Súper Gen Divino – Capítulo 446: Conmocionados


Primer Capítulo Semanal

¡Disfrútenlo!

“Si no nos unimos a tu grupo, ¿cuánto tenemos que pagar por una bestia con armadura de hielo?” Un hombre de mediana edad de entre cuarenta y cincuenta años le preguntó a Han Sen.

“Una licencia de clase A del Pabellón Santo para evolucionados.” Dijo Han Sen con determinación.

“¿Qué? ¿Una licencia de clase A del Pabellón Santo para evolucionados por una bestia con armadura de hielo? ¿Por qué no vas a robar a alguien en su lugar?” El hombre gritó furioso de inmediato.

Mucha gente también acusó a Han Sen de ser un sinvergüenza. Algunos incluso intentaron arrebatar un cuerpo en la grupa del Rugidor Dorado.

Esta era sólo la naturaleza humana. Mucha gente podría pasar por dificultades contigo juntos, pero no podrían compartir sus riquezas, y mucho menos ver cómo se convierten en afortunados.

“¡Ay!” Han Sen hizo un movimiento repentino, y la daga Lobo Maldito de repente le cortó la mano a alguien que había tocado al Rugidor Dorado para arrebatarle un cuerpo.

El grito estridente hizo que todos se sintieran estupefactos. Todos dejaron de moverse y miraron a Han Sen y el hombre con un brazo roto estaba rodando por el suelo.

“Sin mi permiso, no os atreváis a tocar mis propiedades. Si vuestras manos las tocan, perderéis las manos. Si vuestros pies se mueven, perderéis los pies. Si vuestra cabeza se acercara, perderéis la cabeza.” Dijo Han Sen con frialdad empuñando la ensangrentada daga Lobo Maldito.

“Maldita sea. Tiene agallas para usar la violencia. Vamos a matar al bastardo.”

“Has herido a nuestro amigo. ¿Eres siquiera un ser humano?”

“¡Matad a este animal!”

“¡Hijo de puta!”

De repente, Han Sen se convirtió en la persona a la que todos odiaban, como si fuera tan culpable que todos lo matarían a la primera oportunidad que tuvieran.

Xu You y algunos otros trataron de detener al resto del grupo, debido a que eran muy pocos, cuatro o cinco personas que ya se habían lanzado contra Han Sen, todos ellos veteranos que habían estado en ese lugar durante más de dos décadas.

Por supuesto, no estaban tratando de vengar a la persona que había perdido su mano, sino de tomar todos los cuerpos para sí mismos después de deshacerse de Han Sen.

A sus ojos, Han Sen no era más que un mocoso que tuvo suerte. Como acababa de entrar en la segunda zona de El Santuario de Dios, no había manera de que fuera rival para ellos. Sería pan comido matar a Han Sen.

Esas personas convocaron a sus espíritus de la bestia y trataron de matarlo con cada movimiento, listos para quitarle la vida a Han Sen. Esos cuerpos eran tan atractivos, especialmente para aquellos que no habían visto tanta carne mutante en décadas. Además de eso, había incluso una pata de pájaro divino. La lujuria se les había subido a la cabeza.

Han Sen no cambió su expresión en absoluto. Sonriendo fríamente, había pensado en esa posibilidad cuando trajo la carne y no se sintió sorprendido en absoluto. Ni siquiera era necesario enfadarse.

La cara de Yang Manli se volvió severa. Convocó un arco y una flecha, lista para ayudar a Han Sen, a quien más despreciaba.

Debido a que la mayoría de la gente podría potencialmente obtener algunos beneficios, se volvieron santurrones al agarrar lo que pertenecía a otros. Esa gente no era nada diferente a los ladrones, y aún peor que los ladrones.

Al menos los ladrones recibirían la mala fama que se merecían, mientras que esas personas trataban de justificar su comportamiento.

Sin embargo, antes de que Yang Manli pudiera siquiera disparar una flecha, Han Sen se movió repentinamente. Instantáneamente, corrió entre las primeras cinco personas que hicieron sus ataques.

“¡Ay!”

Se hicieron cinco gritos al mismo tiempo, así que sonaron como si fueran de la misma persona. Las primeras cinco personas que se lanzaron contra Han Sen perdieron sus manos derechas que estaban sosteniendo sus armas. La sangre brotó, y las cinco personas rodaban por el suelo con las manos izquierdas cubriendo sus brazos rotos, suplicando y llorando.

Todos quedaron atónitos por Han Sen, que tenía la cara seria, y las cinco personas que gritaban, conmocionadas por lo que había sucedido.

Esas cinco personas habían estado en la segunda zona de El Santuario de Dios por más de una década. Todos ellos tenían mucha experiencia. Aunque era difícil conseguir algo de carne en ese lugar, su estado físico debía ser superior a cuarenta después de tantos años. Sin embargo, después de un ataque, todos ellos perdieron la mano derecha, lo que dejó a todos conmocionados.

“¿Quién más quiere quitarme la vida?” La fría mirada de Han Sen se extendió por la cara de todos. Aquellos que estaban tratando de matar a Han Sen estaban arrebatando algo de carne, todos sintieron un escalofrío y retrocedieron involuntariamente.

Yang Manli miró a Han Sen con una expresión confusa, ya que no esperaba que Han Sen fuera tan agresivo.

“El tío Qing está aquí…”

“Tío Qing, debes ayudarnos. Ese bastardo hirió a los nuestros.”

“Tío Qing, siempre nos hemos ayudado, y él es cruel incluso con uno de nosotros. Es sólo un animal.”

…..

Un hombre de mediana edad en sus setenta u ochenta años salio de la cueva de hielo. Para un evolucionado que tenía una vida de trescientos años, ochenta años de edad era en realidad de mediana edad.

Viendo al hombre llamado Tío Qing, Yang Manli se puso nerviosa, desconvocó el arco y la flecha y dijo apresuradamente, “Tío Qing, no los escuches, estaban tratando de robar de Han Sen….”

Antes de que Yang Manli terminara sus palabras, el tío Qing le hizo un gesto para que se detuviera.

Viendo el comportamiento del tío Qing, el resto del grupo se emocionó y culpó a Han Sen por todo con exageración, como si fuera un delito grave para Han Sen no compartir sus ganancias con ellos de forma gratuita. Su comportamiento de robar también fue embellecido como un movimiento por la justicia.

Yang Manli parecía disgustada. El tío Qing debería ser la primera persona que se teletransportó a ese lugar. Había estado allí durante algunas décadas y tenía los puntos más altos del grupo. También era la única persona que había matado a una criatura mutante.

Según el propio tío Qing, su estado físico era de unos sesenta puntos, pero Yang Manli creía que debía ser más que eso.

Además, el tío Qing también había practicado artes hipergénicas poderosas para evolucionados, por lo que no era un evolucionado promedio. Era justo decir que el tío Qing era la persona más fuerte del grupo.

Aunque Han Sen era fuerte, acababa de entrar la segunda zona de El Santuario de Dios. Si el tío Qing intentaba hacer daño a Han Sen, Han Sen podría morir.

“Tío Qing, esto no es todo culpa de Han Sen….” Xu, apretó sus dientes y habló en favor de Han Sen.

Sin embargo, el tío Qing también le hizo un gesto de silencio y se dirigió a Han Sen.

La cara de Yang Manli se volvió aún más sombría. Rápidamente caminó hacia Han Sen, mostrando su actitud.

El resto del grupo estaba celebrando el percance de Han Sen con expectativa y codicia. Mientras el tío Qing se deshiciera de Han Sen, podrían repartir la carne. El tío Qing siempre había sido generoso, así que todos deberían poder conseguir algo.

Viendo al tío Qing caminando directo hacia Han Sen, mucha gente gritaba interiormente, “Mátalo… Mátalo…”.

Aunque Han Sen tuvo una actuación extraordinaria y una daga impresionante, nadie creía que podía vencer al tío Qing, que era absolutamente más fuerte que él.

Cuando el tío Qing estaba a menos de seis pies de Han Sen, bajo la vigilancia y expectativa de todos, sacó un cuchillo de acero Z que parecía antiguo.

Con las miradas sorprendentes, sospechosas, desconcertadas, confusas, incómodas y asustadas de diferentes personas, el tío Qing empuñó el arma y cortó las cabezas de las cinco personas que rodaban y gritaban. Entonces, el tío Qing se inclinó reverentemente ante Han Sen.

“Joven Maestro Han, Ning Qing ha llegado demasiado tarde. Me merezco cualquier castigo por su parte.”

Todo el mundo quedó conmocionado en ese momento. El tío Qing que era la persona más poderosa del grupo, el único que había matado a una criatura mutante, actuaba como si fuera el sirviente de Han Sen. Todos pensaron que necesitaban más fortaleza mental para entender eso.

 

 


4 comentarios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s