Súper Gen Divino – Capítulo 468: Área Central


Segundo Capítulo Semanal

¡Disfrútenlo!

“Wang Hou, también eres un soldado de la Alianza. ¿No temes la sanción de las leyes militares?” Exclamó Ji Yanran en Wang Hou.

“¿Leyes militares?” Wang Hou sonrió despectivamente, invocó una espada dorada espíritu de la bestia y atacó a Han Sen que estaba al lado de Ji Yanran. Él resopló y dijo, “Aquí no hay leyes.”

Han Sen se mantuvo calmado y tiró de Ji Yanran hacia atrás. Sin embargo, los otros dos investigadores también invocaron armas espíritu de la bestia y los atacaron ferozmente.

Una daga espíritu de la bestia apareció en la mano de Ji Yanran, bloqueando el arma de un investigador. Han Sen giró su cuerpo de lado y esquivó un golpe del otro investigador. Al mismo tiempo, se acercó al investigador y se puso la daga Lobo Maldito en el cuello.

“No te muevas, a menos que quieras verlo muerto…” Antes de que Han Sen terminara su frase, Wang Hou se lanzó sobre el investigador delante de Han Sen y lo cortó por la mitad. Sin detenerse, la espada dorada siguió acercándose a Han Sen.

Los ojos de Han Sen se enfriaron. Levantó la daga Lobo Maldito ante la espada dorada y rápidamente retrocedió.

No se dio cuenta de que Wang Hou era tan cruel que ni siquiera le importaba la vida o la muerte de uno de los suyos, así que Han Sen fue un poco lento.

¡Crack!

Inesperadamente, la daga Lobo Maldita fue partida por la espada dorada. Se produjo un corte en la frente de Han Sen. Aunque el corte no era demasiado profundo, la sangre empezó a fluir.

“Estás muerto.” Dijo fríamente Wang Hou. Su cuerpo generó una fuerza increíble y alcanzó a Han Sen como una sombra. Haciendo otro corte a Han Sen, Wang Hou se movió rápida y ferozmente.

Han Sen no se vio afectado por la situación. Con ira en sus ojos, lamentó la pérdida de la daga Lobo Maldito. No había sufrido tal pérdida en mucho tiempo.

“Pero no es tan fácil para ti matarme.” Han Sen resopló, su corazón latiendo como un trueno. Moviendo las piernas, Han Sen esquivó ferozmente la espada de Wang Hou y le dio un puñetazo en la cara.

Viendo a Han Sen pelear con Wang Hou sin ninguna desventaja, todos los demás quedaron conmocionados.

Wang Hou era un evolucionado cuya aptitud era superior a cien. Que Han Sen, un soldado de la cocina, fuera su rival, era absolutamente asombroso.

“Ciertamente tienes algunos secretos.” Resopló Wang Hou y dijo. “¿Por qué estáis ahí parados y mirando? Matad a Ji Yanran de inmediato.”

Los investigadores volvieron en sí mismos y atacaron a Ji Yanran. Aunque no se atrevieron a matarla como dijo Wang Hou, Ji Yanran estaba en peligro y estaba a punto de ser capturada.

Han Sen obviamente entendió lo que Wang Hou estaba pensando. Con Ji Yanran como rehén, Wang Hou ya no necesitaba pelear con Han Sen para vencerlo.

“Eres un buen luchador. Sin embargo, eres demasiado ingenuo.” Han Sen invocó la piedra espiritual. Poco después, una elegante belleza con una armadura de hielo apareció junto a Ji Yanran, blandiendo su lanza de hielo y esquivando a los investigadores, salvando a Ji Yanran de la crisis.

“¡Espíritu! ¿Es un Espíritu Aristócrata?” Los investigadores parecían sorprendidos.

A juzgar por la habilidad de ese Espíritu, ella era un Espíritu Aristócrata de primera, lo cual era muy raro.

Con Cautivadora Nívea ayudando a Ji Yanran, los investigadores no podrían acercarse a ellas en un futuro cercano.

Cautivadora Nívea, llévate a Yanran. Han Sen pensó y transfirió al Rugidor Dorado y al Pájaro del Desierto a Cautivadora Nívea.

Cautivadora Nívea era una buena jinete para empezar. En la grupa del Rugidor Dorado, empuñó su lanza de hielo y se abrió camino entre los investigadores con la ayuda del Pájaro del Desierto.

Sin embargo, antes de que Cautivadora Nívea tirara de Ji Yanran sobre el Rugidor Dorado, una figura apareció repentinamente junto a Ji Yanran sin previo aviso. Una minipistola láser apuntaba a la cabeza de Ji Yanran.

“¿Profesor Li Mingtang?” Ji Yanran miró a esa persona, sorprendida. Inesperadamente, era Li Mingtang.

A juzgar por su velocidad, Li era incluso más rápido que Wang Hou. Era difícil imaginar que Li Mingtang, que era un erudito débil y educado, tuviera una buena forma física, incluso mejor que Wang Hou.

“Wang Hou, detente.” Dijo Li Mingtang con calma. Wang Hou miró fríamente a Han Sen y regresó al lado de Li Mingtang.

Han Sen no lo persiguió, mirando a Li Mingtang sin hablar.

“Capitana, no quiero matarla ni convertirme en el enemigo de los Jis. Así que, tendré que pedirle que coopere por un tiempo. Cuando encontremos el tesoro, la dejaré ir.” Dijo Li Mingtang. Entonces miró a Han Sen y dijo, “Lo mismo se aplica a ti. Sé nuestro rehén y no te mataré. Cuando todo termine, podrás irte con ella.”

Han Sen no respondió, pero se movió rápidamente y corrió hacia la puerta de cristal negro.

Sin esperar que Han Sen actuara de esta manera, Li Mingtang y Wang Hou reaccionaron con lentitud. Han Sen había desaparecido en la puerta de cristal negro.

“Maldita sea. Ese bastardo ha practicado Micro Cristal.” Ver que Han Sen no fue herido por la luz, cuando la expresión cambió.

“No importa. Sólo hay una manera de entrar en el área central. No podrá huir.” No le importó a Li Mingtang, miró a Ji Yanran y pidió a otros investigadores que la atasen. “Zhang y Liu, ustedes dos han tenido bastante éxito en la práctica de Micro Cristal, así que no deben temer a la luz. Seguidnos a Wang Hou y a mí adentro. El resto esperad aquí.”

.

“¿No deberíamos matarla?” Wang Hou miró a Ji Yanran.

“Sería problemático cabrear a los Jis. Además, no sabemos lo que está pasando dentro, así que debemos tomar la decisión más tarde. Si no podemos atrapar a Han Sen, con ella como rehén, tendremos alguna ventaja.” Dijo Li Mingtang con calma, llevando a sus hombres a entrar por la puerta de cristal negro.

Wang Hou y los otros dos investigadores siguieron a Li Mingtang, mientras que el resto vigilaba a Ji Yanran.

Después de entrar por la puerta de cristal negro, Han Sen sintió que sus ojos pinchaban. Aunque no había sol, la luz era tan fuerte que parecía que había un millón de luces de magnesio.

Cuando la luz golpeó su cuerpo, Han Sen, que ya estaba usando Micro Cristal, sintió calor en su piel. Vio un túnel cuadrado de cristal, alrededor del cual las paredes estaban decoradas con extraños motivos similares a los de las puertas de cristal negro. Han Sen no tenía ni idea de lo que querían decir.

“La luz es tan fuerte aquí que no creo que puedan ver nada con claridad.” Han Sen pensó y sacó un pequeño espejo. Mirándose en el espejo, invocó al Caballero Escarabajo, que caminó hacia el espejo y salió siendo Han Sen.

Han Sen se escondió detrás de la puerta de cristal negro, controlando a su doppelgänger para que corriera hacia el otro extremo del túnel.

Al poco tiempo, Li Mingtang y Wang Hou entraron. Viendo al doble, corrieron tras él sin dudarlo.

 

 


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s