Súper Gen Divino – Capítulo 50: Cerco


Sylvester: Me pareció ver una linda lagartija

¡Disfrutenlo!

“¡Qué lagartija tan gigantesca!” Su Xiaoqiao vio a la bestia bajo el acantilado y soltó un grito.

Han Sen también vio lo que parecía una bestia divina, un enorme lagarto cubierto de escamas púrpura, volando desde el profundo valle con un par de alas emplumadas.

La bestia divina estaba más cerca de donde estaba Han Sen, pero a unos 250 pies de distancia. Con la orden de Yang Manli, todos comenzaron a disparar a la bestia divina que intentaba volar a través del valle. Las flechas llovieron sobre ella, pero ni siquiera podían herir las plumas de sus alas, y mucho menos las escamas de su cuerpo. Incluso las flechas ‘Starlight’ sólo podían dejar algunas chispas antes de caer. Como las puntas de las flechas eran rechazadas, no recibió daño alguno.

Han Sen ya había puesto su flecha con un 1,2% de acero-Z en el arco, pero no disparó. Esta era la única flecha que tenía y sería inútil si no tuviera el mejor ángulo.

“Sus plumas y escamas son demasiado duras. Nuestras flechas son inútiles a menos que podamos dispararle en los ojos.”, Su Xiaoqiao también disparó algunas flechas, completamente desperdiciadas.

Mientras Su Xiaoqiao hablaba, Shen Tianzi había convocado su arco espíritu de la bestia águila y a una flecha de espíritu de la bestia en forma de diente de lobo. Apuntando a un ala de la bestia divina, Shen Tianzi disparó.

Han Sen vio que la flecha del espíritu de la bestia que usó Shen Tianzi esta vez era muy inferior a la flecha divina avispa de seis alas que usó la última vez, así que debía ser un espíritu mutado o primitivo.

La flecha espíritu de la bestia voló a través del cielo como un rayo negro, atravesó las plumas púrpuras y se clavó en el ala de la bestia, haciendo rugir a la bestia.

Yang Manli también convocó un arco espíritu de la bestia blanca parecida a una paloma, junto con una flecha espíritu de la bestia azul parecida a un pez espada. Al hacer el disparo, la flecha también perforó las plumas púrpuras y la sangre empezó a chorrear.

Ni la flecha de Shen Tianzi ni la flecha de Manli fueron de un solo uso esta vez. Después de que las flechas dieran en el blanco, los convocaron de nuevo a sus manos.

“¡Esto significa flechas infinitas! Las flechas espíritus de las bestias son mucho mejores que las flechas de acero-Z en este sentido.” Han Sen estaba verde de envidia, deseando poder echarle mano a la flecha espíritu de la bestia de Shen Tianzi. Debe ser un espíritu de la bestia mutado, o de lo contrario no habría penetrado tan fácilmente en el ala de una bestia divina.

Shen Tianzi y Yang Manli sabían que las alas eran la parte más débil de la bestia y volvieron a apuntar a sus alas. La bestia recibió otros dos disparos y se alejó del acantilado.

El arco espíritu de la bestia de Shen Tianzi era obviamente más fuerte que su ‘Doomsday’. A pesar de hacer un disparo a 600 pies de distancia de la bestia, la flecha atravesó el ala.

Todos disparaban sin parar a la bestia, pero las heridas que infligieron no eran mortales. La bestia escapó volando.

“¡Id tras él! Sus alas están dañadas, así que no podrá ir muy lejos.” Shen Tianzi gritó una orden y todos los que tenían monturas espíritus de las bestias las convocaron y persiguieron a la bestia.

Han Sen y otros que no tenían monturas sólo podían seguirla corriendo y pronto fueron dejados atrás por las monturas. Después de todo, los que tienen dos piernas nunca podrían correr más que los que tienen cuatro.

Tras un rato, ya no podían ver a las monturas pero de repente oyeron el ruido sordo de pezuñas. Eran Qin Xuan y el resto de los que estaban atacando en el valle.

“Sube” Qin Xuan apremio a Han Sen cuando su montura pasó junto a él, considerando que su montura podía llevar a una segunda persona y Han Sen era un buen arquero con su ‘Doomsday’.

Han Sen estaba encantado y subió rápidamente a la montura. Pensó que su oportunidad se había ido, pero ahora Qin Xuan lo llevaría para que tuviera una segunda oportunidad.

Qin Xuan siguió las huellas de cascos mientras avanzaba. Sentado detrás de ella, Han Sen tuvo que abrazarla para mantenerse en el montura. Llevaba una armadura espíritu de la bestia por lo que no podía sentir nada.

Además de las huellas de los cascos, también había rastros de sangre en el suelo, que debían ser de las heridas de la bestia divina, prueba de que iban en la dirección correcta.

Después de ocho horas de persecución, Qin Xuan finalmente vio a Shen Tianzi, Yang Manli y otros delante de ellos.

Shen Tianzi se detuvo en frente de una montaña y miró hacia la cima de la misma.

Qin Xuan y Han Sen se acercaron. La montaña era como una espada clavada en el suelo, de al menos media milla de altura. Y la bestia divina estaba agazapada en la cima de la montaña, aullando de vez en cuando.

“Esta montaña es demasiado alta. Incluso las flechas espíritus de las bestias no podrán dañar a la bestia.” Dijo Yang Manli al ver a Qin Xuan.

Shen Tianzi también miró a Qin Xuan y vio a Han Sen sentado detrás de Qin Xuan con los brazos alrededor de su cintura. De repente, tuvo el impulso de matar a Han Sen.

“Debemos intentar subir para matarlo lo antes posible, o podemos perseguirlo. Con la capacidad de regeneración de una bestia divina, sus heridas se curaran en pocas horas y entonces ya no podremos matarla.” Dijo Qin Xuan, mirando fijamente a la cima de la montaña.

“Entonces treparemos y la mataremos.” Shen Tianzi desconvocó su montura.

“Esta montaña es demasiado empinada. Si fuéramos atacados a mitad de camino, moriríamos.” Objetó Yang Manli.

“Podríamos enviar a unas cuantas personas y el resto espera aquí. Si ataca, lo mataríamos a tiros.” Dijo tranquilamente Shen Tianzi.

“¿Quién debería subir?” Qin Xuan miró a Shen Tianzi y frunció el ceño.

Obviamente, cualquiera que subiese estaría en grave peligro y nadie querría correr ese riesgo.

“Sólo Manli y yo podríamos amenazarlo con flechas. Y te necesitamos a ti, Qin Xuan, para que te quedes y des órdenes. El resto debería subir. Hemos llegado demasiado lejos para rendirnos. Quien suba tendrá una mayor parte de la carne, así que es justo, ¿no?.” Shen Tianzi miró fijamente a los hombres que estaban frente a él, su mirada se volvió fría cuando se posó sobre Han Sen.

 

 


Anuncios

3 comentarios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s