Súper Gen Divino – Capítulo 391: Armadura para Mascota Invencible


Sexto Capítulo Pack 7M

¡Disfrútenlo!

El Rey Gusano de Roca Dorado, que había perdido el apetito durante mucho tiempo, abrió inmediatamente su boca de par en par y se tragó todo el cuerpo del Rey Bestia de Plumas Negras, dejando al resto del grupo estupefacto.

Todos sabían que el cuerpo pertenecía al Rey Bestia de Plumas Negras divino. Originalmente, pensaron que Han Sen guardaría el cuerpo para sí mismo. Quién iba a imaginar que Han Sen alimentaría a su mascota con todo el cuerpo. Era simplemente impresionante.

Después de tragarse al Rey Bestia de Plumas Negras, el Rey Gusano de Roca Dorado se quedó quieto y empezó a retorcerse.

“¡Está a punto de transformarse!” Han Sen se llenó de alegría y se desconvocó al Rey Gusano, dejando que terminara la transformación en su mente.

“Espero que pueda evolucionar al mismo tiempo. Si pudiera ganar una súper bestia y equiparla con la armadura del Caracol Sangriento, básicamente podría matar a cualquier súper criatura.” Han Sen oró secretamente a todos los dioses del mundo, deseando que el Rey gusano de Roca Dorado pudiera evolucionar de la misma manera que Meowth.

“Sen, si has llegado al límite de los puntos genéticos divinos, puedes venderme la carne divina. Es un desperdicio alimentar a tu mascota.” Dijo Yuan.

“Es demasiado tarde. Tal vez la próxima vez.” Respondió Han Sen con una sonrisa. No creía que alimentar a su mascota fuera un desperdicio en absoluto.

Con la súper armadura para mascota, una poderosa mascota sería de gran ayuda para Han Sen, quien también esperaba que el Rey Gusano de Roca evolucionara. Aunque las posibilidades eran escasas, todavía se podía esperar.

“Tengo algunos asuntos privados y no seguiré adelante. Tendremos que separarnos aquí.” Han Sen planeaba ir a la cueva subterránea donde solía cazar Mariposas Fantasmales. Tal vez podría ganar unos cuantos bumeranes espíritu de la bestia.

Los bumeranes Mariposa Fantasmales divinos serian muy útiles. Aunque la daga del Lobo Maldito era buena, era un arma corta después de todo. Y mientras usaba el arco y la flecha divina, Han Sen necesitaba tiempo para prepararse. El daño que causaba el bumerán y su flexibilidad significaban mucho para Han Sen.

Como ya estaba cerca de la cueva, Han Sen planeó echar un vistazo.

Después de separarse de Qing y Yuan, Han Sen fue a ver la cueva subterránea. De nuevo, vio a las Mariposas Fantasmales con llamas azules parpadeando en sus alas.

Han Sen convocó a Meowth, le puso una súper armadura para mascota y le ordenó que corriera entre las mariposas.

Grupos de mariposas se despertaron y se convirtieron en bolas de fuego convergiendo sobre Meowth. Las llamas azules golpearon a Meowth como si hubieran golpeado un escudo de vidrio y rebotaron inmediatamente.

Las llamas azules volaban como fuegos artificiales, pero Meowth no resultó herido en absoluto.

Oyendo la voz que sonaba en su mente, diciéndole que las Mariposas Fantasmales habían muerto y que había ganado los espíritus de la bestia, Han Sen se alegró mucho. La súper armadura para mascota era realmente excepcional.

¡Boom!

«Cazada Bestia Divina Mariposa Fantasmal. Se ha obtenido el Espíritu Divino de la Bestia Mariposa Fantasmal. Carne no comestible.»

De repente, Han Sen oyó la voz, que le hizo saltar de alegría. Comprobando a Meowth, Han Sen descubrió que su mascota seguía adelante como si nada hubiera pasado.

“La súper armadura para mascota es simplemente maravillosa.” Han Sen nunca antes había visitado la cueva subterránea porque las Mariposas Fantasmas divinas seguían siendo una amenaza. Ni siquiera podía defenderse con su armadura divina equipada.

Esta vez, Han Sen planeaba comprobar el rendimiento de la súper armadura para mascota, que no le defraudó. La explosión de la Mariposa Fantasmal divina ni siquiera dejó marca alguna en la armadura para mascota, y mucho menos lastimó a Meowth. La armadura para mascota era básicamente invencible.

Han Sen no trajo al resto del grupo, no porque no quisiera que otros aprendieran sobre la cueva, sino porque no quería que vieran la súper armadura para mascota o Meowth.

Viendo a Meowth divertirse cazando las mariposas como un gatito, Han Sen siguió a su mascota encantado, disfrutando de las ganancias sin mover un dedo. Todo tipo de Mariposas Fantasmales quedaron aplastadas contra la súper armadura para mascota, aportando espíritus de la bestia a Han Sen.

Meowth saltó arriba y abajo en la cueva y despejó todas las Mariposas Fantasmales. Han Sen convocó a sus recién ganadas alas divinas Bestias de Plumas Negras y siguió a Meowth desde el aire.

Un par de alas negras se extendieron sobre la espalda de Han Sen, haciéndolo parecer un ángel oscuro. La velocidad de este par de alas era la misma que las del Dragón de Plumas Púrpuras.

La última vez Han Sen no alcanzó el final de la cueva, así que quería ver por sí mismo lo que le esperaba si iba más lejos.

«Cazada Bestia Divina Mariposa Fantasmal. Se ha obtenido el Espíritu Divino de la Bestia Mariposa Fantasmal. Carne no comestible.»

Al ver que las Mariposas Fantasmales se volvían cada vez más escasas, Han Sen oyó otra voz que le hablaba de otro espíritu Mariposa Fantasmal divina.

“¡Otro divino!” Han Sen vio otra Mariposa Fantasmal azul en su mente, agitando sus alas y luciendo preciosa.

Mientras Han Sen se adentraba en la cueva, quedaban pocas Mariposas Fantasmales. Han Sen revisó su mente y descubrió que ya tenía entre doscientos y trescientos espíritus de la bestia Mariposa Fantasmal, entre las cuales había docenas de mutantes y dos divinas.

“Un lugar tan grandioso. Sin embargo, me pregunto cuándo habrá Mariposas Fantasmales de nuevo después de que las aniquile ahora mismo.” Han Sen echó un vistazo a la cueva subterránea vacía y a Meowth, que parecía lamentar el hecho de que ya no podía jugar. Más adentro de la cueva, la oscuridad impidió que Han Sen viera el final.

La cueva era extremadamente profunda, y el agua seguía fluyendo hacia abajo. Aunque había algunos caminos laterales, la cueva principal nunca cambiaba de dirección, sino que bajaba directamente al centro de la tierra.

Han Sen dudó un poco y decidió dejar que Meowth explorara.

Según la experiencia previa de Han Sen, generalmente había criaturas muy poderosas en cuevas profundas como esa. Como la dirección era bastante sencilla, no le preocupaba perderse y no tenía prisa por marcharse.

Después de más de medio día, Han Sen entró de repente en un gran espacio. El agua comenzó a bajar en línea recta y se convirtió en una cascada.

Parado al final del estrecho sendero, Han Sen no podía ver por donde caía el agua con la luz de la antorcha. Era profundo, oscuro y silencioso. Han Sen ni siquiera podía decir cuán profunda era la cueva más grande, dado que ni siquiera podía oír el sonido de la cascada.

Han Sen levantó la vista y sus pupilas se contrajeron repentinamente cuando su mirada se extendió. Usando la antorcha, Han Sen vio a alguien sentado frente a él.

“¿Quién está ahí?” Han Sen le gritó a la persona, pero no hubo respuesta. Mirando atentamente a su alrededor, Han Sen sintió que algo andaba mal. Estaba a unos treinta metros de la persona, por lo que no debería poder ver a la persona con la luz tenue de la antorcha. La razón por la que Han Sen podía ver a la persona era porque la persona resplandecía.

 

 


Un comentario

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s