… En sólo unas horas, Lee Shin Woo había conseguido despejar la ciudad de alrededor del 70% de los niveles 1 y 2.

 

Cuando murieron, dejaron atrás una montaña de huesos, y por eso, el Devorador de Tesoros tendría que esforzarse por destruir los huesos acumulados. Ya que eran huesos que contenían la esencia misma de los no-muertos, parecía que los huesos eran más robustos que cuando aún estaban vivos, lo que hacía que Devorador de Tesoros gastara aún más energía.

 

‘¿No necesitas recogerlos?’

 

Los huesos de nivel 1 o 2 son inútiles para mí ahora. No obstante, los huesos de nivel 3 ó 4 son diferentes. Jin, lo entiendes, ¿verdad?

 

‘¿…Me estás diciendo que vaya a recogerlos?’

 

‘¡Exactamente!’

 

Un aspecto afortunado de este plan es que a pesar de que él estaba continuamente lanzando cuerpos, el Devorador de Tesoros no estaba perdiendo nada de fuerza; más bien, parecía que se estaba fortaleciéndose gradualmente por alguna razón extraña.

 

Debido a que nunca antes luchó contra un devorador de tesoros por tanto tiempo, Lee Shin Woo no era consciente de ello, pero considerando su poder, así como su hostilidad hacia Lee Shin Woo, parecía como si una mayor obsesión por el tesoro aumentara gradualmente el poder de un devorador de tesoros. Quizás sea una habilidad innata de los Devoradores de Tesoros.

 

[¡Están aguantando bien! ¡El general llegará pronto!]

 

[Uoooooooooooh!]

 

[¡Mi señor, yo también iré!]

 

Y finalmente ese momento había llegado. Todos los no-muertos de bajo nivel de la ciudad desaparecieron, y ahora los nivel 3 y las fuerzas de élite superior tuvieron que intervenir. Lee Shin Woo asintió con firmeza y gritó.

 

[¡Sus espíritus tenaces protegerán nuestra ciudad, no, nuestro Imperio!]

 

[¡Inspiras a los no-muertos aliados a través de la habilidad Instigar! La habilidad Comando se fortalece temporalmente, y una parte de tus subordinados pueden usar la habilidad ‘Escudo de carne!’*] (EZ: lo repito de huesos)

 

[La habilidad Comando Intermedio se ha convertido en Lv8. ¡Todas las estadísticas han aumentado en 3!]

 

Volvió a ganar el premio gordo. Era como con Hueso por Hueso; una parte de sus subordinados podía usar una habilidad llamada “Escudo de Carne” que aumentaba su defensa en tres veces cuando se sacrificaban para proteger a otro.

 

[Yo… ¡protegeré esta ciudad!]

 

[¡Mi lord, por favor, observeme!]

 

Los esqueletos que adquirieron la habilidad cayeron con un valor duplicado. Por supuesto, aunque tengan tres veces la defensa, su enemigo era un nivel 7. En lugar de morir inútilmente en un segundo, ahora morirían inútilmente en 10. Lee Shin Woo observó cómo morían, y mostró una expresión poco definida. Pero por dentro, le estaba diciendo a Jin lo que quería.

 

‘Hay que recogerlos después de que se acumulen un poco. Antes de que se rompan. Ok?.’

 

“Eres un demonio…’

 

Y tres horas más tarde, cuando Lee Shin Woo se dio cuenta de que no podría impedir que llegara a los muros exteriores, Lee Shin Woo abandonó los muros exteriores y permitió que el Devorador de Tesoros los destruyera a su antojo; se encerraron en el centro de la ciudad e iniciaron su segundo asedio.

 

El tiempo pasó aún más rápido. Todos los soldados de nivel 3 habían muerto, y todos los caballeros de nivel 4 también habían muerto. Al menos la mitad de los Caballeros Superiores de nivel 5 murieron, y los pocos élites nivel 6 se dieron cuenta de que pronto les tocaría a ellos y que estaban extremadamente asustados. Entonces…

 

[Ah…. ¡Idiotas…!]

 

Él había llegado.

 

[1] T/N: Toy Car tiene una tendencia a censurar referencias realmente obvias. Creo que éste hace referencia a las Frutas del Diablo de One Piece, o más específicamente, a la Bane Bane Bane no Mi (que permite al usuario convertir sus extremidades en resortes.)


AnteriorIndice | Siguiente

2 comentarios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s