Super Gen Divino – Capítulo 186: Desplazado por Una Flecha


Tercer Capítulo del Segundo Pack Retribución EER

 


Con tantas bestias oscuras emplumadas, les tomaría un tiempo matarlas a todas incluso si las bestias no se defendieran, por no mencionar a las bestias oscuras emplumadas mutantes y divinas.

Y ahora estaban atrapados por los cuerpos de las bestias oscuras emplumadas. Si no lograban salir, serían despedazados antes de que el rey viniera a ellos.

Cuando Huangfu estaba desesperada, repentinamente vio un objeto dorado gigante. Resultó ser el Rey Gusano Dorado de Roca.

Convocado por Han Sen, el Rey Gusano Dorado de Roca rápidamente rasgó los cuerpos de las bestias. Con su tamaño como el de un rinoceronte, el Rey Gusano apartó todos los cuerpos que bloquearon el camino de los tres.

Las bestias oscuras emplumadas se arrojaron hacia el Rey Gusano. Sin embargo, el caparazón del Rey Gusano ya era muy duro y las garras de las bestias no pudieron dañarlo en absoluto. El Rey Gusano no les hizo caso y continuó devorando los cadáveres.

Con la ayuda del Rey Gusano, los tres habían ganado espacio para moverse. Manejando la trituradora a la perfección, Han Sen mató a todas las bestias oscuras emplumadas que se atrevieron a acercarse.

«Cazada Bestia Primitiva Bestia Oscura Emplumada. Se ha obtenido el Espíritu Primitivo de la Bestia, Bestia Oscura Emplumada. Consumiendo la carne de Bestia Primitiva Bestia Oscura Emplumada hay oportunidad de obtener 0-10 puntos genéticos primitivos.»

Con tantas bestias oscuras emplumadas asesinadas, Han Sen eventualmente ganó un espíritu de la bestia primitiva.

Huangfu mató casi el mismo número de bestias que él. Bailando con sus dagas y usando diferentes artes marciales, causó gran daño a las bestias, haciendo que Han Sen se sorprendiera.

Pero las bestias oscuras emplumadas eran tan grandes en número que nunca podrían matarlos a todas.

Han Sen frunció el ceño y sabía que esto no funcionaría. El Rey Bestia Oscuro Emplumado Divino estaba decidido a matarlos. La última vez se dispersaron porque Huangfu tenía muchos hombres con ella, y ahora sólo había unos pocos humanos, por lo que habían regresado.

Al rey bestia no le importaba su propia especie. Han Sen sabía que su fuerza no podía durar mucho tiempo.

“Mengmeng, quédate aquí y yo llevaré a las bestias lejos. Cuando yo haya terminado, regresa y abandona el desierto.” Dijo Han Sen.

Huangfu sintió que debía estar mintiendo. La única razón por la que Wang Mengmeng estaba a salvo era su protección. Una vez que se fue, ¿cómo podría luchar contra todas esas bestias oscuras emplumadas?

Y con tantas bestias aquí, ¿a cuántas podría llevarse? Incluso si lograba que la mitad lo persiguiera, Wang Mengmeng todavía necesitaba ocuparse del resto.

En opinión de Huangfu, Han Sen simplemente estaba inventando una excusa para dejar a Wang Mengmeng y escapar por su cuenta.

Cuando Huangfu Pingqing estaba adivinando, Wang Mengmeng dijo, “Cuídate, Hermano Han.”

“¿Realmente eres uno de los Wangs? ¿No ves que él está huyendo solo? ¿Y todavía estás preocupado por su seguridad?” Pensó Huangfu.

Pero de repente vio a Han Sen extender una mano, y un conjunto azul de armadura de espíritu de la bestia de cristal cubrió el cuerpo de Wang Mengmeng de pies a cabeza.

La armadura era simplemente como una hermosa pieza de arte, mostrando la bonita forma del cuerpo de Wang Mengmeng. De repente parecía como una diosa de la guerra del cielo.

Al mismo tiempo, Han Sen invocó su arco de cuerno y su flecha Aguijón Negro y disparó la flecha al rey bestia.

El arco de cuerno estuvo unido con una gran fuerza a la flecha, la cual zumbó mientras volaba.

Y Han Sen había atado un hilo a la culata de la flecha en algún momento. Con el otro extremo del hilo en su mano, fue desplazado por la flecha y se acercó al rey bestia.

Sosteniendo el hilo en una mano y una daga verde afilada en la otra, Han Sen mató a todas las bestias oscuras emplumadas que se atrevieron a acercarse a él.

Esta daga era el otro espíritu de la bestia que obtuvo de Gu Ming. El triturador era demasiado pesado y grande, lo cual lo agobiaría mientras se precipitaba hacia el rey bestia. Por eso había usado la daga en su lugar.

Observando a Han Sen usar una flecha para acercarse al rey bestia divino, Huangfu quedó aturdida.

Originalmente, había pensado que Han Sen estaba a punto de dejar sola a Wang Mengmeng y escapar. Así que, había decidido que siempre y cuando Han Sen se moviera, lo seguiría para hacer su camino de salida.

NT: LOL, ¿ibas a abandonar a tu amiga?

Pero de hecho, Han Sen estaba tratando de acercarse al rey bestia volando en el cielo de esta manera. Ella no esperaba que esto pasara.

¿De qué servía hacer esto? Él ni siquiera podía volar, así que ¿cómo podía causarle daño al rey bestia divino? Una vez que la flecha se ralentizara, sería destrozado en pedazos por las numerosas bestias.

“¡Estúpido! Es más estúpido que Wang Dongling.” Pensó Huangfu.

Al mirar a Wang Mengmeng, Huangfu descubrió que con la armadura, las bestias oscuras emplumadas ni siquiera pudieron dejar ninguna marca en ella, y mucho menos herirla.

“¡Armadura de Espíritu de la Bestia Divino!” Huangfu se sorprendió y su expresión se volvió complicada. Con tal armadura y su fuerza, podría haber salido fácilmente él mismo. Sin embargo, había decidido arriesgar su vida y dejarle la armadura a Wang Mengmeng para que la protegiese.

“Este hombre está loco o es arrogante.” Huangfu levantó su vista y vio a Han Sen en el cielo. La flecha había perdido el impulso debido a su peso y a la obstrucción de las bestias oscuras emplumadas. Han Sen no logró llegar al rey bestia divino.

Y las bestias oscuras emplumadas mutantes comenzaron a lanzarse sobre él. Él había perdido todos los medios de defensa en el aire.

Pero en ese momento, Huangfu de repente vio una sombra roja. Repentinamente, Han Sen fue cubierto de una armadura roja y su cabello negro y corto se había vuelto largo y rubio. Con una corona de rubí en su cabeza, estaba brillando bajo el sol.

 

 


Anuncios

2 comentarios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s