Amaryllis en el País de Hielo — Capítulo 07 – Partes 3, 4 y 5


Parte 3

(EZ: de acá en adelante los capítulos se ponen largos, ademas de tener muchas partes [mas de 10] siendo estas muy largas y si ya casi vamos acabando la novela)

Viscaria se va, y yo sigo siendo pesimista.

 

Sólo falta medio día para la reunión del pueblo. Aunque no es necesario que exprese mi opinión en la Reunión, como aldeana y como Vice Jefe, quiero tratar este asunto de manera responsable. Odio votar por la mayoría o estar de acuerdo con los demás.

 

—elegiré acabar con ellos. Destruir el Blancanieves.* (EZ: * este pensamiento es de Amaryllis recordando lo que dijo Viscaria, no lo que piensa ella)

 

Viscaria lo dijo claramente. Esta es una decisión propia de ella, y no creo que haya nada malo en ello.

 

—Detener al “Blancanieves” y eliminar a la humanidad.

 

El Blancanieves utiliza las últimas piezas, por lo que una vez desmontada, resolverá instantáneamente el problema de la falta de piezas en el pueblo. El “dolor punzante” de Visea se puede tratar inmediatamente, el anciano Sugi podrá caminar libremente, Leaves podrá hacer voces desde la garganta y Pinetree podrá volver a ver la luz del día. Todos los aldeanos que han hecho extracciones pueden recuperar sus funciones originales, ya sea que sus miembros estén inmóviles, o que sean ciegos o sordos; el pueblo probablemente recuperará su alegría y su vitalidad. Esto no es egoísmo de los aldeanos, sino que se trata de recuperar lo que “nos pertenece originalmente”. Los aldeanos que han estado protegiendo al Blancanieves durante más de cien años tienen derecho a seguir viviendo, eso es lo que creo. (TN: Sugi, abreviación de Japanese Sugi Pine, Japanese Red Cedar. Nombre científico Cryptomeria)

 

—pero.

 

Es realmente correcto? ¿Abandonar lo que hemos estado protegiendo con todas nuestras fuerzas y asegurar nuestra supervivencia? Nuestros maestros nos crearon a partir de uno; ¿vamos a dejarlos morir? También hay bebés adentro. ¿Vamos a tratarlos de igual forma? Entonces, ¿vamos a salvar a los bebés? ¿Salvar a los que nunca participaron en la “masacre”? ¿Elegirlos uno por uno? ¿Tenemos ese derecho?

 

Cuanto más pienso, más confusa me siento.

 

Y al final de las frustraciones, esa voz siempre aparecerá en mi mente.

 

—buen trabajo.

 

Es el director que a menudo me cuidaba cuando todavía era una niñera robot.

 

—ve a descansar.

 

El Director siempre estuvo pensando por mi bien, consolándome con palabras de vez en cuando. Aún después de envejecer, aún después de que su espalda se haya encorvado, sus manos tiemblen, el director siempre tuvo una sonrisa sincera en su rostro. El director era popular entre los niños, rodeado de ellos inmediatamente después de su aparición. Cuando me descompuse, el director se opuso a mi eliminación y me mandó a reparar. Para mí, la imagen original de “maestro” es el amable rostro dentro del dormitorio, mientras las cortinas ondean con la brisa primaveral.

 

—Director….¿Qué, debo hacer?

 

La amable sonrisa del director continúa dentro de mis circuitos mentales. Durante los últimos cien años, seguí trabajando por esa sonrisa, protegiendo al Blancanieves. Por eso, no tengo remordimientos ni rencores, y estoy orgullosa de ello.

 

La amable sonrisa del director, los rostros inocentes de los niños, las madres amigables -tales recuerdos de la era de los robots niñeras- no pueden ser borrados en absoluto, y me resulta difícil tomar una decisión. Hay dos extremos de la escala. Un lado son las caras durmientes de los niños del pueblo, y el otro son las inocentes caras durmientes de los niños del jardín de infantes. La balanza sigue oscilando, sin inclinarse hacia ninguno de los lados.

 

—Sería mejor si hubiera una oportunidad de salvar tanto a los humanos como a los robots.

 

Viscaria tiene razón. Si existe tal manera, esa es definitivamente la mejor. Pero como no podemos hacerlo, estamos preocupados, perdidos hasta este punto. No es como si la fantasía de una solución estuviera ahí cuando la queremos.

 

“Ahh, todos los problemas se solucionarían si la Edad de Hielo terminara.”

 

Continúo diciendo algo que no es posible, y me siento cada vez más desanimada.

 

Y entonces, después de treinta minutos de estar ocupada por nada pasó.

 

—esperen.

 

Levanto la cara.

 

—Si la Edad de Hielo terminara.

 

La razón por la que se construyó el Blancanieves fue porque la superficie no era apta para que los humanos vivieran en ella. Por lo tanto, es necesario esperar hasta que la Edad de Hielo termine, y hacer que la Cuna regrese a la superficie para ser “re-despertada”. Eso se convertirá en un nuevo amanecer para la humanidad. Claro, si la Edad de Hielo terminara—

 

—¿Huh?

 

En ese momento, me levanto con una idea.

 

—¿Cómo es la situación en la superficie?

 

Una vez que me doy cuenta de esta posibilidad, las señales eléctricas corren a través de mis circuitos mentales. Las chispas vuelan por todas partes, y la información destrozada comienza a juntarse como un todo. Este es un fenómeno llamado “realización” en los humanos.

 

 

 

—Estas grietas aparecen cuando hay una diferencia de temperatura.

 

Hay algunas grietas extrañas apareciendo en el vehículo de hielo. En aquel entonces, dijo Viscaria,

 

 

 

—Tal vez sea porque la reciente diferencia de temperaturas lo causó. Tengo la intención de centrarme en el tratamiento de las quemaduras por congelación durante los próximos “chequeos corporales”.

 

Ha habido un fuerte aumento en el número de casos de congelación. En aquel entonces, la que se enteró de la “diferencia de temperaturas” no fue nadie más, que yo.

 

Diferencia de temperaturas.

 

En otras palabras, ese es el cambio de temperatura—si la temperatura “subterránea” cambia, ¿significa que la temperatura en la “superficie” también está cambiando?

 

—Correcto.

 

Es una suposición optimista. Aunque se trate de una ilusión nacida de mi deseo, llamada “Eso espero”, pero a estas alturas, yo, que estoy totalmente perdida, lo considero una gran idea. Incluso si es un lanzamiento de dados, tiene valor ir a comprobarlo.

 

“¡Muy bien!”

 

Me levanto, tomo mi abrigo y salgo corriendo de la casa.

 

—¡A la superficie!

 

Parte 4

Después de eso.

 

Me paro en la parte superior del husillo, mirando hacia arriba. Hay una pesada puerta sobre mí, que emite un tenue resplandor.

 

—El jefe se enfadará cuando se entere de esto.

 

Con la llave de identificación que obtuve de la habitación del Jefe, abro la puerta. Con un ruido contundente, la puerta se abre y el hielo cae.

 

—El pasaje parece estar bien aquí.

 

Al otro lado de la gruesa puerta, hay un camino que lleva a lo alto. Este sendero, similar a una boca de alcantarilla, se llama el “Canal del Sendero”, que quedó atrás cuando el Blancanieves se hundió profundamente en el suelo. La misión del pueblo es enviar la Cuna a través de este Canal del Sendero cuando la nieve se derrita. El propósito de enviar a trescientos y tantos robots bajo tierra es proporcionar mano de obra para el transporte de las trescientas o más Cunas en la fase final.

 

—¿Qué diría Viscaria…?

 

Nunca mencioné nada sobre ir a la superficie. Normalmente, hablaría de esto a solas con Viscaria, pero esta vez, no lo haré.

 

—Creo que votaré para eliminarlos.

 

Mi esperanza de que los humanos continúen sobreviviendo definitivamente chocará con ella. Definitivamente sufrirá por esto. Así que, tengo que terminar esto por mi cuenta— por lo que creo.

 

—Muy bien, ¡vamos!

 

Alcanzo mi mano hacia la escalera, y comienzo a subir.

 

Parte 5

Una oscuridad sin fin.

 

Subo lentamente por este oscuro “Canal del Sendero”. Mi sistema visual sólo puede iluminarse a varios metros de distancia, por lo que se siente como si estuviera flotando lentamente en un mar profundo.

 

—De hecho, ¿cómo es posible?

 

El termómetro remoto que registra la temperatura de la superficie se rompió hace más de treinta años. Mientras la Edad de Hielo no haya terminado, el simple hecho de cambiarlo sólo será un desperdicio de piezas preciosas, así que a estas alturas, lo dejamos en paz.

 

—El problema aquí es el “generador de energía”.

 

Hay un generador en la superficie. Miles de robots fueron desplegados cuando se creó el Blancanieves, y el generador era la instalación. Si puedo hacer funcionar el generador, y volvemos a la superficie para vivir, y lo más importante, para asegurar los signos vitales de nuestros maestros. Es muy posible. No puedo hacer nada en esta Edad de Hielo, pero mientras la temperatura vuelva a ser normal, hay esperanzas.

 

—Si es posible, quiero intentar que el generador funcione de nuevo.

 

Albergando tan tenues esperanzas, subo por el oscuro Canal del Sendero. Este agujero, de diez metros de diámetro, tiene hielo por todas partes, y la superficie de la escalera está completamente congelada. Es difícil seguir adelante porque tengo que raspar la capa de hielo y seguir avanzando, pero no puedo ponerme nerviosa. Si resbalo y caigo en esta situación sin una cuerda de seguridad, incluso un robot como yo se romperá en pedazos a esta enorme altura.

 

Así que me subo en silencio, y después de escalar un rato.

 

Un obstáculo aparece repentinamente ante mí.


[Anterior] [Índice] [Siguiente]

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s