Infinite Competitive Dungeon Society: Capítulo 79


Como prometí, seguiré el horario establecido por el traductor original.

Nos vemos el Viernes.


Bajo las Dos Lunas (2)

 

Desde el primer hasta el quinto piso de la mazmorra, cada uno tenía monstruos diferentes. Sin embargo, desde el sexto piso en adelante, los monstruos que aparecen tienen un patrón establecido para ellos. El segundo piso era el mismo que el primero, sólo que había más de ellos. Los monstruos del tercer piso eran ligeramente diferentes, como un nuevo tipo de monstruo que se añadía o los mismos monstruos que utilizaban habilidades diferentes. Sin embargo, una vez que el primer piso se podía completar con facilidad, el segundo piso también sería fácil.

Las armaduras vivientes en el 32.º piso no eran muy diferentes de las armaduras vivientes en el 31.º piso, salvo por el hecho de que sus ataques eran más fuertes y que sus números eran mayores. Sin embargo, como el camino se había alargado, me tomó 5 horas atravesar el piso 32, a pesar de que ya estaba acostumbrado a lidiar con ellos.

Para entonces ya era medianoche, pero después de que mi constitución atravesó cierto punto, sólo necesité 3 horas de sueño para deshacerme de la fatiga que había acumulado durante el día. Además, podría pasar unos 4 días seguidos sin dormir y me sentiría perfectamente bien. Aunque mi madre seguía diciendo que no crecería más si no dormía, me preocuparía si creciera más de lo que estaba.

Tenía que estar en la escuela a las 3, y me tomaba una hora llegar allí. Como mi madre creía que me desmayaría de hambre si me saltaba el desayuno, tenía que estar en la cocina a las 9 de la mañana. Después de eso, planeaba asearme, dormir tres horas, despertarme y hacer batallas de Jefe de Piso antes de salir para la escuela alrededor de las 2:00. El único problema era que tendría que pasar por los pisos 33, 34 y 35 y luchar contra el Jefe de Piso al menos una vez en 9 horas.

“Ruyue, apresurémonos un poco.”

[¡Está bien! ¡Me siento fenomenal!]

Por supuesto. Este oppa está bebiendo una poción de maná con un valor de 10 millones de won por botella pa’ ti, bebe. [0]

Después de vaciar una poción de maná de grado superior intermedio, que tenía un tiempo de enfriamiento de 10 minutos y otorgando 3,000 de maná, ajusté mi postura sobre la espalda de Ruyue y apunté con la lanza a proa, de la misma manera que lo hice cuando entré por el 32.º piso. Cuando Ruyue se dio cuenta de que yo estaba listo, empezó a correr. Las armaduras vivientes del piso 33 no intentaron esconderse y me atacaron activamente desde todas partes. Girando la lanza en mi mano, los aplasté incesantemente.

“¡Jaaaap!”

Aunque mi objetivo consistía más en evitar que se me acercaran que en matarlos, los golpeé con mi lanza y los destrocé cada vez que veía una abertura. Sólo por estar sobre Ruyue, naturalmente me encontraba arriba de las armaduras vivientes. El poder destructivo al golpear con mi lanza revestida de Aura Espiritual no era nada de lo que burlarse. Las armaduras vivientes no murieron hasta que sus corazas fueron completamente destrozadas, lo que significaba que las puñaladas medio hechas no eran efectivas. Es por eso que vine a disfrutar de los golpes desde lo alto.

Sin embargo, después de que acabé con la quinta armadura y estaba a punto de seguir avanzando, algo me golpeó.

“¡Cof!”

Aooooooo!]

¡Clang, clang!

Después de darme cuenta de que me habían golpeado, Ruyue se apresuró a crear una pared de hielo a nuestro alrededor, bloqueando los ataques subsiguientes y dándome la oportunidad de recobrar la compostura. Después de mirar mi hombro donde me habían golpeado, confirmé que no era una lesión grave y di un suspiro de alivio. Entonces, revisé mi HP. Con un solo golpe, mi HP había bajado un 10%.

¿Qué fue eso? Por un segundo vi una maza de hierro, pero sin duda destruí esa armadura que llevaba la maza de hierro. La vi desaparecer en partículas, así que no podía haberme equivocado. En ese caso, la respuesta era obvia.

¡Whoosh! ¡Whoosh!

“¡La maza de hierro se movió sola y me atacó”

Viendo la maza de hierro volar por encima de la pared de hielo y se lanzaba sobre mí, la derribé ferozmente con mi lanza. Como era de esperar, nadie sostenía la maza de hierro. Mi Aura Espiritual estalló por un instante y destrozó la maza de hierro.

Por supuesto, yo conocía su identidad. ¡Un arma voladora! Al igual que las armaduras vivientes que se movían solas, las armas voladoras también lo hacían por sí mismas, como si estuviesen poseídas por fantasmas. Debería haberlo esperado en el momento en que vi armaduras vivientes, pero no pensé que las armaduras vivientes me atacarían con armas voladoras. Me engañaron bastante bien.

[¿Te duele? Lo siento, no creí que se movería.]

[¡Master salió herido! ¡Estúpida!]

“Está bien, yo tampoco lo sabía. Todos cometemos errores. Sólo debemos asegurarnos de no repetir el mismo error.”

Después de consolar a Ruyue, que se estaba disculpando, y a Peika, que le gruñía a Ruyue, cambié mi postura. Aunque mi hombro todavía palpitaba por el fuerte impacto de la maza de hierro, mi HP sólo había bajado un 10%. No era un explorador de mazmorras durante 5 años sólo por apariencia. Hacía tiempo que me había acostumbrado al dolor.

“De ahora en adelante, habrá que destruir las armas conforme avanzamos:”

[¡Lo haré mejor esta vez!]

“Ruyue puede seguir haciendo lo mismo.”

Volví a levantar mi lanza. En el momento en que la pared de hielo de Ruyue se derrumbó bajo los continuos ataques de las armaduras vivientes, golpeé ligeramente el muslo de Ruyue. Con un aullido, Ruyue empezó a correr hacia adelante.

Auuuuu!]

“¡Dejen de ocultarse y vengan, pasteles de arroz vacíos!”

[¡Usaste Provocar, atrayendo la atención de todos los enemigos cercanos!]

Las armaduras vivientes, que estaban esparcidas aquí y allá, corrieron hacia mí ruidosamente. Corriendo sobre la espalda de Ruyue, los junté en un solo lugar. Mientras corría, al ver que las armaduras vivientes bloquearon el camino de Ruyue, ella hábilmente saltó sobre ellas, cambiando de dirección y reuniéndolas a todas en un solo lugar.

Aunque terminaría enfrentándome a un gran número de armaduras vivientes si seguía adelante, me detuve después de cierto punto y corrí en círculos con Ruyue a lo largo de una amplia área del sendero. Allí, las armaduras vivientes quedaron confundidas e incluso se atacaron entre sí accidentalmente. Luego me dirigí hacia la parte exterior, golpeando las armaduras vivientes y las armas voladoras en mi camino, luego apunté con mi lanza a las armaduras vivientes reunidas y grité.

“¡Tempestad Elemental!”

[¡Estábamos esperando!]

Whoo, gira y gira!]

[¡Oye! ¡Yo voy primero!]

… Por alguna razón, parecía que mi nombre había empezado a extenderse entre los elementales. Se sintió extraño. Sin embargo, gracias a la motivación desbordante de los elementales, pude activar Tempestad Elemental con un tiempo de carga más corto de lo normal. Como una habilidad que consumía la mitad de mi maná, su efecto era claro. Una tormenta de elementales creada por el esfuerzo combinado de todo tipo de elementales. Nunca me había arrepentido de usar esta habilidad.

Mientras la tormenta elemental arrasaba con las armaduras vivientes y las destrozaba, el crujido combinado de las mismas parecía hacer una sinfonía orquestal.

[Has obtenido 500 de oro.]

[Has obtenido 450 de oro.]

[Has obtenido un Fragmento de Arma Voladora.]

[Has obtenido un Fragmento de Armadura Viviente.]

Hice un gesto con la mano y ahuyenté la avalancha de mensajes. Con tantos monstruos desapareciendo a la vez, el sendero estaba abierto de par en par, por lo que resultaba agradable mirarlo.

Abrí otra Poción de Maná que costaba 10 millones de won. Aunque era posible cazar sin usar Pociones de Maná, una vez que alguien usaba una, era imposible continuar sin usarlas. Después de descubrir que el dinero entrante excedía los gastos, no había razón para contenerse.

Así de fácil, me convertí en un hombre que gastaba 10 millones de won cada 10 minutos. Sin embargo, cada dos o más armaduras vivientes salía alrededor de 500 de oro, lo que significaba que sólo 20 de ellas serían suficientes para compensarlo. ¡Los exploradores de la mazmorra son lo máximo!

Ku, eso se sintió genial. ¡Vamos, Ruyue!”

Auuuuuuuuuuu!]

El piso 33 fue entonces despejado gracias al esfuerzo combinado de otros elementales y yo en tan solo 3 horas.

A partir del piso 34, sin embargo, aparecieron momias mezcladas entre las armaduras vivientes y las armas voladoras. Las momias eran monstruos envueltos en vendas, las cuales disparaban para encadenar a sus enemigos. Las armaduras vivientes y las armas voladoras aplastarían entonces con facilidad a los enemigos encadenados. Era fácil entender por qué tanta gente se preocupaba por la combinación de esos ataques. Pude entender la sonrisa que Lin tenía en su cara, mirándome avanzar al piso 34 sin comprar nada en la tienda del piso 33.

Por supuesto, las momias no representaban ningún peligro para mí.

[¡Humano! ¡Un humano viviente!]

[¡Quiero su cuerpo!]

[¡Toma esto!]

Al cruzarme con tres momias mientras corría por el piso 34, cada una lanzó tres tiras de vendas hacia mí. Aunque parecían frágiles trozos de tela, su defensa era bastante fuerte, hasta el punto de que no podía cortarlas con mi lanza de un solo golpe. En el momento en que los nueve cordones de tela volaron sobre mí, levanté mi lanza en su trayectoria. Las vendas envolvieron mi lanza, conectando a las momias con mi arma. Agarrándome fuerte a mi lanza, empecé a girarla.

[¿Eh? ¡No puedo jalar!]

[¡Es demasiado fuerte!]

[¡Mis preciados vendajes!]

¡No debieron lazar todo en el mismo ataque! Tiré con fuerza de mi lanza envuelta por 9 hebras de tela, y las momias se acercaron a mí como si no pudieran estirar más sus vendas. Al ver esto, me di cuenta de lo fuerte que me había vuelto. Podía ganar contra tres monstruos de mi nivel en pura fuerza. ¡Y yo ni siquiera era un hombre bestia!

“¡Peika!”

Cadena Relámpago!]

Cuando vertí maná en mi lanza y grité el nombre de Peika, ella usó rápidamente la magia elemental que yo tenía en mente. La energía de rayo que comenzó a fluir dentro de mi lanza viajó a través de la tela y cocinó a las tres momias hasta dejarlas crujientes.

[Los cielos… ¡han sido enfurecidos!]

[¡Volveré al cielo…!]

[¡Y deberé decir que fue hermoso…!”

“¿¡Cómo saben de ese poema!?” [1]

No, tal vez había un poema similar en el mundo de donde vinieron. Murmuré eso mientras retiraba las vendas quemadas de mi lanza. Después, miré las armaduras vivientes y las armas voladoras que volaban felices hacia mí, pensando que me habían capturado; sonreí. Lo que pasó después fue obvio.

[Has subido al nivel 35. Has obtenido la cualificación para desafiar al Jefe de Piso.]

[Has obtenido 5 puntos bonus de estadística.]

“Loco. Tú sí que eres un bastardo demente. ¿Cómo es que en unas horas haces lo que a otras personas en grupos les toma dos o tres meses hacer?”

“Lin, últimamente he estado teniendo pensamientos parecidos. Aunque, al principio, pensé que otros exploradores eran unos raros por ser tan lentos e incluso por morir mientras atravesaban estos pisos tan fáciles.”

Cuando revisé la hora después de llegar a la tienda del piso 34, eran las 6 de la mañana. Me tomó exactamente 6 horas subir dos pisos desde la tienda del piso 32. Sin embargo, yo no entendía cómo es que a otros les tomaba dos o tres meses hacer lo mismo. Incluso si sacara todos los buffs de los elixires de fortalecimiento y compresión, sacara los efectos de varios títulos, sacara la magia elemental y bajara mis niveles de destreza hasta el que otros exploradores de mi nivel tendrían… Seguía creyendo que no me llevaría tanto tiempo. Aunque, por supuesto, tener la habilidad Cabalgata y a Ruyue también me ayudó a mejorar mi velocidad.

En cualquier caso, alguien que fuera lo suficientemente hábil como para subir al piso 30 por su cuenta seguramente habría conseguido algunos títulos y habilidades de autodefinición en el camino. Como tal, mi suposición era inútil.

“Lin, ¿qué fue lo que dijiste que harías si atravieso el 35.º piso en 1 año?”

“No has atravesado el piso 35, ni has derrotado a su Jefe de Piso. Puede que pierdas contra el Jefe de Piso. ¿Has pensado en eso?”

Lin masticó su cigarrillo mientras respondía con una expresión infeliz. Sonreí y estiré ligeramente mi cuerpo después de distribuir mis bonus de estadistica. Como cabalgué sobre Ruyue sin parar durante seis horas y luché con las momias, se había acumulado fatiga en mi cuerpo. Compré un Jugo de Recuperación de Fatiga por 100 de oro y le proclamé a Lin después de que terminé de beberlo.

“Te veo en tres horas.”

“Querrás decir una semana.”

Beh. Veamos cómo termina.”

Beh!]

Beh! ¡Beh!]

Le saqué la lengua a Lin y me di la vuelta. Peika y Ruyue también sacaron la lengua en Lin. Que tierno. Desafortunadamente, debido a que Peika no estaba en su forma material, Lin no pudo ver su linda apariencia.

“Oye, ese perro.. Digo, elemental. ¿Acaba de sacarme la lengua?”

No le contesté. Mi cabeza ya estaba llena de pensamientos sobre el Jefe del 35.º piso, que me estaría esperando en la siguiente planta.

“¡Eh, pregunté si acaba de burlarse de mí! ¡Oye, eh!”

No escuché la voz de Lin. Nop, para nada. Alcé la mano sobre mi cabeza para despedirme y me dirigí hacia el taller. Mi corazón latía al pensar en la batalla contra el Jefe de Piso del que no sabía nada.

“¡Eh, oye! ¡Una mera elemental no debería ignorar a un dragoniano!”

 

 

Notas:

[0] Esto es una broma mía, pero él dice prácticamente algo que tiene el mismo significado.
[1] Son frases del poema Back to Heaven de Cheon Sang-Byeong.


Anterior capítulo |TOC| Siguiente capítulo

Anuncios

4 comentarios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s