Infinite Competitive Dungeon Society: Capítulo 5


Traductor: Aoisorabluesky

Editor: Fixer-san

 


-El Chico se convierte en Explorador de Mazmorras (5)-

Me sentí mucho mejor sabiendo que la forcé a bajarse de lo alto del caballo. Ellos parecía estar confundido conforme los camaradas del continente de Palludia vinieron a consolarla, pero pronto aplaudió con sus manos y animó el ambiente.

—   Entonces lo tomaré como que nadie tiene problema con que el Señor Kang Shin se una al grupo. Una vez que el Señor Kang Shin descanse de su pelea con los orcos, nos pondremos en marcha.

—   Recibido.

—   Entendido.

—   Cuida bien de mí compañero.

—   Encárguese también de mí.

Saludé a los demás miembros del grupo, entonces miré a Palludia. Mis ojos se encontraron con los de ella cuando brevemente levantó su cabeza, pero como me miraba con furia tan fijamente, rápidamente miré a otro lado. Porque no había tenido relación con chicas además de mi hermana y mi madre, me sentía incómodo haciendo contacto visual con chicas durante más de 2 segundos.

—   Entonces entraremos.

—   Haa. Espero que lo logremos esta vez.

—   No ser capaz de volver aquí por una semana… es demasiado cruel.

Mientras los miembros del grupo murmuraban y se preparaban, Ellos lentamente abrió la puerta. Una escena familiar ocupó mis ojos. Había quince orcos y el Lord Orco que estaba en la parte más profunda, mordiendo un pedazo de carne.

Tú bastardo, a este ritmo te convertirás en un cerdo. Ah, ya lo eres.

—   ¡Comenzar batalla! ¡Mataremos a los otros orcos primero! ¡Paul, aguanta al Lord Orco!

—   ¡Entendido!

—   ¡Señorita Palludia, concéntrate en sanar a Paul! ¡Señorita Esis, apoya a Paul! ¡Todos los demás, iremos tras los orcos uno a uno, comenzando por la izquierda!

Salí corriendo. Aunque los orcos me atacaban, a diferencia de la semana pasada, tenía camaradas. En este grupo, teníamos dos arqueros. Uno apuntaba al Lord Orco y el otro apuntaba a los orcos que me atacaban. Hice uso del tiempo que ganó para mí, lanzando mi lanza y rápidamente matando un orco.

—   ¡Siguiente!

—   ¡Wow, los estás haciendo genial, compañero.

—   ¡Haaaap!

—   ¡Guooooo!

Mientras los miembros del grupo y yo luchábamos ferozmente con los orcos, el grito del Lord Orco resonó a través de la habitación. Incluso considerar el ir solo contra él… que tonto era.

Pude escuchar a Paul, el guerrero que luchaba contra el Lord Orco,  dejar escapar varios gruñidos.

—   ¡Mi HP está disminuyendo rápido! ¡Señorita Palludia!

—   ¡Ya sé! ¡Sanación!

¿De ninguna manera, ese sanación es ESE sanación de los juegos? Estaba a punto de darme vuelta y mirarlo con mis ojos cuando me di cuenta de que podría importunar a otras personas. Regresé de frente al orco que estaba enfrentando. ¡Como si fuera a dejar una apertura para que me ataquen!

—   ¡Hap!

—   Otra muerte de un golpe ¡Nunca había visto nada igual!

—   ¡También puedes hacerlo!

—   No puedo. ¡Ah, aquí viene otro!

—   ¡Haaaaap!

—   ¡Kujajajaja! Orcos, ARDAN EN FURIA!”

[¡El Lord Orco usó “Grito de Guerra”! Todos los orcos han sido curados de todos los efectos de estado negativos. Todos los orcos obtienen temporalmente súper armadura. ¡El poder de ataque les aumenta en un 50%!]

—   ¡Gilipollas! ¿Un mero un orco puede usar Grito de Guerra?

Una mujer espadachín que estaba meciendo su espada a mi lado gritó y maldijo. Ella era una de las mujeres del continente Luka de Palludia. Estaba usando un estoque y tenía una apariencia elegante. Dándome cuenta que no puedes juzgar a un libro por su cubierta, silenciosamente ataqué con mi lanza.

No sabía que significaba súper armadura, pero todavía podía matar orcos con un solo golpe. Cuando diligentemente maté mi sexto orco, de repente escuché el grito de Ellos.

—   ¡Paul!

—   ¡Coff! Me voy primero, los veo en el palacio.

[El miembro del grupo Paul Von Cravis ha muerto.]

Viendo al mensaje usar una palabra ominosa como muerte, me quejé a la noona de los mensajes. Como esta era la primera vez que hacía una partida de grupo, era algo que no quería experimentar. Parecía que Ellos estaba más sorprendido que yo, lo que tenía sentido considerando que ellos parecían ser del mismo continente e incluso habían subido hasta el 5to piso juntos.

—   Kuk, súper armadura dice. Maldición… ¡Yo tanquearé! ¡Señorita Shuna, ayúdeme! ¡Será difícil solo conmigo!

—   ¡En-entendido!

Una chica delicada, quien estaba usando su escudo de madera para apenas bloquear los ataques de los orcos, respondió con una débil voz. Entonces, mientras corría hacia Ellos, tropezó con la espada de un orco muerto y cayó.

—   ¡Ow! Hueee…

—   ¡Señorita Shuna!

—   ¡Hueee!

¿Cómo una chica como ella terminó con un escudo…? Mientras perforaba con mi lanza al octavo orco, puse una expresión de incredulidad al mirar como Shuna corría hacia Ellos llorando. Como si leyera mi expresión, la mujer usando el estoque me miró y dijo con una sonrisa amarga.

—   Shuna es una princesa de un reino pequeño. De acuerdo con ella, todos en su linaje están bendecidos por su dios guardián para tener una increíblemente fuerte constitución. Pero debido a que ella no tiene talento con ningún arma, no tuvo más opción que empuñar un escudo.

—   Wow ¿Una bendición?

De verdad era como un mundo de fantasía. Bueno, supongo que mi vida no era tan diferente.

—   ¡No apartes la mirada!

—   ¡Ah, lo siento!

Solo quedaba un solo orco además del Lord Orco. A causa de esta súper armadura, parecía inalterado por los ataques entrantes mientras cargaba hacia adelante. Como tal, otro miembro del grupo fue expulsado. Era el trabajo de Palludia sanarlo, pero ella estaba preocupada sanando a Ellos y a Shuna.

—   ¡Kuaaa! ¡Muere!

—   ¡Kuk! ¡Señorita Palludia!

—   ¡Hiing, Ludiaaaa!

—   ¡Estoy haciendo lo mejor que puedo! ¡Sanación!

—   ¡Debemos encargarnos de él rápido e ir a ayudar!

—   Kuk, esto viniendo de alguien que mató a más de la mitad de los orcos… suena como una provocación…

Derroté al último orco con los demás miembros del grupo. Ahora, solo el Lord Orco quedaba. Sin embargo, la situación no avecinaba ningún aire de tranquilidad en mi mente. Poco sorprendente fue que, Shuna había sido incapaz de encargarse de los ataques del Lord Orco y fue expulsada.

—   ¡Shunaaa!

—   ¡Kuaaaaa!

Cuando el cuerpo de Shuna se convirtió en pequeñas partículas y se esparció, los ojos de Palludia perdieron su enfoque y entonces cargó hacia el Lord Orco mientras mecía su bastón. Casi parecía Juana de Arco. En otras palabras, parecía que ella sería asada con fuego.

—   ¡Es-esta princesa loca!

—   ¡No, por qué esta nuestra sanadora cargando hacia adelante?

Ahora que  estaba comenzando a entender que tan similar era esta mazmorra a un juego. Sabía completamente bien que sucedería si nuestro sanador era expulsado. Como tal, cargué hacia la chica loca. Gracias a dios, parecía que el estado de súper armadura había acabado ya que Ellos había logrado resistir los ataques del Lord Orco. Aun así, Palludia estaría en peligro si entrara al rango de ataque del Lord Orco.

—   ¡¡¡Tú cerdo!!!!

—   ¡Kuoooo!

Palludia cargo hacia adelante meciendo su bastón. El Lord Orco pareció responder, ya que alzaba su puño.

«¡Maldición, no voy a llegar a tiempo!»

Corrí hacia adelante tan rápido como pude.

—   ¡Muueereeeee!

—   ¡Kuooo!

—   ¡Tú loca…!

Justo antes de que el puño del Lord Orco cayera sobre Palludia, logré llegar a ella. Rápidamente la aparte a un lado, y vi como el puño del Lord Orco estaba a punto caer sobre mí, solo pude pensar en una cosa.

«Gee, ese puño sí que es uno grande.»

¡Kwang!

Morí.

Por supuesto, no pude reentrar a la mazmorra durante una semana.

La semana donde no podía entrar en ella siempre pasaba en un pestañeo. Sudar sangre mientras intercambiaba golpes, espada de monstruos contra mi lanza, era enormemente diferente a pasar mis días yendo a la escuela y hablando con mis amigos.

Si ser un explorador de mazmorra era tener la tensión de llevar adelante mi vida, entonces mi vida escolar era como soñar en paz y felicidad.

Los sueños estaban bien. Eran felices, sin dolor, y divertidos. Pero no era divertido cuando continuaba por toda una semana. No había significado en tal vida. Se sentía sofocante e irritante. Para mí, quien estaba acostumbrado a vivir la intensa vida de luchar contra monstruos, una vida sin peligro y dolor era… terrorífica.

Aunque mi padre ahora entraba a la mazmorra para ganar dinero como el cabeza de familia, su meta inicial había sido diferente.  Al igual que yo, debe haber estado con una mente tan excitada que entró a la mazmorra para presumir de su fuerza.

Yo había consagrado mi vida entera a mi técnica de lanza. Era lo suficientemente poderosa para enviar volando a cualquier slime, abeja de miel, goblin u orco. Era una sensación de placer difícil de describir con palabras. Era casi como… una droga.

—   Me pregunto si tuvieron éxito.

Una semana después, estaba yo de nuevo en frente de la habitación del jefe. Había abandonado cualquier pensamiento de tratar de matarlo por mí mismo. Dejé escapar un suspiro. Justo cuando estaba a punto de abrir la ventana de reclutamiento de grupo, una voz cosquilleó en mis oídos. En la esquina de mis ojos, una pequeña ventana había aparecido.

[Ellos Von Kasina te ha invitado a su grupo ¿Le gustaría aceptar?]

—   ¿Eh…?

¿Qué es esto? ¿No me digas que no pudieron acabarlo? Incliné mi cabeza y acepté la invitación. Al igual que antes, sentí un poco de mareo envolverme. Antes de saberlo, estaba rodeado por todos los miembros del grupo anterior.

—   Ah, aceptaste, Señor Kang Shin.

—   Señor Ellos…

Lo mire fijamente con una mirada de desconcierto. Estrechó su mano y la encontré con la mío propia. Miré alrededor y una vez más reafirmé que todos los del grupo anterior estaban aquí. Aunque habría preferido de otra forma, Palludia y los otros del continente Luka también estaban aquí. Sin embargo, a diferencia de su autoconfianza pasada, ellos miraban hacia abajo, decaídos. No era difícil entender por qué.

—   ¿Chicos ustedes… fallaron?

—   Mm, es vergonzoso admitirlo, pero sí. Fuimos aniquilados.

—   Aniquilados…

—   Jajaja, los Jefes de piso se dice que son extremadamente fuertes. Sería raro si tuviéramos éxito en nuestro primero o segundo intento.

Aunque Ellos estaba tratando de tomarlo a risa, Palludia no se lo estaba tragando. Esta vez, sin embargo, el objetivo de su resentimiento era diferente.

—   Es mi culpa…

—   Jaja, no es solo culpa de Palludia-nim.

—   Es mi culpa. Me alteré demasiado y dejé morir a Orco…

—   Si por Orco, estás hablando de mí, al parecer todavía no has aprendido la lección.

—   ¡Eeek! … huu.

Palludia parecía que fuera a explotar después de que dije eso, pero se calmó cuando la mujer estoque pinchó sus costados. Cuando miré a Ellos, puso una sonrisa amarga mientras sacudía su cabeza. Yo sabía que ella no se estaba sintiendo realmente arrepentida, pero sería suficiente si no repetía el mismo error que la última vez.

Dejé escapar un suspiro.

—   ¿No tengo que matar dos orcos otra vez antes de entrar, cierto?

—   Jaja, por supuesto que no. Sabemos bien que tan capaz eres. Si actúas como la última vez, haremos lo posible para cumplir con nuestros papeles.

—   Kuk…

—   Por favor, compañero ¡Creemos en ti!

—   Estuviste increíble la última vez.

—   C-cuida de nosotros.

   Mm, eres confiable[1] justo como tu apariencia. Oppa, serías mi tipo si pierdes algo de peso. Tu cara es atractiva también…

Lo último fue de la mujer que lleva el estoque. ¡No importa quien mirara, yo era el joven![2] ¡Además, esto no es grasa, es músculo!

[1] NT: En coreano la palabra confiable también es usada para describir a alguien con cuerpo robusto.
[2] NC: Para quien no entienda, Oppa se refiere a hermano mayor.

 


Anterior capítulo |TOC| Siguiente capítulo

Anuncios

2 comentarios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s