El Retornante: Capítulo 37

Traductor: The Un-Neet~

Corrector: Gif


Episodio 9:

¿Desconfías tanto de tu hijo? (2)

Mamá trasladó su mirada hacia la entrada frontal.

¿Tan solo quién podría estar visitándolos a esta hora del día?

¿Podría ser papá?

Pero, aún no era la hora para que regrese del trabajo.

“¿Quién podría ser?” (Mamá)

Tan pronto como confirmó que mamá había dejado el cuarto, Yi Ji-Hyuk regresó sigilosamente a la pantalla de su computadora.

Él no tenía idea de quién podría ser el de la puerta, pero como sea, parecía bastante prudente terminar las cosas con las que estaba ocupado, antes de ser interrumpido rudamente.

Mientras tanto, mamá presionó el botón para hablar por el intercomunicador.

“¿Quién es?” (Mamá)

En la pantalla del intercomunicador, ella pudo ver a una hermosa mujer con una sonrisa amigable.

—“Hola, ma’am. Tenga un buen día. Soy de la KSF y me gustaría discutir un cierto asunto con usted; ¿podría estar permitida entrar a tu casa?” (Seo Ah-Young)

“¿Eres de la KSF?” (Mamá)

La cabeza de Yi Ji-Hyuk giró hacia la entrada frontal tan pronto como oyó por casualidad la voz de mamá.

“¿La KSF?” (Yi Ji-Hyuk)

Pero, ¿por qué se molestaría?

¿Por qué estaba entrometiéndose en su casa ahora?

Él ya se estaba irritando ligeramente por el hecho de que lo estaban siguiendo en los alrededores, ¿pero ahora incluso decidieron invadir su casa?

Por supuesto, Yi Ji-Hyuk empezó a fruncir el ceño.

Él los dejó quietos ya que aún no habían hecho nada notable, pero si estaban planeando entrometerse en su vida continuamente, entonces necesitaba volver a pensar en su enfoque.

Bueno, no era como si fuera a mandarlos a volar a todos de todos modos.

Si hiciera eso, él terminaría luchando contra todo el país, y entonces, si fuera lo suficiente desafortunado, tendría que luchar contra el mundo entero. No había una maldita forma de que se sentiría lo suficientemente motivado como para hacer algo tan molesto.

Maldición, incluso después de que emergiera victorioso, no habría nada que ganar de todos modos.

Así que, ¡lo mejor era no involucrarse en primer lugar!

“¡¡Mamá!! ¡No abras la puerta!” (Yi Ji-Hyuk)

“¿Qué?” (Mamá)

“No abramos la puerta, y ese será el fin de eso. Nada bueno llegará de meterse con esos tipos.” (Yi Ji-Hyuk)

“Pero, aun así. Ella es una oficial del gobierno.” (Mamá)

“Maldita sea, ni siquiera tienen una orden, sabes. ¡Una orden! ¡Solo diles que se larguen!” (Yi Ji-Hyuk)

“Pero, aun así…” (Mamá)

“Además, mamá. ¿Hay alguna prueba de que ella sea de la KSF? ¿Qué tal si es una persona sospechosa?” (Yi Ji-Hyuk)

“Oh, ahora que lo pienso, podrías tener razón.” (Mamá)

Mamá miró a la pantalla del intercomunicador con ojos sospechosos.

Seo Ah-Young sonrió significativamente y levantó la cosa en su mano cerca de la lente de la cámara del intercomunicador.

—“Oh, casi lo olvido. Pensé que podría ser desconsiderado venir con las manos vacías, así que tomé un pequeño regalo de camino. Madre0, espero que te guste esta marca…” (Seo Ah-Young)

Seo Ah-Young estaba cargando una pequeña bolsa de regalo con las letras “XHANEL” escrita a un lado. Y viendo esto, mamá rápidamente terminó el chat del intercomunicador y corrió hacia la puerta frontal.

“¡¿Mamá?!” (Yi Ji-Hyuk)

“¡Estás siendo ruidoso!” (Mamá)

Mientras ignoraba decisivamente las protestas de su hijo único, mamá abrió apresuradamente la puerta frontal y saludó a Seo Ah-Young con un tono de voz cálido y extremadamente amigable, algo que Yi Ji-Hyuk no había escuchado antes.

“¡Oh, dios mío! Hola. Es un honor darle la bienvenida a una persona importante de un instituto gubernamental a la humilde morada de mi familia.” (Mamá)

“Oh, no, madre, soy yo quien debería sentirse honrada de recibir una bienvenida tan cálida.” (Seo Ah-Young)

Seo Ah-Young sonrió y le echó un vistazo a la dirección de Yi Ji-hyuk.

‘¡Esa estúpida bruja!’ (Yi Ji-Hyuk)

Viendo esa sonrisa victoriosa en su cara, Yi Ji-Hyuk empezó a temblar del enojo.

Sin embargo, ella ya estaba en la casa. ¿Qué podría hacer ahora, ya que la leche ya estaba derramada?

“Ten, sé que es un poco incómodo, pero por favor tome asiento.” (Mamá)

“Gracias, madre” (Seo Ah-Young)

Seo Ah-Young era la modelo perfecta de cortesía recatada mientras ella entrecruzaba cuidadosamente sus piernas y se sentó tras la mesa de café.

Para Yi Ji-Hyuk, era como si mirara al zorro de 999 colas haciendo su número, y sí, lo encontró muy desagradable a la vista.

Mientras tanto, Park Seon-Duk sacó refrigerios del refrigerador. Seo Ah-Young articuló sus gracias adecuadamente y recibió la bebida.

“A pesar de que trabajas en un entorno tan brusco, lograste mantener una condición de piel tan maravillosa.” (Mamá)

“Jojojo. Muchas gracias por sus halagos. Pero, madre es la persona más bella aquí hoy. Si no hubiera escuchado de antemano que eres la madre de Yi Ji-Hyuk, le habría confundido con su hermana mayor.” (Seo Ah-Young)

“Oh, cielos. Muchas gracias. Ojojojo.” (Mamá)

Yi Ji-Hyuk pensó que su rostro se marchitaría si escuchaba algo más de este intercambio.

Trascendiendo todas las edades y todas las culturas en el mundo, no, incluso de las dimensiones, la manera sobre-entusiasta de saludarse que tienen las mujeres se mantiene igual en todos lados. Y nunca podía acostumbrarse a ello.

“Pero, ¿Qué le trae a nuestro hogar?” (Mamá)

Cuando mamá decidió dirigir la conversación hacia el tema principal, Seo Ah-Young enderezó su postura y se puso seria.

“Estamos aquí, de hecho, para…” (Seo Ah-Young)

Seo Ah-Young volteó su cabeza hacia Yi Ji-hyuk y habló.

“… Para buscar a Yi Ji-Hyuk.” (Seo Ah-Young)

GRUÑIDO…” (Yi Ji-Hyuk)

La cabeza de Yi Ji-Hyuk giró hacia atrás y cerró sus ojos.

Él había estado esperando que algo así pasara, pero demonios, esto fue simplemente demasiado pronto. ¡Demasiado jodidamente pronto!

En verdad se imaginó que le tomarían un tiempo mucho más largo para evaluarlo y analizarlo. Él honestamente pensó eso.

“¿Buscar a mi Ji-Hyuk?” (Mamá)

“Sí, madre. ¿Recuerda la ocasión de cuando el Señor Ji-Hyuk estaba bajo investigación por nosotros en la KSF?” (Seo Ah-Young)

“Sí, lo recuerdo” (Mamá)

Claro que lo recordaría; su único hijo fue encerrado por tres días después de todo, ¿ cómo podría olvidarlo?

“Al final de nuestra investigación, llegamos a la conclusión de que el Señor Yi Ji-Hyuk es un maravilloso prospecto para el futuro del país.” (Seo Ah-Young)

“¿Mi hijo es un maravilloso prospecto?” (Mamá)

Una escena extraña de mamá no creyendo la palabra de otra persona que alagó a su niño, ocurrió justo enfrente del sujeto en cuestión.

Parecía ser que la poderosa habilidad pasiva que todas las madres tenían equipadas, la del amor parental siendo ciego y todo (la cual comenzaría de entre las líneas “Mi niño tiene una buena cabeza en sus hombros, pero es muy perezoso para estudiar”) no estaba ni presente ni correcto en el psique de Madam Park Seo-Duk.

“Sí, madre. Él posee un gran poder, uno que vale la pena perseguir. Es por eso que nosotros de la KSF deseamos buscarlo y contratarlo oficialmente.” (Seo Ah-Young)

“Buscar a mi niño…” (Mamá)

Con un interés renovado en sus ojos, mamá cambió su mirada a Yi Ji-Hyuk.

Y pensar que, las personas estaban intentando buscar a ese estúpido perezoso de m*erda…

Tal vez, ¿podría ser que esa gente de la KSF que se veían duros y estrictos en el exterior, en realidad fueran un montón de idiotas descuidados en el interior?

Bueno, si tenían ojos y oídos y algo de materia cerebral en medio, ellos no intentarían buscar a su hijo, eso seguro.

Ha pasado algo de tiempo desde que ella se había deshecho de ese pequeño polvo de esperanza en su corazón, el que se formó de vuelta cuando supo que su hijo era un usuario de habilidad. Incluso si ella le dio a luz, él estaba más allá de la salvación después de todo.

“Ji-Hyuk-ah.” (Mamá)

“Sí, mamá” (Yi Ji-Hyuk)

“Ven aquí y toma asiento por un momento.” (Mamá)

“¿No puedo ir después de terminar esta ronda?” (Yi Ji-Hyuk)

“¿Quieres presenciar el fin de tu vida hoy?” (Mamá)

“Mamá, estoy en camino justo ahora.” (Yi Ji-Hyuk)

Yi Ji-Hyuk caminó penosamente hacia la sala de estar y se sentó al lado de mamá.

Sus ojos inyectados de sangre aterrizaron en Seo Ah-Young.

Él podía ver lo relajada y despreocupada que estaba.

Ella ya había descubierto que sin importar lo rudo y desconsiderado que Yi Ji-Hyuk era, enfrente de su mamá, él se comportaría.

Bueno, siendo honestos, ella ya sabía eso, a través de incontables metrajes de videos de vigilancia como también de relatos de testigos, Yi Ji-Hyuk no era distinto a un ratón temblando enfrente de un gato, no, un calamar seco en manos de una maid de cocina experimentada, cuando su madre estaba presente.

“¿Estabas esperando ver algo bueno cuando viniste?” (Yi Ji-Hyuk)

“¿Oh cielos? Señor Yi Ji-Hyuk, ya somos conocidos el uno del otro, ¿no estás siendo un poquito excesivamente frío?” (Seo Ah-Young)

“¿Conocidos? ¡Más bien, antagonista!” (Seo Ah-Young)

“No es verdad en absoluto. Realmente vine aquí hoy con buenas intenciones.” (Seo Ah-Young)

Yi Ji-Hyuk resopló burlonamente.

“¿Es por esa razón que todavía estás escondiendo a alguien detrás de ti?” (Yi Ji-Hyuk)

“¡Ah! Mis disculpas. Es un mal hábito mío. Gah-Yun-ah, por favor salúdalos también.” (Seo Ah-Young)

Doh Gah-Yun apareció justo detrás de Seo Ah-Young. Ella se sentó junto a ella y bajó su cabeza en silencio.

Por supuesto, Park Seon-Duk estaba sorprendida por el hecho de que una persona se materializó de la nada y sus ojos parpadearon continuamente sin fin.

“Eso, eso es bastante impresionante…” (Mamá)

Sin embargo, sin importar lo sorprendida que estaba, ella nunca perdió la compostura.

Ya, muchos usuarios de habilidad y sus poderes eran conocidos al público a través de la exposición de los medios, así que ella no lo encontró tan difícil aceptar un evento como este.

“Entonces, para continuar por donde lo dejamos…” (Seo Ah-Young)

Seo Ah-Young sonrió brillantemente y continuó con sus explicaciones.

“Nos gustaría ofrecer al Señor Yi Ji-hyuk los mejores tratos para asegurar sus servicios. Nuestro plan es ofrecer las mejores condiciones disponibles para contratos civiles para él. No solo su salario, todas las necesidades de Yi Ji-Hyuk, así como también el apoyo y beneficios financieros para sus miembros inmediatos de la familia serán garantizados. Lo prometo. El desglose detallado está contenida dentro de esos documentos.” (Seo Ah-Young)

Seo Ah-Young produjo un documento de contrato grueso de su bolso y lo colocó cuidadosamente enfrente de la mamá de Yi Ji-Hyuk.

“¿Y esto es?” (Mamá)

“Esos detallan cada condición favorable que le estamos ofreciendo a su hijo. Y además, sé que esto es solo algo pequeño, pero tenga…” (Seo Ah-Young)

Seo Ah-Young finalmente puso el bolso de regalo en la mesita de café.

“Por favor piensa en esto como nosotros mostrando nuestra sinceridad, madre. A pesar de que solo es algo pequeño, por favor acéptelo.” (Seo Ah-Young)

“No estoy seguro de sí debería…” (Mamá)

“En serio, no es mucho, madre. Se me hará un poco incómodo si lo rechazas…” (Seo Ah-Young)

“Bueno, en tal caso…” (Mamá)

Ah, así que así es como se ve, el tono de voz indicando lo preocupada que está, y la expresión facial de esa persona, no coincidiendo exactamente. De hecho, ¡¡es exactamente lo opuesto!! (Monólogo interno de Yi Ji-Hyuk)

Yi Ji-Hyuk no pudo evitar mostrar su apreciación a esta extraña escena, lo cual no había tenido la gran fortuna de encontrarse en sus más de miles de años de vida. Hasta hoy.

“Sin embargo…” (Mamá)

Extrañamente…. A diferencia de sus expresiones, mamá no extendió su mano hacia el regalo ofrecido.

“¿No enlistaste forzosamente a usuarios de habilidad hasta ahora?” (Mamá)

“ah, así que no está al tanto. Su hijo no es reconocido como un usuario de habilidad aún. Él es un civil, al menos por ahora.” (Seo Ah-Young)

“En ese caso, ¿por qué él?” (Mamá)

“No obstante, posee poderes que fácilmente exceden a los usuarios de habilidad regulares. Y en la KSF, definitivamente necesitamos la ayuda que ese poder proveerá. En resumidas cuentas, su hijo es un prospecto que no solo la KSF, sino todo el país necesitará en el futuro.” (Seo Ah-Young)

“Eiiii~.” (Mamá)

Mientras se reía entre dientes, mamá balanceó su mano despectivamente y miró a su hijo.

Siendo sujeto a tales miradas llenas de dudas, Yi ji-hyuk sintió las olas de resentimiento inundarlo.

“¡¿Mamá, pero qué?! ¡Todavía soy tu hijo, sabes!” (Yi Ji-Hyuk)

“¡Precisamente porque eres mi hijo, lo encuentro tan improbable!” (Mamá)

“¡¿Desconfías tanto de tu hijo?!” (Yi Ji-Hyuk)

“¡¡Es porque eres mi hijo que no confío en ti!!” (Mamá)

“Sí, mamá…” (Yi Ji-Hyuk)

Yi Ji-Hyuk fue callado despiadadamente y como resultado, él se hundió al fondo.

“Bueno, entonces…” (Mamá)

Mientras ignoraba al Yi ji-Hyuk colapsado en el piso, mamá dirigió su pregunta a Seo Ah-Young.

“Cuando sea contratado por la KSF, ¿Qué clase de trabajo estará realizando?” (Mamá)

“Básicamente…” (Seo Ah-Young)

Seo Ah-Young vaciló ligeramente antes de responder.

“Se le pedirá que participe en las operaciones anti-Puertas. Su rol principal será suprimir las oleadas de monstruos.” (Seo Ah-Young)

Park Seon-Duk estaba genuinamente asombrada al escuchar eso.

“Pero, ¡dijiste que no es un usuario de habilidad!” (Mamá)

“Sí, lo dije. Pero posee poderes más allá de los usuarios de habilidad comunes. En toda honestidad, con sus habilidades, luchar contra monstruos no sería diferente a hacer un poco de ejercicio después de una sincera comida. ¿No es cierto, Señor Yi Ji-Hyuk? ” (Seo Ah-Young)

“¡¿A quién siquiera te estás refiriendo ahora?!” (Seo Ah-Young)

“Eres tan humilde.” (Seo Ah-Young)

“¿Pero qué? Escucha aquí, no estoy siendo humilde aquí en absoluto…” (Yi Ji-Hyuk)

“Si eres demasiado humilde, de hecho es dañino para tu imagen, ¿lo sabes?” (Seo Ah-Young)

¿Pero qué diablos? ¿Esta mujer originalmente poseía una lengua tan suelta antes? Espera, cuando estaba mandando ordenes en la escena, ella escupió ordenes bastante elocuentemente, ¿no? (Monólogo interno de Yi Ji-Hyuk)

“Mm. Entonces, se le pedirá participar en supresiones de monstruos no peligrosas, pero todavía seguirá siendo bien pagado, y los beneficios incluso serán mejores, además de que incluso proveerás apoyo a su familia. ¿Esa es la idea de tu oferta?” (Mamá)

“Sí, madre. Eso es correcto.” (Seo Ah-Young)

Las miradas de Seo Ah-Young y Park Seon-Duk se encontraron, y las dos mujeres sonrieron al mismo tiempo.

‘¡Mamá, no! ¡No debes!’ (Yi Ji-Hyuk)

Mientras Yi Ji-Hyuk percibió amenazas a su medio de vida y decidió actuar en ello, mamá extendió su mano y agarró la bolsa de regalo.

“¿Y esto es?” (Mamá)

“Es una billetera, madre. Pensé en conseguir un bolso de mano, pero como no sabía sus gustos, preparé una billetera en su lugar. Sentí que las billeteras soportarían el cambio de las tendencias de moda un poco mejor que un bolso.” (Seo Ah-Young)

“Ah, así que eso es lo que es.” (Mamá)

Park Seon-Duk sonrió brillantemente y entonces, colocó la bolsa encima de los documentos y los empujo hacia delante, lejos de ella.

Seo Ah-Young se quedó mirando esa acción con ojos atónitos, antes de abrir su boca.

“¿Madre?” (Seo Ah-Young)

“Por favor, lléveselos.” (Mamá)

“¿P-Perdone? Pero, madre…” (Seo Ah-Young)

Park Seon-Duk continuó sonriendo mientras explicaba su posición.

“Quizás, no lo entiendas porque no has tenido un hijo propio aún…” (Mamá)

“¿Perdón?” (Seo Ah-Young)

De repente, las expresiones de Park Seon-Duk se endurecieron.

“No encontrarás una madre dispuesta a forzar a su propio hijo a ir a una zona de muerte para que ella pudiera vivir felizmente del dinero.” (Mamá)

“………..”

“Sí, él podría ser un hijo algo bobo, y podría no mostrar ni una pizca de deseo de hacer algo. Sí, él podría ser un vago que juega solo videojuegos todo el día, con una avaricia por la comida que coincide con sus negligencias. Sí, su personalidad podría ser la peor, y sí, como un hombre que carece de una base y es insultado constantemente por su propia hermana menor. Y es abusado en línea porque es tan terrible en los juegos, ¡¡y sí, a pesar de que solo se graduó de la escuela media y es un desertor de instituto!!”

“M-Mamá…” (Yi Ji-Hyuk)

Mamá, eso es excesivamente duro..

¡¿No soy todavía tu hijo?! (Yi Ji-Hyuk)

Yi Ji-Hyuk se tragó sus lágrimas emergentes.

Parecía ser que, antes de haberlo notado, ser menospreciado se ha vuelto la norma para él.

“Sin embargo, todavía es mi hijo. Él es precio… No, eso no es importante. Él es mi pequeño. Incluso si no lo encuentro adorable, siempre será mi niño. Solo porque no lo encuentro agradable verlo jugar juegos en casa, ¿me estás diciendo que lo envíe fuera a luchar contra monstruos? ¿Realmente piensas que esas son palabras que deberías decir enfrente de una madre?” (Mamá)

Mamá ni siquiera le dio a la Seo Ah-Young en pánico y perdida tiempo para recuperarse y propinó el siguiente golpe.

“Preferiría que no vinieras a visitarnos en el futuro con respecto a este asunto. Si lo intentas nuevamente, entonces la próxima vez, no puedo garantizarle que me mantendré tan civilizada.” (Mamá)

Mamá… Ella era poderosa, como lo usual.


Notas:

0-Ti: la palabra “Madre” usada aquí no es usada en el significado real de la palabra. Es solo una forma educada de dirigirse a una figura femenina que es lo suficientemente mayor para ser tu propia madre.


Anterior capítulo |Índice| Siguiente capítulo

0 0 votos
Calificación
Suscribirse
Notificarme de
guest

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

2 Comentarios
Más antiguos
Más nuevos Más votados
Retroalimentaciones en línea
Ver todos los comentarios
JMML
JMML
hace 1 año

Me confunden un poco los nombres al costado del diálogo como que no corresponden a la persona

Muchas gracias por el capitulo

Sergio Gil
Sergio Gil
hace 1 año

Eso si es una madre!!!

2
0
Nos encantaría conocer tu opinión, comenta.x
()
x