El lobo no duerme — Episodio 1, Parte 3

Anterior |Índice| Siguiente


3

Apareció un punto azul en detección de vida.

Los puntos verdes se muestran al detectarse animales ordinarios, los puntos azules son bestias mágicas. Los puntos azules tenían un aspecto claro, igual a cómo se veían en su mundo original. Lecan se sintió un poco aliviado por ese hecho.

Intentó aumentar la sensibilidad de detección de vida al máximo. Descubrió un sinnúmero de puntos verdes: deben de ser animales pequeños, pájaros e insectos. Este bosque con muchas criaturas está repleto de vida. Como puede haber animales peligrosos —y desconocidos para Lecan—, tales como insectos y serpientes del tipo venenoso ocultos entre ellos, él no podía bajar la guardia.

Lecan redujo la sensibilidad de Detección de vida. Demasiada información no puede ser más que un estorbo.

Sacó a su fiel espada del «Almacenamiento» con la mano derecha, luego empezó a deslizarse entre los árboles, yendo hacia el punto azul, o el lugar donde se hallaba la bestia mágica.

Lecan se sintió aliviado al ver que su almacenamiento funcionaba considerando que pudo sacar a su fiel espada. Significaba que su equipaje también estaba seguro dentro. Su Almacenamiento era ahora su sustento de vida en el futuro inmediato. Tendrá que asegurarse de seleccionar primero la comida que esté a punto de estropearse cuando deba comer.

Nada parece extraño al sentir pisar la hierba. Caminaba lentamente mientras comprobaba la sensación de los árboles que tenía a mano izquierda.

Los puntos verdes desaparecieron; parece qué los animales notaron a Lecan acercándose, y se fueron corriendo.

Y, sin embargo, el punto azul que indicaba a una bestia mágica se estaba acercando.

«Ja. Piensas que yo soy la presa, ¿eh?».

Lecan movió su espada tres veces para determinar su condición física. Excelente. Su cuerpo se movía bien, y la sensación de cortar el viento con la espada era tranquilizadora. Y su cuerpo se sentía ligero. Podía caminar más rápido de lo normal.

Poco después, la bestia mágica entró en el rango de percepción tridimensional.

Su figura apenas se podía ver al descubierto, pues se acercaba a escondidas entre arbustos y árboles.

El radio de percepción tridimensional es de solo unos cincuenta pasos. No obstante, concentrarse en una parte dentro del rango permite obtener información más detalladas. Posibilita ver en todas direcciones, incluso por encima y por debajo; no tiene punto ciego.

Uno necesita la maña para poder usarlo, pero una vez que se consigue, no hay habilidad más útil en batalla que esta. Especialmente cuando te encuentras con múltiples enemigos en un espacio reducido, esta habilidad te da una ventaja abrumadora.

La bestia mágica se mostró detrás de un arbusto cuando estaba a treinta pasos, y se abalanzó. Debe ser una bestia mágica que convierte en arma su propio poder de embestida.

La bestia mágica aceleró en un abrir y cerrar de ojos. Aceleraba todavía más debido a que bajaba una pequeña pendiente. Debió haber elegido este terreno en particular para lanzar su ataque.

Lecan nunca había visto esta bestia mágica. Era casi tan grande como un perro de tamaño mediano, aunque con una cabeza que se parece a la de un jabalí.

Justo cuando la bestia mágica estaba por chocar con Lecan, él rápidamente salió diagonalmente hacia delante, y blandió su espada.

La bestia mágica siguió corriendo hacia delante, y se estrelló contra un árbol antes de derrumbarse.

La espada de Lecan golpeó con precisión la nuca de la bestia mágica. La sensación de cortar carne y piel de un ser vivo le dio un ligero escalofrío y una misteriosa sensación de plenitud.

Luchar contra el enemigo, derrotarlo. Estos son momentos en los que Lecan se siente vivo.

Se acercó a la bestia mágica y se aseguró de su muerte, después se puso el puño en el pecho e inclinó la cabeza para rezar por el descanso del alma.

Entonces se levantó, cogió su espada con la mano izquierda, y giró la palma de su mano derecha hacia la bestia mágica. O, para ser más exactos, su palma derecha se dirigió hacia la sección del pecho de la bestia mágica donde se encuentra la «gema mágica».

Y así, realizó absorción de maná.

Maná fluyó hacia él. Su palma se tornó más caliente. El maná absorbido pasó a través del brazo derecho de Lecan, penetrando en su cuerpo.

Una vez que el maná se había acabado, tras un corto intervalo, el cadáver se deshizo en arena.

Esto curso de evento resultó un gran alivio para Lecan.

La bestia mágica tenía dentro una gema mágica. Fue posible realizar la absorción de maná en ella. El cadáver de la bestia mágica se convirtió en arena una vez terminado.

El mismo principio pasaba en su mundo original.

Bien pues, ahora sabe que podía absorber el maná después de derrotar a las bestias mágicas.

A continuación, tenía que confirmar si los animales de aquí eran comestibles o no.

Era bastante arriesgado, pero no tiene más remedio que intentarlo.

De pronto, el grito de una mujer llegó a los oídos de Lecan.


Anterior |Índice| Siguiente

0 0 votos
Calificación
Suscribirse
Notificarme de
guest

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

0 Comentarios
Retroalimentaciones en línea
Ver todos los comentarios
0
Nos encantaría conocer tu opinión, comenta.x
()
x