Súper Gen Divino – Capítulo 280: Esqueleto de Jade Blanco


Tercer Capítulo Semanal

¡Disfrutenlo!

¡Bang!

El oro verde no era un material resistente y sólo tenía una pulgada de grosor. Con el golpe de Han Sen, inmediatamente apareció una abertura de dos metros de alto y un metro y medio de ancho.

Han Sen miró cautelosamente el interior de la abertura con la espada de diamante en la mano y quedó boquiabierto por lo que vio. Era un metro metropolitano bañado de luz verde. El techo estaba decorado con millones de piezas de oro verde brillante, como una galaxia verde entera.

Todo tipo de celdas de roca negra entrecruzadas como un laberinto. No había nada artificial. Eran más bien como algunos nidos de avispas, tanto aleatorios como regulares al mismo tiempo.

Han Sen sabía que estas celdas constituían el llamado nido. En cada celda podría haber una criatura. Una vez que la criatura se diera cuenta de su presencia, intentaría matarle sin pensarlo dos veces.

Han Sen vio que debía haber decenas de miles de celdas de todos los tamaños, algunas tan pequeñas como su mano, mientras que otras tan grandes como palacios. Todos ellas estaban interconectadas de una manera extraña y natural.

“Todas las deidades de este mundo, por favor, denme sus bendiciones. Ojalá no hubiera demasiadas criaturas. Algunas criaturas primitivas como mucho.” rezaba Han Sen de rodillas.

Aunque había suficiente espacio para que pudiera volar a través del nido, Han Sen no planeaba usar sus alas. Cuando volase, todas las criaturas podrían verle claramente y le atacarían en grupos. No era que el techo fuera tan alto que pudiera evitar todos los ataques, así que Han Sen decidió no hacerlo.

Pasando por una celda, los ojos de Han Sen estaban fijos en ella. Si hubiera algo malo, regresaría inmediatamente. Para su alivio, la celda estaba completamente en silencio hasta que pasó junto a ella.

Sin embargo, fue sólo el principio. Las celdas negras eran como bombas de tiempo de diferentes tamaños. Han Sen no sabía cuando una celda iba a explotar de repente.

Mientras Han Sen estaba casi muerto de miedo, ya había pasado por más de mil celdas sin ver ninguna criatura.

“¿Podría este nido estar vacío? ¿Quizás todas las criaturas se habían ido?” Han Sen se preguntó, “No debería ser así. Según lo que he leído, a menos que el huevo esté roto, el nido continuará criando nuevas criaturas. Como la pared aún estaba intacta, supongo que nadie ha estado aquí. Así que el huevo también debe estar aquí. ¿Cómo es que no hay ninguna criatura?”

Han Sen no se atrevió a relajarse. Aunque parecía que todo iba bien, él seguía estando alerta.

Cada vez que pasaba por una celda, Han Sen siempre la miraba fijamente, en caso de que una criatura lo pillara desprevenido.

Sin embargo, después de ver decenas de miles de celdas, no vio ni una sola criatura. Parecía que el nido estaba realmente vacío.

“Esto es tan raro. Según internet, los nidos descubiertos antes siempre tenían al menos cientos de criaturas en su interior, y a veces incluso miles. ¿Cómo es que no hay nada aquí?”

De repente, Han Sen oyó un crujido. Inmediatamente miró en esa dirección.

Era una celda de nueve pies de altura a más de treinta pies de distancia de él. Se había agrietado y las grietas se estaban expandiendo.

“Por fin.” Han Sen no se puso muy nervioso. Caminó unos pasos hacia atrás y encontró un lugar con más espacio, los ojos fijos en la celda que parecía una tumba.

Como la celda seguía agrietándose, termino por desmoronarse.

¡Bang!

De repente, la celda fue golpeada por algo y se derrumbó. Una figura salió velozmente de la celda.

“¿Una criatura humanoide?” Después de ver la figura, Han Sen inmediatamente agarró más fuerte la espada de diamante.

Por lo general, era muy probable que una criatura humanoide fuera divina.

La criatura era un esqueleto que parecía hecho de jade blanco. Entre sus huesos, no había huecos como un esqueleto ordinario. Con estos enlaces adicionales, era extremadamente flexible.

En los huesos del esqueleto había muchos patrones negros, y en sus manos había un par de dagas negras.

“Equipo?” Han Sen se sorprendió. La criatura humanoide tenía sus propios equipos, que eran dos puñales en lugar de uno, lo que significaba que la criatura no sería fácil de manejar.

El esqueleto se volvió hacia Han Sen. Sus ojos no estaban vacíos sino que contenían un par de ojos blancos. Mirando a Han Sen, el esqueleto se le acercó lentamente.

Al principio, era lento. Poco a poco se fue haciendo más y más rápido. En una docena de pasos, llego hasta la cara de Han Sen como una tormenta. Una de las dagas negras estaba en la garganta de Han Sen de repente.

En ese momento, Han Sen estaba seguro de que el esqueleto era una criatura divina. No le tenía miedo. Balanceando la espada de diamante, estaba a punto de detener la daga.

Las dagas eran cortas, así que el golpe de Han Sen definitivamente las derribaría.

Sin embargo, en el momento en que la espada de diamante estaba a punto de golpear las dagas, el esqueleto se retorció de una manera imposible y alejó su daga. Con una oscilación, la otra daga del esqueleto casi llego entre las cejas de Han Sen. Han Sen casi podía sentir la frialdad de la daga a través de su armadura.

 

 


2 comentarios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s