Súper Gen Divino – Capítulo 73: Estadio de Combates


Segundo capítulo de la semana.

¡Disfrutenlo!

Han Sen volvió al Refugio Armadura de Acero, esperando problemas por parte de Qin Xuan ya que había desaparecido durante tantos días. Sin embargo, no vio a Qin Xuan en absoluto.

No sólo Qin Xuan, no había casi nadie en las calles. Todo el Refugio Armadura de Acero parecía vacío.

Al ver finalmente a un hombre corriendo por la calle, Han Sen se adelantó rápidamente y preguntó: “Amigo, ¿qué está pasando? ¿Dónde están todos?.”

“Eres tú, Demonio del Culo.” El hombre reconoció a Han Sen a primera vista.

Han Sen se frotó la nariz: “Amigo, ¿puedes decirme adónde fueron todos?

El hombre era muy tranquilo. Sonrió y dijo a Han Sen: “¿Adónde pueden ir? Al Estadio, por supuesto. El campeonato de artes marciales de este año ya ha comenzado. La gente está hablando de ello por todo El Santuario de Dios y en todos los planetas de la Alianza. ¿No sabes nada del tema?.

“He estado enfermo recientemente y casi me pierdo un gran evento. ¿Puedo registrarme ahora?” Preguntó Han Sen.

“Ja ja, debes haber estado escondiéndote de Shen Tianzi.” Sonrió el hombre. “¡Deprisa! Aún puedes lograrlo.”

“Muchas gracias por la información.” Le agradeció Han Sen al hombre y se dirigió a su propia habitación. Guardando el paquete lleno de aguijones negros mutantes, corrió hacia el estadio del refugio.

No había duda de que el estadio era el edificio más magnífico del refugio. Parecía el ‘Coliseo de Roma’ y podía albergar al menos a cien mil espectadores. Lo que lo diferenciaba del ‘Coliseo de Roma’ era que estaba construido con metal, lo que lo hacía parecer un monstruo de acero.

Han Sen corrió hacia una puerta del estadio. Había una puerta cada sesenta pies alrededor del circula estadio y cada una de ellas podía ser usada para acceder al estadio.

En esos momentos, casi todos en el Refugio Armadura de Acero ya estaban en el estadio. Han Sen escogió una puerta al azar y colocó la palma de su mano sobre la puerta metálica, donde de repente apareció una serie de números.

“¡88888!” Han Sen se sorprendió y luego se dio cuenta de que este debía ser su código ya que debería ser la persona 88888 en entrar en el estadio. El campeonato de artes marciales también se organizaba de acuerdo a estos códigos.

Sólo a aquellos que entrasen al estadio por primera vez se les asignaría este número. Así que la próxima vez que entrara, no obtendría un segundo número.

Al abrirse la puerta metálica, Han Sen atravesó un camino que parecía un túnel. Cuando salió, estaba en un lugar más grande que el lugar donde se celebraban los Juegos Olímpicos.

Las gradas estaban llenas de gente. Sobre el anillo flotaba una enorme pantalla de cristal llena de grupos de códigos. Había cien códigos en cada grupo, lo que significaba que estas cien personas estaban agrupadas en el mismo cuadrilátero.

Han Sen había aprendido en la escuela que el campeonato de artes marciales en cada refugio funcionaba automáticamente y que los humanos no podían interferir en él. La ronda preliminar se llevaba a cabo en grupos de cien personas, y sólo la última persona que permanecía en el cuadrilátero se calificada para pasar a la siguiente ronda.

En efecto, se trataba de una selección estricta. Dado que tanta gente se había inscrito, los enfrentamientos sólo había llegado al Grupo cincuenta en la tercera jornada de la ronda preliminar, por lo que Han Sen probablemente no tendría que hacer nada hasta mañana.

Han Sen miró a su alrededor, buscando a Qin Xuan y a otros. Antes de que pudiera encontrar a Qin Xuan, se encontró con la banda de Shen Tianzi.

“No dejes que te vea en mi grupo. O estarás muerto.” Luo Tianyang miró fríamente a Han Sen.

La última vez que se encontraron, le asustó Han Sen, lo que fue una vergüenza para él.

Shen Tianzi también miró sombríamente a Han Sen. Aunque no lo dijo, Han Sen sabía por su aspecto que intentaría matar a Han Sen a toda costa si estaban en el mismo enfrentamiento.

“Me temo que tengo que decepcionarte. No tengo la intención de participar en el campeonato de artes marciales.” Dijo Han Sen encogiéndose de hombros.

Han Sen ciertamente participaría, pero con el nombre de Dollar, para poder mostrar su verdadera fuerza.

“Eres indigno de ser llamado hombre. ¡Qué vergüenza!” Dijo despectivamente Luo Tianyang, poniendo a toda la banda en un alboroto.

Shen Tianzi ignoró a Han Sen y pasó junto a él. Mientras caminaba, sonrió y dijo: “Qin Xuan, has mejorado de nuevo. Parece que este año seguirás siendo la campeona”.

“Me estás halagando. No olvides que Dollar también está en el Refugio Armadura de Acero.” Qin Xuan comento casualmente.

Han Sen se giró y vio a Qin Xuan, Yang Manli y otros miembros importantes del Grupo de Armadura de Acero. Yang Manli frunció el ceño.

Después de hablar con Qin Xuan, Shen Tianzi se marcho con su banda. Qin Xuan miró a Han Sen, mientras que Yang Manly dijo fríamente: “Originalmente pensé que eras tímido, pero no esperaba que fueras tan cobarde. No tienes la dignidad y el honor de un hombre.”

Cuando terminó, Yang Manli se fue con Qin Xuan sin mirar atrás.

Cuando Liu Hongtao pasó por delante de Han Sen, le dio una palmadita en el hombro y sonrió: “Han Sen, hiciste lo correcto. Un hombre puede sufrir reveses temporales. Retrocedes para disfrutar de una mejor vista, ¿verdad? No hay necesidad de arriesgar tu vida.

Pero cualquiera podía ver el desprecio de Liu Hongtao. Todo estaba escrito en su cara.

Otros miembros del Grupo de Armadura de Acero también estaban un poco disgustados por Han Sen. Los que podían entrar en el núcleo del Grupo de Armadura de Acero eran estudiantes de escuelas militares o soldados recientemente alistados. Ciertamente despreciaban esa cobardía.

Han Sen no explicó nada. Todo el mundo pensaba que no quería participar porque tenía miedo de Luo Tianyang, lo que trabajaba a su favor. Nadie cuestionaría entonces por qué no participó o por qué no estaba allí cuando apareció Dollar.

“No me importa cómo me vean los demás. Lo más importante es que mi familia y yo podamos tener una vida estable.” Pensó Han Sen.

El Grupo Starry era tan poderoso que no tenía los recursos para contrarrestarlos en este momento. Si Shen Tianzi supiera que era Dollar y tratase de hacerle daño en la Alianza, aunque no le tuviera miedo, ¿qué les pasaría a su madre y a su hermana?

“Necesito ser más poderoso.” Han Sen salió del estadio, mirando hacia abajo. No tenía sentido quedarse ya que no sería su turno hoy de todos modos.

Después de regresar a la estación de teletransporte del planeta Roca, Qin Xuan lo detuvo allí y lo llamó a su oficina.

“¿Tienes miedo de Shen Tianzi?” Qin Xuan le miró fijamente, sus ojos eran como dagas que podían atravesar sus pensamientos.

“Sí.” Han Sen asintió con la cabeza, tenía que tener miedo.

Escuchando la respuesta de Han Sen, Qin Xuan no mostró desilusión, pero continuó preguntando, “¿Por tu familia?”

 

 


Anuncios

3 comentarios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s