Súper Gen Divino – Capítulo 328: El Botánico.


Quinto Capítulo Semanal

¡Disfrutenlo!

El contenido de la misión era proporcionar protección al objetivo mientras éste viajaba al Refugio Armadura de Acero y acompañar al objetivo hasta el siguiente refugio.

En ese momento, el objetivo aún estaba en el Refugio La Gloria e iba a viajar al Refugio Armadura de Acero. Han Sen decidió alcanzar el objetivo antes de que comenzara la misión.

El objetivo era un profesor llamado Sun Minghua. Según su perfil, tenía unos ochenta años y había llegado al límite de los cuatro tipos de puntos genéticos. Sin embargo, él aún así escogió permanecer en la Primera Zona de El Santuario de Dios en lugar de entrar en la Segunda, porque era profesor de botánica.

Había hecho trabajos de investigación sobre la vegetación en la Primera Zona de El Santuario de Dios durante décadas. De hecho, aunque Sun Minghua había llegado al límite de sus puntos genéticos, no sabía luchar bien. Todo lo que tenía era un físico fuerte. Sun Minghua no había dedicado tiempo a practicar las artes hipergénicas o las habilidades de combate, pero puso toda su energía en el estudio de las plantas en la Primera Zona de El Santuario de Dios.

Todos sus puntos genéticos procedían de la carne que le proporcionaba la Alianza. Nunca había estado cazando.

Han Sen tenía un gran respeto por la gente así. Si Sun Minghua eligiera quedarse en la Primera Zona de El Santuario de Dios, envejecería mucho más rápido que los evolucionados. En el futuro, a pesar de que ganaría cien años de vida una vez que evolucionara, el proceso de envejecimiento no podría retroceder. Continuará su vida como un anciano.

Peor aún, un cuerpo viejo era terrible para cazar. Cuando Sun Minghua entrase en la Tercera Zona de El Santuario de Dios, no habría forma de que sobreviviera.

Además, Sun Minghua nunca había practicado las artes hipergénicas. A su edad, era demasiado tarde para empezar. Su decisión fue investigar a costa de su vida. Han Sen nunca podría hacer eso, pero admiraba profundamente a la gente como Sun.

Lo que Han Sen no entendía era cómo Sun Minghua llevaba a cabo su investigación bajo la condición de que ninguna tecnología pudiera ser usada en El Santuario de Dios. Todo tipo de equipo y fórmulas simplemente no funcionaban en El Santuario de Dios. Además, ¿para qué hizo Sun Minghua su investigación?

Hablando de plantas, Han Sen pensó en la tortuga, que salió del océano para alimentarse de las plantas de las Montañas de Cobre. Han Sen se preguntaba qué significaban las plantas para la tortuga.

Han Sen llegó a una habitación en el Refugio La Gloria a la hora acordada y vio al propio Sun Minghua.

Debido a que había llegado al máximo en todos los puntos genéticos, Sun Minghua no parecía un anciano de ochenta años de edad. Parecía tener unos cuarenta años.

Además del Profesor Sun Minghua, Han Sen también vio a los tres miembros de la Brigada Especial La Gloria que eran responsables de la seguridad del profesor en el Refugio La Gloria.

“Han Sen, ¿verdad? Parece que pronto me convertiré en tu problema.” el profesor Sun Minghua saludó calurosamente a Han Sen.

“Su seguridad es mi deber.” Dijo Han Sen.

Sin embargo, los tres miembros de la Brigada Especial La Gloria no fueron tan amigables con Han Sen, ellos aún estaban en su refugio, mientras que un extraño, Han Sen, estaba interviniendo en su misión, lo que les molestaba.

Han Sen lo sabía muy bien y le dijo al jefe de la Brigada Especial La Gloria, Jin Rijie, “Por favor, estate tranquilo. Sólo espero acompañaros hasta el Refugio Armadura de Acero. HAsta llegar allí, seguiré tus órdenes y no causaré ningún problema.”

Jin Rijie se calentó un poco y presentó a los otros dos miembros a Han Sen. Uno de ellos se llamaba Lu Mingda y el otro Jin Qiuli.

Lu Mingda era todo un tiarrón y llevaba un enorme mazo que le resultaba familiar a Han Sen. Han Sen pensó en ello y reconoció que el mazo era el equipo divino que había ganado al matar a la criatura divina en el Valle de Arena.

Le dio el mazo a Huangfu Pingqing para la subasta y ahora había terminado en manos de Lu Mingda.

El hecho de que Lu Mingda pudiera usar ese mazo demostraba que tenía dones especiales en términos de fuerza. Han Sen creía que también debía haber practicado un arte hipergénico que se centraba en mejorar su fuerza.

Jin Qiuli era el primo de Jin Rijie. Parecía educado y tranquilo.

Aunque los tres estaban un poco molestos porque Han Sen se les unió antes, no pudieron decir nada porque Han Sen había presentado una solicitud que fue aprobada por la gerencia.

Además, Han Sen no causó ningún problema ni expresó ninguna opinión, lo que les hizo sentirse mejor.

Sun Minghua no fue directamente al Refugio Armadura de Acero, sino que necesitó recolectar algunas muestras de las plantas cercanas al Refugio La Gloria primero, lo cual tomaría alrededor de diez días.

Para sorpresa de Han Sen, el destino de Sun Minghua eran las Montañas de Cobre.

“Profesor, ¿por qué se obsesionó con la botánica en El Santuario de Dios?” Después de conocer mejor a Sun Minghua, Han Sen supo que no era difícil hablar con él. Una noche, mientras todos cenaban alrededor de una fogata, Han Sen expresó sus dudas.

Sun sonrió y dijo, “Es más bien una tradición familiar. Mi abuelo y mi padre eran todos investigadores en esta área. He adquirido muchos conocimientos de botánica desde muy pequeño y siempre he estado interesado en estudiarlos.”

Han Sen reflexionó y no dijo nada. No sabía cómo preguntar sobre lo que quería preguntar.

Las criaturas en El Santuario de Dios podían contribuir con puntos genéticos a los humanos, mientras que nadie había ganado nunca puntos genéticos por comer plantas. Además, la mayoría de las plantas eran dañinas para el cuerpo humano.

Parecía que Sun Minghua había visto a través de la mente de Han Sen. O tal vez fue porque demasiada gente había hecho la misma pregunta antes.

“La razón por la que estudio las plantas en la Primera Zona de El Santuario de Dios es para hacer algunas contribuciones a la humanidad.” Dijo el profesor sonriendo. “Las criaturas de El Santuario de Dios pueden proporcionar puntos genéticos, pero las plantas no pueden hacer lo mismo. Ambos son seres vivos, así que, ¿por qué diferirían tanto?”

Han Sen agitó la cabeza, ya que no tenía ni idea.

“De hecho, mi familia solía estar en el estudio de la medicina, y tenía un enfoque en la antigua medicina de hierbas. Mi abuelo y mi padre creían que como todas las hierbas tenían valores médicos, también podíamos aprovechar las plantas de El Santuario de Dios. De hecho, todos sabemos que muchas plantas son dañinas para el cuerpo humano, pero eso demuestra que esas plantas son efectivas…” Sun Minghua seguía y seguía con sus explicaciones.

 

 


Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s