Súper Gen Divino – Capítulo 39: San Pablo


Un capítulo un poco tardío, se me ha complicado un poco el día y no lo he podido sacar a su hora.

Si esto fuera una serie de anime diría que es un capítulo de relleno. Avanzamos poco en el argumento principal y algo en un argumento secundario.

¡Disfrutenlo!

“Hablemos de esto en otro momento. Tengo que irme ahora y muchas gracias por tu ayuda. Te invitaré a cenar alguna vez.” Dijo Han Sen listo para marcharse.

Sabía que lo que Qin Xuan decía tenía sentido, pero tenía su propio plan. Quería obtener un título aristocrático antes de cumplir los veinte y tuviera que alistarse, ya que los aristócratas tenían ciertos privilegios en el ejército y no eran enviados al frente.

“¡Alto! ¿Te he excusado?” Qin Xuan miró fijamente a Han Sen.

“Jefa de estación, por favor, eso no es lo mío.” Han Sen dijo amargamente.

“Está bien si no quieres ir.” Qin Xuan de repente sonrió a Han Sen y le dijo “Si no accedes, cada vez que entres en la estación de teletransporte, pelearé contigo.”

Mirando su sonrisa malvada, el corazón de Han Sen se hundió.

Sabía que Qin Xuan no había dado todo de lo que era capaz cuando luchaba contra él en el pasado, porque no era rival para ella en ese momento. A juzgar por su expresión, sabía que si se negaba, tendría dificultades en el futuro.

“Me uniré a Diana entonces.” Dijo Han Sen deprimido.

Qin Xuan le dijo a Han Sen “¿Tienes idea de cuánta gente en el Refugio Armadura de Acero desea unirse a mi grupo? ¡Y actúas como si te hubiera pedido que ingirieses veneno!”

“La libertad no tiene precio y perder mi libertad es exactamente como beber veneno.” Suspiró Han Sen.

“Entonces morirás lentamente. Aunque murieras y te convirtieras en un fantasma, seguirías siendo mi fantasma.” Comento Qin Xuan.

Han Sen sabía que Qin Xuan había tomado una decisión y aceptó la oferta a regañadientes. Sintiéndose abatido, abandonó el pasillo.

Qin Xuan lo vio irse y por alguna extraña razón estaba muy complacida por su aspecto disgustado. No pudo evitar sonreír.

“Jefe de estación, ¿por qué tiene que reclutar a una persona así a nuestro Refugio Armadura de Acero? No es digno de ser miembro de Diana.” Una mujer de la misma edad que Qin Xuan salió por una puerta lateral y preguntó después de que Han Sen se hubiera marchado.

“Manli, confía en mí, aunque ese tipo puede ser a veces un cerdo, tiene un gran potencial en algunos aspectos.” Qin Xuan le dijo a Yang Manli seriamente.

Qin Xuan había sido testigo de lo rápido que aprendía y cuan diligente estudiante Han Sen era. Derrotado repetidamente por ella, no se hundió, sino que se hizo más y más fuerte. Ahora incluso ella tenía que tomarlo en serio. Tal progreso y mentalidad eran verdaderamente asombrosos.

Las opiniones de Qin Xuan sobre Han Sen habían mejorado mucho o de lo contrario ella no lo habría defendido delante de todos.

Han Sen regresó a su habitación y se teletransportó de regreso a casa antes de que Qin Xuan tuviera la oportunidad de abandonar El Santuario de Dios.

No estaba en absoluto interesado en ir a una escuela militar. Antes, habría sido una gran opción para él, porque allí podría haber aprendido artes hipergénicas. Ahora, con Músculo de Hielo y Hueso de Jade, no tenía que perder el tiempo en una escuela militar.

Sería mucho más inteligente para él pasar el tiempo cazando y aumentando sus puntos genéticos.

En cuanto a Diana, Han Sen tenía aún menos interés en unirse. Aunque como miembro de Diana podría obtener ayuda de la red de información de Qin Xuan para mejorar sus posibilidades de encontrar criaturas mutantes y divinas, también tendría que compartir la carne cazada con el resto del equipo.

Han Sen decidió irse solo a cazar tras un poco de preparación. Si Qin Xuan no lo veía por un tiempo, probablemente se olvidaría de todo.

Han Sen había pensando en comprar una daga de aleación alfa con los ciento cincuenta mil que había ganado, pero ahora tenía el sable que le arrebató a Liu Feng así que la otra ya no era necesaria.

El sable estaba hecha de una aleación especial con metal Z, lo que la hacía muy rígida. Su filo podía fácilmente cortar criaturas primitivas en canal. Así que las armas fabricadas con este tipo de aleación siempre habían sido caras.

“¡Bien!” Han Sen tocó el filo y se corto el dedo inmediatamente. Al ver el filo brillante, Han Sen amó el arma tanto que no podía bajarla. “Vale la pena el precio.” Pensó para sí mismo.

La familia Han tenía un negocio de aleaciones antes, y aunque era una fábrica pequeña, tenían fórmulas únicas. Sus productos podrían no ser tan buenos como este sable, pero también podían rajar la piel de algunas criaturas primitivas. Así que el negocio era muy rentable.

Si no fuera por esos terribles familiares, su compañía seguramente podría estar entre las tres primeras del planeta Roca. Pero ahora la compañía había sido comprada por el Grupo Starry.

Han Sen era demasiado joven en aquel entonces, y hasta el día de hoy no entendía por qué el grupo Starry tenía que adquirir su empresa. Sabía que la muerte de su padre debía tener algo que ver con el Grupo Starry, pero no tenía los recursos para averiguar la verdad, así que tenía que pasarlo desapercibido.

“Hijo, hoy tengo algo importante en el trabajo. ¿Puedes llevar a Yan a la escuela?” Luo Sulan llamó a la puerta y preguntó a Han Sen.

“¿La escuela ya ha empezado? No lo sabía. No te preocupes mamá, la llevaré.” Respondió rápidamente Han Sen.

“La escuela comenzó hace unos días, y tú estabas en El Santuario de Dios, así que no quise molestarte.” Dijo Luo Sulan.

“¿Qué escuela es?” Preguntó Han Sen.

“Es San Pablo, usé el dinero que dejaste para pagar la matrícula.” Luo Sulan se sintió un poco incómoda, ya que había gastado casi todo el dinero en la escuela de Yan.

“¡Grandioso! San Pablo es la mejor del planeta Roca, excepto por las escuelas para nobles.” Han Sen estaba muy contento. No tenía un título aristocrático por el momento y no podía enviar a Yan a una escuela para nobles, pero una buena escuela privada era mucho mejor que la educación obligatoria integrada.

Después de charlar con su madre, Han Sen llevó a Han Yan en el tren maglev a la escuela.

La entrada de San Pablo estaba casi bloqueada por aerovehículos privados y algunos de ellos eran de lujo. Casi todos los ricos sin título aristocrático enviaban a sus hijos a San Pablo. Y casi todos los estudiantes eran de familias acomodadas.

Caminando con su hermana a la escuela, Han Sen vio a un tipo gordo de mediana edad bajarse de un aerovehículo con una seductora mujer a su lado y un niño de ocho años en sus brazos.

Se detuvo, el gordo de mediana edad resultó ser su tío, Han Lei.

 

 


Anuncios

3 comentarios

  1. Cómo quisiera quisiera que matar a todo su familia y la colgará pero primero que los tortura y… Tos tos que dija que se reconsiliara y viviera muy felices

    Muchas gracias por tu capítulo y te perdonó por el retraso del capítulo

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s