Súper Gen Divino – Capítulo 309: Amenaza


Segundo Capítulo Semanal

¡Disfrutenlo!

Después de que Han Sen regresar a la sala de entrenamiento, se sintió extremadamente dolorido. Las venas azules sobresalían por todo su cuerpo, lo que le daba miedo.

Han Sen sabía que era porque había usado el Mantra de la Herejía durante demasiado tiempo, lo cual era una pesada carga para su cuerpo.

Si su corazón y sus venas no hubieran sido fortalecidos durante la primera fase del Mantra de la Herejía, sus órganos probablemente habrían explotado.

Incluso después de la mejora, su cuerpo no podía soportar todavía la tremenda carga. En ese momento, Han Sen estaba tan agotado que apenas podía estar de pie.

Originalmente quería practicar un poco más Diversión, pero ya no podía hacerlo. Sentado solo en la sala de entrenamiento, Han Sen decidió volver al dormitorio después de recuperarse.

Las noticias estaban sonando en la sala de entrenamiento, la mayoría de las cuales eran sobre El Santuario de Dios, como que alguien que había ido a la Cuarta Zona de El Santuario de Dios, alguien que se había convertido en un semidiós, o alguien que se había convertido en un aristócrata divino.

Después de observar un rato, la atención de Han Sen fue repentinamente captada por un mensaje específico. Era un relato corto leído por el presentador, que pronto se ahogó en muchas historias similares.

Sin embargo, Han Sen de repente se emocionó. Rápidamente encendió su comunicador y comenzó a buscar en internet. Muy pronto, Han Sen encontró información útil y sus ojos se iluminaron.

La noticia era sobre el Refugio La Gloria en la primera zona de El Santuario de Dios. Alguien encontró una poderosa criatura divina en las montañas cerca del Refugio La Gloria. Casi todo el Refugio La Gloria se unió para cazar a la criatura, pero ni siquiera fueron capaces de lastimarla, incluso a costa de muchas vidas.

Han Sen encontró los comentarios sobre este asunto de la gente del Refugio La Gloria. Debido a que muchos de ellos habían visto a la criatura divina, su descripción era bastante clara.

Era una criatura parecida a una tortuga, oscura como la tinta y grande como un coche. Su cuerpo era tan duro que ni siquiera las armas divinas podían arañar su caparazón. Mucha gente murió por sus dientes.

La enorme tortuga no era rápida, de lo contrario podría haber muerto más gente.

Muchos creían que esta tortuga negra era aún más poderosa que una Tortuga Divina Caparazón Cristalino y que debería ser la criatura de tipo tortuga más poderosa que la gente había visto en la primera zona de El Santuario de Dios.

Mucha gente describió la escena del combate, lo que convenció a Han Sen de que era muy probable que fuera una súper criatura.

Según la gente del Refugio La Gloria, la tortuga negra era obviamente mucho más poderosa que una típica criatura divina. Ninguna arma divina podía hacerle daño. Y su única debilidad era su velocidad. De lo contrario, más de la mitad del Refugio La Gloria hubiera muerto allí.

Si no estaban exagerando demasiado, Han Sen creía que la tortuga debía ser una súper criatura.

Durante medio año, Han Sen había estado mejorando su propia fuerza y preguntando por súper criaturas. Después de todo, incluso si fuese capaz de matar a una súper criatura, debía encontrar una para que matarla.

Sin embargo, las súper criaturas eran aún más raras que las criaturas divinas. Esa tortuga era el único candidato que Han Sen había visto en medio año.

Han Sen volvió a leer todas las discusiones sobre la tortuga y supo que la tortuga negra había salido del océano. Alguien intentó cazarlo después de haberlo visto. No sólo fracasaron, sino que también perdieron muchos hombres buenos.

La tortuga negra se había subido a las Montañas de Cobre. Debido a que la gente del Refugio La Gloria no tenía forma de matarlo, no se molestaron en rastrearla. En ese momento, todo lo que sabían era que estaba en algún lugar de las Montañas de Cobre.

Han Sen seguía pensando si debía ir al Refugio La Gloria. Había estado allí una vez y conocía muy bien el camino. Si volase sobre el pantano oscuro, podría llegar en quince días.

Sin embargo, aún no había completado la tercera fase de longevidad del Mantra de la Herejía. Han Sen no estaba seguro de si era lo suficientemente fuerte como para matar a una súper criatura, por lo que seguía dudando.

“Hermano, has pasado mucho tiempo usando el dispositivo holográfico y estás empapado. Mantente hidratado.” Alguien apareció repentinamente junto a Han Sen, tirándole una botella de agua.

Para su sorpresa, era Jing Jiya. Jing Jiya había estado esperando a que Han Sen le desafiara proactivamente, pero no había pasado nada en días. Jing Jiya se dio cuenta de que Han Sen era mucho más maduro de lo que creía, completamente indiferente a los rumores.

Sin embargo, Jing Jiya no era alguien que se rendiría fácilmente. Al recibir el mensaje de que Han Sen estaba en la sala de entrenamiento, rápidamente se acercó y esperó a Han Sen allí.

De hecho, había estado allí durante bastante tiempo. Después de que Han Sen salió del dispositivo, estaba sentado cerca de Jing Jiya, pero Jing Jiya no se le acercó de inmediato. El novato fue a comprar dos botellas de agua antes de sentarse al lado de Han Sen.

“Relájate, no envenené el agua.” Dijo Jing Jiya con una sonrisa.

“Gracias entonces.” Han Sen abrió la botella y bebió más de la mitad del agua. Sudó mucho y estaba deshidratado. Debido a su agotamiento, Han Sen no se molestó en levantarse y comprar agua. Ahora que Jing Jiya le estaba entregando una botella, la aceptó con gusto.

Jing Jiya lo miró, interesado. “¿Realmente no tienes miedo de que envenenase el agua?”

“El hermano menor de Jing Jiwu no usaría ese tipo artimaña.” Dijo Han Sen con indiferencia. De hecho, ni siquiera se asustaría si hubiera veneno en él. Además, no tenía sentido que Jing Jiya lo hiciera en público, ya que las cámaras estaban instaladas en todas partes, y no tendría forma de exonerarse.

Las palabras de Han Sen hicieron que Jing Jiya se quedara en silencio. El estudiante de primer año no se había dado cuenta de que Han Sen tendría tanto respeto por su hermano mayor.

Sin embargo, Jing Jiya era alguien que tenía que alcanzar su meta. Sonrió y dijo a Han Sen en voz baja, “No soy mi hermano. Sólo porque él no use estos métodos, no significa que yo no lo haga. Si no estás dispuesto a aceptar mi desafío, entonces tendré que usar algunos trucos sucios aunque no quiera.”

“¿Como cuales?” Han Sen tomó otro sorbo de agua y preguntó.

“Sé que el nombre de tu madre es Luo Sulan y el refugio al que pertenece en la segunda zona de El Santuario de Dios. Y tienes una hermana llamada Han Yan. Es muy linda y estudia…” Jing Jiya siempre tenía una ligera sonrisa en su cara y parecía inofensivo. Cuando las chicas lo veían, sus corazones se aceleraban.

 

 


Anuncios

2 comentarios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s