The World After The Fall: Capítulo 27


¡Aquí les traigo 2 Capítulos sorpresa! (Aunque no tanto ya que absolute lo explicó por el grupo de facebook)

bueno, para aclarar, el asunto originalmente era así, se pensaba sacar los 5 caps ayer, como el pack anterior que hice, pero debido a que el jefe absolute aún no había corregido los 2 capítulos restantes, subí solo los 3 listos, pero para mi sorpresa, absolute terminó de editarlos hoy mismo, así que aquí estoy, subiendo lo que resta del pack :v

Well, see ya! (1/2)

Traductor: The Un-Neet~
Editor: Absolute


Episodio 5:

Los Fallecidos (3)

‹Episodio 5. Los Fallecidos (3)›

 

Desde que había alcanzado la bifurcación en el camino con Mino, ya había pasado bastante desde que Jae Hwan se percatara de lo que estaba pasando.

.

.

[Será mejor que no pienses en ninguna basura, bruja.]

[Si no mantienes tu parte del trato, la de mayor de edad morirá.]

.

.

Un mensaje que Mino había recibido. Jae Hwan advirtió rápidamente lo que estaba pasando. Alguien había extorsionado a Mino a hacer algo y habían tomado de rehén a alguien cercana a ella. Además, el culpable buscaba a Jae Hwan.

Jae Hwan estaba seguro de que Mino lo traicionaría.

El mundo que vio a través de Duda y Comprensión era uno dominado por una infinita corriente de datos y números. Las personas que intercambiaban sus almas por un valor mayor. De entre ellos, Mino era simplemente una sola figura.

La Duda de Jae Hwan, que nunca le había fallado antes, le estaba advirtiendo incesantemente acerca de Mino. Esa mujer lo traicionará. Ese era el porqué Jae Hwan nunca escuchaba lo que Mino decía.

—Una existencia que puede no tener grandes ambiciones o convicciones, sino que se satisfacía con que esté sana y salva. Ese es el tipo de ‘humano’ que conozco.

Fue en ese momento que Mino terminó de hablar que Jae Hwan vio un cambio en Mino.

—Entonces de acuerdo a eso, no eres un ‘humano’.

Dejando esas palabras, Mino lo dejó y prosiguió a bajar en uno de los caminos bifurcados.
Sin ninguna duda, y sin ninguna traición.

Como si ella se estuviera burlando de su [Duda.
Todo lo que hizo fue mirar fijamente la espalda de Mino mientras se alejaba cada vez más.
En ese momento, todo lo que quería decir desapareció de la mente de Jae Hwan.

De repente, el poder para excavar el mundo, [Duda, desapareció. Todos los sonidos desaparecieron repentinamente, y Jae Hwan fue sumergido en silencio. Sintió una parte de su pecho apretarse.

¿Por qué ella se ve como una ‘humana’?

No podía entender lo que estaba pasando.
Mientras la veía alejarse, Jae Hwan agitó su cabeza.

También había pasado algo similar la otra vez.
Mino que le había respondido diciendo ‘no regresaré al pasado’.

Meikal que le había ayudado a forjar la vaina.
Fue entonces que ellos dos brevemente se vieron como humanos.
Pero al final, no fue más que por un instante.

Ellos se reunían y comportaban ‘como humanos’, pero en sus ojos, simplemente se veían como cadáveres.
Eso era algo que Jae Hwan sabía.

Cualquiera que se obsesione por cada persona que conozcan nunca sería capaz de cambiar este mundo. Incluso si fueran a ser salvados múltiples veces, ellos nunca serían capaces de volverse humanos por sí mismos. Jae Hwan se volteó para ver a la distante Mino.

Activó Duda y empezó a escuchar una conversación.

.

.

[¡Mierda, la bruja nos traicionó! ¡Envía un mensaje!]

[… Esa Pesadilla que gasté tanto para usarla terminó siendo inútil.]

.

.

‘¿Dijiste Pesadilla?’

‹•›

Esa era la historia que Jae Hwan conocía y el porqué había llegado.
Elevando su mirada hacia Jae Hwan, Mino hizo una pregunta.

“… ¿En serio viniste aquí porque la talla no te quedaba?”

Bueno, para ser justos, considerando quién era, eso no estaba exactamente fuera del reino de posibilidades.

Jae Hwan no respondió.

Pero al ver la apariencia de Jae Hwan, Zanya quedó fascinado.

‘¡No había necesidad de esforzarse en encontrarlo!’

La persona que estuvieron buscando todo este tiempo se presentó a sus regazos. Incluso si él no hubiese aparecido así, sólo habría sido cuestión de tiempo antes de que lo encontraran. Jae Hwan les hizo una pregunta.

“¿Ustedes tienen una Pesadilla?”

Al escuchar eso, la expresión de Zanya cambió. El hecho de que la Organización Cielos Prohibidos tengan una Pesadilla era de sumo secreto. Zanya llamó a los mensajeros de Cielos Prohibidos que habían instalado la barrera de sonido alrededor de la taberna.

[Él sabe de la Pesadilla. ¿Cómo es que lo sabe?]

[…. Imposible]

Incluso los mensajeros estaban perplejos.
Sin darles una oportunidad de hablar, Jae Hwan preguntó de nuevo.

“¿Dónde está la Pesadilla?”

“… No te lo puedo decir”

Zanya respondió reflexivamente. Tan pronto como aquellas palabras salieron de su boca, sintió urgencias de retractarlas. Eso no fue nada más que una confesión de que estaban alojando una Pesadilla. Mientras asentía su cabeza, Jae Hwan habló.

“Trae a la Pesadilla.”

Las cejas de Zanya se surcaron.

‘¿Este chico está loco?’

No solo preguntó sobre la Pesadilla tan pronto como llegó, sino que encima de eso, en vez de pedirles que lo lleven a la Pesadilla, demandó que trajeran a la Pesadilla ante él.
¿Para él qué clase de existencia era una Pesadilla para que estuviese pidiéndola de esa forma? No, más bien, en ese momento…

‘… ¿Por qué siquiera me molesto en responderle a este tipo?’

Zanya lentamente comenzó a enojarse.
Él era el primer hermano de los Hermanos de Noche Cruel, Zanya.
Era la sombra de los bosques, el cazador de entre los árboles.

“Los rumores son ciertos, un loco que no vacilaba en contender contra la fortaleza.”

Mino tragó mientras lo veía sacar un arma.

[Ten cuidado. Todos son Adaptantes de 4.º Orden.]

Al haber peleado contra el segundo y tercer hermano, ella sabía que sus habilidades apenas estaban por el 4.º Orden.
El problema era que el primer hermano era un Adaptante de 4.º Orden ya maduro.
La brecha entre un adaptante de 3.º y 4.º orden era como la brecha entre el cielo y la tierra. Había una razón del porqué el límite para ser un Adaptante de Alto Orden comenzaba en el 4.º orden.

“¿Acaso crees que perderé?”

[… No.]

Mino estaba sorprendida de escuchar aquellas palabras salir de su boca. Independientemente, ellos estaban en el 4.º Orden. Sus oponentes eran Adaptantes que podían rivalizar un garnak. El clan Zorro Rojo que Jae Hwan había eliminado no era nada más que un aperitivo para los hermanos.
Pero pese a todo eso, por alguna razón, no estaba preocupada.

Los Hermanos Noche Cruel fueron los primeros en hacer su movimiento.

Artes de Sombra Secreta

Espadas de sombra se bifurcaban en decenas de cuchillas. Era imposible decir cuál era real y cual era falsa.

Jae Hwan usó inmediatamente Desinterés. Pero sorprendentemente, Zanya fue capaz de seguir los movimientos de Jae Hwan a pesar de que estaba usando Desinterés. El atento Jae Hwan logró descifrar ligeramente cuáles cuchillas eran reales y evadió el golpe.

‘Así que es por eso que los Adaptantes son llamados Adaptantes de Alto Orden comenzando desde el 4.º Orden.’

Encima de eso, la habilidad que estaban usando, Artes de Sombra Secreta no podía ser subestimada.
Había planeado usar Duda para averiguar qué cuchillas eran reales y cuáles no lo eran, pero el patrón y profundidad de una habilidad avanzada no era tan simple.

En lugar de eso, Jae Hwan decidió derribar todas las cuchillas problemáticas al mismo tiempo.

Una luz blanca brillante brotó de la vaina y llenó el aire. Usó ‘Estocada Ligera’ con la vaina con el fin de bloquear el ataque. Era desconocido cuántas estocadas habían sido hechas, pero sus imágenes remanentes aún no se desvanecían, causando que la visibilidad circundante decreciera.

La expresión de Zanya se endureció.

“¡Imposible……!”

Sin embargo, las estocadas de Jae Hwan no fueron suficientes, y Zanya logró evadir una estocada que fue dirigida a su cabeza. La cabeza de Zanya quedó en blanco mientras trataba de entender la sincronía detrás de esos ataques.

‘¿Lo esquivó?’

Esta vez, fue Jae Hwan quien se sorprendió. Hasta ahora no hubo nadie que haya sido capaz de esquivar la ‘estocada ligera’. No, hubo uno que la esquivó antes. Esa existencia fue golpeada por la ‘Estocada Normal’ y ahora era la vaina de su espada.

“¡Hyungnim…!”

El inesperado evento había atrapado al segundo y tercer hermano con la guardia baja, causando que se sintieran avergonzados. Se percataron de que el brazo derecho y muslo de ambos sufrieron heridas. Pero lo que era incluso más alarmante era que Zanya había sufrido las mismas heridas.

Zanya no pudo creer lo que acababa de ver con sus propios ojos.

No solo fue capaz de bloquear cada golpe de las Artes de Sombra Secreta, sino que también se las arregló pillar una oportunidad de entre esos ataques donde pudiese apuntar por la cabeza de Zanya.

Fue pura suerte que Zanya consiguiera apenas esquivar ese ataque. Si no fuera por su intuición de sexto sentido que había afilado a través de varios campos de batalla, Zanya a estas alturas no sería nada más que nutrientes para el Árbol Ilusorio.

Zanya llamó a los Mensajeros de nuevo.

[¿No dijeron que era un Inadaptante?]

[… Sin duda algunas. Él es un Inadaptante.]

Si eso es lo que el mensajero dijo, entonces no había manera de que la información estuviera mal.
¿Entonces cómo demonios es que era tan fuerte?

‘No me digas, ¿es el poder del Abismo?’

No, eso era imposible. A pesar de que había conocido a varios ‘Campeones del Abismo’ que compartían el mismo tipo de atmósfera alrededor de Jae Hwan, ninguno de ellos era Inadaptante.

‘¿Entonces qué diantres es él?’

Zanya se preparó una vez más para la batalla. No estaba usando ningún poder espiritual, y la única cosa que estaba usando era una simple estocada. Pero aún seguía siendo capaz de dominar a los tres hermanos.

[Es difícil de creer, pero es más fuerte que nosotros.]

[Hy-hyungnim. Entonces, eso significa…]

[Cambio de planes.]

Zanya captó con rapidez. Si la fuerza del enemigo estaba fuera de los límites del sentido común, entonces su acercamiento necesitaba estar fuera de los límites del sentido común.

Jae Hwan frunció el ceño después de presenciar el abrupto cambio táctico de los tres hermanos. Cada uno tomó un rehén para usarle como un escudo y, una vez más, comenzaron a usar sus Artes de Sombra Secreta.

Era una táctica para lidiar con la debilidad de Jae Hwan, su dependencia en la estocada.
Sus ataques eran rápidos, pero simples y fáciles de leer. Al leer la dirección de la puñalada antes de que el ataque tome lugar, se podría minimizar el área de su influencia, no era muy difícil de lidiar.

Así que al usar a los rehenes, los tres hermanos redujeron las áreas en donde la estocada podía alcanzarlos.
De hecho, su método era bastante efectivo; y estocadas de Jae Hwan empezaron a fallar sus objetivos.

Sin embargo, había un hecho que los tres hermanos no tomaron en cuenta.

Los ojos de Zanya se ensancharon.

“¿Qué clase de…?”

Vientos terroríficos que emanaban una enorme presión se reunió en la mano de Jae Hwan. La cantidad de poder en su mano era desconocido, pero los edificios circundantes estaban al borde del colapso.

La postura de Jae Hwan era una que alguien tomaría cuando se está a punto de hacer una simple estocada.
A Jae Hwan nunca le importó los rehenes en primer lugar.

Los hermanos Noche Cruel, los criminales de Cielos Prohibidos, y los rehenes.
Siempre y cuando liquide a las molestias, el problema se resolvería por sí solo.

En sus ojos, todos ellos eran cadáveres.
Sin embargo, mientras Jae Hwan estaba a punto de desatar una ‘Estocada Normal’, sintió en su cuerpo un latido. Su visión se sacudió momentáneamente mientras presenciaba una imagen parecido a un espectro encima de las cabezas de los rehenes.

‘¿Qué es eso?’

Jae Hwan lo ignoró e intentó usar ‘Estocada Normal’ otra vez. Su visión se sacudió de nuevo mientras escuchaba una voz en su oído.

—Soy una humana. Pese a que no sea tan fuerte o resuelta que tú, definitivamente sigo siendo una ‘humana’.

La mente de Jae Hwan estaba en desorden.
¿Por qué los rostros de esos cadáveres se están volviendo en los de un ‘humano’?

Sin saber por qué, el cuerpo de Jae Hwan rechazó atacar. Ellos le estaban diciendo que no usara ‘Estocada Normal.’
Era la primera vez que pasaba algo así.
Fue incapaz de usar ‘Estocada Normal’.

Al ver detenerse el ataque de Jae Hwan, los tres hermanos nuevamente empezaron a correr. Jae Hwan estaba frustrado.
Su Duda estaba sacudiéndose. Si Duda se agita, entonces [Comprensión se sacudirá, y si Comprensión se sacude, entonces Desinterés se agitará.

Los rehenes necesitaban morir.

Trató de usar ‘Estocada Normal’ una vez más, pero no pudo concentrarse.

Incluso su Duda estaba interfiriendo con su concentración. En lugar de estar Dudando del mundo como normalmente lo hacía, estaba Dudando de sí mismo.

Jae Hwan sintió que hubo un cambio en su alma. Una forma de energía separada de la del Desinterés estaba a punto de nacer de lo más profundo de su alma.

Era una energía que se sentía muy vieja y nostálgica.
Era un poder que había olvidado por un largo tiempo, algo completamente diferente de Desinterés

El problema era que este poder no era de ayuda para él en este momento. Más bien, solo interferiría.

‘Mierda.’

La situación solo empeoraba y todo lo que podía hacer era quejarse de sí mismo mientras intentaba usar ‘estocada’.
Cualquier cosa, si pudiera tan solo tajar, o lanzar, o incluso capturarlos para lidiar con ellos…

‘¡Capturar!’

Jae Hwan, habiendo pensado en algo, comenzó a usar ‘Estocada Ligera’ sobre varios lugares en la taberna.
Algunos de sus ataques fueron dirigidos a los tres hermanos de Noche Cruel, mientras que otros fueron dirigidos hacia el techo de la taberna. La numerosa cantidad de estocadas que hizo volvió a la taberna en una colmena.

“¡El bastardo enloqueció!”

Zanya se rio, pensando que había tomado la delantera. Parecía que Jae Hwan estaba exhausto y en camino a la autodestrucción. Solo habían pasado unos cuantos minutos desde que Jae Hwan había detenido sus ataques. Debido a la ridícula cantidad de estocadas que había lanzado a rienda suelta, los rayos del sol podían ser vistos a través del techo destruido. Mientras miraba arriba hacia el cielo, Jae Hwan de repente bajó su espada.

‘Bueno, esta cantidad debería bastar.’

Al ver que Jae Hwan le había dado la espalda s los tres hermanos, Mino tuvo una mirada confusa en su rostro.

“¿P-por qué de pronto haces eso?”

“Esos punks serán atacados por alguien más en un momento.”

“… Alguien más. ¿De quién estás hablando?”

“El testarudo parlanchín.”

¿Testarudo parlanchín?

La figura de un cierto alguien revoloteó a través de la mente de Mino.

Espera, podría ser… ¿Cómo?

Fue entonces que uno de los criminales de Cielos Prohibidos gritó en voz de pánico.

“¡Zanya-nim! ¡La barrera de sonido se rompió!”

Al escuchar eso, la expresión de Zanya se derrumbó.

“¿La barrera de sonido? ¿En qué maldito momento…?”

Zanya forzó otro susurro hacia los mensajeros de Cielos prohibidos.
Pero sin importar lo que hiciera, no podía sentir la presencia de los mensajeros al otro lado.
Zanya de repente echó un vistazo alrededor de la taberna. Miró fijamente a los agujeros creados por las estocadas de Jae Hwan.

¿Podría ser que todos sus ataques hasta ahora fueron para…?

Y entonces, después de unos momentos, todos en la taberna sintieron una poderosa aura. La aura se les estaba acercando a un paso increíblemente acelerado. Una poderosa aura que podía superar a un Adaptante de 4.º Orden. Las complexiones de los tres hermanos tomaron un giro para lo peor.

Era un poder brillante y magnífico. Solo había una persona en la fortaleza que poseía esa clase de poder. La puerta de la taberna se abrió, y personas vistiendo placas blancas entraron.

Los guardias del punto de control del norte. Además…

“¿Qué está pasando aquí?”

Una deslumbrante luz blanca llenó el interior de la taberna. Un aura específica de la raza ángel fluyó de los hombros de un hombre, formando lo que parecían ser alas. Y un pelo rubio que lucía como si sacudiría el cielo. El más terco inspector de punto de control en el mundo.

El Encarcelamiento Plateado de Carlton.

Mino tragó saliva. Nunca había pensado que el día donde ese hombre se viera tan confiable llegaría alguna vez. Notando a Jae Hwan, Carlton estrechó sus ojos.

“¿Jae Hwan-ssi? ¿Exactamente qué rayos está pasando aquí?”

Jae Hwan habló mientras asentía su cabeza.

“Aquí hay personas que han roto tus preciadas leyes. No estoy seguro, pero sí sé que ellos infligiron las leyes en el Artículo 276, Cláusula 4, de la Fortaleza Gorgón.”

Al escuchar eso, los ojos de Carlton se ensancharon.

“… ¿Y quiénes serían ellos?”

“Esos punks.”

Siguiendo el gesto de Jae Hwan, Carlton echó un vistazo al interior de la taberna. Dentro estaban criminales que se estaban aferrando a las meseras como rehenes.

“¿Por qué harían esto…?”

“No sabría decírtelo con claridad, pero parece ser que estaban conspirando para usar esta taberna como un trampolín con el fin de destruir el mundo.”

Mino despreocupadamente abrió su boca mientras advertía eso ser mentira. Una gran alabarda emitiendo una luz plateada apareció en las manos de Carlton.

“Destrucción del mundo… Eso es un crimen que absolutamente no puede ser perdonado.”

El rostro de Carlton se enfrió.

“De acuerdo al Artículo 174 (4) y Artículo 124 (6) del Código Penal de la Fortaleza Gorgón, serán arrestados y detenidos por daño ilícito a propiedad y secuestro de residentes.”

Los rostros de los tres hermanos palidecieron.


Anterior capítulo |Índice| Siguiente capítulo

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s