Cerda Villana — Capítulo 10


Fue sorprendentemente fácil traducir este capítulo. 🤔

(Nota: Hmmmm, creí haber programado esto para que saliese a las 10, pero bueno…)


Anterior |Índice| Siguiente


El exprometido odia a las gorditas

 

—… ¿Hm?

Cuando alcé la mirada, noté a un rubio con tonos anaranjados en el pelo frente a mí. Era el hijo de la casa condal que unilateralmente anuló el compromiso, o bien, mi exprometido. Aunque seguía siendo un niño, definitivamente poseía buenas apariencias prometedoras.

Um… ¿Necesitas algo de mí?

De aquí a la mansión hay algo de distancia. Usando los estándares de mi mundo anterior, el viaje de ida era de unos 5 minutos. Para haber caminado esa distancia, lo más seguro es que tenga algo que decir. Ladeé la cabeza con mi cuello gordo que era tan ancho que estaba unido a mi barbilla. Sí, era nada lindo. De hecho, mi exprometido ahora mostraba una mirada agria.

—No estoy dispuesto… —Fue lo primero que dijo el chico rubio con cabellera de tonos anaranjados.

Jaa

—Mi padre y el Conde decidieron que el compromiso se volviese a hacer.

—… Ah, ¿sí?

—No aceptaré que una cerda blanca como tú se convierta en mi novia.

—Aún si me dices eso… no es como si la hija de la familia condal tuviera poder para decidir… Dile esas cosas al abuelo, por favor, no a mí.

 

 

Contrario a lo que puedas esperar, se siente refrescante que demuestres tu repugnancia de forma tan directa. Aunque eso me hace verte más como un niño.

Nunca tuve un hermano pequeño en mi vida pasada, pero creo que habría sido como esto si hubiese tenido.

—Maldición. ¿Por qué esta cerda blanca y yo…? Oye, tú, ve y di que quieres anular el compromiso.

—¿Por qué?

—Es bien sabido que el Conde tiene un punto débil con sus nietos. Quizá lo reconsidere si tú se lo pides… A ti tampoco te gustaría casarte con alguien que te odia, ¿verdad?

—Ya veo. Puede que sí, pero…

Pienso hacer obedientemente lo que dice. Así pues, a cambio de este compromiso, nuestro hogar podría conseguir varios favores. Una cerda blanca y muchos beneficios; no hay necesidad de comparar cuál es mejor.

(Puedo usar a este chico honesto.)

Yo misma me sorprendí por haber tenido esta idea. Probablemente sea la influencia de haber vivido como Britney durante muchos años.

—No te puedo prometer nada, pero puedo charlarlo con el abuelo. Sin embargo, tengo una condición.

—¿Condición…?

—No es nada difícil. Para ti será como un juego de niños.

El territorio de mi exprometido es próspero. Un suelo rico donde se cosechan variedad de cultivos en una tierra bendita con abundancia en minerales. A diferencia del territorio Hakusu, tenían buenos ingresos. También era un lugar donde se sabía perfectamente cómo dar mantenimiento a canales de agua como los que Ryuze quería poner en práctica.

Para él, gastos como este no le harías ni cosquillas.

—… Quiero un canal que llegue a este lugar.

—¿De qué hablas?

—A cambio de anular el compromiso, haz conductos para el territorio Hakusu, por favor.

—¡No pidas imposibles! ¿¡Cuánto dinero y esfuerzo crees que se necesita para equipar un sistema de agua a todo un territorio!?

Parece que mi exprometido es más inteligente de lo que pensé. Al principio solo di el intento porque no tenía nada que perder, pero las emociones se apoderaron de mí, y terminé mencionando los conductos de agua.

Pero eso estaba bien. Al menos tiene conocimiento sobre el esfuerzo y mano de obra necesaria para manejar sistemas de agua. En el peor de los casos, incluso como compañero de compromiso, no sería un desastre.

—¿Estás familiarizado con temas de ingeniería civil?

—Nuestro territorio desarrolla esa tecnología para proyectos públicos. Como miembro de la familia del señor feudal, debo al menos estudiar el mínimo de conocimientos requeridos.

—Si es así, ¿podrías ayudarme un poco con ese conocimiento? Quiero hacer unos arreglos en este sitio…, pero no tengo conocimiento sobre ello. Y sería incómodo molestar a los sirvientes con mis ideas para modificar el área.

—Depende de la escala. Si no es mucho, podría ser manejable… ¿No te molesta darme trabajo?

—¿Oh? Pero si esta es la condición para hacer el trato —dije mientras me reía con un «gufu, gufu». Mi exprometido, sin embargo, frunció el ceño abiertamente.

Admitiré que la sonrisa de Britney es fea. Quería reír con un «fufufu» como señorita, pero eso se convirtió en un «gufufu» gracias a este cuerpo.

—Es simple. ¿Ves el agua que brota de entre las rocas? Quiero que se drene a la piscina artificial que pasamos en el camino hacia acá, y que el agua que se desborde en esa piscina sea conducida hacia un rio cercano.

—… Si es solo eso, no tomará mucho trabajo, así que probablemente será fácil.

—Bueno, muchas gracias. Tengo más pedidos para después, pero son igual de simples que este. Te agradezco de antemano.

Quizá sea por mi pronta colaboración con el tema de la anulación, pero se mostró satisfecho y cooperativo a llevar a cabo el pedido.

—Le informaré al abuelo sobre mi deseo de anular el compromiso, pero recuerda que la decisión final sigue siendo suya…

Aún si lo intentara, si él no estuviese de acuerdo, no habría anulación. A ver, aunque pienso reportar lo de hoy, le diré que mi deseo es que este compromiso continúe. Tengo que encontrar un compañero potencial en el lapso de tres años. Además, no hay nada de malo en guardarse más oportunidades, aún si la otra parte es alguien que odia a la gorda Britney desde el fondo de su corazón.

Habiendo engañado a este chico honesto de la misma edad que yo, sentí entusiasmo por el plan de aguas termales.

—Por cierto, tú… apestas a sudor.

—Sí. Hoy me moví mucho, después de todo.

—No me gustan las mujeres sucias, y mucho menos las cerdas perezosas.

—Creo que casi todos los hombres de este mundo pensarían lo mismo. Yo también odio a las gordas sudorosas…

Las despiadadas palabras de crítica del muchacho no son otra cosa que la verdad. Ni siquiera a mí me gusta la gente antihigiénica y perezosa.

Odio a los que son como Britney.


Anterior |Índice| Siguiente

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s